EUR-Lex Access to European Union law

Back to EUR-Lex homepage

This document is an excerpt from the EUR-Lex website

Document 52023DC0558

COMUNICACIÓN DE LA COMISIÓN AL PARLAMENTO EUROPEO, AL CONSEJO EUROPEO, AL CONSEJO, AL COMITÉ ECONÓMICO Y SOCIAL EUROPEO Y AL COMITÉ DE LAS REGIONES Hacia una Europa más resiliente, competitiva y sostenible.

COM/2023/558 final

Bruselas, 27.9.2023

COM(2023) 558 final

COMUNICACIÓN DE LA COMISIÓN AL PARLAMENTO EUROPEO, AL CONSEJO EUROPEO, AL CONSEJO, AL COMITÉ ECONÓMICO Y SOCIAL EUROPEO Y AL COMITÉ DE LAS REGIONES

Hacia una Europa más resiliente, competitiva y sostenible.





1.Introducción

La guerra de agresión de Rusia contra Ucrania ha sacudido los cimientos del orden basado en normas y ha acelerado aún más el descomunal vuelco que se está produciendo en un entorno geopolítico y económico en constante evolución. Estos acontecimientos requieren una respuesta política urgente, coordinada y sostenida en todos los ámbitos. La lucha urgente contra el cambio climático ha avivado la competencia por los recursos y la carrera tecnológica e industrial en el ámbito de las tecnologías limpias, mientras que la pandemia de COVID-19 ya había revelado la fragilidad de las cadenas de suministro y la necesidad de lograr una mayor resiliencia.

La UE ha reaccionado con celeridad. Ante el aumento de la inestabilidad, la competencia estratégica y las amenazas a la seguridad, la UE se comprometió, a través de la Declaración de Versalles, de 11 de marzo de 2022 1 , a asumir una mayor responsabilidad respecto de nuestra seguridad y a adoptar nuevas medidas decisivas para construir nuestra soberanía europea, reducir nuestras dependencias y diseñar un nuevo modelo de crecimiento e inversión para 2030. La Declaración estableció un amplio programa de trabajo colectivo que tiene por objeto reforzar la capacidad de Europa para contribuir a la seguridad regional y mundial. La UE ha adaptado sus políticas y ha acelerado la aplicación de estas, manteniendo al mismo tiempo su compromiso con las prioridades a largo plazo. Estas prioridades son, entre otras, el Pacto Verde Europeo como estrategia de crecimiento sostenible de la UE, una transición digital acorde con nuestros valores, y la necesidad de mejorar la resiliencia económica y social y la preparación de la UE ante perturbaciones futuras.

La UE se mantendrá unida con Ucrania durante el tiempo que sea necesario. Ha movilizado un total de 81 000 millones EUR en ayuda militar, humanitaria y financiera a Ucrania, y ha acogido a cuantas personas huían de la guerra de agresión de Rusia. Desde el inicio de la guerra, la UE ha adoptado once paquetes de sanciones, dirigidos a sectores críticos que financian la maquinaria bélica rusa, y a través de los que se ha logrado congelar los activos de unos 1800 particulares y empresas. La UE está firmemente comprometida a garantizar que Rusia rinda cuentas por sus crímenes, incluido el crimen de agresión contra un Estado soberano. Para apoyar la recuperación y la reconstrucción de Ucrania, la UE está contribuyendo de forma sustancial a impulsar la resiliencia del país.

A la luz del aumento de las tensiones geopolíticas y de la transformación tecnológica, la Unión ha optado por aplicar un nuevo enfoque para proteger mejor sus intereses económicos, estratégicos y de seguridad. En estrecha cooperación con el sector privado, y aprovechando su capacidad para la investigación, la UE está adoptando medidas con vistas a reducir los riesgos y abordar las vulnerabilidades de la economía de la UE en una serie de sectores clave, mediante la promoción de la resiliencia de su industria, la diversificación y la creación de asociaciones con terceros países 2 . 

Para alcanzar las prioridades estratégicas de Europa y hacer frente a los retos futuros, se necesitarán inversiones adicionales significativas. Aunque la mayor parte de la financiación deberá proceder del sector privado, la inversión pública tiene un papel importante que desempeñar. El presupuesto de la UE ha demostrado su eficacia a la hora de hacer frente a estos retos sin precedentes mediante reasignaciones significativas y rápidas. Sin embargo, el margen de flexibilidad se ha agotado. Si bien las futuras necesidades de inversión pública y privada son de mucha mayor envergadura, los ajustes específicos propuestos en junio de 2023 constituyen el mínimo esencial para salvaguardar la capacidad del presupuesto de la UE para lograr resultados en un futuro inmediato.

Dieciocho meses después de la Declaración de Versalles, ha llegado el momento de hacer balance y mirar hacia el futuro. Teniendo en cuenta las Conclusiones del Consejo Europeo de marzo de 2023 3 , la presente Comunicación resume los logros alcanzados con miras a promover y construir una economía más resiliente, competitiva y sostenible, proteger a los ciudadanos de la UE y garantizar su bienestar. La presente Comunicación contribuye al debate de los dirigentes que se celebrará próximamente en Granada sobre el enfoque orientado al futuro para reforzar la autonomía estratégica abierta de la UE y sobre los objetivos prioritarios de las políticas de la UE en los próximos años. 

2.Un enfoque concertado para impulsar la resiliencia y la competitividad sostenible de la UE

La UE ha respondido de manera decisiva, rápida y unida a las múltiples crisis a las que se ha enfrentado desde el inicio de la invasión a gran escala de Ucrania por parte de Rusia. Ha movilizado su fuerza y su determinación colectivas como nunca lo había hecho antes, y ha ido más allá de lo que se le creía capaz. Sin embargo, siguen existiendo retos importantes.

2.1. Reforzar nuestras capacidades de defensa y construir una paz duradera en Europa

Desde la Cumbre de Versalles, la UE ha adoptado medidas audaces para seguir desarrollando la dimensión y las capacidades de defensa de Europa. Así, la Unión respondió con decisión a las apremiantes necesidades en materia de defensa generadas por la guerra de agresión de Rusia contra Ucrania. Con la Brújula Estratégica para la Seguridad y la Defensa 4 , la UE ha adoptado medidas con vistas a reforzar su capacidad como proveedora de seguridad, garantizando al mismo tiempo la complementariedad con la OTAN. Se han realizado avances en todas las facetas de la Brújula: actuar, garantizar nuestra seguridad, invertir y trabajar de manera asociativa. En este marco, la Comisión y el alto representante desempeñan un papel importante a través de iniciativas relacionadas con los materiales, las tecnologías, las infraestructuras y el apoyo industrial, así como los retos de rápida aparición en los ámbitos terrestre, espacial, marítimo y cibernético.

La UE ha seguido desarrollando y ampliando asociaciones clave en materia de seguridad. En particular, la asociación estratégica UE-OTAN se ha reforzado sustancialmente con la firma de una tercera declaración conjunta en enero de 2023. Entre los nuevos ámbitos de cooperación figuran las tecnologías emergentes y disruptivas, el clima y la defensa, así como el espacio. La UE y la OTAN también han puesto en marcha un grupo operativo sobre la resiliencia de las infraestructuras críticas, que formuló recomendaciones en junio de 2023 5 .

Se han adoptado medidas importantes en relación con la prestación de ayuda militar, la adquisición conjunta de equipos de defensa y el apoyo a la producción de municiones con cargo al presupuesto de la UE. El apoyo inquebrantable de la UE a Ucrania es de una magnitud y una naturaleza sin precedentes. La ayuda militar, prestada tanto a través del Fondo Europeo de Apoyo a la Paz como directamente por los Estados miembros, equivale ya aproximadamente a 25 000 millones EUR. Inevitablemente, las donaciones masivas y sostenidas en el tiempo han generado lagunas críticas en las reservas de defensa de los Estados miembros. A raíz del análisis de los déficits de inversión en materia de defensa de mayo de 2022 6 , se han adoptado iniciativas legislativas y de coordinación con el objetivo de promover la adquisición conjunta de equipos militares de urgente necesidad 7 . En marzo de 2023, el Consejo acordó un enfoque en tres vías encaminado a acelerar la producción, la adquisición conjunta y la entrega de munición de artillería, así como de misiles, a Ucrania 8 . Con miras a aumentar la capacidad de producción, en julio de 2023 entró en vigor un nuevo instrumento jurídico, la Ley de Apoyo a la Producción de Municiones (ASAP, por sus siglas en inglés), con un presupuesto de 500 millones EUR.

Las iniciativas de defensa de la UE siguen siendo cruciales para reforzar la cooperación entre los Estados miembros en materia de defensa. La aplicación continuada del Fondo Europeo de Defensa (FED) está impulsando la innovación y los enfoques cooperativos en la industria de defensa de la UE. Hasta la fecha, se han invertido más de 3 000 millones EUR en las tecnologías y los sistemas de defensa del futuro. En 2023, otros 1 200 millones EUR del FED se destinarán a proyectos en ámbitos críticos de la defensa, como la conciencia situacional espacial, el combate contra los misiles hipersónicos y el desarrollo del prototipo de una corbeta europea de patrulla. Con el Plan de Innovación de la UE en materia de Defensa, la UE también apoya a las pequeñas y medianas empresas, incluidas las empresas emergentes y otros actores no tradicionales, en el ecosistema de la industria de defensa.

Sin embargo, es preciso hacer más para reforzar la base tecnológica e industrial de la defensa europea, aumentando también las inversiones. La propuesta de la Comisión para la revisión intermedia del marco financiero plurianual prevé 1 500 millones EUR más para el FED como parte de la Plataforma de Tecnologías Estratégicas para Europa (STEP, por sus siglas en inglés). Paralelamente, la Comisión presentará una estrategia industrial de la defensa europea con vistas a preparar el futuro marco de cooperación en materia de defensa —que aprovechará la experiencia del EDIRPA y la ASAP—, y señalará las cuestiones de reglamentación, programación, coordinación de políticas y otros instrumentos que pueden aumentar nuestra preparación en materia de defensa.

Será necesario mantener los esfuerzos encaminados a impulsar la movilidad militar en toda la UE y a hacer frente a las ciberamenazas y a las amenazas híbridas. El nuevo Plan de Acción sobre Movilidad Militar 2.0 9 amplía el alcance de la actuación en este ámbito crucial. En 2023 se han asignado 790 millones EUR a proyectos de infraestructuras de doble uso, con lo que habremos agotado el presupuesto específico de 1 690 millones EUR de la dotación para movilidad militar del Mecanismo «Conectar Europa» 10 . La movilidad militar en toda la UE requerirá una atención permanente en el futuro. En paralelo, la propuesta conjunta de desarrollar una política de ciberdefensa de la UE 11 tiene por objeto ayudar a la UE y a los Estados miembros a mejorar la protección, detección, disuasión y defensa respecto de los ciberataques. La UE también ha revisado recientemente su conjunto de instrumentos de ciberdiplomacia 12 . La Comisión contribuye a la aplicación uniforme y eficaz en toda la Unión de las sanciones de la UE —elemento fundamental para propiciar una paz justa— mediante amplias actividades de orientación y divulgación; el intercambio de información y el apoyo personalizado a las autoridades responsables del cumplimiento; y la coordinación con terceros países para hacer frente a las prácticas de elusión.

La desinformación y la injerencia extranjera constituyen una parte fundamental de las amenazas híbridas contra la Unión, especialmente teniendo en cuenta que los europeos acudirán a las urnas en junio de 2024. Para reaccionar de manera rápida y directa frente a la manipulación de la información, será necesario tomar medidas a todos los niveles, apoyar a unos medios de comunicación libres y mejorar la alfabetización digital. La Comisión y el alto representante han colaborado con los Estados miembros en la creación del conjunto de instrumentos para luchar contra las amenazas híbridas y el conjunto de instrumentos para contrarrestar la manipulación de la información y las injerencias extranjeras, y están trabajando actualmente en los futuros equipos de respuesta rápida contra amenazas híbridas 13 .

Se han puesto en marcha iniciativas importantes en el ámbito espacial, que es crucial no solo para nuestras sociedades y economías, sino también para nuestra seguridad y defensa. La Estrategia Espacial de la UE para la Seguridad y la Defensa 14 de 2023 tiene por objeto mejorar la resiliencia de las infraestructuras espaciales y las capacidades espaciales de la UE, la respuesta de la UE frente a las amenazas espaciales y el uso del espacio para la seguridad y la defensa, promoviendo al mismo tiempo la creación de asociaciones para el comportamiento responsable en el espacio ultraterrestre. La aplicación en curso del Programa de Conectividad Segura de la Unión 2023-2027 15 garantiza la disponibilidad a largo plazo y a escala mundial de un acceso sin interrupciones a servicios de comunicación por satélite seguros y rentables. Además, el enfoque de la UE en materia de gestión del tráfico espacial 16 contribuye a garantizar la seguridad y la resiliencia de los activos espaciales de la UE y de los Estados miembros. Antes del final de su mandato, la Comisión presentará una propuesta de Ley Espacial de la UE.

La guerra de agresión de Rusia contra Ucrania también subraya la importancia de la ampliación de la UE, lo que demuestra que el proyecto europeo ofrece a muchas personas la esperanza de vivir en paz y libertad. En junio de 2022, el Consejo Europeo reconoció la perspectiva europea de Ucrania, Moldavia y Georgia. Se concedió el estatuto de país candidato a la adhesión a Ucrania, Moldavia y a Bosnia y Herzegovina, mientras que se iniciaron las negociaciones de adhesión con Albania y Macedonia del Norte. La UE sigue prestando asistencia a todos los países candidatos en su senda hacia la plena adhesión y evaluará los progresos realizados hasta la fecha en su próximo paquete anual de ampliación. Sobre la base del plan de acción prioritario revisado para reforzar la aplicación de la zona de libre comercio de alcance amplio y profundo entre la UE y Ucrania, la UE ha adoptado nuevas medidas destinadas a facilitar el acceso de Ucrania al mercado único, en particular mediante su incorporación a la zona de itinerancia gratuita de la UE y al Convenio relativo a un régimen común de tránsito y proporcionando, a través de los corredores de solidaridad, unas conexiones físicas de importancia vital con los mercados mundiales. Se integró rápidamente a Ucrania en las redes de transporte de Europa continental y se la sincronizó con su sistema eléctrico. Debemos garantizar que la Unión, sus políticas y sus instituciones estén preparadas para dar la bienvenida a nuevos miembros.

2.2. Mejorar la seguridad energética de Europa y hacer frente a la crisis climática

Desde el inicio de la guerra, a través de una actuación unida y decidida, la UE ha debilitado radicalmente el dominio que Rusia ejercía sobre nuestra economía y nuestro suministro energético 17 . Frente al uso de la energía como un arma política y económica por parte de Rusia, actuamos unidos para reducir nuestra dependencia respecto de los combustibles fósiles rusos y reforzar nuestra seguridad energética, al tiempo que seguimos haciendo frente a la crisis climática. Las medidas de emergencia adoptadas en 2022, que redujeron la demanda y abordaron aspectos como la asequibilidad y la oferta, permitieron capear el temporal 18 . También hemos tomado medidas destinadas a mejorar la resiliencia de las infraestructuras críticas y las entidades críticas de la UE, en particular los servicios cruciales del sector de la energía, como la producción de electricidad y el almacenamiento de energía. Debemos mantener el amplio reconocimiento de que la transición energética es crucial y urgente para nuestra soberanía y nuestra competitividad, así como para hacer frente a la emergencia climática.

La UE se ha valido de su fuerza colectiva para reforzar los vínculos con los socios internacionales y diversificar el suministro de energía. Ampliando las relaciones existentes, ha establecido nuevos vínculos con socios fiables de todo el mundo, lo que le ha permitido aumentar significativamente las importaciones de gas procedentes de estos países y, al mismo tiempo, reducir su dependencia respecto de los combustibles fósiles rusos. En la actualidad, Noruega es el principal proveedor de gas de la UE y los Estados Unidos, de gas natural licuado. Desde 2022, la UE también ha alcanzado acuerdos con otros países, entre ellos Egipto, Israel, Japón, Kazajistán, Namibia, Argentina, Uruguay y Ucrania, en lo que constituye un refuerzo de las asociaciones energéticas para adaptarse a la nueva realidad geopolítica. Con la nueva Plataforma de Energía de la UE, la Unión está coordinando la demanda de gas en los mercados mundiales con el fin de evitar que los Estados miembros compitan entre sí. Aprovechando su peso político y de mercado, la UE está mejorando la seguridad del suministro para los consumidores y garantizando un alto nivel de competencia en el suministro. Al mismo tiempo, y sobre todo a través de Global Gateway, la UE presta apoyo a los países de renta baja y media en su doble transición y en el acceso a la energía. La UE también participa en asociaciones para una transición energética justa a través del G7.

Con vistas a alcanzar la neutralidad climática de aquí a 2050, la UE se ha comprometido a reducir su dependencia respecto de los combustibles fósiles y a acelerar drásticamente la implantación de las energías renovables. Gracias al Plan REPowerEU 19 de la Comisión, la UE ya ha diversificado una parte significativa de su suministro energético mediante alternativas a Rusia, reduciendo el volumen de gas de gasoducto ruso del 50 % del total de las importaciones de gas en 2021 a menos del 10 % en lo que llevamos de 2023. Las importaciones de petróleo procedentes de Rusia han caído del 27 % del total de las importaciones de petróleo al 6 %, mientras que las importaciones de carbón de ese país son ahora nulas, frente al 46 % del total de las importaciones de carbón en 2021. Habida cuenta de que, para cumplir los objetivos del plan REPowerEU, se necesitan nuevas inversiones por valor de 210 000 millones EUR entre 2022 y 2027, la Comisión está ayudando a los Estados miembros a hacer un uso óptimo del Mecanismo de Recuperación y Resiliencia (MRR) existente 20 . El Banco Europeo de Inversiones complementó REPowerEU con 45 000 millones EUR adicionales en préstamos y financiación mediante fondos propios, lo que permitirá realizar inversiones por valor de 150 000 millones EUR hasta 2027. En 2022, los Estados miembros establecieron un marco temporal para acelerar los procesos de concesión de autorizaciones para proyectos de energías renovables. La Directiva revisada sobre fuentes de energía renovables 21 introduce disposiciones que permiten a los Estados miembros establecer normas más ágiles y sencillas para la concesión de permisos de forma permanente, así como aumentar la cuota de energías renovables en el consumo total de energía de la UE hasta el 42,5 % de aquí a 2030, proporcionando seguridad jurídica a la industria del sector en el camino hacia las cero emisiones netas.

La UE adoptó medidas coordinadas a fin de aumentar la preparación para el invierno y proteger a los consumidores frente a los elevados precios de la energía, pero el riesgo de que aumenten los precios sigue existiendo. Gracias al rápido acuerdo sobre el Reglamento en relación con el almacenamiento de gas 22 , los Estados miembros alcanzaron un nivel de llenado de las instalaciones de almacenamiento de gas superior al 95 % antes del invierno de 2022/2023, por encima del objetivo acordado del 80 %. Ahora que se acerca el próximo invierno, las instalaciones de almacenamiento de gas en Europa ya han alcanzado un nivel de llenado superior al 90 %, más de dos meses antes del objetivo de noviembre, y las comercializadoras europeas han empezado a almacenar gas en Ucrania, lo que refuerza aún más nuestra preparación. En el plazo de un año desde agosto de 2022, los Estados miembros redujeron la demanda de gas en un 17 %, superando los requisitos del Reglamento sobre la reducción de la demanda de gas. En el contexto de los elevados precios de la energía, la Comisión ha adoptado medidas para permitir a los Estados miembros utilizar la flexibilidad que prevén las normas sobre ayudas estatales con el fin de apoyar a la industria europea de forma específica y temporal, así como para intervenir temporalmente, en virtud del artículo 122 del TFUE, en la regulación de los precios al por menor y redistribuir los beneficios inesperados de las empresas energéticas. El mecanismo dinámico de corrección del mercado, adoptado como medida de emergencia, tiene por objeto proteger a las empresas y a los consumidores frente a cualquier posible episodio de precios excesivos del gas. A medida que las presiones sobre los precios se fueron atemperando, la atención se desplazó hacia la eliminación progresiva de las medidas fiscales nacionales introducidas para proteger a los hogares y las empresas de la perturbación de los precios de la energía 23 . En 2023 y en adelante, todos los agentes deben supervisar los mercados de la energía y —basándose en la experiencia, así como en los instrumentos y las orientaciones que la UE ha puesto en marcha—, seguir preparados para renovar los esfuerzos a fin de garantizar el suministro de energía y proteger a los más vulnerables de la sociedad en caso necesario. En este contexto, la reducción de la demanda estructural de todas las fuentes de energía a través de la eficiencia energética seguirá siendo uno de los objetivos de la UE 24 . Nos acercamos, mucho más preparados, a una nueva temporada de invierno, pero no podemos confiarnos todavía, en particular teniendo en cuenta que la tasa general de inflación sigue siendo más elevada de lo previsto.

Es prioritario tratar de resolver los cuellos de botella. La reforma de la organización del mercado de la electricidad facilitará aún más la integración de las energías renovables y garantizará el acceso a una electricidad no fósil, renovable y asequible. Los colegisladores deben concluir las negociaciones interinstitucionales lo antes posible. La UE debe mejorar las interconexiones energéticas en el mercado único y modernizar sus redes. A tal efecto, la Comisión está trabajando en una serie de medidas para ayudar a los Estados miembros a ampliar y mejorar las redes, adaptándolas a la creciente cuota de energías renovables en la combinación de electricidad. Los Estados miembros deben aplicar con prontitud las normas simplificadas de concesión de permisos a fin de agilizar la implantación de la red. La diversificación del combustible nuclear mediante alternativas a Rusia está dando los primeros resultados.

La UE sigue apoyando la competitividad a largo plazo de su industria de las energías renovables en la carrera mundial hacia las cero emisiones netas. En el marco del paquete de medidas «Objetivo 55», se reforzó el Fondo de Innovación para apoyar la generación innovadora de energías renovables junto con otras tecnologías y procesos hipocarbónicos. Se está ultimando el Banco del Hidrógeno y la Comisión pondrá en marcha la primera subasta piloto para la producción europea de hidrógeno renovable en noviembre. Nuestros esfuerzos en materia de lucha contra la crisis climática mundial alcanzarán un nuevo hito con la puesta en marcha del Mecanismo de Ajuste en Frontera por Carbono, único por ahora en el mundo.

2.3. Construir una base económica más sólida y sostenible

La UE ha seguido construyendo una base económica más competitiva, circular y resiliente, apta para las transiciones ecológica y digital justas, aprovechando al mismo tiempo las oportunidades que ofrece la apertura del comercio y la inversión y manteniendo la inclusión social. En este contexto, el mercado único debe seguir reforzándose y adaptándose al entorno cambiante, así como impulsar la competitividad y la productividad sostenibles a largo plazo de la UE, preservando al mismo tiempo la cohesión y la igualdad de condiciones. En la Comunicación «El mercado único cumple treinta años» 25 , la Comisión ha renovado su compromiso de completar el mercado único en cooperación con todas las esferas de gobierno y todas las partes interesadas, centrándose específicamente en hacer cumplir las normas vigentes del mercado único y eliminar los obstáculos a la inversión, en particular en los servicios, a nivel de los Estados miembros. A tal efecto, el ex primer ministro de Italia, Enrico Letta, junto con la Comisión y las Presidencias del Consejo, está elaborando un informe de alto nivel sobre el futuro del mercado único, que se presentará al Consejo Europeo en marzo de 2024. Al mismo tiempo, el Programa para el Mercado Único y las alianzas industriales 26 están ayudando a crear vínculos más fuertes y diversos entre los agentes pertinentes de las cadenas de valor dentro y fuera de la UE. Cuando se produzcan emergencias en el futuro, el Instrumento de Emergencia del Mercado Único 27 contribuirá a preservar la libre circulación de mercancías, servicios y personas, así como la disponibilidad de bienes y servicios esenciales, en beneficio de los ciudadanos y las empresas de toda la UE.

Con objeto de dar seguimiento a la estrategia de competitividad a largo plazo 28 , la Comisión está adoptando nuevas medidas encaminadas a reforzar los motores de la competitividad de la UE. A fin de reforzar la innovación en Europa, la Comisión se basará en ejemplos de éxito, como el programa Horizonte Europa. La Comisión informará anualmente sobre la evolución de los indicadores clave de rendimiento establecidos en esta estrategia, como la inversión del 3 % del PIB en investigación y desarrollo, y ha solicitado al ex primer ministro de Italia y presidente del BCE, Mario Draghi, que elabore un informe sobre el futuro de la competitividad europea. En los próximos meses, la Comisión presentará nuevas propuestas con vistas a racionalizar y reducir los requisitos de información para las empresas y las administraciones en los ámbitos ecológico, digital y económico, con el objetivo último de reducir las cargas relativas a la presentación de información en un 25 %, sin socavar los objetivos de las políticas correspondientes. El paquete de ayuda a las pymes, recientemente adoptado y centrado en la mejora del entorno empresarial respecto a los pagos, el cumplimiento tributario y la carga normativa, facilitará la creación y la expansión de las actividades empresariales de las pymes. Junto con el paquete de ayuda a las pymes, la Comisión también adoptó la propuesta «Empresas en Europa: Marco para el impuesto sobre sociedades» a fin de simplificar las normas fiscales y reducir los costes de cumplimiento de las obligaciones fiscales para los grupos empresariales en la UE. La Comisión también ha propuesto reformas de gran calado de la unión aduanera de la UE para hacer frente a la competencia desleal y garantizar el cumplimiento de unas normas estrictas en materia de salud, seguridad y medio ambiente.

La guerra ha exacerbado los riesgos preexistentes para nuestra seguridad económica. La Estrategia Europea de Seguridad Económica 29 tiene por objeto minimizar los riesgos relacionados con la resiliencia de las cadenas de suministro y las infraestructuras críticas, la seguridad tecnológica o las fugas tecnológicas, y la utilización de las dependencias económicas como un arma en el contexto del aumento de las tensiones geopolíticas y la aceleración de los cambios tecnológicos. La Estrategia se centra en la reducción del riesgo, garantizando al mismo tiempo que la UE siga aprovechando los beneficios de la apertura económica, en colaboración con socios de todo el mundo. 

La UE mantiene una política comercial ambiciosa y sólida, al tiempo que se adapta al aumento de la inestabilidad y la fragmentación geopolíticas, así como a la emergencia climática. Al apoyar el sistema basado en normas y al liderar los esfuerzos para la reforma de la OMC, la UE busca fomentar la estabilidad del comercio internacional. Refuerza la resiliencia y crea nuevas oportunidades mediante el desarrollo de su red de acuerdos comerciales 30 y la profundización de las asociaciones a través de formas flexibles de colaboración con terceros países, como los Consejos de Comercio y Tecnología con la India y los Estados Unidos, así como mediante la creación del Club de Materias Primas Fundamentales. La Unión ha puesto en marcha y sigue desarrollando las herramientas necesarias para afrontar mejor los riesgos geopolíticos y la fragmentación, así como para detectar, evaluar y mitigar mejor los posibles riesgos para la seguridad o el orden público, garantizando al mismo tiempo la apertura de la UE a la inversión extranjera. Entre estas herramientas figuran el instrumento contra las acciones coercitivas 31 , la normativa de control de las exportaciones de productos de doble uso 32 , el Reglamento sobre inversiones extranjeras directas 33 , con su próxima revisión, y la próxima iniciativa sobre inversiones en el exterior.

A fin de preservar y promover el singular modelo social de la UE en un contexto marcado por la doble transición y por una geopolítica disruptiva, la Comisión ha seguido cumpliendo los objetivos del Plan de Acción del Pilar Europeo de Derechos Sociales. Para cumplir los objetivos de 2030 en materia de empleo, competencia y reducción de la pobreza, así como mantener la competitividad de la UE, se precisan mayores esfuerzos que permitan afrontar la cuestión cada vez más acuciante de la escasez de mano de obra y competencias, garantizando al mismo tiempo que la doble transición sea justa y no deje a nadie atrás. Sobre la base de la Agenda de Capacidades Europea, el Plan Industrial del Pacto Verde y la propuesta de Ley sobre la industria de cero emisiones netas fomentan un enfoque en el que primen las capacidades. Se han puesto en marcha nuevas iniciativas destinadas a impulsar el reciclaje y perfeccionamiento profesional, entre las que cabe citar las nuevas asociaciones en materia de capacidades relacionadas con las energías renovables terrestres, las bombas de calor y las industrias de gran consumo de energía. El Año Europeo de las Competencias 34 supone un impulso adicional a estos esfuerzos. La Comisión presentará en las próximas semanas un conjunto de instrumentos de demografía para evaluar de qué manera puede la UE mantener su ventaja competitiva. También es necesario hacer de Europa un destino más atractivo para el talento procedente de terceros países: para ello es necesario introducir medidas proactivas que permitan conectar a empresarios y trabajadores, así como adoptar un enfoque de asociación con países clave, tal como se establece en el Nuevo Pacto sobre Migración y Asilo. Para hacer frente a los retos del mercado laboral derivados de la escasez de mano de obra y de capacidades o de los efectos de la inteligencia artificial, la Comisión y la Presidencia belga tienen previsto convocar una nueva Cumbre de los interlocutores sociales en Val Duchesse en el primer semestre de 2024.

La UE ha actuado con decisión para hacer frente a los riesgos económicos y las dependencias estratégicas adoptando medidas de reducción del riesgo en ámbitos clave como los siguientes:

a)Materias primas fundamentales

Las materias primas fundamentales son indispensables para una gran variedad de sectores estratégicos, como la industria de cero emisiones netas, la industria digital, la sanidad, el sector aeroespacial y el sector de la defensa. Con la propuesta de Reglamento de Materias Primas Fundamentales y la Comunicación sobre un suministro seguro y sostenible de materias primas fundamentales 35 , la UE dispondrá de un amplio conjunto de medidas que permitirán mejorar su acceso a un suministro seguro, diversificado, asequible y sostenible de materias primas fundamentales. En este ámbito, las autoridades públicas colaborarán estrechamente con la industria, por ejemplo, mediante una asociación a gran escala en materia de capacidades en el ámbito de las materias primas fundamentales, así como a través de la mejora de las capacidades de aprovechamiento y reciclado a fin de limitar la dependencia respecto de las importaciones. La Plataforma de Tecnologías Estratégicas para Europa (STEP) también ayudará a financiar las materias primas fundamentales necesarias para el desarrollo y la fabricación de tecnologías críticas en la Unión. Además, la UE está reforzando sus contactos a escala mundial con socios fiables, buscando alcanzar asociaciones mutuamente beneficiosas con países ricos en recursos y economías en desarrollo, en particular mediante la creación de un Club de Materias Primas Fundamentales para reforzar las cadenas de suministro mundiales.

b)Semiconductores

Una actuación rápida y ambiciosa en el ámbito de los semiconductores también ayudará a mantener el liderazgo tecnológico de la UE y a desarrollar aún más la capacidad de producción interna. Con la Ley Europea de Chips 36 , la inversión basada en políticas, a escala nacional y de la UE, aumentará las capacidades de investigación, desarrollo y producción de semiconductores en toda Europa, lo que estimulará la inversión privada a largo plazo. La Comisión ya ha aprobado una ayuda estatal de cerca de 3 200 millones EUR para dos proyectos en Italia y Francia, que han generado inversiones de más de 8 000 millones EUR. El proyecto importante de interés común europeo en microelectrónica y tecnologías de la comunicación, aprobado por la Comisión en junio de 2023, aporta una ayuda pública de 8 100 millones EUR por parte de los Estados miembros, lo que previsiblemente desbloqueará otros 13 700 millones EUR en inversiones privadas. Desde que la Comisión presentara la propuesta de la Ley de Chips en febrero de 2022, varias empresas han anunciado la puesta en marcha de inversiones en instalaciones de fabricación relacionadas con los semiconductores por un importe total de aproximadamente 100 000 millones EUR. Estas inversiones contribuirán a garantizar la soberanía digital de Europa y a reequilibrar las cadenas de suministro mundiales. La UE también se está asociando con países afines para colaborar en el ámbito de los semiconductores.

c)Tecnologías de cero emisiones netas

Con el fin de expandir la fabricación de tecnologías limpias en la UE, la Comisión propuso la Ley sobre la industria de cero emisiones netas 37 a raíz del Plan Industrial del Pacto Verde. 38 Su objetivo es mejorar las condiciones para crear proyectos industriales de cero emisiones netas en Europa con mayor rapidez y para atraer inversiones. La Ley pretende mejorar la capacidad estratégica de fabricación con cero emisiones netas de la Unión, de modo que esta pueda cubrir como mínimo el 40 % de sus necesidades de implantación de aquí a 2030. Abarca cuestiones como la concesión de permisos, el diseño de subastas y la adjudicación de contratos públicos, la innovación y las capacidades y, en particular, las tecnologías que contribuirán significativamente a la descarbonización. Como complemento de la Estrategia de Energía Solar de 2022, el anunciado paquete europeo de energía eólica acompañará y anticipará la aplicación de la Ley sobre la industria de cero emisiones netas prestando apoyo a las empresas del sector, en particular mediante la aceleración de la concesión de permisos, la mejora de los sistemas de subasta en toda la UE, el fomento de las capacidades, el acceso a la financiación y la estabilidad de las cadenas de suministro. En términos más generales, la Comisión ha presentado una serie de iniciativas para promover la eficiencia en el uso de los recursos y la economía circular en cadenas de valor clave, como las baterías y los vehículos. La Comisión vigila los efectos actuales y los posibles efectos futuros de los programas de apoyo aplicados por otros países sobre los mercados y la competitividad europeos. La Comisión actúa rápidamente para corregir posibles discriminaciones. Tal como solicitó el Consejo Europeo, en las próximas semanas, la Comisión informará sobre los efectos de la ley estadounidense de reducción de la inflación en la inversión en Europa y sobre la eficacia de las medidas adoptadas en respuesta a dicha ley.

d)Sanidad

A partir de la experiencia adquirida con la pandemia, la UE está trabajando para reforzar la seguridad del suministro de medicamentos y garantizar que estén disponibles para los pacientes independientemente del lugar de la UE en el que estos vivan. La reciente propuesta de reforma de la legislación farmacéutica de la UE 39 tiene por objeto fomentar el acceso a los medicamentos y la disponibilidad de estos, así como impulsar la capacidad de innovación de Europa y la producción europea sostenible de productos médicos asequibles. La investigación y el desarrollo en los sectores sanitario y farmacéutico, así como las contramedidas médicas, se benefician del apoyo financiero de la UE, especialmente en el marco de Horizonte Europa, pero también de los fondos de la política de cohesión, el Mecanismo de Recuperación y Resiliencia y el programa UEproSalud. La Autoridad de Preparación y Respuesta ante Emergencias Sanitarias (HERA) de la Comisión ha adoptado medidas específicas destinadas a apoyar el desarrollo y la disponibilidad de contramedidas médicas necesarias para las pandemias y otras crisis sanitarias emergentes, con una dotación cercana a 2 000 millones EUR. La UE también ha intensificado la cooperación con socios de todo el mundo para fomentar la prevención y la preparación frente a las pandemias, así como para apoyar la resiliencia de los sistemas sanitarios a escala mundial.

STEP, junto con la iniciativa de la UE sobre biotecnología y biofabricación prevista para 2024, prestará un mayor apoyo a la producción de biotecnología, a la salud y a la economía en general. Por último, en octubre de 2023, la Comisión presentará nuevas medidas para contribuir a garantizar la disponibilidad de medicamentos en todo momento y prevenir la insuficiencia crítica de medicamentos.

e)Transformación digital

La UE ha avanzado de manera significativa hacia la construcción de una economía digital que promueva los derechos y principios adecuados para una era digital centrada en el ser humano y fomente la dimensión digital del mercado único. Con el Programa Estratégico de la Década Digital para 2030 40 , Europa cuenta con un marco sólido para su transformación digital. Ha adoptado medidas decisivas con vistas a reforzar su marco normativo. Con la rápida adopción de la Ley de Datos 41 , la Ley de Mercados Digitales 42 y la Ley de Servicios Digitales 43 , la Comisión estableció las normas para un espacio digital más seguro y abierto para los usuarios y unas condiciones de competencia equitativas para las empresas que operan en el mercado único. Una vez adoptada, la Ley de Inteligencia Artificial 44 sería el primer marco jurídico integral en materia de inteligencia artificial del mundo en establecer unas salvaguardias favorables a la innovación y basadas en el riesgo, así como un sistema de gobernanza para promover una inteligencia artificial fiable. La UE está decidida a mantener e intensificar su participación activa en diversos foros internacionales, en particular el Proceso de Hiroshima puesto en marcha por el G7, y a promover bilateralmente el desarrollo y la adopción de una inteligencia artificial fiable a escala mundial.

Para potenciar su liderazgo digital, la UE debe aumentar su inversión en tecnologías digitales clave. La Comisión considera que para alcanzar los objetivos fijados en este ámbito se necesitan considerables inversiones públicas y privadas. En particular, se necesitan inversiones en inteligencia artificial y en tecnologías como la computación cuántica, la computación en la nube y la 5G, así como en el fomento del liderazgo de la UE en el desarrollo de normas para la 6G y más allá. Por ejemplo, con el Plan Coordinado sobre la Inteligencia Artificial, el objetivo es aumentar gradualmente la inversión pública y privada en inteligencia artificial hasta un total de 20 000 millones EUR al año hasta 2030 (frente a una estimación de entre 12 700 y 16 000 millones EUR en 2020) 45 . Además, el déficit de inversión en conectividad de gigabit y 5G requerirá al menos 174 000 millones EUR de financiación acumulativa privada y pública hasta 2030 46 . Como se señala en el primer informe de la Comisión sobre el estado de la Década Digital, la UE debe seguir desarrollando tecnologías que refuercen la soberanía digital, fomentando el desarrollo y la expansión de ecosistemas innovadores de empresas emergentes en ámbitos clave 47 . La UE también está adoptando un enfoque más estratégico con respecto a la vertiente geopolítica de la tecnología a través de su ciberdiplomacia y de sus asociaciones con socios afines, en particular mediante sus asociaciones digitales y los Consejos de Comercio y Tecnología 48 . Las normas de comercio digital, incluidas las relativas a los flujos de datos, impulsarán el crecimiento económico al equilibrar la apertura con la protección de nuestros valores y normas, y proyectarán internacionalmente el enfoque de la UE con el objetivo de establecer normas mundiales.

f)Productos alimenticios

La UE ha adoptado nuevas medidas para garantizar la seguridad, la sostenibilidad y la resiliencia alimentarias a escala mundial, tanto a corto como a medio plazo. Unidas al aumento de la presión sobre la productividad agrícola y la pesca debido a la degradación medioambiental y al cambio climático, las consecuencias de la guerra han incrementado los costes de producción de alimentos y han desestabilizado los mercados agrícolas. La Comisión respondió presentando un paquete 49 de medidas de ayuda financiera y medidas de crisis para prestar apoyo a los agricultores de la UE y mejorar la resiliencia de los sistemas alimentarios de la UE, en particular la activación del Mecanismo Europeo de Preparación y Respuesta ante las Crisis de Seguridad Alimentaria 50 . La naturaleza y las soluciones basadas en la naturaleza serán esenciales para la lucha contra el cambio climático y la sostenibilidad y resiliencia a largo plazo del sector agrícola. La Estrategia «De la Granja a la Mesa» y sus diferentes iniciativas tienen por objeto acelerar la transición hacia un sistema alimentario sostenible, lo que constituye un requisito previo para garantizar la seguridad alimentaria y la resiliencia futuras. Por ejemplo, la propuesta de Reglamento relativo a los vegetales obtenidos con determinadas nuevas técnicas genómicas 51 contribuirá a aumentar la disponibilidad de variedades vegetales adaptadas a las cambiantes condiciones climáticas y que puedan proporcionar unos rendimientos estables, mientras que la propuesta de Ley de vigilancia del suelo pretende incentivar a los agricultores a mejorar la calidad de los suelos y de los alimentos que en ellos se producen. La Comisión también iniciará un diálogo estratégico sobre el futuro de la agricultura de la UE.

La Comisión no ha escatimado esfuerzos para facilitar las exportaciones de productos agrícolas de Ucrania, contribuyendo así a la seguridad alimentaria mundial. Entre mayo de 2022 y agosto de 2023, los corredores de solidaridad entre la UE y Ucrania han ayudado a este país a exportar más de 53 millones de toneladas de productos agrícolas y cerca de 42 millones de toneladas de productos no agrícolas, al tiempo que han hecho posible la importación de mercancías necesarias para ese país. Tras la retirada unilateral de Rusia de la Iniciativa sobre la Exportación de Cereales por el Mar Negro, los corredores de solidaridad siguen siendo vitales para las exportaciones agrícolas ucranianas. Además, a través de la respuesta del Equipo Europa a la inseguridad alimentaria mundial, la UE invierte en solidaridad y en producción y comercio sostenibles, al tiempo que colabora en foros multilaterales 52 . 

g)Tecnologías críticas

En el marco de la Estrategia Europea de Seguridad Económica, se está elaborando una lista de tecnologías con aplicaciones que pueden tener doble uso, que son fundamentales para la seguridad económica. Los riesgos asociados a la seguridad y a las fugas de estas tecnologías se examinarán con vistas a concebir medidas de mitigación adecuadas. Sobre la base de iniciativas como STEP, la lista y la evaluación común de riesgos constituyen los próximos pasos del nuevo enfoque de la seguridad económica de la UE que fomenta nuestra competitividad, nos protege frente a los riesgos relacionados con la seguridad económica y crea asociaciones con países que comparten nuestras preocupaciones e intereses. Además, la Comisión ha creado un Observatorio de Tecnologías Críticas de la UE que proporciona un seguimiento y un análisis periódicos de las tecnologías críticas de doble uso, sus posibles aplicaciones, las cadenas de valor y las lagunas y dependencias existentes para la industria de la defensa, el espacio y otras industrias civiles relacionadas.

2.4. Fomentar la inversión pública y privada

La UE está facilitando la inversión en ámbitos clave a fin de superar las deficiencias del mercado e impulsar la inversión privada y la innovación a medida que la carrera mundial hacia las cero emisiones netas adquiere velocidad. El Mecanismo de Recuperación y Resiliencia supuso un impulso muy necesario a la recuperación y está ayudando a situar a la UE en la senda del crecimiento sostenible incentivando reformas e inversiones ambiciosas. Además de los 338 000 millones EUR de ayuda financiera no reembolsable proporcionada por dicho instrumento, los Estados miembros habían solicitado más de 292 000 millones EUR en préstamos a 31 de agosto de 2023 53 . Los programas de la política de cohesión contribuyen a las prioridades estratégicas, por ejemplo, con 92 000 millones EUR destinados a la consecución de objetivos de transición ecológica. Horizonte Europa dedicará 20 200 millones EUR a la investigación y el desarrollo de tecnologías limpias, 11 500 millones EUR a la biotecnología y los medicamentos y 19 300 millones EUR a las tecnologías digitales. Además, InvestEU ayuda a movilizar inversiones privadas para las principales prioridades políticas de la UE, como la doble transición ecológica y digital, la innovación y las inversiones sociales y las capacidades, así como el apoyo a las pymes. Debido a la fuerte aceptación de InvestEU 54 y al hecho de que la demanda supera a la oferta, será necesario un refuerzo presupuestario para seguir prestando apoyo en los próximos años, tal como se propone en el marco de STEP. El marco temporal de crisis y transición para las ayudas estatales permite a los Estados miembros respaldar la economía, ya que permite prestar un apoyo crucial y realizar las inversiones necesarias para resistir frente a las crisis y recuperarse de ellas, abandonar los combustibles fósiles y desarrollar una economía de cero emisiones netas. Hasta el 20 de septiembre de 2023, la Comisión había aprobado ayuda por un valor aproximado de 743 000 millones EUR en virtud del Marco Temporal de Crisis y del marco temporal de crisis y transición. Estos esfuerzos realizados por la UE se complementan con el apoyo a la inversión que han obtenido los socios de la UE a través de la iniciativa Global Gateway, así como con el trabajo conjunto con los socios del G7 en el marco de la asociación para la infraestructura y la inversión mundiales.

El presupuesto a largo plazo de la UE para 2021-2027 ha demostrado ser un instrumento flexible en tiempos de múltiples crisis. Para hacer frente a retos imprevistos ha sido necesario recurrir ampliamente a las reasignaciones y a la reprogramación, más allá de las flexibilidades presupuestarias existentes. La rápida modificación de los Reglamentos relativos a la política de cohesión (CARE, FAST-CARE, SAFE) permitieron a los Estados miembros movilizar inversiones en vivienda, asistencia sanitaria, servicios de traducción o formación para las personas desplazadas como resultado de la guerra de agresión de Rusia, así como hacer frente a las consecuencias de esta para las personas y las empresas vulnerables dentro de la UE. Otros casos en los que se ha recurrido a reasignaciones para responder a retos emergentes son, por ejemplo, REPowerEU, el Programa de Conectividad Segura y la Ley de Chips.

Dado que estas medidas integrales y rápidas nos han llevado al límite de lo que puede lograrse con el actual MFP, la Comisión ha propuesto una revisión intermedia específica centrada en los aspectos mínimos fundamentales para las prioridades políticas y de inversión de la UE más inmediatas. Los ámbitos clave que deben reforzarse con la revisión son, entre otros, el apoyo a largo plazo a Ucrania, la migración y el refuerzo de las asociaciones, así como la promoción de la competitividad de la UE a largo plazo 55 . La Comisión propuso la iniciativa STEP 56 a fin de reforzar los instrumentos de la UE existentes (como InvestEU, el Fondo de Innovación, el Consejo Europeo de Innovación y el Fondo Europeo de Defensa) y de movilizar otros instrumentos (como los Fondos de Cohesión) para financiar inversiones en los sectores de la tecnología profunda y digital, la tecnología limpia y la biotecnología en la UE, así como en las personas capaces de desarrollar e implantar dichas tecnologías. Esta iniciativa es un primer paso hacia el objetivo de cubrir la creciente necesidad de inversiones públicas de la UE en estas tecnologías críticas, a fin de movilizar inversiones privadas mucho mayores. El aumento de la frecuencia de los fenómenos meteorológicos extremos, como los incendios, las sequías y las inundaciones que asolaron Europa durante el verano, también pone de relieve la necesidad de reforzar las herramientas de respuesta, prevención, preparación y solidaridad de la UE, en particular el Fondo de Solidaridad de la Unión Europea.

Alcanzar un acuerdo rápido sobre la reforma del marco de gobernanza económica constituye una prioridad acuciante en la actual coyuntura crítica para la economía de la UE, con unos tipos de interés más elevados, unos riesgos para la política fiscal relacionados con el clima más elevados, la guerra en curso de Rusia contra Ucrania y la inestabilidad geopolítica. Por lo tanto, es fundamental que las ratios de deuda se sitúen en una senda descendente sostenible a través de unos planes fiscales y estructurales viables y creíbles que combinen el saneamiento gradual con reformas e inversiones favorables al crecimiento. De hecho, la doble transición ecológica y digital requerirá un aumento considerable y sostenido de las inversiones. Si bien el sector privado asumirá la mayor parte de estas, la inversión pública tiene un papel crucial que desempeñar a la hora de reducir el riesgo de las empresas innovadoras y corregir las deficiencias del mercado. Las propuestas de la Comisión con vistas a una reforma del marco de gobernanza económica de la UE tienen por objeto reforzar la sostenibilidad de la deuda pública, promoviendo al mismo tiempo un crecimiento sostenible e integrador en todos los Estados miembros, en consonancia con las prioridades comunes. Debido a que la cláusula general de salvaguardia expirará a finales de este año, es fundamental alcanzar rápidamente un acuerdo sobre la reforma propuesta a fin de responder adecuadamente a los retos futuros y ofrecer claridad y previsibilidad para la política fiscal en el futuro. 

Ya que la mayor parte de la financiación de las prioridades clave de la UE tendrá que proceder del sector privado, es fundamental crear un entorno empresarial favorable a la inversión. El entorno regulador de la UE también debe ayudar a obtener financiación privada y canalizarla eficazmente hacia actividades económicas que contribuyan a la descarbonización, la digitalización y el aumento de la resiliencia de nuestras economías. Garantizar unos mercados de capitales profundos e integrados, avanzar en la realización de la unión bancaria y establecer un marco eficaz de finanzas sostenibles son requisitos previos esenciales para movilizar la financiación necesaria para la doble transición. La Comisión ha dado seguimiento al Plan de Acción para la Unión de los Mercados de Capitales de 2020 y ha presentado todas las propuestas legislativas previstas. La rápida adopción por parte de los colegisladores de la Ley de cotización y de las propuestas para armonizar determinados aspectos de la legislación sobre insolvencia empresarial, que facilitarían los procedimientos transfronterizos de retención en origen y mejorarían la eficiencia y la resiliencia de los mercados de compensación de la Unión, ayudarían a mejorar el acceso a la financiación, diversificarían las fuentes de financiación para las empresas, eliminarían obstáculos estructurales en los servicios financieros transfronterizos y reducirían los riesgos para la estabilidad financiera de la UE. La Comisión, al tiempo que desarrolla el marco de finanzas sostenibles, ha seguido respondiendo a las necesidades de los usuarios y ha adoptado una serie de medidas e iniciativas destinadas a reducir la complejidad y mejorar la facilidad de uso de las normas, así como a prestar apoyo a las partes interesadas en su aplicación. También tomó medidas a fin de racionalizar las obligaciones de información con vistas a reducir la carga administrativa para las empresas.

3.Conclusión

La guerra de agresión de Rusia contra Ucrania ha destapado la existencia de dependencias y vulnerabilidades estratégicas, en particular a través de las perturbaciones de la cadena de suministro. La UE ha adoptado medidas importantes para afrontar estas dependencias y vulnerabilidades en varios ámbitos, como la defensa, la energía, los alimentos, las materias primas fundamentales, las tecnologías digitales y la sanidad. La UE ha avanzado en la promoción de su competitividad, aprovechando sus activos, entre los que se encuentran una mano de obra cualificada, unas buenas infraestructuras, innovación, tecnología y una sólida base manufacturera. El crecimiento ecológico y las herramientas digitales fiables constituyen la fortaleza de la UE.

Sin embargo, ante las adversidades, la UE debe perseverar en su proceso de transformación en una economía más resiliente, competitiva y sostenible que fomente el bienestar de los ciudadanos 57 . Se necesita un mayor esfuerzo para construir un mercado único más innovador e interconectado, preservar la cohesión interna y fomentar alianzas con una amplia gama de socios internacionales. Debemos seguir trabajando para reducir los riesgos de la base económica e industrial de Europa y reforzarla, protegiendo al mismo tiempo su seguridad económica. Debemos abordar las dependencias estratégicas y los riesgos críticos con un ímpetu renovado, promoviendo y aplicando firmemente unas condiciones de competencia equitativas a escala mundial, frente a distorsiones económicas significativas. Debemos estar preparados para los intentos directos e indirectos de socavar nuestros procesos democráticos que se producirán en el futuro. La estabilidad y la resiliencia también dependen de que se ofrezcan soluciones a largo plazo a los retos comunes a los que se enfrenta la sociedad europea en la actualidad: el Nuevo Pacto sobre Migración y Asilo, respaldado por la adopción de medidas operativas inmediatas, es un elemento clave para proporcionar respuestas duraderas y creíbles a los retos que tenemos que abordar unidos.

Con el fin de llevar a cabo estas importantes medidas, el presupuesto de la UE ha demostrado flexibilidad para adaptarse a un entorno cambiante. Sin embargo, ha llegado a un punto en el que es urgente y necesario realizar ajustes específicos para que el MFP siga cumpliendo los objetivos más esenciales, por ejemplo, la continuidad del apoyo financiero a Ucrania, la competitividad, la migración y las asociaciones con nuestros vecinos más cercanos. Por consiguiente, la Comisión pide al Parlamento Europeo y al Consejo que lleguen rápidamente a un acuerdo sobre las propuestas pertinentes.

Los nuevos retos en materia de seguridad, el aumento de la inflación y las inversiones necesarias para cumplir los objetivos de la transición ecológica y digital también han añadido presión sobre los presupuestos nacionales. Por ello, es necesario llegar rápidamente a un acuerdo sobre la reforma del marco de gobernanza económica de la UE. Así, se reforzará la sostenibilidad de la deuda pública y se promoverá un crecimiento sostenible e integrador, mediante inversiones y reformas, y se apoyará el bienestar de los ciudadanos, en particular de los más vulnerables.

La nueva realidad geopolítica exige que la Unión refuerce su capacidad para proteger sus intereses estratégicos y actúe como un garante de la seguridad que resulte creíble para nuestros ciudadanos y nuestros socios, contribuyendo así a la seguridad mundial. La Unión debe mantenerse unida frente a los nuevos retos en materia de seguridad y reforzar aún más los vínculos con los países socios, así como con otros países que comparten nuestras preocupaciones e intereses sobre cuestiones específicas. La futura ampliación de la Unión ofrece grandes oportunidades y sienta las bases para construir una paz duradera en Europa.

(1)

  20220311-versailles-declaration-es.pdf (europa.eu)

(2)

JOIN(2023) 20 final.

(3)

Doc. EUCO 4/23.

(4)

SEAE (2022), Una Brújula Estratégica para la Seguridad y la Defensa.

(5)

 Grupo operativo OTAN-UE (2023), Informe de evaluación final.

(6)

JOIN(2022) 24 final.

(7)

El grupo de trabajo para la adquisición conjunta de equipos de defensa y el instrumento para el refuerzo de la industria europea de defensa mediante la adquisición común (EDIRPA), que debe entrar en vigor este año con un presupuesto de 300 millones EUR.

(8)

En este contexto, la Agencia Europea de Defensa ha creado un proyecto para la adquisición colaborativa de municiones.

(9)

JOIN(2022) 48 final.

(10)

PE/52/2021/INIT.

(11)

JOIN(2022) 49 final.

(12)

10289/23

(13)

Un informe conjunto de la Comisión y del Centro de Excelencia para la Lucha contra las Amenazas Híbridas ofrece por primera vez un marco global para reforzar la resiliencia frente a las amenazas híbridas: Hybrid Threats: A Comprehensive Resilience Ecosystem, EUR 31104 EN, Oficina de Publicaciones de la Unión Europea, Luxemburgo, 2023, ISBN 978-92-76-53292-7 (documento en inglés). Otras líneas de trabajo incluyen medidas encaminadas a abordar la relación entre el clima y la seguridad [JOIN(2023) 19 final] y en el ámbito de la seguridad marítima [JOIN(2023) 8 final].

(14)

JOIN(2023) 9 final.

(15)

PE/65/2022/REV/1.

(16)

JOIN(2022) 4 final.

(17)

El informe sobre el estado de la Unión de la Energía de 2023 explicará con más detalle la reacción de la UE ante la crisis energética sin precedentes y proporcionará reflexiones sobre los retos pendientes.

(18)

Entre estas medidas figuran el Reglamento sobre la reducción de la demanda de gas, el Reglamento para hacer frente a los elevados precios de la energía, el Reglamento de solidaridad, el mecanismo dinámico de corrección del mercado y el Reglamento para acelerar el proceso de concesión de autorizaciones.

(19)

 COM(2022) 230 final.

(20)

 En el momento de la publicación de la presente Comunicación, 21 Estados miembros han presentado formalmente a la Comisión sus capítulos de REPowerEU, de los cuales cuatro se han adoptado.

(21)

PE/48/2018/REV/1.

(22)

PE/24/2022/INIT.

(23)

Comunicación de la Comisión al Consejo, Orientaciones de la política presupuestaria para 2024, COM(2023) 141 final.

(24)

Véase el ambicioso acuerdo de la refundición de la Directiva relativa de eficiencia energética y la próxima refundición de la Directiva relativa a la eficiencia energética de los edificios.

(25)

COM(2023) 162 final.

(26)

https://single-market-economy.ec.europa.eu/industry/strategy/industrial-alliances_es

(27)

COM(2022) 459 final.

(28)

COM(2023) 168 final.

(29)

JOIN(2023) 20 final.

(30)

Por ejemplo, la conclusión de las negociaciones con Chile, Nueva Zelanda y Kenia, y el avance de las negociaciones con Australia, México y Mercosur, así como con la India e Indonesia.

(31)

COM(2021) 775 final.

(32)

PE/54/2020/REV/2.

(33)

PE/72/2018/REV/1.

(34)

COM(2022) 526 final.

(35)

COM(2023) 160 final y COM(2023) 165 final.

(36)

COM(2022) 46 final.

(37)

COM(2023) 161 final. 

(38)

COM(2023) 62 final.

(39)

COM(2023) 190 final.

(40)

PE/50/2022/REV/1.

(41)

COM(2022) 68 final.

(42)

PE/17/2022/REV/1.

(43)

PE/30/2022/REV/1.

(44)

COM(2021) 206 final.

(45)

Tatjana Evas, Maikki Sipinen, Martin Ulbrich, Alessandro Dalla Benetta, Maciej Sobolewski y Daniel Nepelski, AI Watch: Estimating AI investments in the European Union (documento en inglés), Oficina de Publicaciones de la Unión Europea, Luxemburgo, 2022.

(46)

Comisión Europea (2023), Investment and funding needs for the Digital Decade connectivity targets (documento en inglés).

(47)

 COM(2023) 570.

(48)

Entre los primeros resultados concretos del Consejo de Comercio y Tecnología UE-EE. UU. figura la hoja de ruta conjunta para una IA fiable y la gestión de riesgos.

(49)

COM(2022) 133 final.

(50)

COM(2021) 689 final.

(51)

COM(2023) 411 final.

(52)

El Equipo Europa tendrá un gasto de 18 000 millones EUR en seguridad alimentaria hasta 2024.

(53)

Hasta la fecha, 20 Estados miembros han presentado solicitudes de pago por un total de 188 220 millones EUR.

(54)

El despliegue está bien encaminado, con un 87 %, es decir 22 750 millones EUR, de la garantía inicial ya contratada con socios ejecutantes, lo que ha permitido movilizar más de 320 000 millones EUR en inversiones adicionales hasta la fecha.

(55)

COM(2023) 336 final.

(56)

COM(2023) 335 final.

(57)

 COM (2023) 376 final, «Informe sobre prospectiva estratégica de 2023: la sostenibilidad y el bienestar de las personas como núcleo central de la autonomía estratégica abierta de Europa».

Top