ISSN 1977-0685

doi:10.3000/19770685.L_2014.077.spa

Diario Oficial

de la Unión Europea

L 77

European flag  

Edición en lengua española

Legislación

57° año
15 de marzo de 2014


Sumario

 

I   Actos legislativos

Página

 

 

REGLAMENTOS

 

*

Reglamento (UE) no 230/2014 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establece un instrumento en pro de la estabilidad y la paz

1

 

*

Reglamento (UE) no 231/2014 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establece un Instrumento de Ayuda Preadhesión (IAP II)

11

 

*

Reglamento (UE) no 232/2014 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establece un Instrumento Europeo de Vecindad

27

 

*

Reglamento (UE) no 233/2014 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establece un Instrumento de Financiación de la Cooperación al Desarrollo para el período 2014-2020

44

 

*

Reglamento (UE) no 234/2014 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establece un Instrumento de Colaboración para la cooperación con terceros países

77

 

*

Reglamento (UE) no 235/2014 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establece un instrumento financiero para la democracia y los derechos humanos a escala mundial

85

 

*

Reglamento (UE) no 236/2014 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establecen normas y procedimientos de ejecución comunes de los instrumentos de la Unión para la financiación de la acción exterior

95

 

 

II   Actos no legislativos

 

 

REGLAMENTOS

 

*

Reglamento (Euratom) no 237/2014 del Consejo, de 13 de diciembre de 2013, por el que se establece un Instrumento de Cooperación en materia de Seguridad Nuclear

109

ES

Los actos cuyos títulos van impresos en caracteres finos son actos de gestión corriente, adoptados en el marco de la política agraria, y que tienen generalmente un período de validez limitado.

Los actos cuyos títulos van impresos en caracteres gruesos y precedidos de un asterisco son todos los demás actos.


I Actos legislativos

REGLAMENTOS

15.3.2014   

ES

Diario Oficial de la Unión Europea

L 77/1


REGLAMENTO (UE) N o 230/2014 DEL PARLAMENTO EUROPEO Y DEL CONSEJO

de 11 de marzo de 2014

por el que se establece un instrumento en pro de la estabilidad y la paz

EL PARLAMENTO EUROPEO Y EL CONSEJO DE LA UNIÓN EUROPEA,

Visto el Tratado de Funcionamiento de la Unión Europea y, en particular, su artículo 209, apartado 1, y su artículo 212, apartado 2,

Vista la propuesta de la Comisión Europea,

Previa transmisión del proyecto de acto legislativo a los Parlamentos nacionales,

De conformidad con el procedimiento legislativo ordinario (1),

Considerando lo siguiente:

(1)

El presente Reglamento constituye uno de los instrumentos de apoyo directo a la política exterior de la Unión y sustituye al Reglamento (CE) no 1717/2006 del Parlamento Europeo y del Consejo (2), que expiró el 31 de diciembre de 2013.

(2)

Mantener la paz, prevenir los conflictos, fortalecer la seguridad internacional y ayudar a las poblaciones, países y regiones que se enfrentan a catástrofes naturales o de origen humano son algunos de los objetivos primordiales de la acción exterior de la Unión mencionados, entre otros artículos, en el artículo 21 del Tratado de la Unión Europea (TUE). Las crisis y los conflictos que afectan a países y regiones, y otros factores como el terrorismo, la delincuencia organizada, la violencia de género, el cambio climático, los retos de la seguridad cibernética y las amenazas a la seguridad resultantes de catástrofes naturales suponen un riesgo para la estabilidad y la seguridad. Para ocuparse de esas cuestiones de modo eficaz y a su debido tiempo, son necesarios recursos e instrumentos financieros específicos que actúen de manera complementaria con los instrumentos de ayuda humanitaria y de cooperación a largo plazo.

(3)

En sus conclusiones de 15 y 16 de junio de 2001, el Consejo Europeo refrendó el Programa de la Unión para la prevención de conflictos violentos, en el que se subraya que el compromiso político de la Unión de continuar con la prevención de conflictos es uno de los objetivos principales de las relaciones exteriores de la Unión y se reconoce que los instrumentos de cooperación para el desarrollo pueden contribuir a la consecución de ese objetivo. Las conclusiones del Consejo de 20 de junio de 2011 sobre prevención de conflictos reiteraron la validez de ese programa como base válida para la política de la Unión en el campo de la prevención de conflictos. En sus conclusiones de 17 de noviembre de 2009, el Consejo refrendó el «Concepto sobre el fortalecimiento de las capacidades de mediación y diálogo de la UE».

(4)

En sus conclusiones de 19 de noviembre de 2007, relativas a la respuesta de la UE ante situaciones de fragilidad, y en las conclusiones del Consejo y de los Representantes de los Gobiernos de los Estados miembros reunidos en el seno del Consejo, también de 19 de noviembre de 2007, sobre seguridad y desarrollo, el Consejo destacó que el nexo entre desarrollo y seguridad debe informar las estrategias y políticas de la Unión con el fin de contribuir a la coherencia de las políticas en favor del desarrollo de conformidad con el artículo 208 del Tratado de Funcionamiento de la Unión Europea (TFUE) y a la coherencia de la acción exterior de la Unión en general. Más en concreto, el Consejo concluyó que los trabajos futuros sobre seguridad y desarrollo deben incluir las repercusiones que el cambio climático, la gestión de las cuestiones medioambientales y los recursos naturales, y la migración tienen en la seguridad y el desarrollo.

(5)

El Consejo Europeo adoptó la Estrategia Europea de Seguridad el 12 de diciembre de 2003 y el análisis común del informe sobre su aplicación el 11 de diciembre de 2008. En su Comunicación titulada «La Estrategia de Seguridad Interior de la UE en acción: cinco medidas para una Europa más segura», la Comisión señalaba también la importancia de la cooperación con terceros países y con organizaciones regionales, en particular para combatir las múltiples amenazas como el tráfico de seres humanos, el tráfico de drogas y el terrorismo.

(6)

En su Comunicación titulada «Hacia una respuesta de la UE ante situaciones de fragilidad — Intervención en entornos difíciles para lograr el desarrollo sostenible, la estabilidad y la paz», la Comisión reconoció la contribución esencial realizada por la Unión a la promoción de la paz y de la estabilidad mediante el tratamiento de las expresiones de violencia y de las causas profundas de la inseguridad y del conflicto violento. El presente Reglamento debe contribuir a la consecución de esos objetivos.

(7)

El 8 de diciembre de 2008, el Consejo aprobó el «Planteamiento global para la aplicación por la UE de las Resoluciones 1325 (2000) y 1820 (2008) del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas sobre la mujer, la paz y la seguridad», reconociendo las estrechas relaciones entre los problemas de paz, seguridad, desarrollo e igualdad entre los sexos. La Unión ha pedido reiteradamente que se aplique en su totalidad la agenda sobre mujeres, paz y seguridad que establecen las pertinentes resoluciones del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas, especialmente en lo concerniente a la necesidad de combatir la violencia contra las mujeres en las situaciones de conflicto y de promover la participación de las mujeres en la consolidación de la paz.

(8)

En el Marco estratégico de la UE sobre derechos humanos y democracia y el Plan de Acción de la UE para los Derechos Humanos y la Democracia, adoptados por el Consejo el 25 de junio de 2012, se insta a elaborar orientaciones operativas para garantizar que se tengan en cuenta los derechos humanos en la concepción y realización de medidas de ayuda para la lucha antiterrorista, y se subraya que la erradicación de la tortura y de otros tratos crueles, inhumanos o degradantes y el respeto de la tutela judicial efectiva (con inclusión de la presunción de inocencia, el derecho a un juicio justo y los derechos de la defensa), constituyen una prioridad de la Unión en lo que respecta a la aplicación de los derechos humanos.

(9)

La democracia y los derechos humanos se sitúan en el primer plano de las relaciones de la Unión con terceros países, por lo que deben considerarse como principios en virtud del presente Reglamento.

(10)

En la Declaración del Consejo Europeo, de 25 de marzo de 2004, sobre la lucha contra el terrorismo se pedía que los objetivos de la lucha antiterrorista se integraran en los programas de ayuda exterior. En la Estrategia de la Unión Europea de Lucha contra el Terrorismo, adoptada por el Consejo el 30 de noviembre de 2005, se pedía mayor cooperación con terceros países y con las Naciones Unidas en la lucha contra el terrorismo. En las conclusiones del Consejo, de 23 de mayo de 2011, sobre la potenciación de los vínculos entre los aspectos interiores y exteriores de la lucha antiterrorista, se pedía que se reforzara la capacidad de las autoridades competentes involucradas en la lucha antiterrorista en los terceros países dentro del programa estratégico del Instrumento de Estabilidad establecido por el Reglamento (CE) no 1717/2006

(11)

El Reglamento (CE) no 1717/2006 se adoptó con el objetivo de permitir a la Unión dar una respuesta coherente e integrada a situaciones de crisis y de crisis incipiente, hacer frente a amenazas específicas mundiales y transregionales y mejorar la preparación frente a crisis. El presente Reglamento pretende introducir un instrumento revisado, a partir de la experiencia del Reglamento (CE) no 1717/2006, para mejorar la eficacia y la coherencia de las acciones de la Unión en el ámbito de la respuesta a las crisis, prevención de conflictos, consolidación de la paz y preparación frente a situaciones de crisis, así como para hacer frente a las amenazas y retos a la seguridad.

(12)

Las medidas adoptadas en virtud del presente Reglamento deben perseguir los objetivos contemplados en el artículo 21 del TUE y en los artículos 208 y 212 del TFUE. Pueden ser complementarias y deben ser coherentes con las medidas adoptadas por la Unión en pos de los objetivos de la Política Exterior y de Seguridad Común en el marco del título V del TUE, y con las medidas adoptadas en el marco de la quinta parte del TFUE. El Consejo y la Comisión deben cooperar para velar por esta coherencia, cada uno con arreglo a sus poderes respectivos.

(13)

El presente Reglamento debe ser coherente con las disposiciones sobre organización y funcionamiento del Servicio Europeo de Acción Exterior (SEAE), establecidas en la Decisión 2010/427/UE del Consejo (3). La declaración de 2010 de la Alta Representante, sobre responsabilidad política confirmó los principios de diálogo, consulta, información y divulgación respecto del Parlamento Europeo.

(14)

La Comisión y el SEAE, cuando resulte adecuado, celebrarán, de modo regular y frecuente, intercambios de opiniones e información con el Parlamento Europeo. Por otra parte, de conformidad con los correspondientes acuerdos interinstitucionales sobre la materia, se debe dar al Parlamento Europeo acceso a los documentos, para que se ejerza de modo informado el derecho de control conforme al Reglamento (UE) no 182/2011 del Parlamento Europeo y del Consejo (4).

(15)

Las normas y procedimientos comunes para la aplicación de los instrumentos de la Unión para la financiación de la acción exterior se establecen en el Reglamento (UE) no 231/2014 del Parlamento Europeo y del Consejo (5).

(16)

A fin de garantizar condiciones uniformes de ejecución del presente Reglamento, deben conferirse a la Comisión competencias de ejecución por lo que respecta a medidas de programación y ejecución. Dichas competencias deben ejercerse de conformidad con el Reglamento (UE) no 182/2011.

(17)

Teniendo en cuenta la naturaleza de esos actos de ejecución, en particular su naturaleza de orientación política y sus implicaciones presupuestarias, en principio debe utilizarse para su adopción el procedimiento de examen, salvo en el caso de medidas de importancia financiera limitada.

(18)

La Comisión debe adoptar actos de ejecución de aplicación inmediata cuando, en casos debidamente justificados relacionados con la necesidad de una rápida respuesta de la Unión, así lo exijan razones imperiosas de urgencia.

(19)

La Unión debe tratar de hacer el uso más eficiente posible de los recursos disponibles a fin de optimizar el impacto de su acción exterior. Debe lograrlo a través de la coherencia y la complementariedad entre los instrumentos de la Unión para la acción exterior, así como de la creación de sinergias entre el presente instrumento, otros instrumentos de la Unión para la financiación de la acción exterior y otras políticas de la Unión. Todo ello debe llevar aparejado un refuerzo mutuo de los programas elaborados con arreglo a los instrumentos para la financiación de la acción exterior.

(20)

Dado que los objetivos del presente Reglamento no pueden ser alcanzados de manera suficiente por los Estados miembros, sino que, debido a las dimensiones y efectos de la acción, pueden lograrse mejor a escala de la Unión, esta puede adoptar medidas, de acuerdo con el principio de subsidiariedad establecido en el artículo 5 del TUE. De conformidad con el principio de proporcionalidad establecido en el mismo artículo, el presente Reglamento no excede de lo necesario para alcanzar dichos objetivos.

(21)

El presente Reglamento fija una dotación financiera para su período de aplicación; dicha dotación debe constituir el importe de referencia privilegiado para el Parlamento Europeo y el Consejo durante el procedimiento presupuestario anual, en el sentido del apartado 17 del Acuerdo interinstitucional de 2 de diciembre de 2013, entre el Parlamento Europeo, el Consejo y la Comisión, sobre disciplina presupuestaria, cooperación en materia presupuestaria y buena gestión financiera (6).

(22)

Conviene adaptar el período de aplicación del presente Reglamento a lo dispuesto en el Reglamento (UE, Euratom) no 1311/2013 del Consejo (7). Por consiguiente, el presente Reglamento debe ser aplicable a partir del 1 de enero de 2014 hasta el 31 de diciembre de 2020.

HAN ADOPTADO EL PRESENTE REGLAMENTO:

TÍTULO I

DISPOSICIONES GENERALES

Artículo 1

Objeto y objetivos

1.   El presente Reglamento establece un instrumento («Instrumento en pro de la Estabilidad y la Paz») que proporciona, para el período de 2014 hasta 2020, apoyo directo a la política exterior de la Unión, mejorando la eficiencia y la coherencia de las acciones de la Unión en materia de respuesta a crisis, prevención de conflictos, consolidación de la paz y preparación frente a situaciones de crisis, así como para hacer frente a amenazas mundiales y transregionales.

2.   La Unión adoptará medidas de cooperación para el desarrollo, así como medidas de cooperación financiera, económica y técnica con terceros países, organizaciones regionales e internacionales y otros agentes estatales y de la sociedad civil con arreglo a las condiciones establecidas en el presente Reglamento.

3.   A los efectos del presente Reglamento, se entenderá que el término «agentes de la sociedad civil» incluye a las organizaciones no gubernamentales, las organizaciones de poblaciones indígenas, los grupos de iniciativas locales y agrupaciones profesionales, las cooperativas, los sindicatos de trabajadores, las organizaciones representativas de intereses económicos y sociales, las organizaciones locales (incluidas las redes) que trabajan en el ámbito de la cooperación y la integración regionales descentralizadas, las organizaciones de consumidores, las organizaciones de mujeres o jóvenes, las organizaciones de enseñanza, culturales, de investigación y científicas, las universidades, las iglesias y asociaciones o comunidades religiosas, los medios de comunicación y cualesquiera asociaciones no gubernamentales y fundaciones públicas y privadas que puedan contribuir al desarrollo o a la dimensión exterior de las políticas internas. Podrán financiarse otros organismos o agentes no enumerados en el presente apartado cuando resulte necesario para lograr los objetivos del presente Reglamento.

4.   Los objetivos específicos del presente Reglamento son:

a)

en una situación de crisis o crisis incipiente, contribuir con rapidez a la estabilidad dando una respuesta eficaz concebida para contribuir a preservar, establecer o restablecer las condiciones esenciales que permitan la aplicación efectiva de las acciones y políticas exteriores de la Unión de conformidad con el artículo 21 del TUE;

b)

contribuir a la prevención de conflictos y a asegurar la capacidad y la preparación suficiente para hacer frente a situaciones de precrisis y postcrisis y consolidar la paz; y

c)

hacer frente a amenazas específicas mundiales y transregionales a la paz y a la seguridad y la estabilidad internacionales.

Artículo 2

Coherencia y complementariedad de la ayuda de la Unión

1.   La Comisión garantizará que las medidas que se adopten en virtud del presente Reglamento sean coherentes con el marco político estratégico global de la Unión respecto a los países socios, y en especial con los objetivos de las medidas mencionadas en el apartado 2, así como con otras medidas de la Unión pertinentes.

2.   Las medidas que se adopten en virtud del presente Reglamento podrán ser complementarias y deberán ser coherentes con las medidas adoptadas en el marco del título V del TUE y de la quinta parte del TFUE. Las medidas que se adopten en virtud del presente Reglamento deberán tener debidamente en cuenta las opiniones del Parlamento Europeo.

3.   La ayuda de la Unión prevista en el presente Reglamento será complementaria de la que se preste con arreglo a los instrumentos de ayuda exterior de la Unión, solo se prestará en la medida en que no pueda darse una respuesta adecuada y eficaz mediante dichos instrumentos y se planificará y realizará de modo que se logre la continuidad de las acciones enmarcadas en dichos instrumentos, cuando proceda.

4.   Se incluirán los siguientes aspectos transversales, a ser posible, también en la programación:

a)

promoción de la democracia y la buena gobernanza;

b)

derechos humanos y Derecho humanitario, incluidos los derechos del niño y de los pueblos indígenas;

c)

no discriminación;

d)

igualdad de género y emancipación de la mujer;

e)

prevención de conflictos, y

f)

cambio climático.

5.   Las actividades comprendidas en el ámbito de aplicación del Reglamento (CE) no 1257/96 del Consejo (8) y de la Decisión no 1313/2013/UE del Parlamento Europeo y del Consejo (9) que puedan acogerse a la financiación de dichos actos no recibirán financiación en virtud del presente Reglamento.

6.   Con objeto de aumentar la efectividad y la complementariedad de las medidas de ayuda nacionales y de la Unión y de evitar la doble financiación, la Comisión fomentará una estrecha coordinación entre las actividades de la Unión y las de los Estados miembros, tanto en lo que respecta a la toma de decisiones como sobre el terreno. Con este fin, los Estados miembros y la Comisión establecerán un sistema de intercambio de información. La Comisión podrá adoptar cualquier iniciativa para fomentar dicha coordinación. Además, la Comisión garantizará la coordinación y la cooperación con organizaciones multilaterales, regionales y subregionales, y con otros donantes.

TÍTULO II

TIPOS DE AYUDA DE LA UNIÓN

Artículo 3

Ayudas en respuesta a situaciones de crisis o crisis incipiente para prevenir conflictos

1.   La Unión prestará ayuda técnica y financiera con miras a alcanzar los objetivos específicos establecidos en el artículo 1, apartado 4, letra a), en respuesta a las siguientes situaciones excepcionales e imprevistas:

a)

una situación de urgencia, crisis o crisis incipiente,

b)

una situación que suponga una amenaza para la democracia, la ley y el orden público, la protección de los derechos humanos y las libertades fundamentales o la seguridad y protección de las personas, en particular de aquellas expuestas a la violencia de género en situaciones de inestabilidad, o

c)

una situación que amenace con derivar en un conflicto armado o con desestabilizar gravemente el tercer país o los terceros países en cuestión.

Dicha ayuda podrá abordar también situaciones en que la Unión haya invocado las cláusulas sobre los elementos esenciales de los acuerdos internacionales, con objeto de suspender, total o parcialmente, la cooperación con terceros países.

2.   La ayuda técnica y financiera mencionada en el apartado 1 podrá abarcar lo siguiente:

a)

apoyo, mediante la provisión de ayuda técnica y logística, a los esfuerzos de las organizaciones regionales e internacionales y de los agentes estatales y de la sociedad civil con miras a promover la generación de confianza, la mediación, el diálogo y la reconciliación;

b)

apoyo a la aplicación de las Resoluciones del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas sobre la mujer, la paz y la seguridad, en particular en países frágiles o en situaciones de conflicto o posconflicto;

c)

apoyo al establecimiento y funcionamiento de administraciones provisionales con mandato internacional de conformidad con el Derecho internacional;

d)

apoyo al desarrollo de instituciones públicas democráticas y pluralistas, incluidas medidas para aumentar el papel de las mujeres en tales instituciones, de una administración civil eficaz y de la supervisión civil del sistema de seguridad, así como medidas para reforzar el cumplimiento de la ley y apoyar a las autoridades judiciales que participan en la lucha contra el terrorismo, contra la delincuencia organizada y todas las formas de tráfico ilícito;

e)

apoyo a los tribunales penales internacionales y a los tribunales nacionales ad hoc, a las comisiones de la verdad y la reconciliación, y a los mecanismos para la resolución jurídica de denuncias en materia de derechos humanos y reivindicación y declaración de derechos de propiedad, establecidos de conformidad con la normativa internacional en materia de derechos humanos y del Estado de Derecho;

f)

apoyo a las medidas necesarias para comenzar la rehabilitación y la reconstrucción de infraestructuras de importancia vital, vivienda, edificios públicos y activos económicos, y la capacidad de producción básica, así como otras medidas para la reactivación de la actividad económica, la creación de empleo y el establecimiento de las condiciones mínimas necesarias para un desarrollo social sostenible;

g)

apoyo a las medidas civiles relativas a la desmovilización y la reintegración de excombatientes y de sus familias en la sociedad civil y, cuando proceda, a su repatriación, así como medidas para ocuparse de la situación de los niños soldado y de las mujeres combatientes;

h)

apoyo a las medidas para atenuar los efectos sociales de la reestructuración de las fuerzas armadas;

i)

apoyo a las medidas dirigidas a abordar, en el marco de las políticas de cooperación de la Unión y sus objetivos, el impacto socioeconómico en la población civil de las minas antipersonas, los artefactos sin explotar o restos de explosivos abandonados. Las actividades financiadas en virtud del presente Reglamento podrán abarcar, entre otras cosas, la formación en materia de riesgo, la detección y supresión de minas y, en relación con ello, la destrucción de arsenales;

j)

apoyo a las medidas dirigidas a combatir, en el marco de las políticas de cooperación de la Unión y sus objetivos, el uso y el acceso ilícitos a las armas de fuego y a las armas ligeras y de pequeño calibre;

k)

apoyo a las medidas para asegurar que se solucionan adecuadamente las necesidades específicas de las mujeres y de los niños en situaciones de conflicto o de crisis, incluida su exposición a la violencia de género;

l)

apoyo para la rehabilitación y reintegración de las víctimas de conflictos armados, incluidas las medidas destinadas a tratar las necesidades específicas de las mujeres y de los niños;

m)

apoyo a las medidas para fomentar y defender el respeto de los derechos humanos y las libertades fundamentales, la democracia y el Estado de Derecho y los instrumentos internacionales conexos;

n)

apoyo a las medidas socioeconómicas para promover un acceso equitativo a los recursos naturales, y una gestión transparente de los mismos, en una situación de crisis o de crisis incipiente, incluyendo medidas de consolidación de la paz;

o)

apoyo a las medidas para hacer frente al impacto potencial de movimientos súbitos de población relevantes para la situación política y de seguridad, incluidas las medidas destinadas a satisfacer las necesidades de las comunidades de acogida en situaciones de crisis o de crisis incipiente, y las medidas de consolidación de la paz;

p)

apoyo a las medidas para fomentar el desarrollo y la organización de la sociedad civil y su participación en el proceso político, incluidas medidas dirigidas a aumentar el papel de las mujeres en dichos procesos y medidas para fomentar medios de comunicación independientes, plurales y profesionales;

q)

apoyo a las medidas destinadas a hacer frente a catástrofes naturales o provocadas por el hombre que supongan una amenaza para la estabilidad, así como a amenazas para la salud pública relacionadas con pandemias, en caso de que no haya ayuda humanitaria y de protección civil de la Unión o como complemento de la misma.

3.   En las situaciones a que se refiere el apartado 1 del presente artículo, la Unión también podrá prestar ayuda técnica y financiera no recogida expresamente en el apartado 2 del presente artículo. Dicha ayuda se limitará a las medidas de ayuda excepcionales a que se refiere el artículo 7, apartado 2, que cumplan todas las condiciones siguientes:

a)

estén comprendidas tanto en el ámbito general de aplicación del presente Reglamento como en los objetivos específicos enunciados en el artículo 1, apartado 4, letra a),

b)

tengan una duración limitada al período establecido en el artículo 7, apartado 2,

c)

se considere que normalmente podrían recibir financiación en virtud de otros instrumentos de ayuda exterior de la Unión o a otros componentes del presente Reglamento, pero que debido a la necesidad de responder rápidamente a la situación, deban aplicarse mediante medidas de crisis o de crisis incipiente.

Artículo 4

Ayuda para la prevención de conflictos, consolidación de la paz y preparación frente a situaciones de crisis

1.   La Unión prestará ayuda técnica y financiera con miras a alcanzar los objetivos específicos establecidos en el artículo 1, apartado 4, letra b). Dicha ayuda abarcará el apoyo a medidas destinadas a construir y reforzar la capacidad de la Unión y de sus socios de prevenir conflictos, consolidar la paz y hacer frente a las necesidades anteriores y posteriores a la crisis, en estrecha coordinación con las Naciones Unidas y otras organizaciones internacionales, regionales y subregionales, así como con agentes estatales y de la sociedad civil, en relación con sus esfuerzos para:

a)

promover la detección precoz y el análisis de riesgo sensible al conflicto en la formulación y ejecución de políticas;

b)

facilitar y capacitar en la consolidación de la confianza, mediación, diálogo y reconciliación, con especial atención a las tensiones incipientes entre comunidades;

c)

reforzar las capacidades para la participación y el despliegue en misiones civiles de estabilización;

d)

mejorar la recuperación posconflicto y la recuperación poscatástrofe de importancia para la situación política y de seguridad;

e)

frenar el uso de recursos naturales para financiar conflictos, y apoyar el cumplimiento por parte de los interesados de iniciativas como el sistema de certificación del proceso de Kimberley, especialmente por lo que respecta a la ejecución de controles internos eficaces sobre la producción y el comercio de recursos naturales.

2.   Las medidas que se adopten en virtud del presente artículo:

a)

incluirán la transferencia de conocimientos, el intercambio de información y buenas prácticas, la evaluación, investigación y análisis de riesgos o amenazas, los sistemas de detección precoz, la formación y prestación de servicios;

b)

contribuirán a seguir desarrollando un diálogo estructurado sobre cuestiones de consolidación de la paz;

c)

podrán incluir ayuda técnica y financiera para la ejecución de medidas de apoyo a la consolidación de la paz y a la consolidación del Estado.

Artículo 5

Ayuda para hacer frente a amenazas mundiales y transregionales y a amenazas incipientes

1.   La Unión prestará ayuda técnica y financiera con miras a alcanzar los objetivos específicos enunciados en el artículo 1, apartado 4, letra c), en los ámbitos siguientes:

a)

amenazas para la ley y el orden público, la seguridad y protección de los ciudadanos, infraestructuras de importancia vital y la salud pública;

b)

atenuación y preparación ante los riesgos, ya sean de origen intencionado, accidental o natural, en relación con materiales o agentes químicos, biológicos, radiológicos y nucleares.

2.   La ayuda en los ámbitos mencionados en el apartado 1, letra a), abarcará el apoyo a medidas destinadas a:

a)

potenciar la capacidad de las autoridades policiales, judiciales y administrativas que participan en la lucha contra el terrorismo, contra la delincuencia organizada, incluida la ciberdelincuencia, y todas las formas de tráfico ilícito, y en el control eficaz del comercio y el tránsito ilegales;

b)

contrarrestar las amenazas a las infraestructuras de importancia vital, que pueden incluir el transporte internacional, entre otros, el transporte de viajeros y mercancías, las operaciones relativas a la energía y su distribución, la información electrónica y las redes de comunicación. Dichas medidas dedicarán una atención especial a la cooperación transregional y a la aplicación de normas internacionales en los ámbitos de concienciación en materia de riesgo, análisis de vulnerabilidad, preparación ante emergencias, alertas y gestión de consecuencias;

c)

ofrecer una respuesta adecuada a las graves amenazas a la salud pública, incluidas epidemias repentinas con efectos potenciales transnacionales;

d)

abordar los efectos universales y transregionales del cambio climático que tengan un impacto potencialmente desestabilizador sobre la paz y la seguridad.

3.   Por lo que respecta a las medidas mencionadas en el apartado 2, letra a):

a)

se concederá prioridad a la cooperación transregional con dos o más terceros países que hayan demostrado una voluntad política clara de atajar los problemas que surjan. La cooperación en la lucha contra el terrorismo también podrá llevarse a cabo por separado con los países o regiones y con las organizaciones internacionales, regionales y subregionales;

b)

dedicarán una atención especial a la buena gobernanza y se ajustarán al Derecho internacional;

c)

en relación con la ayuda a las autoridades que participan en la lucha contra el terrorismo, se concederá prioridad a apoyar medidas relativas al desarrollo y el refuerzo de la legislación antiterrorista, la aplicación y la práctica del Derecho financiero, del Derecho aduanero y de la normativa sobre inmigración, el desarrollo de aquellos procedimientos para garantizar el cumplimiento de la ley que estén en consonancia con las normas internacionales más estrictas y que respeten el Derecho internacional, el refuerzo del control democrático y los mecanismos de supervisión institucional, y la prevención del radicalismo violento;

d)

en relación con la ayuda relacionada con el problema de las drogas, se prestará la debida atención a la cooperación internacional para la promoción de las mejores prácticas en relación con la reducción de la demanda, la producción y los daños.

4.   La ayuda en los ámbitos mencionados en el apartado 1, letra b), abarcará el apoyo a medidas destinadas a:

a)

promover las actividades de investigación civil como alternativa a la investigación vinculada a la defensa;

b)

potenciar las prácticas de seguridad relacionadas con instalaciones civiles de almacenamiento de materiales o agentes sensibles químicos, biológicos, radiológicos y nucleares, o de manipulación de estos materiales o agentes en el contexto de programas de investigación civil;

c)

apoyar, en el marco de las políticas de la Unión de cooperación para el desarrollo y de sus objetivos, el establecimiento de infraestructuras civiles y estudios civiles necesarios para el desmantelamiento, la reconversión o la transformación de instalaciones y emplazamientos relacionados con el armamento cuando se haya declarado que han dejado de formar parte de programas de defensa;

d)

reforzar la capacidad de las autoridades civiles competentes involucradas en el desarrollo y la práctica del control eficaz del tráfico ilícito de materiales o agentes químicos, biológicos, radiológicos y nucleares (así como el equipo necesario para su producción o utilización);

e)

elaborar el marco jurídico y las estructuras institucionales para el establecimiento y la aplicación de controles de exportación eficaces de los productos de doble uso, incluidas medidas de cooperación regional;

f)

desarrollar medidas civiles eficaces de preparación ante catástrofes, planificación de emergencias, respuesta a crisis, y capacidades para aplicar medidas de saneamiento.

TÍTULO III

PROGRAMACIÓN Y EJECUCIÓN

Artículo 6

Marco general

La ayuda de la Unión se ejecutará, de conformidad con el Reglamento (UE) no 236/2014, mediante:

a)

medidas de ayuda excepcionales y programas de respuesta provisionales, mencionados en el artículo 7;

b)

documentos de estrategia temáticos y programas indicativos plurianuales, mencionados en el artículo 8;

c)

programas de acción anuales, medidas aisladas y medidas especiales;

d)

medidas de apoyo.

Artículo 7

Medidas de ayuda excepcionales y programas de respuesta provisionales

1.   La ayuda de la Unión con arreglo al artículo 3 se prestará mediante medidas de ayuda excepcionales y programas de respuesta provisionales.

2.   En las situaciones a las que se refiere el artículo 3, apartado 1, la Comisión podrá adoptar medidas de ayuda excepcionales que cumplan con las condiciones establecidas en el artículo 3, apartado 3. Tal medida de ayuda excepcional podrá tener una vigencia máxima de 18 meses, que podrá prorrogarse dos veces por un nuevo período de seis meses, hasta un máximo de 30 meses, en caso de obstáculos objetivos e imprevistos a su aplicación, siempre que no aumente el importe financiero de la medida.

En casos de crisis y conflictos prolongados, la Comisión podrá adoptar una segunda medida de ayuda excepcional, cuya duración podrá ser de hasta 18 meses.

La duración de la medida de ayuda excepcional a que se refiere el párrafo primero, combinada con la duración de la medida a que se refiere el párrafo segundo no podrá superar los 36 meses.

3.   Cuando el coste de una medida de ayuda excepcional sea superior a 20 000 000 EUR, dicha medida se adoptará con arreglo al procedimiento de examen mencionado en el artículo 16, apartado 3, del Reglamento (UE) no 236/2014.

4.   Antes de adoptar o renovar medidas de ayuda excepcionales cuyo coste sea inferior o igual a 20 000 000 EUR, la Comisión informará al Consejo acerca de su naturaleza y objetivos y de los importes financieros previstos. La Comisión informará asimismo al Consejo antes de realizar modificaciones sustantivas importantes en las medidas de ayuda excepcionales ya adoptadas. La Comisión deberá tener en cuenta el enfoque político pertinente del Consejo tanto en la planificación como en la aplicación subsiguiente de tales medidas, en aras de la coherencia de la acción exterior de la Unión.

5.   Tan pronto como sea posible tras la adopción de una medida de ayuda excepcional, y en cualquier caso antes de transcurridos tres meses después de dicha adopción, la Comisión informará al Parlamento Europeo y al Consejo, facilitando una descripción de la naturaleza, contexto y justificación de la medida adoptada, así como sobre su complementariedad con la respuesta en curso y planificada de la Unión.

6.   La Comisión podrá adoptar programas de respuesta provisionales de conformidad con el procedimiento de examen a que hace referencia el artículo 16, apartado 3, del Reglamento (UE) no 236/2014, con objeto de establecer o restablecer las condiciones esenciales que permitan la aplicación efectiva de las políticas de cooperación exterior de la Unión.

Los programas de respuesta provisionales se basarán en las medidas de ayuda excepcionales.

7.   La Comisión informará debida y oportunamente al Parlamento Europeo acerca de la planificación y ejecución de la ayuda de la Unión en virtud del artículo 3, incluidos los importes financieros previstos, y también informará al Parlamento Europeo cuando se realicen cambios o ampliaciones sustanciales de dicha ayuda.

Artículo 8

Documentos de estrategia temáticos y programas indicativos plurianuales

1.   Los documentos de estrategia temáticos constituirán la base general para la ejecución de la ayuda en virtud de los artículos 4 y 5. Los documentos de estrategia temáticos proporcionarán un marco de cooperación entre la Unión y los países o regiones socios interesados.

2.   La elaboración y la aplicación de los documentos de estrategia temáticos respetará los principios de efectividad de la ayuda, tales como asociación, coordinación y, cuando proceda, armonización. Para ello, los documentos de estrategia temáticos serán coherentes con los documentos de programación aprobados o adoptados en el marco de otros instrumentos de ayuda exterior de la Unión, y evitarán las duplicaciones.

Los documentos de estrategia temáticos se redactarán, en principio, basándose en un diálogo de la Unión o, si procede, de los Estados miembros afectados, con los países y regiones socios interesados, asociando a la sociedad civil y las autoridades regionales y locales, a fin de garantizar que dichos países o regiones adquieran suficiente implicación propia en el proceso de programación.

La Unión y los Estados miembros se consultarán entre sí en la fase inicial del proceso de programación, con el fin de fomentar la coherencia y complementariedad de sus actividades de cooperación.

3.   Cada documento de estrategia temático se acompañará de un programa indicativo plurianual que sintetizará los ámbitos prioritarios seleccionados para la financiación de la Unión, los objetivos específicos, los resultados previstos, los indicadores de rendimiento y el calendario de la ayuda de la Unión.

Los programas indicativos plurianuales determinarán las asignaciones financieras para cada programa que aborden, teniendo en cuenta las dificultades particulares que afronten los países o regiones socios interesados. Cuando resulte necesario, las asignaciones financieras podrán indicarse en forma de horquilla.

4.   La Comisión aprobará los documentos de estrategia temáticos y adoptará los programas indicativos plurianuales de conformidad con el procedimiento de examen contemplado en el artículo 16, apartado 3, del Reglamento (UE) no 236/2014. Dicho procedimiento también se aplicará a las revisiones sustanciales que tengan por efecto modificar significativamente los documentos de estrategia temáticos o los programas indicativos plurianuales.

5.   El procedimiento de examen contemplado en el artículo 16, apartado 3, del Reglamento (UE) no 236/2014 no será aplicable a modificaciones menores o adaptaciones técnicas de los documentos de estrategia temáticos y los programas indicativos plurianuales, por las que se reasignen fondos dentro de las asignaciones indicativas por ámbito prioritario, o se aumente o disminuya la asignación inicial hasta un 20 % y sin superar los 10 000 000 EUR, siempre y cuando dichas modificaciones o adaptaciones técnicas no afecten a los ámbitos y objetivos prioritarios expuestos en dichos documentos.

En tal caso, las modificaciones o adaptaciones técnicas se comunicarán sin demora al Parlamento Europeo y a los representantes de los Estados miembros en el Comité previsto en el artículo 11.

6.   Por razones imperiosas de urgencia debidamente justificadas, relacionadas con la necesidad de una respuesta rápida por parte de la Unión, la Comisión podrá modificar los documentos de estrategia temáticos y programas indicativos plurianuales, de conformidad con el procedimiento contemplado en el artículo 16, apartado 4, del Reglamento (UE) no 236/2014.

7.   Toda actividad de programación o revisión de los programas que se lleve a cabo después de la publicación del informe de revisión intermedia a que se refiere el artículo 17 del Reglamento (UE) no 236/2014 deberá tener en cuenta los resultados, constataciones y conclusiones de dicho informe.

Artículo 9

Sociedad civil

La elaboración, programación, ejecución y supervisión de las medidas adoptadas en virtud del presente Reglamento se realizarán, cuando sea posible y oportuno, en consulta con la sociedad civil.

Artículo 10

Derechos humanos

1.   La Comisión garantizará que las medidas adoptadas en virtud del presente Reglamento en relación con la lucha contra el terrorismo y la delincuencia organizada se ejecuten de conformidad con el Derecho internacional, incluido el Derecho internacional humanitario.

2.   De conformidad con el Marco estratégico de la UE sobre derechos humanos y democracia y el Plan de Acción de la UE para los derechos humanos y la democracia, la Comisión deberá elaborar orientaciones operativas para garantizar que se tengan en cuenta los derechos humanos en la concepción y realización de las medidas de ayuda a que se refiere el apartado 1, en especial por lo que respecta a la prevención de la tortura y de otros tratos crueles, inhumanos o degradantes, y al respeto de la tutela judicial efectiva, incluidos la presunción de inocencia, el derecho a un juicio justo y los derechos de la defensa. Las medidas relacionadas con la ciberseguridad y la lucha contra la ciberdelincuencia deberán incluir también una perspectiva clara de derechos humanos.

3.   La Comisión supervisará atentamente la ejecución de las medidas a que se refiere el apartado 1 para garantizar el respeto de las obligaciones en materia de derechos humanos. La Comisión incorporará información al respecto en su informe periódico.

TÍTULO IV

DISPOSICIONES FINALES

Artículo 11

Comité

La Comisión estará asistida por un comité («Comité del Instrumento en pro de la Estabilidad y la Paz»). Dicho comité será un comité en el sentido del Reglamento (UE) no 182/2011.

Artículo 12

Servicio Europeo de Acción Exterior

El presente Reglamento se aplicará de conformidad con la Decisión 2010/427/UE, en particular, con su artículo 9.

Artículo 13

Dotación financiera

1.   La dotación financiera para la ejecución del presente Reglamento para el período de 2014 hasta 2020 queda fijada en 2 338 719 000 EUR.

2.   Los créditos anuales serán autorizados por el Parlamento Europeo y el Consejo dentro de los límites del marco financiero plurianual.

3.   En el período de 2014 hasta 2020:

a)

se asignarán como mínimo 70 puntos porcentuales de la dotación financiera a medidas que entren en el ámbito del artículo 3, y

b)

se asignarán 9 puntos porcentuales de la dotación financiera a medidas que entren en el ámbito del artículo 4.

Artículo 14

Entrada en vigor

El presente Reglamento entrará en vigor al día siguiente de su publicación en el Diario Oficial de la Unión Europea.

Será aplicable del 1 de enero de 2014 al 31 de diciembre de 2020.

El presente Reglamento será obligatorio en todos sus elementos y directamente aplicable en cada Estado miembro.

Hecho en Estrasburgo, el 11 de marzo de 2014.

Por el Parlamento Europeo

El Presidente

M. SCHULZ

Por el Consejo

El Presidente

D. KOURKOULAS


(1)  Posición del Parlamento Europeo de 11 de diciembre de 2013 (pendiente de publicación en el Diario Oficial) y Decisión del Consejo de 11 de marzo de 2014.

(2)  Reglamento (CE) no 1717/2006 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 15 de noviembre de 2006, por el que se establece un Instrumento de Estabilidad (DO L 327 de 24.11.2006, p. 1).

(3)  Decisión 2010/427/UE del Consejo, de 26 de julio de 2010, por la que se establece la organización y el funcionamiento del Servicio Europeo de Acción Exterior (DO L 201 de 3.8.2010, p. 30).

(4)  Reglamento (UE) no 182/2011 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 16 de febrero de 2011, por el que se establecen las normas y los principios generales relativos a las modalidades de control por parte de los Estados miembros del ejercicio de las competencias de ejecución por la Comisión (DO L 55 de 28.2.2011, p. 13).

(5)  Reglamento (UE) no 231/2014 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establecen las normas y los procedimientos comunes para la aplicación de los instrumentos de la Unión para la acción exterior (véase la página 11 del presente Diario Oficial).

(6)  DO C 373 de 20.12.2013, p. 1.

(7)  Reglamento (UE, Euratom) no 1311/2013 del Consejo, de 2 de diciembre de 2013 por el que se establece el marco financiero plurianual para el período 2014-2020 (DO L 347 de 20.12.2013, p. 884).

(8)  Reglamento (CE) no 1257/96 del Consejo, de 20 de junio de 1996, sobre la ayuda humanitaria (DO L 163 de 2.7.1996, p. 1).

(9)  Decisión no 1313/2013/UE del Parlamento Europeo y del Consejo, de 17 de diciembre de 2013, relativa a un Mecanismo de Protección Civil de la Unión (DO L 347 de 20.12.2013, p. 924).


Declaración de la Comisión Europea sobre el diálogo estratégico con el Parlamento Europeo (1)

Con arreglo al artículo 14 del TUE, la Comisión Europea mantendrá un diálogo estratégico con el Parlamento Europeo antes de la programación del Reglamento (UE) no 230/2014 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establece un Instrumento en pro de la Estabilidad y la Paz, y previa consulta inicial de sus beneficiarios pertinentes, cuando proceda. La Comisión Europea presentará al Parlamento Europeo los documentos pertinentes que estén disponibles sobre la programación, con las asignaciones indicativas previstas por países o regiones y, dentro de cada país o región, las prioridades, los posibles resultados y las asignaciones indicativas previstas por prioridad para los programas geográficos, así como la elección de las modalidades de ayuda (2). La Comisión Europea presentará al Parlamento Europeo los documentos pertinentes que estén disponibles sobre la programación, con las prioridades temáticas, los posibles resultados, la elección de modalidades de ayuda (2) y las asignaciones financieras para las prioridades previstas en los programas temáticos. La Comisión Europea tendrá en cuenta las posiciones expresadas por el Parlamento Europeo al respecto.

La Comisión Europea mantendrá un diálogo estratégico con el Parlamento Europeo en la preparación de la revisión intermedia y antes de cualquier revisión sustancial de los documentos de programación durante el período de validez de este Reglamento.

La Comisión Europea, si el Parlamento Europeo la invita a ello, explicará en qué casos se han tenido en cuenta las observaciones de este en los documentos de programación y cualquier otro seguimiento dado al diálogo estratégico.


(1)  La Comisión Europea estará representada por el comisario competente.

(2)  Cuando proceda.


15.3.2014   

ES

Diario Oficial de la Unión Europea

L 77/11


REGLAMENTO (UE) N o 231/2014 DEL PARLAMENTO EUROPEO Y DEL CONSEJO

de 11 de marzo de 2014

por el que se establece un Instrumento de Ayuda Preadhesión (IAP II)

EL PARLAMENTO EUROPEO Y EL CONSEJO DE LA UNIÓN EUROPEA,

Visto el Tratado de Funcionamiento de la Unión Europea, y en particular su artículo 212, apartado 2,

Vista la propuesta de la Comisión Europea,

Previa transmisión del proyecto de acto legislativo a los Parlamentos nacionales,

Visto el dictamen del Comité Económico y Social Europeo (1),

Visto el dictamen del Comité de las Regiones (2),

De conformidad con el procedimiento legislativo ordinario (3),

Considerando lo siguiente:

(1)

En su Comunicación de 29 de junio de 2011 titulada «Un presupuesto para Europa 2020», la Comisión establece el marco correspondiente a los instrumentos de la Unión para la financiación de la acción exterior, entre ellos el Instrumento de Ayuda Preadhesión (IAP II).

(2)

Dado que el Reglamento (CE) no 1085/2006 del Consejo (4) expiró el 31 de diciembre de 2013, y con el fin de que la acción exterior de la Unión sea más eficaz, se debe mantener un marco para la planificación y la prestación de ayuda exterior para el periodo 2014-2020. La política de ampliación de la Unión debe seguir recibiendo apoyo de un instrumento específico para la financiación de la acción exterior. Por consiguiente, debe establecerse el IAP II.

(3)

El artículo 49 del Tratado de la Unión Europea (TUE) dispone que cualquier Estado europeo que respete los valores de respeto de la dignidad humana, libertad, democracia, igualdad, Estado de Derecho y respeto de los derechos humanos, incluidos los derechos de las personas pertenecientes a minorías, podrá solicitar el ingreso como miembro en la Unión. Un Estado europeo que haya solicitado su incorporación a la Unión solo podrá convertirse en miembro una vez se haya confirmado que cumple los criterios establecidos en el Consejo Europeo de Copenhague de junio de 1993 («los criterios de Copenhague»), y siempre que esta adhesión no fuerce la capacidad de la Unión para integrar al nuevo miembro. Estos criterios están relacionados con la estabilidad de las instituciones que garantizan la democracia, el Estado de Derecho, los derechos humanos y el respeto y la protección de las minorías, la existencia de una economía de mercado en funcionamiento, así como la capacidad de hacer frente a la presión competitiva y a las fuerzas del mercado dentro de la Unión, y la capacidad de asumir no solo los derechos sino también las obligaciones impuestas por los Tratados, incluida la adhesión a los objetivos de la unión política, económica y monetaria.

(4)

La estrategia de ampliación basada en la consolidación, la condicionalidad y la comunicación, combinada con la capacidad de la Unión de admitir a nuevos miembros, sigue sentando la base de un consenso renovado sobre la ampliación. El proceso de adhesión se basa en criterios objetivos y en la aplicación del principio de igualdad de trato entre todos los solicitantes, cada uno de los cuales debe ser juzgado por sus propios méritos. La evolución hacia la adhesión depende del respeto de cada solicitante de los valores de la Unión y de su capacidad para llevar a cabo las reformas necesarias a fin de aproximar sus sistemas político, institucional, jurídico, administrativo y económico a las reglas, normas, políticas y prácticas de la Unión.

(5)

El proceso de ampliación refuerza la paz, la democracia y la estabilidad de Europa y permite a la Unión hallarse en una mejor posición para abordar los retos mundiales. El poder transformador del proceso de ampliación propicia reformas políticas y económicas de gran alcance en los países afectados por la ampliación, al tiempo que beneficia al conjunto de la Unión.

(6)

El Consejo Europeo ha concedido el estatuto de país candidato a Islandia, Montenegro, la Antigua República Yugoslava de Macedonia, Turquía y Serbia. Ha confirmado la perspectiva europea de los Balcanes Occidentales. Sin perjuicio de la posición en cuanto al estatuto o de cualquier futura decisión que adopten el Consejo Europeo o el Consejo, los beneficiarios de esta perspectiva europea y a los que no se haya concedido el estatuto de países candidatos podrán considerarse candidatos potenciales al solo efecto de la aplicación del presente Reglamento. Debe concederse ayuda financiera en el marco del presente Reglamento a todos los beneficiarios enumerados en el anexo I.

(7)

La ayuda en el marco del presente Reglamento se debe prestar de acuerdo con el marco de la política de ampliación definido por el Consejo Europeo y el Consejo, y teniendo debidamente en cuenta la Comunicación sobre la Estrategia de Ampliación y los informes de situación incluidos en el conjunto anual de documentos de la Comisión sobre ampliación, así como las resoluciones pertinentes del Parlamento Europeo. La ayuda debe prestarse asimismo en cumplimiento de los acuerdos celebrados por la Unión con los beneficiarios enumerados en el anexo I, así como en el marco de las asociaciones europeas y de las asociaciones para la adhesión. La ayuda debe centrarse principalmente en un número seleccionado de ámbitos de intervención que ayudarán a los beneficiarios enumerados en el anexo I a reforzar las instituciones democráticas y el Estado de Derecho, a reformar el sistema judicial y la administración pública, a garantizar el respeto de los derechos fundamentales y a promover la igualdad de género, la tolerancia, la inclusión social y la no discriminación. La ayuda debe seguir respaldando sus esfuerzos por promover la cooperación regional, macrorregional y transfronteriza, así como el desarrollo territorial, inclusive a través de la realización de las estrategias macrorregionales de la Unión. También debe mejorar su desarrollo económico y social, que sirva de base para una agenda de crecimiento inteligente, sostenible e inclusivo que se centre de modo especial en las pequeñas y medianas empresas, a fin de alcanzar los objetivos de la Estrategia Europa 2020 para un crecimiento inteligente, sostenible e integrador («Estrategia Europa 2020») y de adaptarse gradualmente a los criterios de Copenhague. Debe reforzarse la coherencia entre la ayuda financiera y los progresos globales realizados en la aplicación de la estrategia de preadhesión.

(8)

A fin de tener en cuenta las modificaciones del marco de la política de ampliación o una evolución significativa de los beneficiarios enumerados en el anexo I, deben delegarse en la Comisión los poderes para adoptar actos con arreglo al artículo 290 del Tratado de Funcionamiento de la Unión Europea respecto de la adaptación y actualización de las prioridades temáticas correspondientes a la asistencia enumeradas en el anexo II. Reviste especial importancia que la Comisión lleve a cabo las consultas oportunas durante la fase preparatoria, en particular con expertos. Al preparar y elaborar actos delegados, la Comisión debe garantizar que los documentos pertinentes se transmitan al Parlamento Europeo y al Consejo de manera simultánea, oportuna y adecuada.

(9)

El refuerzo del Estado de Derecho, incluida la lucha contra la corrupción y la delincuencia organizada, y del buen gobierno, incluida la reforma de la administración pública, siguen constituyendo retos fundamentales para la mayor parte de los beneficiarios enumerados en el anexo I y resultan esenciales para que dichos beneficiarios se aproximen a la Unión y asuma plenamente, con posterioridad, las obligaciones de su pertenencia a la Unión. En vista de la naturaleza a más largo plazo de las reformas que se persiguen en estos ámbitos, y de la necesidad de contar con un historial, la ayuda financiera en el marco del presente Reglamento debe abordar lo antes posible las condiciones impuestas a los beneficiarios enumerados en el anexo I.

(10)

Los beneficiarios enumerados en el anexo I deben estar mejor preparados para hacer frente a los retos mundiales, como el desarrollo sostenible y el cambio climático, y sumarse al empeño de la Unión por abordar estas cuestiones. La ayuda de la Unión en virtud del presente Reglamento debe contribuir igualmente a la consecución del objetivo de elevar la cuota relacionada con el clima en el presupuesto de la Unión hasta al menos el 20 %.

(11)

La Unión debe prestar asimismo apoyo a la transición a la adhesión en favor de todos los beneficiarios enumerados en el anexo I basándose en la experiencia de sus Estados miembros. Esta cooperación debe centrarse, en particular, en la puesta en común de la experiencia adquirida por los Estados miembros en los procesos de reforma.

(12)

La Comisión y los Estados miembros deben velar por el cumplimiento, la coherencia y la complementariedad de sus medidas de ayuda, en especial mediante la celebración de consultas a intervalos regulares y el intercambio frecuente de información a lo largo de las diversas fases del ciclo de ayuda. Asimismo se deben adoptar las medidas necesarias para garantizar una mejor coordinación y complementariedad, también mediante consultas periódicas, con otros donantes. Debe potenciarse el papel de la sociedad civil, tanto mediante programas ejecutados a través de organismos públicos como en su calidad de beneficiaria directa de ayuda de la Unión.

(13)

Las prioridades de actuación destinadas a alcanzar los objetivos de los ámbitos de intervención pertinentes que recibirán ayuda en virtud del presente Reglamento deben definirse en documentos indicativos de estrategia establecidos por la Comisión para el periodo de vigencia del marco financiero plurianual de la Unión para el período 2014-2020 en asociación con los beneficiarios enumerados en el anexo I, basándose en sus necesidades específicas y en el programa de ampliación, en consonancia con los objetivos generales y específicos definidos en el presente Reglamento y teniendo debidamente en cuenta las estrategias nacionales pertinentes. Los documentos de estrategia deben también identificar los ámbitos de intervención que recibirán ayuda y, sin perjuicio de las prerrogativas del Parlamento Europeo y del Consejo, deben establecer las asignaciones indicativas de los fondos de la Unión por cada ámbito de intervención, desglosadas por año, incluida una estimación del gasto relacionado con el cambio climático. Conviene permitir la suficiente flexibilidad para hacer frente a las necesidades que pudieran surgir y ofrecer incentivos para mejorar el rendimiento. Los documentos de estrategia deben garantizar la coherencia y la compatibilidad con los esfuerzos desplegados por los beneficiarios enumerados en el anexo I, tal como quedan reflejados en sus presupuestos nacionales, y deben tener en cuenta el apoyo que brindan otros donantes. Con objeto de tener en cuenta la evolución interna y externa, los documentos de estrategia deben reexaminarse y revisarse según proceda.

(14)

Redunda en interés de la Unión ayudar a los beneficiarios enumerados en el anexo I en sus esfuerzos por hacer reformas con vistas a la adhesión a la Unión. La ayuda debe gestionarse centrándose especialmente en los resultados y con incentivos para aquellos que demuestren su compromiso de reforma mediante la ejecución eficiente de la ayuda de preadhesión y progresos en el cumplimiento de los criterios para la adhesión.

(15)

La ayuda debe seguir empleando las estructuras y los instrumentos que han resultado ser eficaces en el proceso de preadhesión. La transición de la gestión directa de los fondos de preadhesión por la Comisión hacia la gestión indirecta por los beneficiarios enumerados en el anexo I debe ser paulatina y acorde con las respectivas capacidades de esos beneficiarios. En consonancia con el principio de democracia participativa, la Comisión debe alentar la supervisión parlamentaria en cada beneficiario enumerado en el anexo I de la ayuda que se le haya otorgado.

(16)

A fin de garantizar condiciones uniformes de ejecución del presente Reglamento, deben conferirse a la Comisión competencias de ejecución. Dichas competencias se refieren a los documentos de estrategia, a los documentos de programación y a las normas específicas que establecen esas condiciones uniformes y deben ejercerse de conformidad con el Reglamento (UE) no 182/2011 del Parlamento Europeo y del Consejo (5). Dada la naturaleza de estos actos de ejecución, en particular su orientación política o sus implicaciones financieras, para su adopción debe utilizarse, en principio, el procedimiento de examen, salvo en el caso de medidas de escasa magnitud financiera. A la hora de establecer las condiciones uniformes para la ejecución del presente Reglamento, deben tenerse en cuenta las enseñanzas extraídas de la gestión y la ejecución de la ayuda de preadhesión en el pasado. Tales condiciones uniformes deben modificarse si la evolución de la situación así lo exige.

(17)

El comité establecido en virtud del presente Reglamento debe ser competente en lo que atañe a los actos jurídicos y compromisos en virtud del Reglamento (CE) no 1085/2006, así como a la aplicación del artículo 3 del Reglamento (CE) no 389/2006 del Consejo (6).

(18)

El presente Reglamento establece, para su período de aplicación, una dotación financiera que, a tenor del apartado 17 del Acuerdo interinstitucional de 2 de diciembre de 2013 entre el Parlamento Europeo, el Consejo y la Comisión sobre disciplina presupuestaria, cooperación en materia presupuestaria y buena gestión financiera (7), ha de constituir el importe de referencia privilegiado para el Parlamento Europeo y el Consejo durante el procedimiento presupuestario anual.

(19)

La Unión debe tratar de hacer el uso más eficiente posible de los recursos disponibles a fin de optimizar el impacto de su acción exterior. Lo anterior debe lograrlo a través de la coherencia y la complementariedad entre los instrumentos de la Unión para la acción exterior, así como mediante la creación de sinergias entre el IAP II, otros instrumentos de la Unión para la financiación de la acción exterior y otras políticas de la Unión. Todo ello debe llevar aparejado un refuerzo mutuo de los programas elaborados con arreglo a los instrumentos para la financiación de la acción exterior.

(20)

Las normas y procedimientos de ejecución comunes de los instrumentos de la Unión para la financiación de la acción exterior se establecen en el Reglamento (UE) no 236/2014 del Parlamento Europeo y del Consejo (8).

(21)

Dado que el objetivo del presente Reglamento no pueden ser alcanzados de manera suficiente por los Estados miembros sino que pueden lograrse mejor a escala de la Unión, esta puede adoptar medidas de acuerdo con el principio de subsidiariedad establecido en el artículo 5 del TUE. De conformidad con el principio de proporcionalidad establecido en el mismo artículo, el presente Reglamento no excede de lo necesario para alcanzar dicho objetivo.

(22)

Conviene garantizar un transición sin trabas y sin solución de continuidad entre el Instrumento de ayuda Preadhesión (IPA), establecido en virtud del Reglamento (CE) no 1085/2006, y el IAP II, así como adaptar el período de aplicación del presente Reglamento al del Reglamento (UE, Euratom) no 1311/2013 (9) del Consejo. Por consiguiente, el presente Reglamento debe aplicarse desde el 1 de enero de 2014 hasta el 31 de diciembre de 2020.

HAN ADOPTADO EL PRESENTE REGLAMENTO:

TÍTULO I

DISPOSICIONES GENERALES

Artículo 1

Objetivo general

El Instrumento de Ayuda Preadhesión para el período 2014-2020 («IAP II») apoyará a los beneficiarios enumerados en el anexo I en la adopción y ejecución de las reformas políticas, institucionales, jurídicas, administrativas, sociales y económicas que tienen que cumplir dichos beneficiarios para ajustarse a los valores de la Unión y adaptarse gradualmente a las reglas, normas, políticas y prácticas de la Unión con vistas a su adhesión.

Mediante dicho apoyo, el IAP II contribuirá a la estabilidad, seguridad y prosperidad de los beneficiarios enumerados en el anexo I.

Artículo 2

Objetivos específicos

1.   La ayuda concedida en virtud del presente Reglamento perseguirá el logro de los siguientes objetivos específicos en función de las necesidades de cada uno de los beneficiarios enumerados en el anexo I, así como de su propio programa de ampliación.

a)

Apoyo a las reformas políticas, entre otras cosas mediante:

i)

el fortalecimiento de la democracia y de sus instituciones, incluida una judicatura independiente y eficiente, y del Estado de Derecho, incluida su aplicación;

ii)

la promoción y la protección de los derechos humanos y las libertades fundamentales, un mayor respeto de los derechos de las personas pertenecientes a minorías, incluidas las personas lesbianas, gays, bisexuales, transgénero e intersexuales, la promoción de la igualdad de género, la no discriminación y la tolerancia, así como la libertad de los medios de comunicación y el respeto de la diversidad cultural;

iii)

la cooperación regional y las buenas relaciones de vecindad;

iv)

el fomento de la reconciliación, la consolidación de la paz y las medidas de fortalecimiento de la confianza;

v)

la lucha contra la corrupción y la delincuencia organizada;

vi)

el fortalecimiento de la administración pública y del buen gobierno en todos los niveles;

vii)

las medidas de creación de capacidades para la mejora de los servicios policiales, la gestión de fronteras y la aplicación de una política migratoria que incluya la gestión de los flujos migratorios;

viii)

el desarrollo de la sociedad civil;

ix)

la mejora del diálogo social y el refuerzo de las capacidades de los interlocutores sociales.

b)

Apoyo al desarrollo económico, social y territorial, para lograr un crecimiento sostenible, inteligente e inclusivo, entre otras cosas mediante:

i)

la consecución de las normas de la Unión en cuanto a la economía, entre ellas un mercado económico operativo, así como una gobernanza presupuestaria y económica;

ii)

las reformas económicas necesarias para hacer frente a la presión competitiva y las fuerzas del mercado de la Unión, al tiempo que se contribuye al logro de objetivos económicos, sociales y medioambientales;

iii)

el fomento del empleo y de la movilidad laboral, la promoción de la creación de empleos de calidad y el desarrollo de capital humano;

iv)

la promoción de la integración social y económica, en particular de las minorías y los grupos vulnerables, entre ellos las personas discapacitadas, refugiadas y desplazadas;

v)

el fomento de un sistema educativo integrador e integrado y la conservación y restauración del patrimonio cultural;

vi)

el desarrollo de capital físico, incluidas la mejora de las infraestructuras y conexiones con la Unión y las redes regionales;

vii)

el fortalecimiento de la investigación, del desarrollo tecnológico y de la capacidad de innovación.

c)

Refuerzo, en todos los niveles, de la capacidad de los beneficiarios enumerados en el anexo I para cumplir las obligaciones que se derivan de la adhesión a la Unión mediante el apoyo a la adaptación progresiva al acervo de la Unión y a la adopción, aplicación y cumplimiento del mismo, incluida la preparación para la gestión de los Fondos Estructurales, el Fondo de Cohesión y el Fondo Europeo Agrícola de Desarrollo Rural de la Unión.

d)

Refuerzo de la integración regional y la cooperación territorial en la que participen los beneficiarios enumerados en el anexo I, los Estados miembros y, cuando proceda, terceros países dentro del ámbito de aplicación del Reglamento (UE) no 232/2014 del Parlamento Europeo y del Consejo (10).

2.   Los avances hacia la consecución de los objetivos específicos establecidos en el apartado 1 se controlarán y evaluarán sobre la base de indicadores definidos previamente, claros, transparentes y, cuando proceda, específicos por país y mensurables que abarquen, entre otros:

a)

los avances en materia de refuerzo de la democracia, el Estado de Derecho y un sistema judicial independiente y eficiente, respeto por los derechos humanos, incluidos los derechos de las personas pertenecientes a minorías y grupos vulnerables, y las libertades fundamentales, la igualdad de género y los derechos de las mujeres, la lucha contra la corrupción y la delincuencia organizada, la reconciliación, relaciones de buena vecindad y retorno de los refugiados y en particular el establecimiento de historiales en estos ámbitos;

b)

los avances en las reformas socioeconómicas y presupuestarias, para hacer frente a los desequilibrios estructurales y macroeconómicos; la solidez y efectividad de las estrategias de desarrollo económico y social; los avances hacia el crecimiento inteligente, sostenible e inclusivo y la creación de una educación inclusiva e integrada, de una formación de calidad y de empleo, en particular mediante inversiones públicas con el apoyo del IAP II; los avances en la creación de un entorno empresarial favorable;

c)

los avances en la adaptación del corpus de legislación al acervo de la Unión, incluido el historial de su aplicación; los avances en la reforma institucional relacionada con la Unión, incluida la transición hacia la gestión indirecta de la ayuda prestada en virtud del presente Reglamento;

d)

los avances en la creación y el fortalecimiento del buen gobierno y de las capacidades administrativas, institucionales y de absorción en todos los niveles, incluidos los recursos humanos adecuados que resulten necesarios para adoptar y hacer cumplir la legislación relacionada con el acervo;

e)

las iniciativas de cooperación regional y territorial y la evolución de los flujos comerciales.

3.   Los indicadores contemplados en el apartado 2 se utilizarán para supervisar, evaluar y reexaminar el rendimiento, según proceda. Los informes anuales de la Comisión mencionados en el artículo 4 se tomarán como punto de referencia al evaluar los resultados de la ayuda del IAP II. Los indicadores de rendimiento pertinentes se definirán e incluirán en los programas y documentos de estrategia a que se refieren los artículos 6 y 7 y se establecerán de modo que permitan la evaluación objetiva de los avances a lo largo del tiempo y, si procede, entre distintos programas.

Artículo 3

Ámbitos de intervención

1.   La ayuda en virtud del presente Reglamento se dirigirá principalmente a los siguientes ámbitos de intervención:

a)

las reformas preparatorias de la adhesión a la Unión e instituciones relacionadas y la creación de capacidades;

b)

el desarrollo regional y socioeconómico;

c)

el empleo, las políticas sociales, la educación, el fomento de la igualdad de género y el desarrollo de los recursos humanos;

d)

la agricultura y el desarrollo rural;

e)

la cooperación regional y territorial.

2.   La ayuda en el marco de todos los ámbitos de intervención contemplados en el apartado 1 del presente artículo apoyará a los beneficiarios enumerados en el anexo I en la consecución de los objetivos generales y específicos establecidos en los artículos 1 y 2, en particular por medio de las reformas de las políticas, la aproximación de la legislación, la creación de capacidades y las inversiones.

Según proceda, se hará especial hincapié en el buen gobierno, el Estado de Derecho y la lucha contra la corrupción y la delincuencia organizada.

3.   La ayuda en el marco de los ámbitos de intervención contemplados en el apartado 1, letras b a e), podrá incluir, entre otras, la financiación del tipo de acciones contempladas en el Reglamento (UE) no 1301/2013 del Parlamento Europeo y del Consejo (11), el Reglamento (UE) no 1300/2013 del Parlamento Europeo y del Consejo (12), el Reglamento (UE) no 1304/2013 del Parlamento Europeo y del Consejo (13), el Reglamento (UE) no 1299/2013 del Parlamento Europeo y del Consejo (14) y el Reglamento (UE) no 1305/2013 del Parlamento Europeo y del Consejo (15).

4.   La ayuda en el marco del ámbito de intervención contemplado en el apartado 1, letra e), podrá financiar, en particular, acciones plurinacionales u horizontales, así como acciones de cooperación transfronteriza, transnacional e interregional.

Artículo 4

Marco de la ayuda

1.   La ayuda en virtud del presente Reglamento se facilitará de acuerdo con el marco de la política de ampliación definido por el Consejo Europeo y el Consejo, y tendrá debidamente en cuenta la Comunicación de la Comisión sobre la Estrategia de Ampliación y los informes de situación incluidos en el conjunto anual de documentos de la Comisión sobre ampliación, así como las resoluciones pertinentes del Parlamento Europeo. La Comisión garantizará la coherencia entre la ayuda y el marco de la política de ampliación.

2.   La ayuda se orientará y ajustará a la situación específica de los beneficiarios enumerados en el anexo I, teniendo en cuenta los esfuerzos adicionales necesarios para cumplir los criterios de adhesión, así como las capacidades de esos beneficiarios. La ayuda se diferenciará en cuanto a su alcance e intensidad en función de las necesidades, del compromiso con las reformas y de los progresos en la realización de esas reformas. Se orientará principalmente a ayudar a los beneficiarios enumerados en el anexo I a diseñar y aplicar reformas sectoriales. Las estrategias y políticas sectoriales serán exhaustivas y contribuirán al logro de los objetivos específicos establecidos en el artículo 2, apartado 1.

3.   De acuerdo con los objetivos específicos establecidos en el artículo 2, apartado 1, las prioridades temáticas de la concesión de la ayuda en función de las necesidades y capacidades de los beneficiarios enumerados en el anexo I se establecen en el anexo II. Cada una de estas prioridades temáticas puede contribuir al logro de más de un objetivo específico.

4.   De acuerdo con los objetivos específicos establecidos en el artículo 2, apartado 1, letra d), la ayuda apoyará la cooperación transfronteriza, tanto entre los beneficiarios enumerados en el anexo I como entre ellos y los Estados miembros o países en el marco del Instrumento Europeo de Vecindad (IEV) establecido por el Reglamento (UE) no 232/2014, a fin de promover la buenas relaciones de vecindad, fomentando la integración de la Unión y estimulando el desarrollo socioeconómico. Las prioridades temáticas de la ayuda para la cooperación territorial figuran en el anexo III.

Artículo 5

Cumplimiento, coherencia y complementariedad

1.   La ayuda financiera en virtud del presente Reglamento será coherente con las políticas de la Unión. Será conforme con los acuerdos celebrados entre la Unión y los beneficiarios enumerados en el anexo I y respetará los compromisos contraídos en virtud de acuerdos multilaterales de los que la Unión sea Parte.

2.   La Comisión, en colaboración con los Estados miembros, contribuirá a la ejecución de los compromisos de la Unión de cara a una mayor transparencia y responsabilidad en la ejecución de la ayuda, entre otros medios divulgando al público información sobre el volumen y la atribución de la ayuda, velando por que los datos sean comparables en el plano internacional y puedan consultarse, compartirse y publicarse con facilidad.

3.   La Comisión, los Estados miembros y el Banco Europeo de Inversiones (BEI) cooperarán para garantizar la coherencia y se esforzarán por evitar solapamientos entre la ayuda concedida en virtud del presente Reglamento y otras ayudas concedidas por la Unión, los Estados miembros y el Banco Europeo de Inversiones, también mediante reuniones periódicas e inclusivas que tengan por finalidad la coordinación de la ayuda.

4.   La Comisión, los Estados miembros y el BEI garantizarán la coordinación de sus respectivos programas de ayuda a fin de mejorar la eficacia y la eficiencia en la prestación de la ayuda y de evitar la doble financiación, en consonancia con los principios establecidos para reforzar la coordinación operativa en el ámbito de la ayuda exterior y para armonizar las políticas y los procedimientos, en particular los principios internacionales sobre la eficacia de la ayuda. La coordinación comprenderá consultas periódicas e intercambios frecuentes de información a lo largo de las diversas fases del ciclo de ayuda, en particular sobre el terreno, y constituirá un elemento clave de los procesos de programación de los Estados miembros y de la Unión.

5.   A fin de aumentar la eficacia y eficiencia en la prestación de la ayuda y de evitar la doble financiación, la Comisión, en colaboración con los Estados miembros, tomará las medidas necesarias para garantizar una mejor coordinación y complementariedad con organizaciones y entidades multilaterales y regionales como las instituciones financieras internacionales, las agencias, fondos y programas de las Naciones Unidas y los donantes que no sean de la Unión.

6.   En la preparación, ejecución y supervisión de la ayuda en virtud del presente Reglamento, la Comisión actuará, en principio, en asociación con los beneficiarios enumerados en el anexo I. Cuando proceda, serán partícipes de la asociación las autoridades nacionales y locales competentes, así como las organizaciones de la sociedad civil. La Comisión alentará la coordinación de las partes interesadas pertinentes.

Se reforzarán las capacidades de la sociedad civil, también, cuando proceda, en su calidad de beneficiarios directos de la ayuda.

TÍTULO II

PLANIFICACIÓN ESTRATÉGICA

Artículo 6

Documentos de estrategia

1.   La ayuda en virtud del presente Reglamento se prestará sobre la base de documentos de estrategia indicativos nacionales o plurinacionales («documentos de estrategia»), establecidos para el periodo de vigencia del marco financiero plurianual de la Unión para el período 2014-2020 por la Comisión en asociación con los beneficiarios enumerados en el anexo I.

2.   Los documentos de estrategia definirán las prioridades de actuación destinadas a lograr los objetivos en los ámbitos de intervención pertinentes a que se refiere el artículo 3, que recibirán ayuda en virtud del presente Reglamento en consonancia con los objetivos generales y específicos previstos en los artículos 1 y 2, respectivamente. Los documentos de estrategia se adoptarán de acuerdo con el marco de asistencia establecido en el artículo 4 y tendrán debidamente en cuenta las estrategias nacionales pertinentes.

3.   Los documentos de estrategia incluirán la asignación indicativa de fondos de la Unión por ámbito de intervención, si procede, desglosada por año, y permitirán que se atiendan las necesidades emergentes, sin perjuicio de la posibilidad de combinar la ayuda en diferentes ámbitos de intervención. Los documentos de estrategia incluirán los indicadores para evaluar los avances en relación con la consecución de los objetivos establecidos en ellos.

4.   La Comisión llevará a cabo una evaluación anual de la ejecución de los documentos de estrategia y de si se mantiene su vigencia a tenor de la evolución del marco político a que se refiere el artículo 4. La Comisión informará al comité previsto en el artículo 13, apartado 1, del resultado de dicha evaluación, y podrá proponer revisiones de los documentos de estrategia mencionados en el presente artículo o de los programas y medidas contemplados en el artículo 7, apartado 1, según proceda. Los documentos de estrategia también serán objeto de un examen intermedio y se revisarán según proceda.

5.   La Comisión adoptará los documentos de estrategia mencionados en el presente artículo y sus eventuales revisiones con arreglo al procedimiento de examen a que hace referencia el artículo 16, apartado 3, del Reglamento (UE) no 236/2014.

TÍTULO III

APLICACIÓN

Artículo 7

Programación

1.   La ayuda de la Unión en virtud del presente Reglamento se aplicará de manera directa, indirecta o compartida mediante los programas y medidas contemplados en los artículos 2 y 3 del Reglamento (UE) no 236/2014 y conforme a las normas específicas por las cuales se establecen condiciones uniformes de ejecución del presente Reglamento, en particular por lo que respecta a las estructuras y procedimientos de gestión, que la Comisión adoptará de acuerdo con el artículo 13 del presente Reglamento. La aplicación se materializará, en principio, en forma de programas anuales o plurianuales, nacionales o plurinacionales, así como de programas de cooperación transfronteriza establecidos conforme a los documentos de estrategia contemplados en el artículo 6 y elaborados por los respectivos beneficiarios enumerados en el anexo I del presente Reglamento y/o por la Comisión, según proceda.

2.   Toda actividad de programación o revisión de los programas que se lleve a cabo después de la publicación del informe de revisión intermedio a que se refiere el artículo 17 del Reglamento (UE) no 236/2014 («informe de revisión intermedio») tendrá en cuenta loa resultados, constataciones y conclusiones de dicho informe.

Artículo 8

Acuerdos marco y acuerdos complementarios

1.   La Comisión y los respectivos beneficiarios enumerados en el anexo I celebrarán acuerdos marco sobre la ejecución de la ayuda.

2.   Podrán celebrarse acuerdos complementarios sobre la ejecución de la ayuda entre la Comisión y los respectivos beneficiarios enumerados en el anexo I o sus autoridades de ejecución, según proceda.

Artículo 9

Disposiciones que abarcan diversos instrumentos

1.   En circunstancias debidamente justificadas y a fin de garantizar la coherencia y efectividad de la financiación de la Unión o de promover la cooperación regional, la Comisión podrá decidir hacer extensiva la aplicabilidad de los programas y medidas contemplados en el artículo 7, apartado 1, a países, territorios y regiones que, de otro modo, no podrían optar a obtener financiación con arreglo al artículo 1, si el programa o medida que se vaya a ejecutar es de carácter mundial, regional o transfronterizo.

2.   El Fondo Europeo de Desarrollo Regional (FEDER) contribuirá a los programas o medidas establecidos en virtud el presente Reglamento con fines de cooperación transfronteriza entre los beneficiarios enumerados en el anexo I y los Estados miembros. La cuantía de la contribución del FEDER se determinará de conformidad con el artículo 4 del Reglamento (UE) no 1299/2013. El presente Reglamento se aplicará a la utilización de dicha contribución.

3.   Si procede, el IAP II podrá contribuir a programas o medidas de cooperación transnacional e interregional que se establezcan y ejecuten en virtud del Reglamento (UE) no 1299/2013 y en los que participen los beneficiarios enumerados en el anexo I del presente Reglamento.

4.   Si procede, el IAP II podrá contribuir a programas o medidas de cooperación transfronteriza que se establezcan y ejecuten en virtud de lo dispuesto en el Reglamento (UE) no 232/2014 y en los que participen los beneficiarios enumerados en el anexo I del presente Reglamento.

5.   Si procede, el IAP II podrá contribuir a programas o medidas introducidas como parte de una estrategia macrorregional y en los que participen los beneficiarios enumerados en el anexo I.

TÍTULO IV

DISPOSICIONES FINALES

Artículo 10

Delegación de poderes

La Comisión estará facultada para adoptar actos delegados con arreglo al artículo 11, en relación con el anexo II modificado del presente Reglamento. En particular, tras la publicación del informe de revisión intermedio, y tomando como base las recomendaciones que se formulen en él, la Comisión adoptará, a más tardar el 31 de marzo de 2018, un acto delegado por el que se modifique el anexo II del presente Reglamento.

Artículo 11

Ejercicio de la delegación

1.   Se otorgan a la Comisión los poderes para adoptar actos delegados en las condiciones establecidas en el presente artículo.

2.   Los poderes para adoptar los actos delegados mencionados el artículo 10 se otorgan a la Comisión hasta el 31 de diciembre de 2020.

3.   La delegación de poderes mencionada en el artículo 10 podrá ser revocada en cualquier momento por el Parlamento Europeo o por el Consejo. La decisión de revocación pondrá término a la delegación de las competencias que en ella se especifiquen. La decisión surtirá efecto al día siguiente de su publicación en el Diario Oficial de la Unión Europea o en una fecha posterior indicada en la misma. No afectará a la validez de los actos delegados que ya estén en vigor.

4.   Tan pronto como la Comisión adopte un acto delegado lo notificará simultáneamente al Parlamento Europeo y al Consejo.

5.   Los actos delegados adoptados en virtud del artículo 10entrará en vigor únicamente si, en un plazo de dos meses desde su notificación al Parlamento Europeo y al Consejo, ni l Parlamento Europeo ni el Consejo formulan objeciones o si, antes del vencimiento de dicho plazo, tanto el uno como el otro informan a la Comisión de que no las formularán El plazo se prorrogará dos meses a iniciativa del Parlamento Europeo o del Consejo.

Artículo 12

Adopción de otras normas de ejecución

Además de las normas establecidas en el Reglamento (UE) no 236/2014, se adoptarán normas específicas que establezcan condiciones uniformes de ejecución del presente Reglamento de conformidad con el procedimiento de examen a que se refiere el artículo 16, apartado 3, del Reglamento (UE) no 236/2014.

Artículo 13

Procedimiento de comité

1.   Se crea el Comité del Instrumento de Ayuda Preadhesión («Comité IAP II»), que estará compuesto por representantes de los Estados miembros y presidido por un representante de la Comisión («Comité del IAP II»). Este comité será un comité en el sentido del Reglamento (UE) no 182/2011.

2.   El Comité IAP II asistirá a la Comisión en lo que respecta a todos los ámbitos de intervención contemplados en el artículo 3. El Comité IAP II será asimismo competente en lo que respecta a los actos jurídicos y compromisos en virtud del Reglamento (CE) no 1085/2006 y a la aplicación del artículo 3 del Reglamento (CE) no 389/2006.

Artículo 14

Recompensa de resultados

1.   Los documentos de estrategia a que se refiere el artículo 6 establecerán que una cuantía adecuada de la ayuda permanecerá a disposición para recompensar a un beneficiario individual de los enumerados en el anexo I por:

a)

los avances concretos logrados en el cumplimiento de los criterios de adhesión; y/o

b)

la aplicación eficaz de la ayuda de preadhesión para alcanzar resultados especialmente buenos con respecto a los objetivos estratégicos establecidos en el documento de estrategia pertinente.

2.   Cuando los avances realizados o los resultados obtenidos por uno de los beneficiarios enumerados en el anexo I estén considerablemente por debajo de los niveles establecidos en los documentos de estrategia, la Comisión ajustará las asignaciones de manera proporcional, de conformidad con el procedimiento de examen a que se refiere el artículo 16, apartado 3, del Reglamento (UE) no 236/2014.

3.   Se reservará un importe adecuado para las recompensas contempladas en el apartado 1 del presente artículo y se asignará sobre la base de una evaluación de resultados y avances durante un periodo de varios años, pero no más tarde de 2017 y 2020, respectivamente. Se tendrán en cuenta los indicadores de rendimiento a que se refiere el artículo 2, apartado 2, que se especifican en los documentos de estrategia.

4.   Para la asignación indicativa de fondos de la Unión en los documentos de estrategia mencionados en el artículo 6, se tendrá en cuenta la posibilidad de asignar los fondos adicionales de que se trate sobre la base de los resultados o de los avances, o de ambos.

Artículo 15

Dotación financiera

1.   La dotación financiera para la aplicación del presente Reglamento durante el periodo 2014-2020 se elevará a 11 698 668 000 EUR a precios corrientes. Hasta un 4 % del importe de la dotación financiera se asignará a programas de cooperación transfronteriza entre los beneficiarios enumerados en el anexo I y Estados miembros de la UE, en consonancia con sus necesidades y prioridades.

2.   El Parlamento Europeo y el Consejo autorizarán los créditos anuales dentro de los límites del marco financiero plurianual para el periodo 2014-2020.

3.   De conformidad con el artículo 18, apartado 4, del Reglamento (UE) no 1288/2013 del Parlamento Europeo y el Consejo (16), a las acciones de movilidad en el aprendizaje hacia o desde países socios en el sentido del Reglamento (UE) no 1288/2013 y a la cooperación y el diálogo político con las autoridades, instituciones y organizaciones de dichos países se les asignará un importe indicativo de 1 680 000 000 EUR con cargo a los diferentes instrumentos para la financiación de la acción exterior, a saber: el Instrumento de cooperación al desarrollo establecido por el Reglamento (UE) no 233/2014 del Parlamento Europeo y el Consejo (17), el IEV, el IAP II y el Instrumento de Asociación establecido por el Reglamento (UE) no 234/2014 del Parlamento Europeo y el Consejo (18). El Reglamento (UE) no 1288/2013 se aplicará a la utilización de dichos fondos.

La financiación se pondrá a disposición por medio de dos asignaciones plurianuales que cubrirán, respectivamente, los primeros cuatro años y los tres años restantes. La asignación de dicha financiación se verá reflejada en la programación establecida en el presente Reglamento, en función de las necesidades y prioridades determinadas de los países de que se trate. Las asignaciones podrán revisarse en caso de circunstancias graves imprevistas o importantes cambios políticos, en consonancia con las prioridades de la acción exterior de la Unión.

Artículo 16

Entrada en vigor

El presente Reglamento entrará en vigor al día siguiente de su publicación en el Diario Oficial de la Unión Europea.

Será aplicable del 1 de enero de 2014 al 31 de diciembre de 2020.

El presente Reglamento será obligatorio en todos sus elementos y directamente aplicable en cada Estado miembro.

Hecho en Estrasburgo, 11 de marzo de 2014.

Por el Parlamento Europeo

El Presidente

M. SCHULZ

Por el Consejo

El Presidente

D. KOURKOULAS


(1)  DO C 11 de 15.1.2013, p. 77.

(2)  DO C 391 de 18.12.2012, p. 110.

(3)  Posición del Parlamento Europeo de 11 de diciembre de 2013 (no publicada aún en el Diario Oficial) y Decisión del Consejo de 11 de marzo de 2014.

(4)  Reglamento (CE) no 1085/2006 del Consejo, de 17 de julio de 2006, por el que se establece un Instrumento de ayuda Preadhesión (IPA) (DO L 210 de 31.7.2006, p. 82).

(5)  Reglamento (UE) no 182/2011 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 16 de febrero de 2011, por el que se establecen las normas y los principios generales relativos a las modalidades de control por parte de los Estados miembros del ejercicio de las competencias de ejecución por la Comisión (DO L 55 de 28.2.2011, p. 13).

(6)  Reglamento (CE) no 389/2006 del Consejo, de 27 de febrero de 2006, por el que se crea un instrumento de ayuda económica para impulsar el desarrollo económico de la comunidad turco-chipriota y por el que se modifica el Reglamento (CE) no 2667/2000 relativo a la Agencia Europea de Reconstrucción (DO L 65 de 7.3.2006, p. 5).

(7)  DO C 373 de 20.12.2013, p. 1.

(8)  Reglamento (UE) no 236/2014 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establecen normas y procedimientos de ejecución comunes de los instrumentos de la Unión para la financiación de la acción exterior (véase la página 95 del presente Diario Oficial).

(9)  Reglamento (UE, Euratom) no 1311/2013 del Consejo, de 2 de diciembre de 2013, por el que se establece el marco financiero plurianual para el período 2014-2020 (DO L 347 de 20.12.2013, p. 884).

(10)  Reglamento (UE) no 232/2014 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establece un Instrumento Europeo de Vecindad (véase la página 27 del presente Diario Oficial).

(11)  Reglamento (UE) no 1301/2013 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 17 de diciembre de 2013, sobre el Fondo Europeo de Desarrollo Regional y sobre disposiciones específicas relativas al objetivo de inversión en crecimiento y empleo y por el que se deroga el Reglamento (CE) no 1080/2006 (DO L 347 de 20.12.2013, p. 289).

(12)  Reglamento (UE) no 1300/2013 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 17 de diciembre de 2013, relativo al Fondo de Cohesión y por el que se deroga el Reglamento (CE) no 1084/2006 (DO L 347 de 20.12.2013, p. 281).

(13)  Reglamento (UE) no 1304/2013 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 17 de diciembre de 2013, relativo al Fondo Social Europeo y por el que se deroga el Reglamento (CE) no 1081/2006 del Consejo (DO L 347 de 20.12.2013, p. 470).

(14)  Reglamento (UE) no 1299/2013 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 17 de diciembre de 2013, por el que se establecen disposiciones específicas relativas al apoyo del Fondo Europeo de Desarrollo Regional al objetivo de cooperación territorial europea (DO L 347 de 20.12.2013, p. 259).

(15)  Reglamento (UE) no 1305/2013 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 17 de diciembre de 2013, relativo a la ayuda al desarrollo rural a través del Fondo Europeo Agrícola de Desarrollo Rural (Feader) y por el que se deroga el Reglamento (CE) no 1698/2005 del Consejo (DO L 347, 20.12.2013, p. 487).

(16)  Reglamento (UE) no 1288/2013 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 11 de diciembre de 2013, por el que se crea el programa «Erasmus+», de educación, formación, juventud y deporte de la Unión y por el que se derogan las Decisiones no 1719/2006/CE, 1720/2006/CE y 1298/2008/CE (DO L 347 de 20.12.2013, p. 50).

(17)  Reglamento (UE) no 233/2014 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establece un Instrumento de Financiación de la Cooperación al Desarrollo para el período 2014-2020 (véase la página 44 del presente Diario Oficial).

(18)  Reglamento (UE) no 234/2014 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establece un Instrumento de Asociación para la cooperación con terceros países (véase la página 77 del presente Diario Oficial).


ANEXO I

Albania

Bosnia y Herzegovina

Islandia

Kosovo (1)

Montenegro

Serbia

Turquía

Antigua República Yugoslava de Macedonia


(1)  Esta designación en nada prejuzga las posiciones en relación con el estatuto, y se ajusta a la RCSNU 1244/1999 y al Dictamen de la Corte Internacional de Justicia sobre la declaración de independencia de Kosovo.


ANEXO II

Prioridades temáticas para la ayuda

La ayuda podrá abordar las siguientes prioridades temáticas, según proceda:

a)

Respetar el principio de buena administración pública y buen gobierno económico. Las intervenciones en este ámbito tendrán como objetivo: el fortalecimiento de la administración pública, incluyendo la profesionalización y despolitización de la función pública, incorporando principios meritocráticos y garantizando los procedimientos administrativos adecuados; mejorar la capacidad de reforzar la estabilidad macroeconómica y apoyar los avances para llegar a ser tanto una economía de mercado operativa como una economía competitiva; apoyar la participación en el mecanismo multilateral de vigilancia presupuestaria de la Unión y la cooperación sistemática con las instituciones financieras internacionales sobre los fundamentos de la política económica así como reforzar la gestión financiera pública.

b)

Establecer y fomentar desde una etapa temprana el buen funcionamiento de las instituciones necesarias para garantizar el Estado de Derecho. Las intervenciones en este ámbito tendrán como objetivo: establecer sistemas judiciales independientes, responsables y eficientes, que incluyan sistemas de promoción, contratación y evaluación transparentes y basados en el mérito, y procedimientos disciplinarios efectivos en caso de irregularidad; garantizar el establecimiento de sistemas sólidos para proteger las fronteras, gestionar los flujos migratorios y dar asilo a quien lo necesite; desarrollar instrumentos eficaces para prevenir y combatir la delincuencia organizada y la corrupción; fomentar y proteger los derechos humanos, los derechos de las personas pertenecientes a minorías, entre otros los romaníes, las personas lesbianas, gays, bisexuales, transgénero e intersexuales, y los derechos fundamentales, incluida la libertad de los medios de comunicación.

c)

Reforzar las capacidades de las organizaciones de la sociedad civil y las organizaciones de interlocutores sociales, entre otras las asociaciones profesionales, en los beneficiarios enumerados en el anexo I y alentar la creación de redes a todos los niveles entre las organizaciones con base en la Unión y las de los beneficiarios enumerados en el anexo I, para que puedan así entablar un diálogo efectivo con interlocutores públicos y privados.

d)

Invertir en la educación, el desarrollo de capacidades y el aprendizaje permanente. Las intervenciones en este ámbito tendrán como objetivo: fomentar la igualdad de acceso a una educación infantil, primaria y secundaria de calidad; reducir el abandono precoz del sistema escolar; adaptar los sistemas de educación y formación profesionales (EFP) a la demanda de los mercados laborales; mejorar la calidad y la pertinencia de la educación superior; mejorar el acceso al aprendizaje permanente, y apoyar las inversiones en infraestructuras de educación y formación en particular con vistas a reducir las disparidades territoriales e impulsar la educación no segregada.

e)

Promover el empleo y favorecer la movilidad laboral. Las intervenciones en este ámbito tendrán como objetivo la integración sostenible en el mercado laboral de los jóvenes sin estudio, trabajo ni formación (SETF), entre otros medios con medidas que estimulen las inversiones para la creación de empleos de calidad, así como apoyar la integración de los desempleados y alentar una mayor participación en el mercado laboral de todos los grupos infrarrepresentados. Otros ámbitos clave de intervención serán el apoyo a la igualdad entre hombres y mujeres, la adaptación al cambio de los trabajadores y las empresas, el establecimiento de un diálogo social sostenible y la modernización y el refuerzo de las instituciones del mercado laboral.

f)

Promover la inclusión social y luchar contra la pobreza. Las intervenciones tendrán como objetivo la integración de las comunidades marginadas, como los romaníes; la lucha contra la discriminación por razón de sexo, raza u origen étnico, religión o convicciones, discapacidad, edad u orientación sexual; y la mejora del acceso a servicios asequibles, sostenibles y de gran calidad, como los servicios sanitarios y sociales de interés general, incluso mediante la modernización de los sistemas de protección social.

g)

Fomentar el transporte sostenible y eliminar los estrangulamientos en las infraestructuras de red fundamentales, invirtiendo en particular en proyectos con alto valor añadido europeo. Determinar las inversiones a las que habría que dar prioridad debido a su contribución a la movilidad, la sostenibilidad, la reducción de los gases de efecto invernadero, la importancia de sus conexiones con Estados miembros y la coherencia con el Espacio Único Europeo de Transporte.

h)

Mejorar el entorno del sector privado y la competitividad de las empresas, incluida la especialización inteligente, como motores clave para el crecimiento, la creación de empleo y la cohesión. Se dará prioridad a los proyectos que mejoren el entorno empresarial.

i)

Reforzar la investigación, el desarrollo tecnológico y la innovación, en particular mediante la mejora de la infraestructura de investigación, un entorno propicio y el fomento de la creación de redes y colaboraciones.

j)

Contribuir a la seguridad alimentaria y al mantenimiento de sistemas agrícolas diversificados y viables en comunidades y entornos rurales activos.

k)

Aumentar la capacidad del sector agroalimentario para hacer frente a la presión competitiva y a las fuerzas del mercado y para que se ajuste progresivamente a las reglas y normas de la Unión, persiguiendo al mismo tiempo objetivos económicos, sociales y medioambientales en el desarrollo territorial equilibrado del medio rural.

l)

Proteger y mejorar la calidad del medio ambiente, contribuir a la reducción de las emisiones de gases de efecto invernadero, aumentar la resistencia frente al cambio climático y promover la gobernanza y la información sobre la actuación climática. La financiación procedente del IAP II fomentará políticas para apoyar el paso a una economía hipocarbónica en la que se haga un uso más eficiente, seguro y sostenible de los recursos.

m)

Fomentar la reconciliación, la consolidación de la paz y las medidas de fortalecimiento de la confianza.


ANEXO III

Prioridades temáticas para la ayuda a la cooperación territorial

La ayuda a la cooperación transfronteriza podrá abordar las siguientes prioridades temáticas, según proceda:

a)

Fomentar el empleo, la movilidad laboral y la inclusión social y cultural a través de las fronteras, entre otros medios integrando los mercados laborales transfronterizos, con inclusión de la movilidad transfronteriza; con iniciativas locales de empleo conjuntas; servicios de información y de asesoramiento y formación conjunta; igualdad de género; igualdad de oportunidades; integración de las comunidades de inmigrantes y de los grupos vulnerables; inversión en servicios de empleo público; y el apoyo a las inversiones en sanidad pública y servicios sociales.

b)

Proteger el medio ambiente y fomentar la adaptación al cambio climático y su mitigación, la prevención y la gestión de riesgos, entre otros medios mediante acciones conjuntas para la protección del medio ambiente; fomentar la utilización sostenible de los recursos, el uso eficiente de los recursos, las fuentes de energía renovables y el paso a una economía hipocarbónica segura y sostenible; fomentar las inversiones destinadas a abordar riesgos específicos, garantizando la capacidad de recuperación frente a las catástrofes y desarrollando sistemas de gestión de las catástrofes y de preparación ante situaciones de emergencia.

c)

Fomentar el transporte sostenible y mejorar las infraestructuras públicas mediante, entre otras cosas, la reducción del aislamiento gracias a la mejora del acceso a las redes y los servicios de transporte, información y comunicación, e invertir en sistemas e instalaciones hídricos, energéticos y de gestión de residuos transfronterizos.

d)

Alentar el turismo y proteger el patrimonio natural y cultural.

e)

Invertir en la juventud, en la educación y el desarrollo de capacidades, entre otros medios desarrollando y aplicando sistemas e infraestructuras de formación, educativos y de formación profesional conjuntos y apoyar las actividades conjuntas en el ámbito de la juventud.

f)

Fomentar la gobernanza local y regional y mejorar la capacidad de planificación y administrativa de las autoridades locales y regionales.

g)

Mejorar la competitividad, el entorno empresarial y el desarrollo de pequeñas y medianas empresas, el comercio y la inversión, entre otras cosas mediante el fomento y el respaldo del espíritu empresarial, en particular por lo que respecta a las pequeñas y medianas empresas, y el desarrollo de mercados locales transfronterizos y la internacionalización.

h)

Reforzar la investigación, el desarrollo tecnológico, la innovación y las tecnologías de la información y la comunicación incluso mediante el fomento del intercambio de recursos humanos e instalaciones para la investigación y el desarrollo tecnológico.

Los fondos del IAP II también podrán financiar, en su caso, la participación de los beneficiarios enumerados en el anexo I en programas de cooperación transnacional e interregional al amparo del apoyo del FEDER al objetivo de cooperación territorial europea y en programas de cooperación transfronteriza al amparo del Instrumento Europeo de Vecindad. En dichos casos, el alcance de la ayuda se establecerá de conformidad con el marco normativo del instrumento pertinente (ya sea el FEDER o el IEV).


Declaración de la Comisión Europea sobre el diálogo estratégico con el Parlamento Europeo (1)

Con arreglo al artículo 14 del TUE, la Comisión Europea mantendrá un diálogo estratégico con el Parlamento Europeo antes de la programación del Reglamento (UE) no 231/2014 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establece un Instrumento de Ayuda Preadhesión (IPA II), y previa consulta inicial de sus beneficiarios pertinentes, cuando proceda. La Comisión Europea presentará al Parlamento Europeo los documentos pertinentes que estén disponibles sobre la programación, con las asignaciones indicativas previstas por países o regiones y, dentro de cada país o región, las prioridades, los posibles resultados y las asignaciones indicativas previstas por prioridad para los programas geográficos, así como la elección de las modalidades de ayuda (2). La Comisión Europea presentará al Parlamento Europeo los documentos pertinentes que estén disponibles sobre la programación, con las prioridades temáticas, los posibles resultados, la elección de modalidades de ayuda (2) y las asignaciones financieras para las prioridades previstas en los programas temáticos. La Comisión Europea tendrá en cuenta las posiciones expresadas por el Parlamento Europeo al respecto.

La Comisión Europea mantendrá un diálogo estratégico con el Parlamento Europeo en la preparación de la revisión intermedia y antes de cualquier revisión sustancial de los documentos de programación durante el período de validez de este Reglamento.

La Comisión Europea, si el Parlamento Europeo la invita a ello, explicará en qué casos se han tenido en cuenta las observaciones de este en los documentos de programación y cualquier otro seguimiento dado al diálogo estratégico.


(1)  La Comisión Europea estará representada por el Comisario responsable.

(2)  Cuando proceda.


Declaración conjunta del Parlamento Europeo, el Consejo de la Unión Europea y la Comisión Europea sobre la financiación de los programas horizontales para las minorías

El Parlamento Europeo, el Consejo de la Unión Europea y la Comisión Europea acuerdan que el artículo 2, apartado 1, letra a), inciso ii), del del Reglamento (UE) no 231/2014 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establece un Instrumento de Ayuda Preadhesión (IPA II), se interprete en el sentido de que permite la financiación de los programas destinados a aumentar el respeto y la protección de las minorías de conformidad con los criterios de Copenhague, como era el caso en virtud del Reglamento (CE) no 1085/2006 del Consejo, de 17 de julio de 2006, por el que se establece un Instrumento de ayuda Preadhesión (IPA).


Declaración de la Comisión Europea sobre el empleo de actos de ejecución para el establecimiento de las disposiciones de aplicación de determinadas normas del Reglamento (UE) no 232/2014 del Parlamento Europeo y el Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establece un Instrumento Europeo de Vecindad, y del Reglamento (UE) no 231/2014 del Parlamento Europeo y el Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establece un Instrumento de ayuda Preadhesión (IPA II)

La Comisión Europea considera que las disposiciones de aplicación de los programas de cooperación transfronterizos del Reglamento (UE) no 236/2014 del Parlamento Europeo y el Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establecen normas y procedimientos comunes para la aplicación de los instrumentos de financiación de la acción exterior de la Unión, y otras disposiciones más detalladas del Reglamento (UE) no 232/2014 del Parlamento Europeo y el Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establece un Instrumento Europeo de Vecindad, y del Reglamento (UE) no 231/2014 del Parlamento Europeo y el Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establece un Instrumento de ayuda Preadhesión (IPA II), tienen por objeto servir de complemento al acto básico y, por lo tanto, deben ser actos delegados que se adopten con arreglo al artículo 290 del TFUE. La Comisión no se opondrá a la adopción del texto acordado por los colegisladores, pero recuerda que la cuestión de la delimitación entre los artículos 290 y 291 del TFUE está siendo examinada actualmente por el Tribunal de Justicia en el asunto «biocidas».


Declaración del Parlamento Europeo sobre la suspensión de la ayuda concedida al amparo de los instrumentos financieros

El Parlamento Europeo observa que el Reglamento (UE) no 233/2014 del Parlamento Europeo y el Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establece un instrumento de financiación para la cooperación al desarrollo para el período 2014-2020, el Reglamento (UE) no 232/2014 del Parlamento Europeo y el Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establece un Instrumento Europeo de Vecindad, el Reglamento (UE) no 234/2014 del Parlamento Europeo y el Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establece un Instrumento de Asociación para la cooperación con terceros países, y el Reglamento (UE) no 231/2014 del Parlamento Europeo y el Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establece un Instrumento de Ayuda Preadhesión (IPA II) no incluyen ninguna referencia expresa a la posibilidad de suspender la ayuda en los casos en que un país beneficiario no observe los principios básicos indicados en el instrumento correspondiente y, sobre todo, los de democracia, Estado de derecho y respeto de los derechos humanos.

El Parlamento Europeo considera que cualquier suspensión de la ayuda al amparo de estos instrumentos modificaría el sistema financiero global acordado con arreglo al procedimiento legislativo ordinario. Por lo tanto, como colegislador y una de las dos ramas de la autoridad presupuestaria, el Parlamento Europeo tiene derecho a ejercer plenamente sus prerrogativas a este respecto, en el caso de que se tomase tal decisión.


Declaración del Parlamento Europeo sobre los beneficiarios enumerados en el anexo I del Reglamento (UE) no 231/2014 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establece un Instrumento de ayuda Preadhesión (IPA II)

El Parlamento Europeo observa que el Reglamento (UE) no 231/2014 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establece un Instrumento de Ayuda Preadhesión (IPA II), utiliza en todo el texto la expresión «los beneficiarios enumerados en el anexo I». El Parlamento Europeo considera que dicha expresión se aplica a los países.


15.3.2014   

ES

Diario Oficial de la Unión Europea

L 77/27


REGLAMENTO (UE) N o 232/2014 DEL PARLAMENTO EUROPEO Y DEL CONSEJO

de 11 de marzo de 2014

por el que se establece un Instrumento Europeo de Vecindad

EL PARLAMENTO EUROPEO Y EL CONSEJO DE LA UNIÓN EUROPEA,

Visto el Tratado de Funcionamiento de la Unión Europea, y en particular su artículo 209, apartado 1, y su artículo 212, apartado 2,

Vista la propuesta de la Comisión Europea,

Previa transmisión del proyecto de acto legislativo a los Parlamentos nacionales,

Visto el dictamen del Comité Económico y Social Europeo (1),

Visto el dictamen del Comité de las Regiones (2),

De conformidad con el procedimiento legislativo ordinario (3),

Considerando lo siguiente:

(1)

El presente Reglamento establece el Instrumento Europeo de Vecindad (IEV) como uno de los instrumentos de apoyo directo a la política exterior de la Unión Europea. Sustituye al Reglamento (CE) no 1638/2006 del Parlamento Europeo y del Consejo (4), que expiró el 31 de diciembre de 2013.

(2)

El artículo 8 del Tratado de la Unión Europea (TUE) dispone que la Unión ha de desarrollar con los países vecinos relaciones preferentes, con el objetivo de establecer un espacio de prosperidad y de buena vecindad basado en los valores de la Unión y caracterizado por unas relaciones estrechas y pacíficas fundadas en la cooperación.

(3)

En el marco de la política europea de vecindad, la Unión ofrece a los países de la vecindad europea unas relaciones privilegiadas, basadas en un compromiso mutuo de respeto y fomento de los valores democráticos y de los derechos humanos, el Estado de Derecho, la buena gobernanza y los principios de economía de mercado y desarrollo sostenible e integrador. Ofrece además, cuando procede, un marco para potenciar la movilidad y los contactos interpersonales, especialmente mediante la facilitación de visados y los acuerdos de readmisión, y, según cada caso particular, mediante la liberalización del régimen de visados.

(4)

Desde que se puso en marcha, la política europea de vecindad ha reforzado las relaciones con los países socios y ha aportado ventajas tangibles tanto a la Unión como a sus socios, incluida la puesta en marcha de iniciativas regionales y el apoyo a la democratización en la vecindad europea. Varios acontecimientos importantes registrados en la vecindad europea aceleraron una completa revisión estratégica de la política europea de vecindad en 2011. La revisión ofrece, entre otras cosas, una mayor ayuda a los socios que están comprometidos con la construcción de sociedades democráticas y que acometen reformas acordes con el planteamiento basado en incentivos («más por más») y con el principio de «responsabilidad mutua», la asociación con las sociedades civiles y un enfoque más diferenciado y individualizado respecto de cada país socio. El presente Reglamento debe establecer vínculos claros entre el marco de la política europea de vecindad y la ayuda que ha prestarse en el marco del presente Reglamento.

(5)

El presente Reglamento debe apoyar la puesta en práctica de iniciativas políticas que han contribuido a conformar la política europea de vecindad: la Asociación Oriental entre la Unión y sus vecinos orientales, la Asociación para la Democracia y la Prosperidad Compartida y la Unión para el Mediterráneo en los países vecinos meridionales. Dichas iniciativas son todas estratégicamente importantes y constituyen marcos políticos igualmente significativos para la intensificación de las relaciones con los países socios y entre estos, con arreglo a los principios de responsabilidad mutua, apropiación y responsabilidad compartidas. El presente Reglamento también debe apoyar la puesta en práctica de la cooperación regional en el ámbito de toda la Vecindad Europea, en el marco de la dimensión septentrional o en el de la Sinergia del Mar Negro entre otros, así como, principalmente en el caso de la cooperación transfronteriza, los aspectos exteriores de las correspondientes estrategias macrorregionales.

(6)

Los objetivos del presente Reglamento deben perseguirse con la oportuna intervención de los socios de la acción exterior, como las organizaciones de la sociedad civil y las administraciones locales, en la preparación, aplicación y observación de la ayuda de la Unión, dada la importancia de sus respectivas funciones. El presente Reglamento debe asimismo apoyar el refuerzo de la capacidad de las organizaciones de la sociedad civil de garantizar una responsabilidad nacional y una apropiación local efectivas, y de participar plenamente en proceso de democratización.

(7)

El presente Reglamento reconoce el estatuto específico de la Federación de Rusia como vecino y como socio estratégico de la Unión en la región.

(8)

Debe facilitarse ayuda, tanto en virtud del presente Reglamento como del Fondo Europeo de Desarrollo Regional (FEDER), para los programas de cooperación transfronteriza entre los Estados miembros, por una parte, y los países socios y/o la Federación de Rusia, por otra («otros países participantes en la cooperación transfronteriza») a lo largo de las fronteras exteriores de la Unión entre los países socios y/o la Federación de Rusia, por una parte, y los Estados miembros, por otra, para promover el desarrollo regional integrado y sostenible y la cooperación entre las zonas fronterizas vecinas y la integración territorial armoniosa de toda la Unión y con los países vecinos. Para asegurar una aplicación eficaz de la cooperación transfronteriza, es importante armonizar los procedimientos con los existentes en el contexto de la cooperación territorial europea, cuando proceda.

(9)

Asimismo, es importante fomentar y facilitar la cooperación entre la Unión y sus socios y otros países participantes en beneficio común, en particular mediante la óptima y más eficaz coordinación de los recursos proporcionados y la puesta en común de las contribuciones de los instrumentos internos y externos del presupuesto de la Unión, en particular en beneficio de la cooperación transfronteriza y los proyectos de cooperación regional, los proyectos de infraestructura de interés para la Unión que pasen por los países vecinos y otros ámbitos de cooperación.

(10)

Las unidades territoriales situadas a lo largo de las fronteras y pertenecientes a países del Espacio Económico Europeo y las unidades territoriales pertinentes de los beneficiarios enumerados en el anexo I del Reglamento (UE) no 231/2014 del Parlamento Europeo y del Consejo (5) también deben tener la posibilidad de participar en la cooperación transfronteriza. La participación de los países del Espacio Económico Europeo en la cooperación transfronteriza debe seguir basándose en sus recursos propios.

(11)

Se espera que los Estados miembros, los países socios y otros países que participen en la cooperación transfronteriza y en la cooperación regional proporcionen cofinanciación. Esto reforzará la apropiación, incrementará los recursos financieros de que disponen los programas y facilitará la participación de las partes interesadas locales.

(12)

Con el fin de armonizar la terminología utilizada en el presente Reglamento con la de la cooperación territorial europea, los documentos de ejecución de los programas de cooperación transfronteriza deben denominarse programas operativos conjuntos.

(13)

La ayuda que se preste a los países vecinos dentro del marco establecido por la política europea de vecindad debe ser coherente con los objetivos y principios de las políticas externas de la Unión, y en especial su política de desarrollo y su política exterior y de seguridad común. Asimismo debe garantizarse la coherencia con las dimensiones exteriores de las políticas internas y los instrumentos de la Unión.

(14)

La Unión debe tratar de hacer el uso más eficiente posible de los recursos disponibles a fin de optimizar el impacto de su acción exterior. Debe lograrlo a través de la coherencia y la complementariedad entre los instrumentos de la Unión para la acción exterior, así como de la creación de sinergias entre el IEV, otros instrumentos de la Unión para la financiación de la acción exterior y otras políticas de la Unión. Todo ello debe llevar aparejado un refuerzo mutuo de los programas elaborados con arreglo a esos instrumentos para la financiación de la acción exterior.

(15)

La estrategia conjunta UE-África es relevante para las relaciones con los países mediterráneos vecinos del norte de África.

(16)

La Unión y sus Estados miembros deben mejorar la coherencia, la eficacia y la complementariedad de sus respectivas políticas sobre cooperación con los países vecinos. A fin de garantizar que la cooperación de la Unión y de los Estados miembros se complementen y refuercen mutuamente, conviene prever la programación conjunta, que deberá aplicarse en la medida de lo posible y cuando sea pertinente. Debe asimismo garantizarse una cooperación y coordinación adecuadas con otros donantes no pertenecientes a la Unión.

(17)

La ayuda de la Unión en virtud del presente Reglamento debe, en principio, estar armonizada con las medidas o estrategias nacionales o locales correspondientes de los países socios y, cuando proceda, también con las de la Federación de Rusia.

(18)

La Comisión debe buscar el uso más eficiente posible de los recursos disponibles, recurriendo a instrumentos financieros con efecto de palanca. Tal efecto podría incrementarse si se permite utilizar y reutilizar los fondos invertidos y generados por los instrumentos financieros.

(19)

La lucha contra el cambio climático es uno de los grandes retos a que se enfrenta la Unión, y es preciso realizar una acción internacional urgente. De acuerdo con las intenciones declaradas en la Comunicación de la Comisión de 29 de junio de 2011 titulada «Un presupuesto para Europa 2020» de aumentar la proporción del presupuesto de la Unión relacionado con el clima hasta al menos el 20 %, el presente Reglamento debe contribuir a la consecución de dicho objetivo.

(20)

Un marco estable de cooperación con los países vecinos en el ámbito de la energía y los recursos, que sea coherente con las normas del mercado interior de la Unión, contribuye a mejorar la seguridad de la Unión en ese ámbito.

(21)

La igualdad de género, los derechos de las personas pertenecientes a minorías y la lucha contra la discriminación y las desigualdades son objetivos transversales en todas las acciones emprendidas con arreglo al presente Reglamento.

(22)

En las relaciones con sus socios de todo el mundo, la Unión se ha comprometido a promover el trabajo digno y la justicia social, así como a ratificar y aplicar de manera efectiva las normas laborales internacionalmente reconocidas, incluida la erradicación del trabajo infantil, y los acuerdos multilaterales sobre medio ambiente.

(23)

El presente Reglamento establece, para su período de aplicación, una dotación financiera que, a tenor del apartado 17 del Acuerdo Interinstitucional de 2 de diciembre de 2013 entre el Parlamento Europeo, el Consejo y la Comisión sobre disciplina presupuestaria, cooperación en materia presupuestaria y buena gestión financiera (6), ha de constituir el importe de referencia privilegiado para el Parlamento Europeo y el Consejo durante el procedimiento presupuestario anual.

(24)

Los intereses financieros de la Unión deben ser protegidos mediante medidas proporcionadas a lo largo de todo el ciclo del gasto, incluidas la prevención, la detección y la investigación de irregularidades, la recuperación de los fondos perdidos, indebidamente pagados o mal utilizados y, en su caso, la imposición de sanciones. Dichas medidas deben llevarse a cabo de conformidad con los acuerdos aplicables celebrados con organizaciones internacionales y terceros países.

(25)

A fin de adaptar la ayuda de la Unión en virtud del presente Reglamento, deben delegarse en la Comisión los poderes para adoptar actos de conformidad con el artículo 290 del Tratado de Funcionamiento de la Unión Europea por lo que respecta a la modificación de la lista de prioridades de la ayuda de la Unión en virtud del presente Reglamento y las asignaciones financieras por tipo de programa. Reviste especial importancia que la Comisión lleve a cabo las consultas oportunas durante la fase preparatoria, en particular con expertos. Al preparar y redactar los actos delegados, la Comisión debe garantizar una transmisión simultánea, oportuna y apropiada de los documentos pertinentes al Parlamento Europeo y al Consejo.

(26)

Con el fin de asegurar unas condiciones uniformes en la aplicación del presente Reglamento, deben conferirse a la Comisión competencias de ejecución.

(27)

Las competencias de ejecución relativas a los marcos únicos de ayuda plurianuales, a otros documentos de programación y a las normas de ejecución por las que se establezcan disposiciones específicas de desarrollo de la cooperación transfronteriza deben ejercerse de conformidad con el Reglamento (UE) no 182/2011 del Parlamento Europeo y del Consejo (7).

(28)

El procedimiento de examen debe aplicarse, en principio, para la adopción de tales actos de ejecución, dada la naturaleza de esos actos de ejecución, en particular su orientación política o sus implicaciones financieras, excepto en el caso de medidas de importancia financiera limitada.

(29)

Las normas y procedimientos de ejecución comunes de los instrumentos de la Unión para la financiación de la acción exterior se establecen en el Reglamento (UE) no 236/2014 del Parlamento Europeo y del Consejo (8).

(30)

La organización y el funcionamiento del Servicio Europeo de Acción Exterior (SEAE) se establecen en la Decisión 2010/427/UE del Consejo (9).

(31)

En los países de la vecindad europea en los que la aproximación a las reglas y normas de la Unión es uno de los objetivos fundamentales, la Unión está mejor situada para prestar su ayuda al amparo del presente Reglamento. Cierta ayuda específica sólo puede aportarse a nivel de la Unión. La experiencia de los Estados miembros en materia de transición puede también contribuir al éxito de las reformas en los países de la vecindad europea y al fomento de los valores universales entre la vecindad europea.

(32)

Dado que los objetivos del presente Reglamento no pueden ser alcanzados de manera suficiente por los Estados miembros sino que, debido a las dimensiones y los efectos de la acción, pueden lograrse mejor en el nivel de la Unión, esta puede adoptar medidas, de acuerdo con el principio de subsidiariedad establecido en el artículo 5 del TUE. De conformidad con el principio de proporcionalidad establecido en el mismo artículo, el presente Reglamento no excede de lo necesario para alcanzar dichos objetivos.

(33)

Procede adaptar el período de aplicación del presente Reglamento al del Reglamento (UE) no 1311/2013 del Consejo (10). Por consiguiente, el presente Reglamento debe aplicarse desde el 1 de enero de 2014 hasta el 31 de diciembre de 2020.

HAN ADOPTADO EL PRESENTE REGLAMENTO:

TÍTULO I

OBJETIVOS Y PRINCIPIOS

Artículo 1

Objetivo general y ámbito de aplicación

1.   El presente Reglamento establece un Instrumento Europeo de Vecindad (IEV) con objeto de avanzar más hacia un espacio de prosperidad compartida y buena vecindad en el que participen la Unión y los países y territorios enumerados en el anexo I («los países socios»), mediante el desarrollo de una relación especial basada en la cooperación, la paz y la seguridad, la responsabilidad mutua y el compromiso común con los valores universales de democracia, Estado de Derecho y respeto de los derechos humanos de conformidad con el TUE.

2.   La ayuda de la Unión en virtud del presente Reglamento se utilizará en beneficio de los países socios y de las zonas que participen en la cooperación transfronteriza. También podrá utilizarse en beneficio común de la Unión y los países socios.

3.   La ayuda de la Unión en virtud del presente Reglamento también podrá utilizarse para permitir que la Federación de Rusia participe en la cooperación transfronteriza, en la cooperación regional con participación de la Unión y en los programas plurinacionales pertinentes, incluida la cooperación en materia de educación, en particular los intercambios de estudiantes.

4.   La Unión fomenta, desarrolla y consolida los valores de la libertad, la democracia, la universalidad e indivisibilidad de los derechos humanos y las libertades fundamentales, así como el respeto de los mismos, y los principios de igualdad y Estado de Derecho en que se basa, mediante el diálogo y la cooperación con terceros países y en observancia del Derecho internacional. En consecuencia, la financiación en virtud del presente Reglamento respetará dichos valores y principios, así como los compromisos contraídos por la Unión en virtud del Derecho internacional, teniendo en cuenta las políticas y posiciones pertinentes de la Unión.

Artículo 2

Objetivos específicos de la ayuda de la Unión

1.   La ayuda de la Unión en virtud del presente Reglamento se centrará en fomentar entre la Unión y los países socios una cooperación política reforzada, una democracia arraigada y sostenible, una integración económica progresiva y el impulso de una asociación reforzada con las sociedades civiles y, en particular, la aplicación de acuerdos de colaboración y cooperación, de acuerdos de asociación o de otros acuerdos existentes y futuros, y de planes de acción acordados conjuntamente o documentos equivalentes.

2.   La ayuda de la Unión en virtud del presente Reglamento tendrá como objetivo, en particular:

a)

fomentar los derechos humanos y las libertades fundamentales, el Estado de Derecho, los principios de igualdad y de lucha contra la discriminación en todas sus formas, el establecimiento de una democracia profunda y sostenible, el fomento de la buena gobernanza, la lucha contra la corrupción, el fortalecimiento de la capacidad institucional en todos los niveles y el desarrollo de una sociedad civil pujante, con inclusión de los interlocutores sociales;

b)

lograr la integración progresiva en el mercado interior de la Unión y una mayor cooperación sectorial e intersectorial, en particular a través de la aproximación legislativa y la convergencia reguladora hacia las normas de la Unión y otras normas internacionales pertinentes, y un acceso mejorado al mercado que incluya zonas de libre comercio amplias y globales, la consolidación institucional y las inversiones conexas, en particular en materia de interconexiones;

c)

crear las condiciones para una mejor organización de la migración legal y el fomento de una movilidad de las personas bien gestionada, para la puesta en práctica de los acuerdos existentes o futuros celebrados en línea con el Enfoque Global de la Migración y la Movilidad, y para el fomento de los contactos entre las personas, en particular en relación con las actividades culturales, educativas, profesionales y deportivas;

d)

apoyar un desarrollo inteligente, sostenible e integrador en todos los aspectos; reducir la pobreza, en particular mediante el desarrollo del sector privado y reducir la exclusión social; el fomento de la creación de capacidades en la ciencia, la educación, y en particular la educación superior, la tecnología, la investigación y la innovación; fomentar la cohesión económica interna, social y territorial; fomentar el desarrollo rural; promover la salud pública, y apoyar la protección medioambiental, la acción por el clima y la resiliencia a catástrofes;

e)

fomentar el desarrollo de la confianza, las relaciones de buena vecindad y otras medidas que contribuyan a la seguridad en todas sus formas y la prevención y solución de conflictos, también de conflictos enquistados;

f)

mejorar la colaboración en el ámbito regional, subregional y de la vecindad europea, así como la cooperación transfronteriza.

3.   La consecución de los objetivos específicos establecidos en los apartados 1 y 2 se medirá utilizando, en particular, los informes periódicos de la Unión pertinentes sobre la aplicación de la política europea de vecindad; para el apartado 2, letras a), d) y e), los indicadores pertinentes establecidos por organizaciones internacionales y otros organismos pertinentes; para el apartado 2, letras b), c) y d), la medida en que se utilice el marco regulador de la Unión por parte de los países socios; y para el apartado 2, letras c) y f), el número de acciones de cooperación y acuerdos pertinentes.

Los indicadores manejados para medir la consecución de los objetivos específicos estarán definidos previamente, serán claros, transparentes y, cuando proceda, específicos para cada país y mensurables, e incluirán, entre otros, unas elecciones democráticas con seguimiento adecuado, el respeto de los derechos humanos y las libertades fundamentales, un poder judicial independiente, la cooperación en materia de justicia, libertad y seguridad, el nivel de la corrupción, los flujos comerciales, la igualdad entre los sexos e indicadores que permitan medir las disparidades económicas internas, incluidos los niveles de empleo.

4.   La ayuda de la Unión en virtud del presente Reglamento podrá utilizarse también en otros ámbitos pertinentes cuando ello sea coherente con los objetivos generales de la política europea de vecindad.

Artículo 3

Marco de actuación

1.   Los acuerdos de colaboración y cooperación, los acuerdos de asociación y otros acuerdos existentes o futuros que establezcan una relación con los países socios, las correspondientes comunicaciones de la Comisión, conclusiones del Consejo Europeo y conclusiones del Consejo, así como las declaraciones de cumbres o conclusiones pertinentes de las reuniones ministeriales con los países socios de la política europea de vecindad, también en el contexto de la Asociación Oriental y la Unión por el Mediterráneo así como las correspondientes resoluciones del Parlamento Europeo, deberán, respetando el principio de apropiación, constituir el marco de actuación global del presente Reglamento para la programación y la ejecución de la ayuda de la Unión en virtud del presente Reglamento.

2.   Constituirán referencias clave para fijar las prioridades de la ayuda de la Unión en virtud del presente Reglamento y para la evaluación de avances contemplada en el artículo 2, apartado 3: los planes de acción u otros documentos equivalentes acordados conjuntamente, como las agendas de asociación entre los países socios y la Unión en formaciones bilaterales y multilaterales, inclusive, cuando proceda, en el contexto de la Asociación Oriental y la dimensión meridional de la política europea de vecindad

3.   En caso de que la Unión Europea y los países socios no hayan celebrado ninguno de los acuerdos contemplados en el apartado 1, la ayuda de la Unión en virtud del presente Reglamento podrá proporcionarse cuando se revele útil para lograr los objetivos políticos de la Unión Europea, y se programará con arreglo a tales objetivos, teniendo en cuenta las necesidades del país de que se trate.

Artículo 4

Diferenciación, asociación y cofinanciación

1.   La ayuda de la Unión en virtud del presente Reglamento concedida a cada país socio de conformidad con el artículo 6, apartado 1, letra a), deberá estar basada en incentivos y diferenciarse en su forma e importes así como reflejar y tener en cuenta, respecto del país socio, todos los elementos enumerados más abajo:

a)

necesidades, en función de indicadores como la población y el nivel de desarrollo;

b)

compromiso y progresos en la aplicación de objetivos políticos, económicos y de reforma social acordados mutuamente;

c)

compromiso y progresos en la instauración de una democracia arraigada y sostenible;

d)

asociación con la Unión, incluido el nivel de ambición de dicha asociación;

e)

capacidad de absorción y posibles consecuencias de la ayuda de la Unión en virtud del presente Reglamento.

Dicha ayuda se reflejará en los documentos de programación plurianual mencionados en el artículo 7.

2.   Después de la adopción de los documentos de programación especificados en el artículo 7, y sin perjuicio de los demás elementos destacados en el apartado 1 del presente artículo, el reparto de los recursos disponibles ofrecidos a los países socios se adaptará en primer lugar en función de sus avances en la instauración y consolidación de una democracia arraigada y sostenible, y en la aplicación de unos objetivos de reforma política, social y económica acordados, coherentes con el planteamiento basado en incentivos.

Para los programas plurinacionales genéricos, ese reparto será determinado conforme a los avances hechos por los países socios en la instauración de una democracia arraigada y sostenible, teniendo en cuenta asimismo sus progresos en la aplicación de unos objetivos de reforma acordados que contribuyan a la consecución de dicho fin.

Los avances de los países socios serán evaluados periódicamente, particularmente por medio de unos informes de situación de la política europea de vecindad que incluyan tendencias comparadas a las de los años anteriores.

Podrá volverse a estudiar la ayuda en caso de regresión severa o persistente.

3   El planteamiento basado en incentivos no se aplicará a la ayuda a la sociedad civil, a los contactos interpersonales, incluida la cooperación entre autoridades locales, al apoyo al fomento de los derechos humanos ni a las medidas de ayuda relacionadas con crisis. En caso de retroceso grave o persistente, dicha ayuda podrá incrementarse.

4   El planteamiento basado en incentivos previsto en el presente Reglamento será objeto de un intercambio de impresiones periódico en el Parlamento Europeo y en el Consejo.

5.   La ayuda de la Unión en virtud del presente Reglamento se establecerá, en principio, en asociación con los beneficiarios. En dicha asociación participarán, en su caso, para la elaboración, ejecución y seguimiento de la ayuda de la Unión los siguientes interesados:

a)

las autoridades nacionales y locales; y

b)

las organizaciones de la sociedad civil,

inclusive mediante consulta y acceso oportuno a la información pertinente que les permita desempeñar un papel significativo en ese proceso.

6.   La ayuda de la Unión en virtud del presente Reglamento será cofinanciada, en principio, por los países socios y otros países participantes mediante fondos públicos, contribuciones de los beneficiarios u otras fuentes. Los requisitos de cofinanciación podrán obviarse en casos debidamente justificados y cuando sea necesario para apoyar el desarrollo de la sociedad civil y los actores no estatales, en particular las organizaciones de la sociedad civil de pequeña escala, sin perjuicio del cumplimiento de las demás condiciones establecidas en el Reglamento (UE, Euratom) no 966/2012 del Parlamento Europeo y del Consejo (11).

Artículo 5

Coherencia y coordinación de los donantes

1.   En la aplicación del presente Reglamento, deberá garantizarse la coherencia con todos los ámbitos de acción exterior de la Unión, así como con otras políticas de la Unión pertinentes. A tal fin, las medidas financiadas en virtud del presente Reglamento, incluidas las gestionadas por el Banco Europeo de Inversiones (BEI), se basarán en los documentos de la política de cooperación mencionados en el artículo 3, apartados 1 y 2, así como en los intereses específicos, las prioridades políticas y estrategias de la Unión. Dichas medidas respetarán los compromisos contraídos en virtud de los acuerdos multilaterales y los convenios internacionales de los que la Unión y los países socios son partes.

2.   La Unión, los Estados miembros y el BEI deberán garantizar la coherencia entre la ayuda prestada en virtud del presente Reglamento y otras formas de ayuda facilitada por la Unión, los Estados miembros y las instituciones financieras europeas.

3.   La Unión y los Estados miembros coordinarán sus respectivos programas de ayuda a fin de mejorar la eficacia y la eficiencia en la entrega de la ayuda y el diálogo político, así como para evitar el solapamiento de financiaciones, en consonancia con los principios establecidos para el refuerzo de la coordinación operativa en el ámbito de la ayuda exterior y para la armonización de las políticas y procedimientos. La coordinación implicará consultas regulares e intercambios frecuentes de información pertinente durante las diversas fases del ciclo de ayuda, en particular sobre el terreno. Se realizará la programación conjunta siempre que sea posible y pertinente. Cuando esto no pueda lograrse, se estudiarán otras fórmulas con el fin de garantizar el máximo nivel de coordinación, como la cooperación delegada y los acuerdos de transferencia.

La Comisión responderá de la programación conjunta con los Estados miembros en el informe a que se refiere el artículo 17 del Reglamento (UE) no 236/2014, e incluirá recomendaciones en los casos en que no se haya cumplido totalmente la programación conjunta.

4.   La Unión, en colaboración con los Estados miembros, tomará las medidas necesarias, incluidas consultas en una fase preliminar del proceso de programación, para garantizar la complementariedad, la coordinación adecuada y la cooperación con las organizaciones y entidades multilaterales y regionales, en particular las instituciones financieras europeas e internacionales, los organismos, fondos y programas de las Naciones Unidas, las fundaciones privadas y políticas y los donantes no pertenecientes a la Unión.

5   Los documentos a que se refiere el artículo 7, apartados 2 y 3, remitirán también, en la medida de lo posible, a las actividades de otros donantes de la Unión.

TÍTULO II

PROGRAMACIÓN INDICATIVA Y ASIGNACIÓN DE LOS FONDOS

Artículo 6

Tipos de programas

1.   La ayuda de la Unión en virtud del presente Reglamento se programará a través de:

a)

programas bilaterales que cubran la ayuda a un país socio;

b)

programas plurinacionales que aborden desafíos comunes a todos o algunos de los países socios, basados en las prioridades de la Asociación Oriental y la dimensión meridional de la política europea de vecindad y teniendo en cuenta los trabajos realizados en el contexto de la Unión por el Mediterráneo, y cooperación regional y subregional, principalmente entre dos o más países socios, también en el marco de la Dimensión Septentrional y de la Sinergia del Mar Negro. En estos programas podrá participar la Federación de Rusia de conformidad con el artículo 1, apartado 3;

c)

programas de cooperación transfronteriza que aborden la cooperación entre uno o más Estados miembros, por una parte, y uno o más países socios y/o la Federación de Rusia («otros países participantes en la cooperación transfronteriza»), por otra parte, que tengan lugar a lo largo de la frontera exterior compartida de la Unión.

2.   Las prioridades de la ayuda de la Unión en virtud del presente Reglamento se fijan en el anexo II.

3.   La ayuda de la Unión en virtud del presente Reglamento se ejecutará de conformidad con el Reglamento (UE) no 236/2014 y, respecto de los programas mencionados en el artículo 6, apartado 1, letra c), del presente Reglamento, también conforme a las normas de ejecución por las que se establezcan disposiciones específicas de desarrollo de la cooperación transfronteriza a que se refiere el artículo 12 del presente Reglamento.

Artículo 7

Programación y asignación orientativa de fondos para programas indicativos nacionales y plurinacionales

1   Las asignaciones financieras indicativas para los programas nacionales se determinarán en función de los criterios establecidos en el artículo 4, apartado 1.

2.   En el caso de países para los cuales existan los documentos a que hace referencia el artículo 3, apartado 2 del presente Reglamento, se adoptará un marco único de ayuda plurianual global de acuerdo con el procedimiento de examen contemplado en el artículo 16, apartado 3, del Reglamento (UE) no 236/2014. Dicho marco:

a)

examinará los progresos realizados en relación con el marco estratégico y el cumplimiento de los objetivos acordados anteriormente, y hará balance de la situación relativa a las relaciones entre la Unión y el país socio, incluido el nivel de ambición de la asociación del país socio con la Unión;

b)

establecerá los objetivos y prioridades de la ayuda de la Unión, seleccionados principalmente de entre los que figuren en los documentos a que se hace referencia en el artículo 3, apartado 2 del presente Reglamento, y en las estrategias y planes de los países socios cuando dichas estrategias o planes sean coherentes con el marco político global, y respecto de las cuales la evaluación periódica de la Unión haya puesto de manifiesto la necesidad de ayuda;

c)

indicará los resultados esperados; y

d)

establecerá el nivel indicativo de financiación desglosado por prioridades.

Las asignaciones financieras indicativas para cada marco único de ayuda se darán en forma de intervalo no superior al 20 % de dichas asignaciones.

La duración de un marco único de ayuda corresponderá en principio a la duración del documento pertinente mencionado en el artículo 3, apartado 2, del presente Reglamento.

3.   En el caso de países para los que no existan los documentos a que se hace referencia en el artículo 3, apartado 2, del presente Reglamento se adoptará un documento de programación global que incluirá una estrategia y un programa indicativo plurianual, de conformidad con el procedimiento de examen contemplado en el artículo 16, apartado 3, del Reglamento (UE) no 236/2014. Dicho documento:

a)

definirá una estrategia de respuesta de la Unión, sobre la base de un análisis de la situación del país en cuestión, de sus relaciones con la Unión Europea y de las estrategias o planes de los países socios cuando dichas estrategias o planes sean coherentes con el marco político global;

b)

fijará los objetivos y las prioridades de la ayuda de la Unión;

c)

indicará los resultados esperados; y

d)

establecerá el nivel indicativo de financiación desglosado por prioridades.

Se establecerán las asignaciones financieras complementarias indicativas en forma de intervalo no superior al 20 % de dichas asignaciones. El documento de programación tendrá una duración plurianual adecuada.

4.   Respecto de los programas plurinacionales, se adoptará un documento de programación global que incluirá una estrategia y un programa indicativo plurianual, de conformidad con el procedimiento de examen contemplado en el artículo 16, apartado 3, del Reglamento (UE) no 236/2014. Dicho documento:

a)

fijará los objetivos y prioridades de la ayuda de la Unión a la región o subregión, reflejando, cuando proceda, las prioridades decididas en el marco de la Asociación Oriental o de la Unión para el Mediterráneo;

b)

indicará los resultados esperados; y

c)

establecerá el nivel indicativo de financiación desglosado por prioridades.

Las asignaciones financieras indicativas de los programas plurinacionales se determinarán en función de criterios transparentes y objetivos.

El documento de programación tendrá una duración plurianual adecuada.

5.   Los documentos del marco único de ayuda se revisarán cuando sea necesario, en particular a la luz de los informes periódicos pertinentes de la Unión y teniendo en cuenta los trabajos de los órganos conjuntos creados con arreglo a los acuerdos con los países socios, y su revisión podrá efectuarse de conformidad con el procedimiento de examen contemplado en el artículo 16, apartado 3, del Reglamento (UE) no 236/2014. Los documentos de programación a que hacen referencia los apartados 3 y 4 del presente artículo serán objeto de una revisión intermedia o cuando sea necesario, y la revisión podrá efectuarse de conformidad con el mismo procedimiento.

6.   Para facilitar la aplicación del planteamiento basado en los incentivos a que hace referencia el artículo 4, apartado 2, se asignará un importe del orden del 10 % de la dotación financiera establecida en el artículo 17, apartado 1 a programas plurinacionales genéricos que complementarán las asignaciones financieras por país mencionadas en el artículo 7, apartados 2 y 3. Las respectivas decisiones de la Comisión que creen dichos programas genéricos especificarán los países que podrán recibir asignaciones, decidiéndose las asignaciones reales en función de los avances hacia una democracia arraigada y sostenible, y la aplicación de objetivos de reforma acordados que contribuyan a la consecución de tal fin.

7.   Cuando sea necesario ejecutar medidas más eficazmente en beneficio común de la Unión y los países socios, en ámbitos como la cooperación transnacional y las interconexiones, la financiación con arreglo a este Reglamento podrá ponerse en común con la financiación contemplada en otros reglamentos pertinentes de la Unión. En tal caso, la Comisión decidirá qué conjunto único de normas se aplicará a la ejecución.

8.   Los Estados miembros estarán asociados al proceso de programación con arreglo al artículo 16, apartado 3, del Reglamento (UE) no 236/2014. Estos Estados miembros y otros donantes que se hayan comprometido a programar su ayuda conjuntamente con la Unión participarán muy estrechamente. Cuando sea oportuno, los documentos de programación también podrán cubrir su contribución.

9.   Cuando los Estados miembros y otros donantes se hayan comprometido a programar conjuntamente su ayuda, un documento de programación plurianual conjunto podrá sustituir al marco único de ayuda y a los documentos de programación contemplados en los apartados 3 y 4, a condición de que cumpla los requisitos establecidos en dichos apartados.

10.   En caso de crisis o de amenazas a la democracia, al Estado de Derecho, los derechos humanos y las libertades fundamentales, o de desastres naturales o provocados por el hombre, podrá efectuarse una revisión ad hoc de los documentos de programación. Dicha revisión de emergencia deberá asegurar la coherencia entre las políticas de la Unión, la ayuda de la Unión prestada en virtud del presente Reglamento y la ayuda prestada en virtud de otros instrumentos para la financiación de la acción exterior de la Unión. Una revisión de emergencia podrá llevar a la adopción de una versión revisada de los documentos de programación. En tal caso, la Comisión enviará a título Informativo al Parlamento Europeo y al Consejo la versión revisada de los documentos de programación, en el plazo de un mes a partir de su adopción.

11.   Toda actividad de programación o revisión de los programas que se lleve a cabo después de la publicación del informe de revisión intermedio a que se refiere el artículo 17 del Reglamento (UE) no 236/2014 tendrá en cuenta los resultados, constataciones y conclusiones de dicho informe.

TÍTULO III

COOPERACIÓN TRANSFRONTERIZA

Artículo 8

Admisibilidad geográfica

1.   Los programas de cooperación transfronteriza mencionados en el artículo 6, apartado 1, letra c), podrán establecerse:

a)

respecto de las fronteras terrestres, abarcando las unidades territoriales correspondientes al nivel 3 de la Nomenclatura de Unidades Territoriales Estadísticas (NUTS) o equivalente, a lo largo de las fronteras terrestres entre los Estados miembros y los otros países participantes en la cooperación transfronteriza, sin perjuicio de los posibles ajustes necesarios para garantizar la coherencia y continuidad de la acción de cooperación, y de conformidad con el artículo 9, apartado 4;

b)

respecto de las fronteras marítimas, abarcando las unidades territoriales correspondientes al nivel NUTS 3 o equivalente, a lo largo de las fronteras marítimas entre los Estados miembros y los otros países participantes en la cooperación transfronteriza, separadas por un máximo de 150 km, sin perjuicio de los posibles ajustes necesarios para garantizar la coherencia y continuidad de la acción de cooperación;

c)

en torno a una cuenca marítima, abarcando las unidades territoriales costeras correspondientes al nivel NUTS 2 o equivalente, ribereñas de una cuenca marítima común a los Estados miembros, y los otros países participantes en la cooperación transfronteriza.

2.   Con el fin de garantizar la continuación de los programas de cooperación existentes, y en otros casos justificados, y con objeto de contribuir a los objetivos del programa, las unidades territoriales limítrofes con las mencionadas en el apartado 1 podrán participar en la cooperación transfronteriza. Las condiciones en las que las unidades territoriales colindantes puedan participar en la cooperación se establecerán en los programas operativos conjuntos.

3.   En casos debidamente justificados, los centros sociales, económicos o culturales importantes de los Estados miembros o de otros países participantes en la cooperación transfronteriza que no sean contiguos a las unidades territoriales admisibles podrán incluirse a condición de que tal participación contribuya a la realización de los objetivos establecidos en el documento de programación. Las condiciones en las que dichos centros podrán participar en la cooperación se establecerán en los programas operativos conjuntos.

4.   Cuando los programas se establezcan de conformidad con el apartado 1, letra b), la Comisión, de acuerdo con los participantes, podrá proponer que la admisibilidad geográfica se extienda al conjunto de la unidad territorial correspondiente al nivel NUTS 2 en cuya zona esté situada la unidad territorial correspondiente al nivel NUTS 3.

5   La cooperación transfronteriza procurará ser coherente con los objetivos de estrategias macrorregionales existentes y futuras.

Artículo 9

Programación y asignación de fondos para la cooperación transfronteriza

1.   Se elaborará un documento de programación con objeto de definir lo siguiente:

a)

los objetivos estratégicos que deberá perseguir la cooperación transfronteriza, y prioridades y resultados esperados de esa cooperación;

b)

la lista de los programas operativos conjuntos que deberán establecerse;

c)

el desglose indicativo de los recursos entre los programas de las fronteras terrestres y marítimas mencionados en el artículo 8, apartado 1, letras a) y b), y los programas de las cuencas marítimas mencionados en el artículo 8, apartado 1, letra c);

d)

las asignaciones plurianuales indicativas para cada programa operativo conjunto;

e)

las unidades territoriales admisibles para participar en cada programa operativo conjunto, y las unidades territoriales y centros indicados en el artículo 8, apartados 2, 3 y 4;

f)

la asignación indicativa para apoyar, según proceda, acciones horizontales de refuerzo de las capacidades, creación de redes e intercambio de experiencias entre los programas;

g)

contribuciones a los programas transnacionales establecidos de conformidad con el Reglamento (UE) no 1299/2013 del Parlamento Europeo y del Consejo (12), en que participan los países socios y/o la Federación de Rusia.

El documento de programación abarcará un período de siete años y será adoptado por la Comisión de conformidad con el procedimiento de examen contemplado en el artículo 16, apartado 3, del Reglamento (UE) no 236/2014. Este documento será objeto de una revisión intermedia o cuando sea necesario, y la revisión podrá efectuarse de conformidad con el mismo procedimiento.

2.   Los programas operativos conjuntos serán cofinanciados por el FEDER. El importe total de la contribución del FEDER se determinará de conformidad con el artículo 4, apartado 4, del Reglamento (UE) no 1299/2013. El presente Reglamento se aplicará a la utilización de dicha contribución.

3.   El Instrumento de Preadhesión (IAP II) establecido por el Reglamento (UE) no 236/2014 podrá destinarse a cofinanciar programas operativos conjuntos en los que participen los beneficiarios que figuran en la lista del anexo I de dicho Reglamento. El presente Reglamento se aplicará a la utilización de dicha cofinanciación.

4.   Las asignaciones indicativas de fondos para los programas operativos conjuntos se basarán en criterios objetivos, en particular la población de las unidades territoriales admisibles definidas en el artículo 8, apartado 1, letras a), b) y c). Al determinar las asignaciones indicativas, podrán introducirse ajustes para reflejar la necesidad de un equilibrio entre las contribuciones del FEDER y las contribuciones establecidas en el presente Reglamento, así como otros factores que afecten a la intensidad de la cooperación, tales como las características específicas de las zonas fronterizas y su capacidad para gestionar y absorber la ayuda de la Unión.

Artículo 10

Programas operativos conjuntos

1.   La cooperación transfronteriza se ejecutará mediante programas operativos conjuntos plurianuales que cubrirán la cooperación en una frontera o un grupo de fronteras y que estarán compuestos por medidas plurianuales que persigan un conjunto coherente de prioridades y que podrán ejecutarse con la ayuda de la Unión. Los programas operativos conjuntos se basarán en los documentos de estrategia a que hace referencia el artículo 9, apartado 1. Incluirán una descripción resumida de los sistemas de gestión y control relativos a los elementos a que hacen referencia el artículo 11, apartado 2, y el artículo 12, apartado 2.

2.   Los programas operativos conjuntos para las fronteras terrestres y las rutas marítimas se elaborarán para cada frontera al nivel territorial adecuado e incluirán las unidades territoriales admisibles pertenecientes a uno o más Estados miembros y a uno o más de los otros países participantes en la cooperación transfronteriza.

3.   Los programas operativos conjuntos en torno a las cuencas marítimas serán multilaterales, se establecerán en el nivel territorial adecuado e incluirán las unidades territoriales admisibles ribereñas de una misma cuenca marítima y pertenecientes a varios países participantes, entre los que figurarán al menos un Estado miembro y uno de los otros países participantes en la cooperación transfronteriza. Podrán incluir actividades bilaterales de apoyo a la cooperación entre un Estado miembro y uno de los otros países participantes en la cooperación transfronteriza.

4.   En el plazo de un año a partir de la aprobación del documento de programación mencionado en el artículo 9, apartado 1, y una vez adoptadas las normas de ejecución por las que se establezcan disposiciones específicas de desarrollo de la cooperación transfronteriza, los países participantes presentarán conjuntamente a la Comisión propuestas de programas operativos conjuntos. La Comisión, en el plazo que establezcan las normas de ejecución, adoptará cada programa operativo conjunto después de evaluar su coherencia con el presente Reglamento, con el documento de programación y con las normas de ejecución. La Comisión presentará los programas de acción conjuntos al Parlamento Europeo y a los Estados miembros, a efectos informativos, en el plazo de un mes a partir de la adopción de dichos programas.

5.   Las zonas de países distintos de los Estados miembros o de otros países participantes en la cooperación transfronteriza que sean contiguas a zonas admisibles definidas en el artículo 8, apartado 1, letras a) y b), o que sean ribereñas de una misma cuenca marítima para la que se haya establecido un programa operativo conjunto, podrán estar cubiertas por un programa operativo conjunto y podrán beneficiarse de la ayuda de la Unión en virtud del presente Reglamento en las condiciones establecidas en el documento de programación a que se refiere el artículo 9, apartado 1.

6.   La Comisión y los países participantes adoptarán las medidas adecuadas para garantizar que los programas de cooperación transfronteriza, en particular para las cuencas marítimas, establecidos con arreglo al presente Reglamento y los programas de cooperación transnacional establecidos de conformidad con el Reglamento (UE) no 1299/2013 cuya cobertura geográfica se solape parcialmente sean plenamente complementarios y se refuercen mutuamente.

7.   Los programas operativos conjuntos podrán revisarse a iniciativa de los países participantes o de la Comisión por motivos tales como:

a)

cambios en las prioridades de cooperación o evolución de la situación socioeconómica;

b)

resultados de la aplicación de las medidas en cuestión y resultados del proceso de supervisión y evaluación;

c)

necesidad de ajustar los importes de los fondos disponibles y de reasignar los recursos.

8.   A más tardar al final del año natural siguiente al año de adopción de los programas operativos conjuntos, la Comisión celebrará un convenio de financiación con los otros países participantes en la cooperación transfronteriza. Dicho convenio de financiación incluirá las disposiciones legales necesarias para la ejecución del programa operativo conjunto y podrá, en su caso, ser suscrito conjuntamente por los otros países participantes y por la autoridad de gestión mencionada en el artículo 12, apartado 2, letra c), o por el país que albergue la autoridad de gestión.

Cuando sea necesario, se celebrará un acuerdo -que, entre otras, podrá revestir la forma de memorando de entendimiento- entre los países participantes y la autoridad de gestión para determinar las responsabilidades financieras y modalidades de ejecución específicas de los programas de los países de que se trate, incluidas sus funciones y responsabilidades de gestión y administración.

9.   Se establecerá un programa operativo conjunto en el que participe más de uno de los otros países participantes en la cooperación transfronteriza si al menos uno de los otros países participantes en la cooperación transfronteriza firma el convenio de financiación. Otros países participantes en la cooperación transfronteriza cubiertos por un programa establecido podrán participar en el programa en cualquier momento, previa firma del convenio de financiación.

10.   Si un país participante se compromete a cofinanciar un programa operativo conjunto, dicho programa deberá clarificar las modalidades y las garantías necesarias de auditoría, prestación, utilización y control de la cofinanciación. Todos los países participantes y la autoridad de gestión de dicho programa operativo o el país que albergue la autoridad de gestión firmarán el convenio de financiación correspondiente.

11.   Los programas operativos conjuntos también podrán prever una contribución financiera de los instrumentos financieros con la que podrían combinarse las subvenciones, sin perjuicio de las normas de estos instrumentos, siempre que con ello se contribuya a la realización de las prioridades de dichos programas.

12.   Sobre la base del principio de asociación, los países participantes y sus autoridades locales, cuando proceda, seleccionarán conjuntamente acciones a las que se destine la ayuda de la Unión, que sean coherentes con las prioridades y medidas de un programa operativo conjunto.

13.   En casos concretos y debidamente justificados, cuando:

a)

no sea posible presentar un programa operativo conjunto debido a problemas surgidos en las relaciones entre países participantes o entre la Unión y uno de los otros países participantes en la cooperación transfronteriza;

b)

no sea posible ejecutar un programa operativo conjunto debido a problemas surgidos en las relaciones entre países participantes;

c)

los países participantes no hayan presentado a la Comisión un programa operativo conjunto a más tardar el 30 de junio de 2017; o

d)

ninguno de los otros países participantes en la cooperación transfronteriza que participan en el programa haya firmado el convenio de financiación correspondiente dentro del año siguiente a la adopción del programa;

la Comisión, tras consultar al Estado o Estados miembros implicados, adoptará las medidas oportunas que permitan al Estado miembro implicado utilizar la contribución del FEDER al programa operativo conjunto, de conformidad con el artículo 4, apartados 7 y 8, del Reglamento (UE) no 1299/2013.

14.   Los compromisos presupuestarios para acciones o programas de cooperación transfronteriza que sobrepasen un ejercicio financiero podrán desglosarse en tramos anuales en varios años.

Artículo 11

Gestión de los programas operativos conjuntos

1.   Los programas operativos conjuntos se ejecutarán normalmente en régimen de gestión compartida con los Estados miembros. No obstante, los países participantes podrán proponer la ejecución en régimen de gestión indirecta por una entidad que figure en el Reglamento (UE, Euratom) no 966/2012y de conformidad con las normas de ejecución mencionadas en el artículo 12, apartado 2, del presente Reglamento.

2.   La Comisión comprobará, a tenor de la información disponible, que el Estado miembro en caso de gestión compartida, o el otro país participante en la cooperación transfronteriza o la organización internacional en caso de gestión indirecta, han creado y aplican sistemas de gestión y control acordes con el Reglamento (UE, Euratom) no 966/2012, con el presente Reglamento y con las normas de ejecución mencionadas en el artículo 12, apartado 2, del presente Reglamento.

Los Estados miembros, otros países participantes en la cooperación transfronteriza y las organizaciones internacionales en cuestión garantizarán el funcionamiento eficaz de su sistema de gestión y control, la legalidad y regularidad de las operaciones subyacentes y la observancia del principio de buena gestión financiera. Serán responsables de la gestión y el control de los programas.

La Comisión podrá pedir al Estado miembro, al otro país participante en la cooperación transfronteriza o a la organización internacional en cuestión que examine una queja presentada a la Comisión en relación con la selección o ejecución de operaciones que reciben ayuda en virtud del presente Título o con el funcionamiento del sistema de gestión y control.

3.   A fin de permitir la adecuada preparación de la ejecución de los programas operativos conjuntos, los gastos realizados después de la presentación a la Comisión de los programas operativos conjuntos serán admisibles a partir del 1 de enero de 2014.

4.   Cuando la admisibilidad esté restringida de conformidad con el artículo 8, apartado 7, del Reglamento (UE) no 236/2014, la entidad mencionada en el apartado 1 del presente artículo que pueda lanzar convocatorias de propuestas y licitaciones estará habilitada a aceptar como admisibles a licitadores, solicitantes y candidatos procedentes de países no admisibles, o a mercancías de origen no admisible, de conformidad con el artículo 8, apartado 2, y el artículo 9, apartado 3, del Reglamento (UE) no 236/2014.

Artículo 12

Normas de ejecución para la cooperación transfronteriza

1.   Se adoptarán de conformidad con el procedimiento de examen contemplado en el artículo 16, apartado 3, del Reglamento (UE) no 236/2014 normas de ejecución por las que se establezcan disposiciones específicas de desarrollo del presente título.

2.   Los asuntos regulados por las normas de ejecución incluirán disposiciones detalladas relativas, entre otras cosas, a lo siguiente:

a)

el tipo y los métodos de cofinanciación;

b)

el contenido, preparación, modificación y cierre de los programas operativos conjuntos;

c)

el papel y el funcionamiento de las estructuras del programa, a saber, el comité mixto de seguimiento, la autoridad de gestión y la secretaría técnica conjunta, incluidos su composición permanente, identificación efectiva, rendición de cuentas y responsabilidad, descripción de los sistemas de gestión y control, y condiciones que rijan la gestión técnica y financiera de la ayuda de la Unión, incluida la admisibilidad del gasto;

d)

los procedimientos de recuperación en todos los países participantes;

e)

el seguimiento y la evaluación;

f)

las actividades de información y divulgación;

g)

la gestión compartida e indirecta a que se refiere el artículo 6, apartado 2, del Reglamento (UE) no 236/2014.

TÍTULO IV

DISPOSICIONES FINALES

Artículo 13

Delegación de poderes

Se otorgan a la Comisión los poderes para adoptar actos delegados con arreglo al artículo 14, con el fin de modificar el anexo II del presente Reglamento. En particular, tras la publicación del informe de revisión intermedia y tomando como base las recomendaciones que se formulen en dicho informe, la Comisión adoptará a más tardar el 31 de marzo de 2018 un acto delegado por el que se modifique el anexo II.

Artículo 14

Ejercicio de la delegación

1.   Se otorgan a la Comisión los poderes para adoptar actos delegados en las condiciones establecidas en el presente artículo.

2.   Los poderes para adoptar los actos delegados mencionados en el artículo 13 se otorgan a la Comisión hasta el 31 de diciembre de 2020.

3.   La delegación de poderes mencionada en el artículo 13 podrá ser revocada en cualquier momento por el Parlamento Europeo o por el Consejo. La decisión de revocación pondrá término a la delegación de los poderes que en ella se especifiquen. La decisión surtirá efecto al día siguiente de su publicación en el Diario Oficial de la Unión Europea o en una fecha posterior indicada en la misma. No afectará a la validez de los actos delegados que ya estén en vigor.

4.   Tan pronto como la Comisión adopte un acto delegado, lo notificará simultáneamente al Parlamento Europeo y al Consejo.

5.   Los actos delegados adoptados en virtud del artículo 13 entrarán en vigor únicamente si, en un plazo de dos meses desde su notificación al Parlamento Europeo y al Consejo, ni el Parlamento Europeo ni el Consejo formulan objeciones o si, antes del vencimiento de dicho plazo, tanto el uno como el otro informan a la Comisión de que no las formularán. El plazo se prorrogará dos meses a iniciativa del Parlamento Europeo o del Consejo.

Artículo 15

Comité

La Comisión estará asistida por el Comité del Instrumento Europeo de Vecindad. Dicho comité será un comité en el sentido del Reglamento (UE) no 182/2011.

Artículo 16

Participación de un tercer país no incluido en el artículo 1

1.   En circunstancias debidamente justificadas y para garantizar la coherencia y eficacia de la financiación de la Unión o para fomentar la cooperación regional o transregional, la Comisión podrá decidir, en función del caso concreto, hacer extensiva la admisibilidad de acciones específicas, de conformidad con el artículo 2 del Reglamento (UE) no 236/2014, a países, territorios y zonas que de lo contrario no podrían ser admisibles para recibir financiación.

No obstante lo dispuesto en el artículo 8, apartado 1, del Reglamento (UE) no 236/2014, las personas físicas y jurídicas de los países, territorios y zonas en cuestión podrán participar en los procedimientos de aplicación de dichas acciones.

2.   En los documentos de programación a que se refiere el artículo 7 podrán establecerse disposiciones respecto de las posibilidades contempladas en el apartado 1 del presente artículo.

Artículo 17

Dotación financiera

1.   La dotación financiera para la ejecución del presente Reglamento para el periodo 2014 a 2020 se elevará a 15 432 634 000 EUR a precios corrientes. Hasta un 5 % del importe de la dotación financiera se asignará a programas de cooperación transfronteriza mencionados en el artículo 6, apartado 1, letra c).

2.   El Parlamento Europeo y el Consejo autorizarán los créditos anuales dentro de los límites del marco financiero plurianual.

3.   De conformidad con el artículo 18, apartado 4, del Reglamento (UE) no 1288/2013 del Parlamento Europeo y del Consejo (13), a las acciones de movilidad en el aprendizaje hacia o desde países socios en el sentido del Reglamento (UE) no 1288/2013 y a la cooperación y el diálogo político con las autoridades, instituciones y organizaciones de dichos países se les asignará un importe indicativo de 1 680 000 000 EUR con cargo a los diferentes instrumentos para la financiación de la acción exterior, a saber: el Instrumento de cooperación al desarrollo establecido por el Reglamento (UE) no 233/2014 del Parlamento Europeo y del Consejo (14), el IEV, el Instrumento de Ayuda Preadhesión (IAP II) establecido por el Reglamento (UE) no 231/2014 y el Instrumento de Asociación establecido por el Reglamento (UE) no 234/2014 del Parlamento Europeo y del Consejo (15). El Reglamento (UE) no 1298/2013 se aplicará a la utilización de dichos fondos.

La financiación se pondrá a disposición por medio de dos asignaciones plurianuales que cubrirán, respectivamente, los primeros cuatro años y los tres años restantes. La asignación de dicha financiación se verá reflejada en la programación indicativa plurianual establecida en el presente Reglamento, en función de las necesidades y prioridades determinadas de los países de que se trate. Las asignaciones podrán revisarse en caso de circunstancias graves imprevistas o importantes cambios políticos, en consonancia con las prioridades de la acción exterior de la Unión.

Artículo 18

Servicio Europeo de Acción Exterior

El presente Reglamento se aplicará de conformidad con la Decisión 2010/427/UE.

Artículo 19

Entrada en vigor

El presente Reglamento entrará en vigor al día siguiente de su publicación en el Diario Oficial de la Unión Europea.

Será aplicable desde el 1 de enero de 2014 hasta el 31 de diciembre de 2020.

El presente Reglamento será obligatorio en todos sus elementos y directamente aplicable en cada Estado miembro.

Hecho en Estrasburgo, 11 de marzo de 2014.

Por el Parlamento Europeo

El Presidente

M. SCHULZ

Por el Consejo

El Presidente

D. KOURKOULAS


(1)  DO C 11 de15.1.2013, p. 77.

(2)  DO C 391 de 18.12.2012, p. 110.

(3)  Posición del Parlamento Europeo de 11 de diciembre de 2013 (no publicada aún en el Diario Oficial) y Decisión del Consejo de 11 de marzo de 2014.

(4)  Reglamento (CE) no 1638/2006 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 24 de octubre de 2006, por el que se establecen las disposiciones generales relativas a la creación de un Instrumento Europeo de Vecindad y Asociación (DO L 310 de 9.11.2006, p. 1).

(5)  Reglamento (UE) no 231/2014 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establece un Instrumento de Ayuda Preadhesión (IAP II) (Véase la página 11 del presente Diario Oficial).

(6)  DO C 373 de 20.12.2013, p. 1.

(7)  Reglamento (UE) no 182/2011 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 16 de febrero de 2011, por el que se establecen las normas y los principios generales relativos a las modalidades de control por parte de los Estados miembros del ejercicio de las competencias de ejecución por la Comisión (DO L 55 de 28.2.2011, p. 13).

(8)  Reglamento (UE) no 236/2014 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establecen normas y procedimientos de ejecución comunes de los instrumentos de la Unión para la acción exterior (Véase la página 95 del presente Diario Oficial).

(9)  Decisión 2010/427/EU del Consejo, de 26 de julio de 2010, por la que se establecen la organización y el funcionamiento del Servicio Europeo de Acción Exterior (DO L 201 de 3.8.2010, p. 30).

(10)  Reglamento (UE) no 1311/2013 del Consejo, de 2 de diciembre de 2013, por el que se establece el marco financiero plurianual para el período 2014-2020 (DO L 347 de 20.12.2013, p. 884).

(11)  Reglamento (UE, Euratom) no 966/2012 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 25 de octubre de 2012, sobre las normas financieras aplicables al presupuesto general de la Unión y por el que se deroga el Reglamento (CE, Euratom) no 1605/2002 del Consejo (DO L 298 de 26.10.2012, p. 1).

(12)  Reglamento (UE) no 1299/2013 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 17 de diciembre de 2013, por el que se establecen disposiciones específicas relativas al apoyo del Fondo Europeo de Desarrollo Regional al objetivo de cooperación territorial europea (DO L 347 de 20.12.2013, p. 259).

(13)  Reglamento (UE) no 1288/2013 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 11 de diciembre de 2013, por el que se establece «Erasmus+»: el programa de la Unión para la educación, la formación, la juventud y el deporte y se derogan las Decisiones no 1719/2006/CE, 1720/2006/CE y 1298/2008/CE (DO L 347 de 20.12.2013, p. 50).

(14)  Reglamento (UE) no 233/2014 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establece un Instrumento de Financiación de la Cooperación al Desarrollo para el período 2014-2020 (Véase la página 44 del presente Diario Oficial).

(15)  Reglamento (UE) no 234/2014 del Parlamento europeo y del Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establece un Instrumento de Asociación para la cooperación con terceros países (Véase la página 77 del presente Diario Oficial).


ANEXO I

Los países socios a que se refiere el artículo 1 son:

 

Argelia

 

Armenia

 

Azerbaiyán

 

Bielorrusia

 

Egipto

 

Georgia

 

Israel

 

Jordania

 

Líbano

 

Libia

 

República de Moldavia

 

Marruecos

 

Territorios Palestinos Ocupados

 

Siria

 

Túnez

 

Ucrania.


ANEXO II

Prioridades de la ayuda de la Unión en virtud del presente Reglamento

A fin de apoyar los objetivos específicos establecidos en el artículo 2, teniendo asimismo en cuenta los documentos acordados conjuntamente que figuran en el artículo 3, apartado 2, la financiación de la Unión podrá orientarse a las prioridades fijadas en los puntos 1, 2 y 3 que figuran a continuación.

Algunas de dichas prioridades podrán ser pertinentes para más de un tipo de programa. Las posibles modificaciones de la presente lista indicativa de prioridades han de respetar el principio de apropiación compartida.

En el marco de tales prioridades, se abordarán cuestiones transversales, entre estas: una democracia profunda y sostenible, los derechos humanos, la igualdad de género, la lucha contra la corrupción y el medio ambiente.

1.

La ayuda de la Unión a nivel bilateral abordará, cuando proceda, entre otras, las siguientes prioridades:

los derechos humanos, la buena gobernanza y el Estado de derecho, en particular la reforma de la justicia, de la administración pública y del sector de la seguridad;

la cooperación institucional y el desarrollo de capacidades, en particular para la aplicación de los acuerdos de la Unión;

ayuda a los miembros de la sociedad civil y al papel que desempeñan en los procesos de reforma y en las transiciones democráticas;

desarrollo económico integrador y sostenible, en particular a nivel regional y local, y cohesión territorial;

desarrollo de los sectores sociales, en particular de cara a la juventud, centrándose en la justicia y la cohesión sociales y el empleo;

desarrollo del comercio y del sector privado, en particular apoyo a la pequeña y mediana empresa, al empleo y a la instauración de zonas de libre comercio de alcance amplio y profundo;

agricultura y desarrollo rural, en particular seguridad alimentaria;

gestión sostenible de los recursos naturales;

sector de la energía, con especial hincapié en la eficiencia energética y en las energías renovables;

transporte e infraestructura;

educación y desarrollo de competencias, en particular educación y formación profesionales;

movilidad y gestión de la migración, en particular protección de los migrantes;

desarrollo de la confianza y otras medidas que contribuyan a la prevención y solución de conflictos, en particular ayuda a la población afectada y a la reconstrucción.

Las prioridades fijadas en el presente punto podrán contribuir a la consecución de varios de los objetivos del presente Reglamento.

2.

La ayuda de la Unión a nivel plurinacional abordará, cuando proceda, entre otras, las siguientes prioridades:

derechos humanos, gobernanza y Estado de derecho;

cooperación institucional y mejora de las capacidades;

cooperación regional, en particular en el marco de la Asociación Oriental, la Unión por el Mediterráneo y la Asociación para la Democracia y la Prosperidad Compartida;

educación superior y desarrollo de competencias, movilidad de los estudiantes y del personal docente, juventud y cultura;

desarrollo económico sostenible, desarrollo del comercio y del sector privado y ayuda a la pequeña y mediana empresa;

sector de la energía, en particular redes de energía;

interconexiones de transporte e infraestructura;

gestión sostenible de los recursos naturales, en particular el agua, el crecimiento ecológico, el medio ambiente y la adaptación y mitigación del cambio climático;

ayuda a la sociedad civil;

movilidad y gestión de la migración;

desarrollo de la confianza y otras medidas que contribuyan a la prevención y solución de conflictos.

Las prioridades fijadas en el presente punto podrán contribuir a la consecución de varios de los objetivos del presente Reglamento.

3.

La ayuda de la Unión mediante los programas de cooperación transfronteriza abordará, cuando proceda, las siguientes prioridades:

desarrollo económico y social;

medio ambiente, salud pública, seguridad y protección;

circulación de personas, bienes y capitales.

Las prioridades fijadas en el presente punto reflejan retos comunes. Constituyen el marco a partir del cual se seleccionarán las prioridades específicas con los países participantes en la cooperación transfronteriza. Se invitará a las organizaciones de la sociedad civil a participar en el desarrollo de los programas y ellas serán, junto con las autoridades locales y regionales, sus principales beneficiarias.

Asignación financiera por tipo de programa

 

Programas bilaterales: hasta un 80 %

 

Programas plurinacionales: hasta un 35 %

 

Cooperación transfronteriza: hasta un 5 %


Declaración de la Comisión Europea sobre el diálogo estratégico con el Parlamento Europeo (1)

Con arreglo al artículo 14 del TUE, la Comisión Europea mantendrá un diálogo estratégico con el Parlamento Europeo antes de la programación del Reglamento (UE) no 232/2014 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establece un Instrumento Europeo de Vecindad, y previa consulta inicial de sus beneficiarios pertinentes, cuando proceda. La Comisión Europea presentará al Parlamento Europeo los documentos pertinentes que estén disponibles sobre la programación, con las asignaciones indicativas previstas por países o regiones y, dentro de cada país o región, las prioridades, los posibles resultados y las asignaciones indicativas previstas por prioridad para los programas geográficos, así como la elección de las modalidades de ayuda (2). La Comisión Europea presentará al Parlamento Europeo los documentos pertinentes que estén disponibles sobre la programación, con las prioridades temáticas, los posibles resultados, la elección de modalidades de ayuda (2) y las asignaciones financieras para las prioridades previstas en los programas temáticos. La Comisión Europea tendrá en cuenta las posiciones expresadas por el Parlamento Europeo al respecto.

La Comisión Europea mantendrá un diálogo estratégico con el Parlamento Europeo en la preparación de la revisión intermedia y antes de cualquier revisión sustancial de los documentos de programación durante el período de validez de este Reglamento.

La Comisión Europea, si el Parlamento Europeo la invita a ello, explicará en qué casos se han tenido en cuenta las observaciones de este en los documentos de programación y cualquier otro seguimiento dado al diálogo estratégico.


(1)  La Comisión Europea estará representada por el comisario competente.

(2)  Cuando proceda.


Declaración de la Comisión Europea sobre el empleo de actos de ejecución al efecto del establecimiento de disposiciones de aplicación de determinadas normas del Reglamento no 232/2014 del Parlamento Europeo y el Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establece el Instrumento Europeo de Vecindad, y del Reglamento (UE) no 231/2014 del Parlamento Europeo y el Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establece un Instrumento de ayuda Preadhesión (IPA II)

La Comisión Europea cree que las disposiciones de aplicación de los programas de cooperación transfronterizos del Reglamento (UE) no 236/2014 del Parlamento Europeo y el Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establecen normas y procedimientos comunes para la aplicación de los instrumentos de financiación de la acción exterior de la Unión, y otras disposiciones más detalladas del Reglamento (UE) no 232/2014 del Parlamento Europeo y el Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establece un Instrumento Europeo de Vecindad, y del Reglamento (UE) no 231/2014 del Parlamento Europeo y el Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establece un Instrumento de ayuda Preadhesión (IPA II), tienen por objeto servir de complemento al acto básico y, por lo tanto, deben ser actos delegados que se adopten con arreglo al artículo 290 del TFUE. La Comisión no se opondrá a la adopción del texto acordado por los colegisladores, pero recuerda que la cuestión de la delimitación entre los artículos 290 y 291 del TFUE está siendo examinada actualmente por el Tribunal de Justicia en el asunto «biocidas».


Declaración del Parlamento Europeo sobre la suspensión de la ayuda concedida al amparo de los instrumentos financieros

El Parlamento Europeo observa que el Reglamento (UE) no 233/2014 del Parlamento Europeo y el Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establece un instrumento de financiación para la cooperación al desarrollo para el período 2014-2020, el Reglamento (UE) no 232/2014 del Parlamento Europeo y el Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establece un Instrumento Europeo de Vecindad, el Reglamento (UE) no 234/2014 del Parlamento Europeo y el Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establece un Instrumento de Asociación para la cooperación con terceros países, y el Reglamento (UE) no 231/2014 del Parlamento Europeo y el Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establece un Instrumento de ayuda Preadhesión (IPA II) no incluyen ninguna referencia expresa a la posibilidad de suspender la ayuda en los casos en que un país beneficiario no observe los principios básicos indicados en el instrumento correspondiente y, sobre todo, los de democracia, Estado de derecho y respeto de los derechos humanos.

El Parlamento Europeo considera que cualquier suspensión de la ayuda al amparo de estos instrumentos modificaría el sistema financiero global acordado con arreglo al procedimiento legislativo ordinario. Por lo tanto, como colegislador y una de las dos ramas de la autoridad presupuestaria, el Parlamento Europeo tiene derecho a ejercer plenamente sus prerrogativas a este respecto, en el caso de que se tomase tal decisión.


15.3.2014   

ES

Diario Oficial de la Unión Europea

L 77/44


REGLAMENTO (UE) N o 233/2014 DEL PARLAMENTO EUROPEO Y DEL CONSEJO

de 11 de marzo de 2014

por el que se establece un Instrumento de Financiación de la Cooperación al Desarrollo para el período 2014-2020

EL PARLAMENTO EUROPEO Y EL CONSEJO DE LA UNIÓN EUROPEA,

Visto el Tratado de Funcionamiento de la Unión Europea, y en particular su artículo 209, apartado 1, y su artículo 212, apartado 2,

Vista la propuesta de la Comisión Europea,

Previa transmisión del proyecto de acto legislativo a los Parlamentos nacionales,

Visto el dictamen del Comité de las Regiones (1),

De conformidad con el procedimiento legislativo ordinario (2),

Considerando lo siguiente:

(1)

El presente Reglamento forma parte de la política de cooperación al desarrollo de la Unión y constituye uno de los instrumentos de apoyo a la política exterior de la Unión. Sustituye al Reglamento (CE) no 1905/2006 del Parlamento Europeo y del Consejo (3), cuya vigencia finalizó el 31 de diciembre de 2013.

(2)

La lucha contra la pobreza sigue siendo el objetivo principal de la política de desarrollo de la Unión, tal como se establece en el título V, capítulo 1, del Tratado de la Unión Europea (TUE), y en la quinta parte, título III, capítulo 1, del Tratado de Funcionamiento de la Unión Europea (TFUE), de conformidad con los Objetivos de Desarrollo del Milenio (ODM), y otros compromisos y objetivos de desarrollo acordados a escala internacional y aprobados por la Unión y sus Estados miembros en el marco de las Naciones Unidas (ONU) y de otros foros internacionales competentes.

(3)

La declaración conjunta del Consejo y de los Representantes de los Gobiernos de los Estados miembros reunidos en el seno del Consejo, del Parlamento Europeo y de la Comisión sobre la política de desarrollo de la Unión Europea, titulada «El consenso europeo sobre desarrollo» (4) («Consenso Europeo») y las modificaciones aprobadas a la misma, establece el marco político general, las orientaciones y el enfoque que guían la aplicación del presente Reglamento.

(4)

Con el tiempo, la asistencia de la Unión debe contribuir a reducir la dependencia de la ayuda.

(5)

La acción de la Unión en la escena internacional debe basarse en los principios que han inspirado su creación, desarrollo y ampliación y que pretende fomentar en el resto del mundo, a saber, la democracia, el Estado de Derecho, la universalidad e indivisibilidad y de los derechos humanos y las libertades fundamentales, el respeto de la dignidad humana, los principios de igualdad y solidaridad, y el respeto de los principios de la Carta de las Naciones Unidas y del Derecho internacional. El objetivo de la Unión es desarrollar y consolidar el compromiso con dichos principios en los países, territorios y regiones socios a través del diálogo y la cooperación. Al perseguir estos principios, la Unión da muestras de su valor añadido como agente en las políticas de desarrollo.

(6)

A la hora de aplicar el presente Reglamento, y en particular durante el proceso de programación, la Unión debe prestar la debida atención a las prioridades, objetivos y parámetros sobre derechos humanos y democracia establecidos por la Unión para los países socios, en particular sus estrategias como país en materia de derechos humanos.

(7)

El respeto de los derechos humanos y las libertades fundamentales, la promoción del Estado de Derecho, los principios democráticos, la transparencia, la buena gobernanza, la paz y la estabilidad, y la igualdad de género son fundamentales para el desarrollo de los países socios y estas cuestiones se deberían integrar en la política de desarrollo de la Unión, en especial en la programación y en los acuerdos con los países socios.

(8)

La eficacia de la ayuda, una mayor transparencia, cooperación y complementariedad y una mejor armonización, la aproximación a los países socios así como la coordinación de procedimientos, tanto entre la Unión y los Estados miembros como en las relaciones con otros donantes y agentes del desarrollo, resultan esenciales para garantizar la coherencia y la pertinencia de la ayuda y, al mismo tiempo, reducir los costes soportados por los países socios. A través de su política de desarrollo, la Unión se ha comprometido a aplicar las conclusiones de la Declaración sobre la eficacia de la ayuda adoptada por el Foro de alto nivel sobre la eficacia de la ayuda, que se celebró en París el 2 de marzo de 2005, el Programa de Acción de Accra adoptado el 4 de septiembre de 2008 y su Declaración de seguimiento adoptada en Busan el 1 de diciembre de 2011. Estos compromisos han dado lugar a una serie de conclusiones del Consejo y de los representantes de los Gobiernos de los Estados miembros, reunidos en el seno del Consejo, como el Código de conducta de la UE sobre la complementariedad y la división del trabajo en la política de desarrollo, y el Marco Operativo sobre la Eficacia de la Ayuda. Es preciso incrementar los esfuerzos y reforzar los procedimientos de elaboración de la programación conjunta.

(9)

La asistencia de la Unión debe respaldar la Asociación Estratégica África-UE, adoptada en la cumbre de Lisboa en los días 8 y 9 de diciembre de 2007 en Lisboa y sus modificaciones y adiciones subsiguientes, basada en la visión compartida, en los principios y objetivos subyacentes a la Asociación Estratégica entre la Unión Europea y África.

(10)

La Unión y los Estados miembros deben mejorar la coherencia, la coordinación y la complementariedad de sus respectivas políticas de cooperación al desarrollo, en particular respondiendo a las prioridades de los países y regiones socios a nivel nacional y regional. Para garantizar que las políticas de cooperación al desarrollo de la Unión y de los Estados miembros se complementen y refuercen mutuamente, así como una prestación rentable de la ayuda que evite solapamientos y lagunas, resulta urgente y oportuno prever procedimientos de programación conjunta que deben aplicarse siempre que sea posible y pertinente.

(11)

La política de la Unión y la actuación internacional para la cooperación al desarrollo se rigen por los ODM, como la erradicación de la pobreza extrema y del hambre, incluidas sus modificaciones posteriores, y por los objetivos, principios y compromisos de desarrollo aprobados por la Unión y los Estados miembros, incluso en el contexto de su cooperación en el seno de la ONU y otros foros internacionales competentes en el ámbito de la cooperación al desarrollo. La política de la Unión y su actuación internacional también se basan en los compromisos y obligaciones contraídos en materia de derechos humanos y desarrollo, incluidos la Declaración Universal de Derechos Humanos, el Pacto Internacional de Derechos Civiles y Políticos, el Pacto Internacional de Derechos Económicos, Sociales y Culturales, la Convención sobre la Eliminación de todas las Formas de Discriminación contra la Mujer, la Convención de la ONU sobre los Derechos del Niño y la Declaración de las Naciones Unidas sobre el Derecho al Desarrollo.

(12)

La Unión Europea está firmemente comprometida con la igualdad de género como un derecho humano, una cuestión de justicia social y un valor central de la política de desarrollo de la Unión. La igualdad de género es clave para el logro de todos los ODM. El 14 de junio de 2010, el Consejo respaldó el Plan de Acción 2010-2015 de la UE sobre igualdad de género y capacitación de las mujeres en la cooperación al desarrollo.

(13)

Una de las principales prioridades de la Unión debe ser promover un planteamiento global como respuesta a las situaciones de crisis y catástrofes y a las de conflicto y fragilidad, incluidas las de transición y postcrisis. Este enfoque debe basarse en particular en las conclusiones de 19 de noviembre de 2007 del Consejo sobre la respuesta de la UE a situaciones de fragilidad, y en las conclusiones, también de 19 de noviembre de 2007, del Consejo y de los Representantes de los Gobiernos de los Estados miembros reunidos en el seno del Consejo, relativas a seguridad y desarrollo, así como en las conclusiones de 20 de junio de 2011 del Consejo sobre la prevención de conflictos, así como las conclusiones posteriores pertinentes.

(14)

En particular en aquellas situaciones en que las necesidades son más urgentes y la pobreza es a la vez más frecuente e intensa, el apoyo de la Unión debe dirigirse a reforzar la capacidad de adaptación de los países y sus poblaciones ante acontecimientos adversos. Esto debe hacerse proporcionando una adecuada combinación de enfoques, respuestas e instrumentos, en particular garantizando el equilibrio, la coherencia y la coordinación efectiva de los enfoques orientados a la seguridad, la ayuda humanitaria y el desarrollo, estableciendo así la vinculación entre la ayuda de emergencia, la rehabilitación y el desarrollo.

(15)

La ayuda de la Unión debe centrarse donde tenga mayor repercusión teniendo en cuenta su capacidad para actuar a escala mundial y responder a desafíos mundiales como la erradicación de la pobreza, el desarrollo sostenible e inclusivo y la promoción a escala mundial de la democracia, la buena gobernanza, los derechos humanos y el Estado de Derecho, su compromiso a largo plazo y previsible con la ayuda al desarrollo y su papel a la hora de coordinarse con los Estados miembros. Para garantizar esta repercusión, debe aplicarse el principio de diferenciación no solo en la asignación de fondos, sino también en la programación, a fin de garantizar que la cooperación al desarrollo bilateral se dirige a los países socios más necesitados, incluidos los Estados frágiles y los Estados muy vulnerables y con capacidad limitada para acceder a otras fuentes de financiación para apoyar su propio desarrollo. La Unión debería establecer nuevas asociaciones con los países que dejan de poder acogerse a los programas de ayuda bilateral, en particular sobre la base de los programas regionales y temáticos previstos en el presente instrumento y en otros instrumentos temáticos para financiar la acción exterior de la Unión, en particular el Instrumento de Asociación para la Cooperación con Terceros Países establecido por el Reglamento (UE) no 234/2014 del Parlamento Europeo y del Consejo (5) («Instrumento de Asociación»).

(16)

La Unión debe tratar de hacer el uso más eficiente posible de los recursos disponibles a fin de optimizar la repercusión de su acción exterior. Debe lograrlo a través de un enfoque global para cada país, basado en la coherencia y la complementariedad entre los instrumentos de la Unión para la acción exterior, así como de la creación de sinergias entre el presente instrumento, otros instrumentos de la Unión para financiar la acción exterior y otras políticas de la Unión. Todo ello debe llevar aparejado un refuerzo mutuo de los programas elaborados con arreglo a los instrumentos para financiar la acción exterior. Al mismo tiempo que se esfuerza en lograr una coherencia global de la acción exterior de la Unión conforme a lo dispuesto en el artículo 21 del TUE, la Unión ha de velar por la coherencia de las políticas en favor del desarrollo, como se exige en el artículo 208 del TFUE.

(17)

Siempre respetando el principio de coherencia de las políticas en favor del desarrollo, conviene que el presente Reglamento permita una mayor coherencia entre las políticas de la Unión. Debe permitir la plena armonización con los países y regiones socios usando, como base de la programación de la acción de la Unión, cuando sea posible, planes de desarrollo nacionales o documentos sobre desarrollo integral similares, adoptados con la participación de los organismos nacionales y regionales interesados. Asimismo debe tratar de lograr una mejor coordinación entre donantes, en particular entre la Unión y los Estados miembros, a través de una programación conjunta.

(18)

En un mundo globalizado, diferentes políticas internas de la Unión, como medio ambiente, cambio climático, fomento de las energías renovables, empleo (incluido el trabajo digno para todos), igualdad de género, energía, agua, transportes, sanidad, educación, justicia y seguridad, cultura, investigación e innovación, sociedad de la información, migración, y agricultura y pesca, forman parte cada vez más de la acción exterior de la Unión.

(19)

Una estrategia de crecimiento inteligente, sostenible e integrador, que contenga pautas de crecimiento que impulsen la cohesión social, económica y territorial y posibiliten que las personas en situación de pobreza aumenten su contribución a la riqueza nacional y se beneficien de ella, destaca el compromiso de la Unión de fomentar en sus políticas internas y exteriores un crecimiento inteligente, integrador y sostenible que reúna tres pilares: económico, social y medioambiental.

(20)

La lucha contra el cambio climático y la protección del medio ambiente se encuentran entre los grandes desafíos a los que se enfrentan la Unión y los países en desarrollo, y en los que la necesidad de una actuación nacional e internacional resulta urgente. El presente Reglamento debe, por consiguiente, contribuir al objetivo de destinar al menos el 20 % del presupuesto de la Unión a lograr una sociedad con bajo nivel de emisiones de carbono y resistente al cambio climático, y el programa «Retos y bienes públicos mundiales» que se establece en el presente Reglamento debe destinar al menos el 25 % de sus fondos al cambio climático y al medio ambiente. Las intervenciones en estos ámbitos deben, en la medida de lo posible, respaldarse mutuamente con el fin de reforzar sus repercusiones.

(21)

El presente Reglamento debe ayudar a la Unión a cumplir su compromiso común de proporcionar un apoyo constante al desarrollo humano para mejorar la vida de las personas. Para contribuir a ello, al menos el 25 % del programa «Retos y bienes públicos» mundiales debe apoyar este ámbito de desarrollo.

(22)

Al menos un 20 % de la asistencia en virtud del presente Reglamento debe destinarse a servicios sociales básicos, haciendo hincapié en la salud y la educación, así como en la educación secundaria, reconociendo que la norma debe ser una cierta flexibilidad, como en los casos que implican una ayuda excepcional. En el informe anual a que se refiere el Reglamento (UE) no 236/2014 del Parlamento Europeo y del Consejo (6) se deben incluir datos relativos al cumplimiento de dicho requisito.

(23)

En el Programa de acción de Estambul de la ONU en favor de los países menos adelantados para el decenio 2011-2020, los países menos adelantados se comprometieron a integrar políticas comerciales y de aumento de la capacidad comercial en sus estrategias nacionales de desarrollo. Por otra parte, en la Octava Conferencia Ministerial de la Organización Mundial del Comercio, celebrada en Ginebra del 15 al 17 de diciembre de 2011, los ministros aprobaron mantener, más allá de 2011, unos niveles de ayuda al comercio que reflejen como mínimo la media del período 2006-2008. Estos esfuerzos deben ir acompañados de una ayuda al comercio y de una facilitación del comercio mejorados y más adaptados a su objetivo.

(24)

Aunque los programas temáticos deben apoyar fundamentalmente a los países en desarrollo, algunos países beneficiarios y los países y territorios de ultramar (PTU), cuyas características no se ajustan a los requisitos necesarios para su definición como receptores de ayuda oficial al desarrollo por parte del Comité de Asistencia para el Desarrollo de la Organización de Cooperación y Desarrollo Económicos (CAD-OCDE) pero que están amparados por el artículo 1, apartado 1, letra b), también deben poder optar a financiación en el marco de programas temáticos en las condiciones que se establecen en el presente Reglamento.

(25)

Los detalles de los ámbitos de cooperación y los ajustes de las asignaciones financieras por área geográfica y ámbito de cooperación constituyen elementos no esenciales del presente Reglamento. Por lo tanto, deben delegarse en la Comisión los poderes para adoptar actos con arreglo al artículo 290 del TFUE para que actualice esos elementos de los anexos del presente Reglamento que establecen los detalles de los ámbitos de cooperación previstos en los programas geográficos y temáticos, y las dotaciones financieras indicativas por área geográfica y ámbito de cooperación. Reviste especial importancia que la Comisión lleve a cabo las consultas oportunas durante la fase preparatoria, en particular con expertos. Al preparar y elaborar actos delegados, la Comisión debe garantizar que los documentos pertinentes se transmitan al Parlamento Europeo y al Consejo de manera simultánea, oportuna y adecuada.

(26)

A fin de garantizar condiciones uniformes de ejecución del presente Reglamento, deben conferirse a la Comisión competencias de ejecución por lo que respecta a los documentos de estrategia y los programas indicativos plurianuales a que se refiere el presente Reglamento. Dichas competencias deben ejercerse de conformidad con el Reglamento (UE) no 182/2011 del Parlamento Europeo y del Consejo (7).

(27)

Dada la naturaleza de esos actos de ejecución, en particular su carácter de orientación política y sus implicaciones presupuestarias, debe utilizarse el procedimiento de examen para su adopción, en principio, salvo en el caso de las medidas de importancia financiera limitada.

(28)

La Comisión debe adoptar actos de ejecución de aplicación inmediata cuando, en casos debidamente justificados relacionados con la necesidad de una rápida respuesta de la Unión, así lo exijan razones imperiosas de urgencia.

(29)

Las normas y procedimientos comunes para la ejecución de los instrumentos de la Unión para financiar la acción exterior figuran en el Reglamento (UE) no 236/2014.

(30)

La organización y el funcionamiento del Servicio Europeo de Acción Exterior se establecen en la Decisión 2010/427/UE del Consejo (8).

(31)

Dado que los objetivos del presente Reglamento no pueden ser alcanzados de manera suficiente por los Estados miembros, sino que, debido a dimensiones de la acción, pueden lograrse mejor a escala de la Unión, esta puede adoptar medidas, de acuerdo con el principio de subsidiariedad establecido en el artículo 5 del TUE. De conformidad con el principio de proporcionalidad establecido en el mismo artículo, el presente Reglamento no excede de lo necesario para alcanzar dichos objetivos.

(32)

El presente Reglamento establece una dotación financiera para todo el período de aplicación del instrumento; dicha dotación debe constituir el importe de referencia privilegiado durante el procedimiento presupuestario anual, en el sentido del apartado 17 del Acuerdo Interinstitucional de 2 de diciembre de 2013, entre el Parlamento Europeo, el Consejo y la Comisión, sobre disciplina presupuestaria, cooperación en materia presupuestaria y buena gestión financiera (9).

(33)

Conviene adaptar el período de aplicación del presente Reglamento a lo dispuesto en el Reglamento (UE, Euratom) no 1311/2013 del Consejo (10). Por consiguiente, el presente Reglamento debe ser aplicable a partir del 1 de enero de 2014 hasta el 31 de diciembre de 2020.

HAN ADOPTADO EL PRESENTE REGLAMENTO:

TÍTULO I

DISPOSICIONES GENERALES

Artículo 1

Objeto y ámbito de aplicación

1.   El presente Reglamento establece un instrumento («Instrumento de Cooperación al Desarrollo») en virtud del cual la Unión podrá financiar:

a)

programas geográficos destinados a apoyar la cooperación al desarrollo con los países en desarrollo que figuran en la lista de beneficiarios de la ayuda oficial al desarrollo establecidos por el CAD-OCDE, excepto:

i)

los países firmantes del Acuerdo de Asociación entre los Estados de África, del Caribe y del Pacífico, por una parte, y la Comunidad Europea y sus Estados miembros, por otra, firmado en Cotonú el 23 de junio de 2000 (11), salvo Sudáfrica;

ii)

los países que pueden optar a financiación en virtud del Fondo Europeo de Desarrollo;

iii)

los países que pueden optar a financiación en virtud del Instrumento Europeo de Vecindad establecido por el Reglamento (UE) no 232/2014 del Parlamento Europeo y del Consejo (12) («Instrumento Europeo de Vecindad»);

iv)

beneficiarios que pueden optar a financiación de la Unión en virtud del Instrumento de Ayuda Preadhesión establecido por el Reglamento (UE) no 231/2014 del Parlamento Europeo y del Consejo (13) («Instrumento de Ayuda Preadhesión»).

b)

programas temáticos para abordar los retos y bienes públicos mundiales relacionados con el desarrollo, y apoyar a las organizaciones de la sociedad civil y a las autoridades locales de los países socios con arreglo a la letra a) del presente apartado, los países que pueden acogerse a la financiación de la Unión en virtud de los instrumentos citados en la letra a), incisos i) a iii), del presente apartado, y a los países y territorios dentro del ámbito de aplicación de la Decisión 2013/755/UE del Consejo (14);

c)

un programa panafricano para apoyar la asociación estratégica entre África y la Unión, y sus modificaciones y adiciones subsiguientes, y para incluir actividades de carácter transregional, continental o mundial con la participación de África y en el continente africano.

2.   A efectos del presente Reglamento, la región se define como aquella entidad geográfica que comprende más de un país en desarrollo.

3.   A efectos del presente Reglamento, se denominarán en lo sucesivo «países socios» o «regiones socias» los países y territorios contemplados en el apartado 1, según corresponda en virtud de su programa correspondiente, geográfico, temático o panafricano.

Artículo 2

Objetivos y criterios para acceder a la financiación

1.   En el marco de los principios y objetivos de la acción exterior de la Unión, y del Consenso Europeo: y sus posteriores modificaciones:

a)

el principal objetivo de la cooperación en virtud del presente Reglamento será la reducción y, a largo plazo, la erradicación de la pobreza;

b)

en coherencia con el objetivo principal recogido en la letra a), la cooperación prevista en el presente Reglamento contribuirá a:

i)

estimular el desarrollo económico, social y medioambiental sostenible, y

ii)

consolidar y apoyar la democracia, el Estado de Derecho, la buena gobernanza, los derechos humanos y los principios pertinentes del Derecho Internacional.

La consecución de esos objetivos se medirá mediante los indicadores pertinentes, incluidos los indicadores de desarrollo humano, en particular el ODM 1 para la letra a), y los ODM 1 a 8 para la letra b), y, después de 2015, otros indicadores acordados a nivel internacional por la Unión y sus Estados miembros.

2.   La cooperación en virtud del presente Reglamento contribuirá al logro de los compromisos y objetivos internacionales en materia de desarrollo que la Unión haya aprobado, en particular los ODM y los nuevos objetivos de desarrollo para después de 2015.

3.   Las acciones en el marco de los programas geográficos se concebirán de forma que cumplan los criterios de la ayuda oficial al desarrollo definidos por el CAD-OCDE.

Las acciones en el marco de los programas temáticos y del programa panafricano se concebirán de forma que cumplan los criterios de la ayuda oficial al desarrollo definidos por el CAD-OCDE, a menos que:

a)

la acción se aplique a un país o territorio beneficiario que no cumpla los criterios para ser receptor de ayuda oficial al desarrollo según el CAD-OCDE, o

b)

la acción dé cumplimiento a una iniciativa mundial, a una política prioritaria de la Unión o a una obligación o compromiso internacional de esta, tal como se contempla en el artículo 6, apartado 2, letras b) y e), y la acción no tenga las características necesarias para cumplir los criterios de la ayuda oficial al desarrollo.

4.   Sin perjuicio de lo dispuesto en el apartado 3, letra a), al menos el 95 % del gasto previsto en los programas temáticos y al menos el 90 % del gasto previsto en el programa panafricano cumplirá los criterios de la AOD definidos por el CAD-OCDE.

5.   Las acciones enmarcadas en el Reglamento (CE) no 1257/96 del Consejo (15) que puedan optar a financiación en virtud de dicho Reglamento no recibirán financiación en virtud del presente Reglamento, salvo en caso de que exista la necesidad de garantizar la continuidad de la cooperación desde una situación de crisis hacia unas condiciones estables para el desarrollo. En tales casos, se prestará especial atención a garantizar que exista un vínculo efectivo entre la ayuda humanitaria, la rehabilitación y la ayuda al desarrollo.

Artículo 3

Principios generales

1.   La Unión perseguirá fomentar, desarrollar y consolidar los principios de la democracia, el Estado de Derecho y el respeto de los derechos humanos y las libertades fundamentales en que se fundamenta, a través del diálogo y la cooperación con los países y regiones socios.

2.   En la aplicación del presente Reglamento se perseguirá un enfoque diferenciado entre países socios con el fin de garantizar que dispongan de una cooperación específica y adaptada, basada en:

a)

sus necesidades, con arreglo a criterios como la población, la renta per cápita, el grado de pobreza, la distribución de la renta y el nivel de desarrollo humano;

b)

sus capacidades para generar y acceder a recursos financieros y capacidades de absorción;

c)

sus compromisos y resultados, sobre la base de criterios e indicadores que incluyan el progreso político, económico y social, la igualdad de género, el progreso en materia de buena gobernanza y derechos humanos, y el uso efectivo de la ayuda, en particular el modo en que un país aprovecha unos recursos escasos para el desarrollo, empezando por sus propios recursos; y

d)

el efecto potencial de la ayuda de la Unión en los países socios.

También se tratará de lograr ese planteamiento enfoque diferenciado a la vista habida cuenta del efecto potencial de la ayuda de la Unión en los países socios.

En el proceso de asignación de recursos se dará prioridad a los países más necesitados, en particular a los países menos desarrollados, los países con rentas bajas y los países en situaciones de crisis, postcrisis, fragilidad y vulnerabilidad.

Para respaldar el análisis y la determinación de los países más necesitados se utilizarán criterios como el índice de desarrollo humano, el índice de vulnerabilidad económica y otros índices pertinentes, también a efectos de medición de la pobreza y las desigualdades dentro de un país.

3.   Se integrarán en todos los programas los aspectos transversales tal como se definen en el Consenso Europeo. Por otra parte, cuando corresponda, se integrarán la prevención de conflictos, el trabajo digno y el cambio climático.

Se entenderá que los aspectos transversales a que se refiere el párrafo primero incluyen las siguientes dimensiones, a las que debe prestarse una atención específica cuando las circunstancias así lo requieran: no discriminación, derechos de las personas pertenecientes a minorías, derechos de las personas con discapacidades, derechos de las personas con enfermedades potencialmente mortales y de otros grupos vulnerables, derechos laborales fundamentales e integración social, emancipación de las mujeres, Estado de Derecho, mejora de la capacidad de los parlamentos y la sociedad civil, y fomento del diálogo, de la participación y la reconciliación, así como fortalecimiento de las instituciones, también a nivel local y regional.

4.   En la aplicación del presente Reglamento se velará por la sistematicidad de la política de desarrollo y su coherencia con otros ámbitos de la acción exterior de la Unión y con otras políticas pertinentes de la misma, con arreglo al artículo 208 del TFUE.

En este sentido, las medidas financiadas en virtud del presente Reglamento, incluidas las gestionadas por el Banco Europeo de Inversiones (BEI), se basarán en las políticas de cooperación al desarrollo establecidas en instrumentos tales como acuerdos, declaraciones y planes de acción entre la Unión y los países y regiones socios en cuestión, y en las correspondientes decisiones, intereses específicos, prioridades políticas y estrategias de la Unión.

5.   La Unión y los Estados miembros tratarán de mantener intercambios de información, periódicos y frecuentes, también con otros donantes, y fomentarán una mayor coordinación y complementariedad entre donantes orientando sus trabajos hacia una programación plurianual conjunta basada en las estrategias de reducción de la pobreza u otras estrategias de desarrollo equivalentes de los países socios. Podrán emprender acciones conjuntas, incluidos los análisis conjuntos de dichas estrategias y las respuestas conjuntas a las mismas, determinando los sectores prioritarios de intervención y de división del trabajo dentro de un país, mediante misiones conjuntas con los donantes y utilizando acuerdos de cofinanciación y de cooperación delegada.

6.   La Unión alentará un planteamiento multilateral frente a los desafíos mundiales y cooperará con los Estados miembros a ese respecto. Cuando lo considere adecuado, fomentará la cooperación con organizaciones y organismos internacionales y con otros donantes bilaterales.

7.   Las relaciones entre la Unión y los Estados miembros, por una parte, y los países socios, por otra, se basarán en valores compartidos de los derechos humanos, la democracia y el Estado de Derecho, así como en los principios de implicación y responsabilidad mutua, y fomentarán dichos valores y principios.

Además, las relaciones con los países socios deberán tener en cuenta su compromiso y trayectoria en la aplicación de los acuerdos internacionales y relaciones contractuales con la Unión.

8.   La Unión fomentará una cooperación eficaz con los países y regiones socios de acuerdo con las mejores prácticas internacionales. En la medida de lo posible, ajustará su apoyo a sus estrategias de desarrollo, políticas y procedimientos de reforma nacionales o regionales, y respaldará la apropiación democrática y la responsabilización interna y mutua. A tal fin, la Comisión fomentará:

a)

un proceso de desarrollo transparente, que el país o región socios dirija y haga suyo, incluido el fomento de conocimientos especializados en el plano local;

b)

un planteamiento basado en el respeto de los derechos que incluya todos los derechos humanos, tanto civiles como políticos o económicos, sociales y culturales, para integrar los principios en materia de derechos humanos en la aplicación del presente Reglamento, para prestar asistencia a los países socios a la hora de cumplir con sus obligaciones internacionales en materia de derechos humanos, y para apoyar que los titulares de los derechos, en particular de los grupos pobres y vulnerables, puedan hacerlos valer;

c)

la emancipación de la población de los países socios, con planteamientos inclusivos y participativos del desarrollo y una amplia participación de todos los sectores de la sociedad en el proceso de desarrollo y en el diálogo nacional y regional, incluido el diálogo político. Se prestará especial atención a los respectivos papeles de los parlamentos, las autoridades locales y la sociedad civil, especialmente por lo que se refiere a la participación, la supervisión y la responsabilidad;

d)

modalidades e instrumentos de cooperación efectivos que se adecuen a las mejores prácticas del CAD-OCDE, como establece el artículo 4 del Reglamento (UE) no 236/2014, lo que comprende el uso de instrumentos innovadores, como combinaciones de subvenciones y préstamos y otros mecanismos de distribución del riesgo en sectores y países seleccionados y el compromiso del sector privado, teniendo debidamente en cuenta las cuestiones de la sostenibilidad de la deuda, el número de mecanismos de este tipo y los requisitos de evaluación sistemática de impacto con arreglo a los objetivos del presente Reglamento, en particular la reducción de la pobreza.

Todos los programas, intervenciones y modalidades e instrumentos de cooperación se adaptarán a las circunstancias particulares de cada país o región socios, privilegiando los enfoques por programas y haciendo hincapié en la instauración de mecanismos previsibles de financiación de la ayuda, en la movilización de recursos privados, incluidos los del sector privado local, en el acceso universal y no discriminatorio a los servicios básicos, y en el desarrollo y la utilización de los sistemas nacionales;

e)

la movilización de los ingresos nacionales a través del refuerzo de la política fiscal de los países socios con el fin de reducir la pobreza y la dependencia de la ayuda;

f)

el refuerzo del impacto de las políticas y de la programación mediante la coordinación, la coherencia y la armonización entre los donantes, con el fin de crear sinergias y evitar solapamientos y duplicidades, aumentar la complementariedad y apoyar las iniciativas en que participen todos los donantes;

g)

la coordinación en los países y regiones socios conforme a las directrices acordadas y a los principios extraídos de las mejores prácticas en materia de coordinación y eficacia de la ayuda;

h)

unos enfoques del desarrollo basados en los resultados, también mediante cuadros de resultados transparentes por país y basados, cuando proceda, en objetivos e indicadores acordados a nivel internacional, como los de los ODM, con el fin de evaluar y comunicar los resultados, incluyendo rendimiento, consecuencias y repercusión de la ayuda al desarrollo.

9.   La Unión apoyará, en su caso, la aplicación de una cooperación y un diálogo a nivel bilateral, regional y multilateral, la dimensión de desarrollo de los acuerdos de asociación y la cooperación triangular. La Unión fomentará también la cooperación Sur-Sur.

10.   La Comisión informará al Parlamento Europeo y mantendrá con este intercambios periódicos de opinión.

11.   La Comisión mantendrá intercambios periódicos de información con la sociedad civil y las autoridades locales.

12   En sus actividades de cooperación al desarrollo, la Unión, en su caso, aprovechará y compartirá las experiencias de reforma y transición de los Estados miembros, y las enseñanzas extraídas.

13   La ayuda de la Unión en virtud del presente Reglamento no se utilizará para financiar la adquisición de armas o municiones, ni las operaciones con fines militares o de defensa.

TITULO II

PROGRAMAS

Artículo 4

Ejecución de la ayuda de la Unión

La ayuda de la Unión se llevará a cabo, de conformidad con el Reglamento (UE) no 236/2014, a través de:

a)

programas geográficos,

b)

programas temáticos, integrados por:

i)

un programa «Retos y bienes públicos mundiales», y

ii)

un programa «Organizaciones de la sociedad civil y autoridades locales», y

c)

un programa panafricano.

Artículo 5

Programas geográficos

1.   Las actividades de cooperación de la Unión en virtud del presente artículo se aplicarán a las actividades de carácter nacional, regional, transregional y continental.

2.   Los programas geográficos incluirán la cooperación en ámbitos de actividad adecuados:

a)

a nivel regional con los países socios a los que hace referencia el artículo 1, apartado 1, letra a), en particular con la intención de reducir los efectos de las disparidades en los países socios que presenten desigualdades elevadas y crecientes, o

b)

bilateralmente:

i)

con los países socios que no son países de renta media-alta de la lista de países en desarrollo del CAD-OCDE, o cuyo producto interior bruto (PIB) no supera el 1 % del PIB mundial,

ii)

en casos excepcionales, entre otros fines, para suprimir paulatinamente la ayuda al desarrollo, podrá también establecerse una cooperación bilateral con un número limitado de países socios cuando esté debidamente justificado de conformidad con los criterios establecidos en el artículo 3, apartado 2. La supresión gradual se producirá en estrecha coordinación con otros donantes. La finalización de ese tipo de cooperación se acompañará, cuando proceda, de un diálogo político con el país de que se trate, centrado en las necesidades de los grupos más pobres y más vulnerables.

3.   Con el fin de alcanzar los objetivos mencionados en el artículo 2, los programas geográficos podrán elaborarse tomando como base los ámbitos de cooperación que figuran en el Consenso Europeo y sus posteriores modificaciones, así como y los ámbitos de cooperación siguientes:

a)

Derechos humanos, democracia y buena gobernanza:

i)

derechos humanos, democracia y Estado de Derecho;

ii)

igualdad de género, emancipación e igualdad de oportunidades para las mujeres;

iii)

gestión del sector público en los ámbitos central y local;

iv)

política y administración fiscal;

v)

lucha contra la corrupción;

vi)

sociedad civil y autoridades locales;

vii)

promoción y protección de los derechos de los niños.

b)

Crecimiento integrador y sostenible para el desarrollo humano:

i)

sanidad, educación, protección social, empleo y cultura;

ii)

entorno empresarial, integración regional y mercados mundiales;

iii)

agricultura sostenible, seguridad alimentaria y nutricional;

iv)

energía sostenible;

v)

gestión de los recursos naturales, incluidos el suelo, los bosques y el agua;

vi)

cambio climático y medio ambiente.

c)

Otros ámbitos importantes para el desarrollo:

i)

migración y asilo;

ii)

vinculación de la ayuda humanitaria a la cooperación para el desarrollo;

iii)

resistencia ante las catástrofes y reducción del riesgo de que se produzcan;

iv)

desarrollo y seguridad, incluida la prevención de conflictos.

4.   En el anexo I figuran más detalles de los ámbitos de cooperación recogidos en el apartado 3.

5.   Dentro de cada programa bilateral, la Unión deberá concentrar, en principio, su asistencia en un máximo de tres sectores, que se acordarán con el país socio de que se trate siempre que sea posible.

Artículo 6

Programas temáticos

1.   Las actuaciones realizadas mediante programas temáticos añadirán valor a las actuaciones financiadas en virtud de los programas geográficos y serán complementarias y coherentes con ellas.

2.   La programación de las acciones temáticas deberá atenerse al menos a una de las condiciones siguientes:

a)

que los objetivos de las políticas de la Unión en virtud del presente Reglamento no puedan lograrse de modo adecuado ni efectivo a través de programas geográficos, incluyendo, cuando proceda, que no exista un programa geográfico o cuando haya sido suspendido o no haya acuerdo sobre la acción con el país socio interesado;

b)

que las acciones se refieran a iniciativas mundiales en respaldo de objetivos de desarrollo acordados internacionalmente o de retos y bienes públicos mundiales;

c)

que las acciones tengan carácter multirregional, plurinacional o transversal;

d)

que las acciones apliquen medidas o iniciativas innovadoras con vistas a futuras acciones;

e)

que las acciones reflejen una prioridad política de la Unión o una obligación o compromiso internacional de la misma, pertinente para la cooperación al desarrollo.

3.   Salvo que se disponga de otro modo en el presente Reglamento, las acciones temáticas beneficiarán directamente a países o territorios especificados en el artículo 1, apartado 1, letra b), y se realizarán en esos países o territorios. Dichas acciones pueden realizarse fuera de esos países o territorios cuando sea la manera más efectiva de lograr los objetivos del programa de que se trate.

Artículo 7

Retos y bienes públicos mundiales

1.   El objetivo de la ayuda de la Unión en el marco del programa «Retos y bienes públicos mundiales» será apoyar acciones en ámbitos ligados a lo siguiente:

a)

medio ambiente y cambio climático;

b)

energía sostenible;

c)

desarrollo humano, incluidos el trabajo digno, la justicia social y la cultura;

d)

seguridad alimentaria y nutricional y agricultura sostenible; y

e)

migración y asilo.

2.   En el anexo II, parte A, figuran más detalles relativos a los ámbitos de cooperación recogidos en el apartado 1.

Artículo 8

Organizaciones de la sociedad civil y autoridades locales

1.   El objetivo de la ayuda de la Unión en virtud del programa «Organizaciones de la sociedad civil y autoridades locales» será reforzar las organizaciones de la sociedad civil y las autoridades locales en los países socios y, cuando así se establezca en el presente Reglamento, en la Unión y en los beneficiarios que pueden optar a financiación en virtud del Reglamento (UE) no 231/2014.

Las acciones que deban financiarse serán realizadas principalmente por organizaciones de la sociedad civil y autoridades locales. En su caso, para garantizar su efectividad, otros actores podrán realizar acciones en beneficio de las organizaciones de la sociedad civil y las autoridades locales interesadas.

2.   En el anexo II, parte B, figuran más detalles relativos a los ámbitos de cooperación previstos en el presente artículo.

Artículo 9

Programa panafricano

1.   El objetivo de la ayuda de la Unión en virtud del programa panafricano consistirá en apoyar la asociación estratégica entre África y la Unión, y sus modificaciones y adiciones subsiguientes, para incluir actividades de carácter transregional, continental o mundial con la participación de África y en el continente africano.

2.   El programa panafricano será complementario y coherente con otros programas establecidos en virtud del presente Reglamento, así como con otros instrumentos de la Unión para la financiación de la acción exterior, en particular el Fondo Europeo de Desarrollo y el Instrumento Europeo de Vecindad.

3.   En el anexo III figuran más detalles de los ámbitos de cooperación previstos en el presente artículo.

TÍTULO III

PROGRAMACIÓN Y ASIGNACIÓN DE FONDOS

Artículo 10

Marco general

1.   Respecto de los programas geográficos, los programas indicativos plurianuales para las regiones y países socios se elaborarán a partir de un documento de estrategia, conforme al artículo 11.

Respecto de los programas temáticos, se elaborarán programas indicativos plurianuales conforme al artículo 13.

El programa panafricano indicativo plurianual se elaborará conforme al artículo 14.

2.   La Comisión adoptará las medidas de ejecución a que se refiere el artículo 2, del Reglamento (UE) no 236/2014 y sobre la base de los documentos de programación a que se refieren los artículos 11 y 13 y 14 del presente Reglamento.

3.   La ayuda de la Unión también podrá adoptar la forma de medidas no comprendidas en los documentos de programación contemplados en los artículos 11, 13 y 14 del presente Reglamento, como se establece en el artículo 2 del Reglamento (UE) no 236/2014.

4.   La Unión y los Estados miembros se consultarán entre sí en la fase inicial del proceso y a lo largo de toda la programación, con el fin de fomentar la coherencia, complementariedad y congruencia de sus actividades de cooperación. Esta consulta puede dar lugar a una programación conjunta entre la Unión y los Estados miembros. La Unión consultará también a otros donantes y agentes del desarrollo, como los representantes de la sociedad civil y las autoridades locales y otros órganos de ejecución. Se informará al Parlamento Europeo.

5.   La programación prevista en el presente Reglamento tendrá debidamente en cuenta los derechos humanos y la democracia en los países socios.

6.   Los fondos establecidos por el presente Reglamento podrán quedar sin asignar con objeto de garantizar una respuesta adecuada de la Unión ante circunstancias imprevistas, en particular en situaciones de crisis, postcrisis, fragilidad y vulnerabilidad, así como para permitir la sincronización con los ciclos de la estrategia de los países socios y la adaptación de las asignaciones financieras indicativas a raíz de las revisiones que se lleven a cabo con arreglo al artículo 11, apartado 5, el artículo 13, apartado 2, y el artículo 14, apartado 3. Supeditándolo a su posterior asignación o reasignación de acuerdo con los procedimientos previstos en el artículo 15, el uso de esos fondos se decidirá posteriormente, de conformidad con lo dispuesto en el Reglamento (UE) no 236/2014.

En cada tipo de programa, la parte de fondos que quede sin asignar no excederá del 5 %, salvo con fines de sincronización y para los países a los que se hace referencia en el artículo 12, apartado 1.

7.   Sin perjuicio de lo dispuesto en el artículo 2, apartado 3, la Comisión podrá incluir una asignación financiera específica para ayudar a los países y regiones socios a que refuercen su cooperación con las regiones ultraperiféricas de la Unión que estén en su vecindad.

8.   Toda actividad de programación o revisión de los programas que se lleve a cabo después de la publicación del informe de revisión intermedio a que se refiere el artículo 17 del Reglamento (UE) no 236/2014 tendrá en cuenta los resultados y conclusiones de dicho informe.

Artículo 11

Documentos de programación para los programas geográficos

1.   La elaboración, aplicación y revisión de todos los documentos de programación en el marco del presente artículo se ajustará a los principios de coherencia en la política para el desarrollo y de eficacia de la ayuda, a saber, apropiación democrática, asociación, coordinación, armonización, adaptación a los sistemas del país o región socios, transparencia, responsabilización mutua y orientación hacia los resultados, tal como se indica en el artículo 3, apartados 4 a 8. Siempre que sea posible, el período de programación se sincronizará con los ciclos estratégicos de los países socios.

Los documentos de programación para los programas geográficos, incluidos los documentos de programación conjunta, se basarán, en la medida de lo posible, en un diálogo entre la Unión, los Estados miembros y el país o región socios de que se trate, incluidos los parlamentos nacionales y regionales, con la participación de la sociedad civil, las autoridades locales y otras partes interesadas, con el fin de reforzar la implicación en el proceso y fomentar el apoyo a las estrategias de desarrollo nacionales, en particular las destinadas a reducir la pobreza.

2.   Los documentos de estrategia serán elaborados por la Unión para el país o la región socios de que se trate con el fin de proporcionar un marco coherente para la cooperación al desarrollo entre la Unión y dicho país o región socios, de acuerdo con la finalidad general y el ámbito de aplicación, los objetivos, los principios y las disposiciones relativas a las políticas establecidas en el presente Reglamento.

3.   No será preciso un documento de estrategia para:

a)

los países que tengan una estrategia de desarrollo nacional en forma de plan nacional de desarrollo o un documento similar aceptado por la Comisión como base para el correspondiente programa indicativo plurianual en el momento de la adopción de este último;

b)

los países o regiones socios para los que se haya elaborado un documento marco común por el que se establezca una estrategia global de la Unión que incluya un capítulo específico sobre la política para el desarrollo;

c)

los países o regiones para los que se haya acordado un documento de programación plurianual común entre la Unión y los Estados miembros;

d)

las regiones que tengan una estrategia acordada conjuntamente con la Unión;

e)

los países respecto de los cuales la Unión trata de sincronizar su estrategia con un nuevo ciclo nacional que comienza antes del 1 de enero de 2017. En estos casos, el programa indicativo plurianual para el período transitorio entre el 1 de enero de 2014 y el inicio del nuevo ciclo nacional incluirá la respuesta de la Unión para dicho país;

f)

los países o regiones que reciban una asignación de fondos de la Unión con arreglo al presente Reglamento no superior a 50 000 000 EUR para el período 2014-2020.

En los casos a que se refiere el párrafo primero, letras b) y f), el programa indicativo plurianual para dicho país o región incluirá la estrategia de desarrollo de la Unión para dicho país o región.

4.   Los documentos de estrategia serán objeto de una revisión a mitad de período, o de revisiones ad hoc en caso necesario, aplicando los principios y procedimientos definidos en los acuerdos de colaboración y cooperación celebrados con los países y regiones socios de que se trate.

5.   Se elaborarán programas indicativos plurianuales para los programas geográficos para cada uno de los países o regiones que reciban una asignación orientativa de los fondos de la Unión en virtud del presente Reglamento. Salvo que se trate de países o regiones mencionados en el apartado 5, párrafo segundo, letras e) y f), esos documentos se redactarán sobre la base de los documentos de estrategia o equivalentes a que se hace referencia en el apartado 5.

A efectos del presente Reglamento, el documento conjunto de programación plurianual mencionado en el apartado 3, párrafo primero, letra c), del presente artículo podrá ser considerado como el programa indicativo plurianual, siempre y cuando se cumplan los principios y condiciones establecidos en el presente apartado, incluida una asignación de fondos indicativa, y los procedimientos establecidos en el artículo 15.

La Comisión adoptará las asignaciones financieras indicativas plurianuales dentro de cada programa geográfico de conformidad con los principios generales del presente Reglamento, basándose en los criterios establecidos en el artículo 3, apartado 2, y teniendo en cuenta, junto con la especificidad de los distintos programas, las dificultades particulares a que se enfrentan los países o regiones en situaciones de crisis, vulnerables, frágiles, en situaciones de conflicto o propensos a las catástrofes.

Cuando proceda, las asignaciones financieras se podrán expresar como una gama y algunos fondos podrán quedar sin asignar. No se podrá prever una asignación financiera indicativa fuera del período 2014-2020, salvo si se supedita específicamente a los recursos disponibles después de ese período.

Los programas indicativos plurianuales para programas geográficos podrán revisarse en caso de que sea necesario, entre otras razones, para su aplicación efectiva en función de las revisiones intermedias o ad hoc de los documentos de estrategia en que se basan.

También podrán adaptarse las asignaciones financieras indicativas, las prioridades, los objetivos específicos, los resultados esperados, los indicadores de rendimiento y, cuando proceda, las modalidades de ayuda, como resultado de las revisiones, en particular a raíz de situaciones de crisis o postcrisis.

Esas revisiones deberían abarcar las necesidades, así como el compromiso y los avances respecto de los objetivos para el desarrollo acordados, incluidos los referentes a los derechos humanos, la democracia, el Estado de Derecho y la buena gobernanza.

6.   La Comisión informará sobre la programación conjunta con los Estados miembros en el informe a que se refiere el artículo 17 del Reglamento (UE) no 236/2014 e incluirá recomendaciones para aquellos casos en los que no se haya ejecutado plenamente la programación conjunta.

Artículo 12

Programación para los países y regiones en crisis, postcrisis o en situaciones de fragilidad

1.   Al elaborar los documentos de programación para los países y regiones en crisis, postcrisis o en situaciones de fragilidad, o propensos a sufrir catástrofes naturales, se tendrán debidamente en cuenta la vulnerabilidad, las necesidades especiales y las circunstancias de los países o regiones de que se trate.

Se debería prestar la debida atención a la prevención de conflictos, la consolidación del Estado y de la paz, las medidas de reconciliación tras el conflicto y las de reconstrucción, así como al papel de la mujer y los derechos de los niños en esos procesos.

En los casos en que países o regiones socios estén directamente implicados en crisis, postcrisis o en situaciones de fragilidad, o afectados por ellas, se pondrá un énfasis especial en intensificar la coordinación entre la ayuda, la rehabilitación y el desarrollo entre todos los agentes pertinentes con el fin de ayudarles en la transición de una situación de emergencia a la fase de desarrollo.

Los documentos de programación para los países y regiones en situaciones de fragilidad o con riesgo efectivo de sufrir catástrofes naturales establecerán disposiciones relacionadas con la preparación y la prevención de las catástrofes y para gestionar las consecuencias de las mismas, y abordarán la vulnerabilidad a las perturbaciones y reforzarán la resistencia.

2.   Por motivos imperativos de urgencia debidamente justificados, como crisis o amenazas inmediatas para la democracia, el Estado de Derecho, los derechos humanos o las libertades fundamentales, la Comisión podrá adoptar actos de ejecución de aplicación inmediata de conformidad con el procedimiento contemplado en el artículo 164, del Reglamento (UE) no 236/2014, con el fin de modificar los documentos de estrategia y los programas indicativos plurianuales a que se refiere el artículo 11 del presente Reglamento.

Estas revisiones podrán integrar una estrategia específica y adaptada para garantizar la transición hacia la cooperación y el desarrollo a largo plazo, fomentando una mejor coordinación y transición entre los instrumentos de ayuda humanitaria y los de la política de desarrollo.

Artículo 13

Documentos de programación para los programas temáticos

1.   Los programas indicativos plurianuales para los programas temáticos establecerán la estrategia de la Unión para el tema de que se trate y, por lo que se refiere al programa «Retos y bienes públicos mundiales», para cada ámbito de cooperación, las prioridades seleccionadas para su financiación por la Unión, los objetivos específicos, los resultados esperados, unos indicadores de rendimiento claros, específicos y transparentes, la situación internacional y las actividades de los socios principales y, cuando proceda, las modalidades de ayuda.

Cuando proceda, se designarán recursos y definirán prioridades de intervención para la participación en iniciativas mundiales.

Los programas indicativos plurianuales para los programas temáticos completarán los programas geográficos y serán coherentes con los documentos de estrategia a que se refiere el artículo 11, apartado 2.

2.   En los programas indicativos plurianuales para los programas temáticos figurará la asignación financiera indicativa, global por ámbito de cooperación y por ámbito prioritario. Cuando proceda, la asignación financiera indicativa se podrá expresar en forma de horquilla, y algunos fondos podrán quedar sin asignar.

Los programas indicativos plurianuales se revisarán cuando lo precise una aplicación eficaz, teniendo en cuenta las revisiones intermedias y ad hoc.

También podrán adaptarse, como resultado de las revisiones, las asignaciones financieras indicativas, las prioridades, los objetivos específicos, los resultados esperados, los indicadores de rendimiento y, cuando proceda, las modalidades de ayuda.

Artículo 14

Documentos de programación para el programa panafricano

1.   La elaboración, aplicación y revisión de todos los documentos de programación para el programa panafricano se ajustará a los principios de la eficacia de la ayuda a que se refiere el artículo 3, apartados 4 a 8.

Los documentos de programación para el programa panafricano se basarán en un diálogo en el que participen todas las partes interesadas, como el Parlamento Panafricano.

2.   El programa indicativo plurianual para el programa panafricano establecerá las prioridades seleccionadas para la financiación, los objetivos específicos, los resultados esperados, unos indicadores de rendimiento claros, específicos y transparentes y, cuando proceda, las modalidades de ayuda.

Los programas indicativos plurianuales para el programa panafricano serán coherentes con los programas geográficos y temáticos.

3.   En los programas indicativos plurianuales para el programa panafricano figurarán las asignaciones financieras indicativas, tanto globales, como por ámbito de actividad y por ámbito prioritario. Cuando proceda, la asignación financiera indicativa se podrá expresar en forma de horquilla.

El programa indicativo plurianual para el programa panafricano puede ser objeto de revisión en caso necesario para responder a retos imprevistos o a problemas de aplicación y tener en cuenta las posibles revisiones de la asociación estratégica de la asociación estratégica.

Artículo 15

Aprobación de los documentos de estrategia y adopción de los programas indicativos plurianuales

1.   La Comisión adoptará mediante actos de ejecución los documentos de estrategia a que se refiere el artículo 11 y los programas indicativos plurianuales a que se refieren los artículos 11, 13 y 14. Dichos actos de ejecución se adoptarán de conformidad con el procedimiento de examen contemplado en el artículo 16, apartado 3, del Reglamento (UE) no 236/2014. Ese procedimiento también se aplicará a las revisiones importantes que tengan el efecto de modificar de forma significativa la estrategia o su programación.

2.   Por razones imperiosas de urgencia debidamente justificadas, como las crisis o las amenazas inmediatas contra la democracia, el Estado de Derecho, los derechos humanos o las libertades fundamentales, la Comisión podrá revisar los documentos de estrategia a que se refiere el artículo 11 del presente Reglamento y los programas indicativos plurianuales a que se refieren los artículos 11, 13 y 14 del presente Reglamento, de conformidad con el procedimiento contemplado en el artículo 16, apartado 4, del Reglamento (UE) no 236/2014.

TÍTULO IV

DISPOSICIONES FINALES

Artículo 16

Participación de un tercer país que no pueda optar a financiación en virtud del presente Reglamento

En circunstancias excepcionales y debidamente justificadas, y no obstante lo dispuesto en el artículo 2, apartado 3, del presente Reglamento, con el fin de garantizar la coherencia y la eficacia de la financiación de la Unión o de fomentar la cooperación regional o transregional, la Comisión podrá decidir, en el marco de los programas indicativos plurianuales conforme al artículo 15 del presente Reglamento o de las medidas de ejecución pertinentes conforme al artículo 2 del Reglamento (UE) no 236/2014, que la posibilidad de financiación de acciones se amplíe a países y territorios que, de otro modo, no podrían recibir financiación en virtud de lo dispuesto en el artículo 1 del presente Reglamento, cuando la acción que deba ejecutarse sea de carácter mundial, regional, transregional o transfronterizo.

Artículo 17

Delegación de poderes a la Comisión

1.   Se otorgan a la Comisión los poderes para adoptar actos delegados con arreglo al artículo 18 con objeto de modificar:

a)

los detalles relativos a los ámbitos de cooperación a que se refieren:

i)

el artículo 5, apartado 3, tal como se recogen en el anexo I, partes A y B;

ii)

el artículo 7, apartado 2, tal como se recogen en el anexo II, parte A;

iii)

el artículo 8, apartado 2, tal como se recogen en el anexo II, parte B;

iv)

el artículo 9, apartado 3, tal como se recogen en el anexo III, en particular como seguimiento a las cumbres -África-UE;

b)

las asignaciones financieras indicativas para programas geográficos y para el programa temático «Retos y bienes públicos mundiales», que se establece en el anexo IV. Las modificaciones no deberán tener el efecto de reducir el importe inicial en más de un 5 %, salvo para las asignaciones a que se refiere el anexo IV, apartado 1, letra b).

2.   En particular, tras la publicación del informe de revisión intermedia a que se refiere el artículo 17 del Reglamento (UE) no 236/2014, y tomando como base las recomendaciones que se formulen en dicho informe, la Comisión adoptará, a más tardar el 31 de marzo de 2018, los actos delegados a los que se refiere el apartado 1 del presente artículo.

Artículo 18

Ejercicio de la delegación

1.   Se otorgan a la Comisión los poderes para adoptar actos delegados en las condiciones establecidas en el presente artículo.

2.   Los poderes para adoptar actos delegados mencionados en el artículo 17 se otorgan a la Comisión por el período de vigencia del presente Reglamento.

3.   La delegación de poderes contemplada en el artículo 17 podrá ser revocada en cualquier momento por el Parlamento Europeo o por el Consejo. La decisión de revocación pondrá término a la delegación de los poderes que en ella se especifiquen. La decisión surtirá efecto al día siguiente de su publicación en el Diario Oficial de la Unión Europea o en una fecha posterior indicada en la misma. No afectará a la validez de los actos delegados que ya estén en vigor.

4.   Tan pronto como la Comisión adopte un acto delegado lo notificará simultáneamente al Parlamento Europeo y al Consejo.

5.   Los actos delegados adoptados en virtud del artículo 17 entrarán en vigor únicamente si, en un plazo de dos meses desde su notificación al Parlamento Europeo y al Consejo, ni el Parlamento Europeo ni el Consejo formulan objeciones o si, antes del vencimiento de dicho plazo, tanto el uno como el otro informan a la Comisión de que no las formularán. El plazo se prorrogará dos meses a iniciativa del Parlamento Europeo o del Consejo.

Artículo 19

Comité

1.   La Comisión estará asistida por un comité («Comité del Instrumento de Cooperación al Desarrollo»). Dicho comité será un comité en el sentido del Reglamento (UE) no 182/2011.

2.   Un observador del BEI participará en las reuniones del comité en que se traten cuestiones que afecten al BEI.

Artículo 20

Dotación financiera

1.   La dotación financiera para la aplicación del presente Reglamento durante el período 2014-2020 ascenderá a 19 661 639 000 EUR.

El Parlamento Europeo y el Consejo autorizarán los créditos anuales, dentro de los límites establecidos en el marco financiero plurianual.

2.   Los importes indicativos asignados a cada programa de los mencionados en los artículos 5 a 9 para el período 2014-2020 figuran en el anexo IV.

3.   De conformidad con el artículo 18, apartado 4, del Reglamento (UE) no 1288/2013 del Parlamento Europeo y del Consejo (16), se asignará un importe indicativo de 1 680 000 000 EUR con cargo a los diferentes instrumentos para financiar la acción exterior (Instrumento de Cooperación al Desarrollo, Instrumento Europeo de Vecindad, Instrumento de Asociación para la Cooperación con Terceros Países, e Instrumento de Ayuda a la Preadhesión), a las acciones relativas a la movilidad para la formación con destino a países socios en el sentido del Reglamento (UE) no 1288/2013,o desde ellos, y a la cooperación y el diálogo político con las autoridades, instituciones, y organizaciones procedentes de dichos países.

El Reglamento (UE) no 1288/2013 será aplicable a la utilización de esos fondos.

La financiación se canalizará a través de dos asignaciones plurianuales que cubrirán únicamente los primeros cuatro años y los tres años restantes, respectivamente. Esta financiación se verá reflejada en la programación indicativa plurianual en virtud del presente Reglamento, de acuerdo con las necesidades y las prioridades determinadas de los países correspondientes. Las asignaciones podrán revisarse en caso de importantes circunstancias imprevistas o cambios políticos importantes con arreglo a las prioridades exteriores de la UE.

4.   La financiación en virtud del presente Reglamento para las acciones a que se refiere el apartado 3 no superará, en total, los 707 000 000 EUR. Los fondos se obtendrán de las asignaciones financieras para programas geográficos, y se especificarán la distribución regional que se espera y los tipos de acciones. La financiación que tenga base en el presente Reglamento y que esté destinada a la financiación de acciones dentro del ámbito de aplicación del Reglamento (UE) no 1288/2013 se utilizará para acciones a favor de los países socios a los que se aplique el presente Reglamento, prestando especial atención a los países más pobres. Las acciones relativas a la movilidad de los estudiantes y enseñantes financiada mediante asignaciones en virtud del presente Reglamento se centrarán en los ámbitos que sean relevantes para el desarrollo inclusivo y sostenible de los países en desarrollo.

5.   La Comisión incluirá en su informe anual sobre la aplicación del presente Reglamento, contemplado en el artículo 13 del Reglamento (UE) no 236/2014, una lista de todas las acciones a que se refiere el apartado 3 del presente artículo y financiadas en virtud del presente Reglamento, incluyendo su conformidad con los objetivos y principios establecidos en los artículos 2 y 3 del presente Reglamento.

Artículo 21

Servicio Europeo de Acción Exterior

El presente Reglamento se aplicará de conformidad con lo dispuesto en la Decisión 2010/427/UE.

Artículo 22

Entrada en vigor

El presente Reglamento entrará en vigor al día siguiente de su publicación en el Diario Oficial de la Unión Europea.

Será aplicable del 1 de enero de 2014 hasta el 31 de diciembre de 2020.

El presente Reglamento será obligatorio en todos sus elementos y directamente aplicable en cada Estado miembro.

Hecho en Estrasburgo, el 11 de marzo de 2014.

Por el Parlamento Europeo

El Presidente

M. SCHULZ

Por el Consejo

El Presidente

D. KOURKOULAS


(1)  DO C 391 de 18.12.2012, p. 110.

(2)  Posición del Parlamento Europeo de 11 de diciembre de 2013 (no publicada aún en el Diario Oficial) y Decisión del Consejo de 11 de marzo de 2014.

(3)  Reglamento (CE) no 1905/2006 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 18 de diciembre de 2006, por el que se establece un Instrumento de Financiación de la Cooperación al Desarrollo (DO L 378 de 27.12.2006, p. 41).

(4)  DO C 46 de 24.2.2006, p. 1.

(5)  Reglamento (UE) no 234/2014 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establece un Instrumento de Asociación para la cooperación con terceros países (Véase la página 77 del presente Diario Oficial).

(6)  Reglamento (UE) no 236/2014 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establecen normas y procedimientos comunes para la ejecución de los instrumentos de la Unión para financiar la acción exterior (Véase la página 95 del presente Diario Oficial).

(7)  Reglamento (UE) n o 182/2011 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 16 de febrero de 2011, por el que se establecen las normas y los principios generales relativos a las modalidades de control por parte de los Estados miembros del ejercicio de las competencias de ejecución por la Comisión (DO L 55 de 28.2.2011, p. 13).

(8)  Decisión 2010/427/UE del Consejo, de 26 de julio de 2010, por la que se establece la organización y el funcionamiento del Servicio Europeo de Acción Exterior (DO L 201 de 3.8.2010, p. 30).

(9)  DO C 373 de 20.12.2013, p. 1.

(10)  Reglamento (UE, Euratom) no1311/2013 del Consejo, de 2 de diciembre de 2013, por el que se establece el marco financiero plurianual para el período 2014-2020 (DO L 347 de 20.12.2013, p. 884).

(11)  DO L 317 de 15.12.2000, p. 3.

(12)  Reglamento (UE) no 232/2014 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establece un Instrumento Europeo de Vecindad (Véase la página 27 del presente Diario Oficial).

(13)  Reglamento (UE) no 231/2014 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que establece un Instrumento de Ayuda Preadhesión (IAP II) (Véase la página 11 del presente Diario Oficial).

(14)  Decisión 2013/755/UE del Consejo, de 25 de noviembre de 2013, relativa a la asociación de los países y territorios de ultramar con la Unión Europea («Decisión de Asociación ultramar») (DO L 344 de 19.12.2013, p. 1).

(15)  Reglamento (CE) no 1257/96 del Consejo, de 20 de junio de 1996, sobre la ayuda humanitaria (DO L 163 de 2.7.1996, p. 1).

(16)  Reglamento (UE) no 1288/2013 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 11 de diciembre de 2013, por el que se crea el programa «Erasmus+», de educación, formación, juventud y deporte de la Unión y por el que se derogan las Decisiones no 1719/2006/CE, 1720/2006/CE y 1298/2008/CE (DO L 347 de 20.12.2013, p. 50).


ANEXO I

ÁMBITOS DE COOPERACIÓN CUBIERTOS POR LOS PROGRAMAS GEOGRÁFICOS

A.   ÁMBITOS DE COOPERACIÓN COMUNES CUBIERTOS POR LOS PROGRAMAS GEOGRÁFICOS

Se elaborarán programas geográficos para los ámbitos de cooperación señalados a continuación, no debiendo interpretarse como sectores. Las prioridades se establecerán de acuerdo con los compromisos internacionales en el ámbito de la política de desarrollo que haya asumido la Unión, en particular los ODM y los nuevos objetivos de desarrollo después de 2015 acordados a escala internacional que modifiquen o sustituyan los ODM, y sobre la base de un diálogo político con cada país o región asociados que pueda optar a financiación.

I.   Derechos humanos, democracia y buena gobernanza:

a)   Derechos humanos, democracia y Estado de Derecho

i)

apoyar la democratización y consolidar las instituciones democráticas, incluyendo el papel de los parlamentos;

ii)

fortalecer el Estado de Derecho y la independencia de los sistemas judicial y de protección, y garantizar el acceso universal igualitario y sin obstáculos a la justicia,

iii)

apoyar un funcionamiento de las instituciones transparente y responsable y la descentralización; fomentar un diálogo social participativo dentro de cada país y otros diálogos sobre la gobernanza y los derechos humanos,

iv)

fomentar la libertad de los medios de comunicación, incluidos los medios de comunicación modernos,

v)

fomentar el pluralismo político, la protección de los derechos civiles, sociales, económicos, políticos y culturales, y la protección de las minorías y los grupos más vulnerables,

vi)

apoyar la lucha contra la discriminación y las prácticas discriminatorias por cualquier motivo, entre otros, por el origen racial o étnico, la casta, la religión o las creencias, el sexo, la identidad de género o la orientación sexual, la filiación social, la discapacidad, la enfermedad o la edad,

vii)

promover el registro civil, en particular el registro de nacimientos y defunciones.

b)   Igualdad de género, emancipación e igualdad de oportunidades para las mujeres

i)

fomentar la igualdad de género y la equidad,

ii)

proteger los derechos de las mujeres y las niñas, entre otros medios con medidas contra el matrimonio infantil y otras prácticas tradicionales nocivas, como la mutilación genital femenina, y contra cualquier forma de violencia contra las mujeres y las niñas, y apoyar a las víctimas de la violencia de género,

iii)

fomentar la emancipación de las mujeres, inclusive en su papel como agentes del desarrollo y en la consolidación de la paz.

c)   Gestión del sector público en los ámbitos central y local

i)

apoyar el desarrollo del sector público para mejorar el acceso universal y no discriminatorio a los servicios básicos, en particular sanitarios y de educación,

ii)

apoyar programas destinados a mejorar la formulación de las políticas, la gestión de las finanzas públicas, incluida la creación y consolidación de organismos y medidas de auditoría, el control y la lucha contra el fraude, y el desarrollo institucional, incluida la gestión de los recursos humanos,

iii)

reforzar los conocimientos técnicos de los parlamentos, que les permitan evaluar la formulación y supervisión de los presupuestos nacionales, también en relación con los ingresos internos procedentes de la extracción de recursos y de la recaudación de tributos, y contribuir a ellas.

d)   Política fiscal y administración

i)

apoyar el establecimiento o el refuerzo de sistemas impositivos nacionales justos, transparentes, eficaces, progresivos y sostenibles,

ii)

reforzar las capacidades de supervisión de los países en desarrollo en la lucha contra la evasión fiscal y los flujos financieros ilícitos,

iii)

apoyar la producción y difusión de obras sobre el fraude fiscal y sus efectos, en particular por medio de los órganos de supervisión, los parlamentos y las organizaciones de la sociedad civil,

iv)

apoyar iniciativas multilaterales y regionales en materia de administración tributaria y de reformas fiscales,

v)

apoyar a los países en desarrollo para que participen de manera más eficaz en estructuras y procesos internacionales de cooperación en materia fiscal,

vi)

apoyar la introducción en la legislación de los países socios de la presentación de información país por país y proyecto por proyecto para mejorar la transparencia financiera.

e)   Lucha contra la corrupción

i)

asistir a los países socios en la lucha contra todas las formas de corrupción, entre otros medios con programas de asistencia, sensibilización y presentación de información,

ii)-

aumentar la capacidad de los órganos de control y supervisión y la del sistema judicial.

f)   Sociedad civil y autoridades locales

i)

apoyar la capacitación de las organizaciones de la sociedad civil para reforzar su voz y su participación activa en el proceso de desarrollo y potenciar el diálogo político, social y económico,

ii)

apoyar la capacitación de las autoridades locales y movilizar sus conocimientos especializados para fomentar un enfoque territorial del desarrollo, incluidos los procesos de descentralización,

iii)

fomentar un entorno que permita la participación de los ciudadanos y la acción de la sociedad civil.

g)   Promoción y protección de los derechos de los niños

i)

fomentar la concesión de documentos oficiales,

ii)

mantener un nivel de vida adecuado y saludable y un crecimiento sano hasta la edad adulta,

iii)

garantizar que se imparta una enseñanza básica universal.

II.   Crecimiento integrador y sostenible para el desarrollo humano

a)   Sanidad, educación, protección social, empleo y cultura

i)

apoyar las reformas sectoriales que faciliten el acceso a los servicios sociales básicos, en particular los servicios de sanidad y educación de calidad, haciendo hincapié en los ODM correspondientes y en el acceso de las personas en situación de pobreza, los marginados y los grupos vulnerables a dichos servicios,

ii)

reforzar las capacidades locales para responder a los retos mundiales, regionales y locales, entre otros medios recurriendo a un apoyo presupuestario sectorial con un diálogo político intensificado,

iii)

reforzar los sistemas de salud, entre otros medios respondiendo a la falta de personal sanitario cualificado, financiando de manera justa la asistencia sanitaria y haciendo los medicamentos y las vacunas más asequibles para las personas en situación de pobreza,

iv)

promover la aplicación íntegra y efectiva de la Plataforma de Acción de Beijing y del programa de acción de la Conferencia Internacional sobre la Población y el Desarrollo, así como los resultados de sus respectivas conferencias de revisión, y, en este contexto, la salud y los derechos sexuales y reproductivos;

v)

garantizar un suministro adecuado de agua potable asequible, de buena calidad, y saneamiento e higiene adecuados,

vi)

mejorar la ayuda para obtener una educación de calidad y la igualdad de acceso a la misma,

vii)

apoyar la formación profesional que favorezca las posibilidades de encontrar empleo y la capacitación para obtener resultados de la investigación y utilizarlos en favor del desarrollo sostenible,

viii)

apoyar los sistemas nacionales de protección social y sus correspondientes límites inferiores, incluidos los sistemas de seguridad social para la sanidad y las pensiones, centrándose en reducir la desigualdad,

ix)

apoyar una agenda de trabajo digno y fomentar el diálogo social,

x)

fomentar el diálogo intercultural, la diversidad cultural y el respeto a la igualdad y dignidad de todas las culturas,

xi)

fomentar la cooperación internacional para estimular la contribución de las industrias de la cultura al crecimiento económico de los países en desarrollo a fin de aprovechar plenamente su potencial para la lucha contra la pobreza, lo que incluye abordar cuestiones como el acceso al mercado y los derechos de propiedad intelectual.

b)   Entorno empresarial, integración regional y mercados mundiales

i)

apoyar el desarrollo de un sector privado local competitivo, entre otros medios desarrollando capacidades institucionales y comerciales locales,

ii)

apoyar el desarrollo de sistemas de producción locales y de empresas locales, entre otras, empresas ecológicas,

iii)

fomentar las pequeñas y medianas empresas (pymes), las microempresas, las cooperativas y el comercio justo,

iv)

fomentar el desarrollo de mercados locales, regionales y nacionales, entre otros, mercados de bienes y servicios medioambientales,

v)

apoyar las reformas del marco legislativo y reglamentario y su aplicación,

vi)

facilitar el acceso a los servicios comerciales y financieros, como el microcrédito y el microahorro, los microseguros y las transferencias de pago,

vii)

apoyar la aplicación de derechos laborales aprobados a escala internacional,

viii)

crear y mejorar normas legislativas y catastros para proteger los derechos de propiedad de la tierra y la propiedad intelectual,

ix)

fomentar políticas de investigación e innovación que contribuyan a un desarrollo sostenible e integrador,

x)

fomentar inversiones que generen empleo sostenible, entre otros medios con mecanismos de combinación, haciendo hincapié en la financiación de empresas nacionales e impulsando los capitales nacionales, en particular en las pymes, y apoyando el desarrollo de los recursos humanos,

xi)

mejorar las infraestructuras, respetando plenamente las normas sociales y medioambientales,

xii)

fomentar enfoques sectoriales de transporte sostenible que satisfagan las necesidades de los países socios, garanticen la seguridad, la asequibilidad y la eficiencia del transporte y minimicen los efectos perjudiciales para el medio ambiente,

xiii)

asumir compromisos con el sector privado para favorecer el desarrollo sostenible y socialmente responsable, fomentando la responsabilidad social y medioambiental de las empresas y el diálogo social,

xiv)

ayudar a los países en desarrollo en sus esfuerzos comerciales y de integración regional y continental, y prestar asistencia a su integración fluida y gradual en la economía mundial,

xv)

apoyar la generalización del acceso a las tecnologías de la información y la comunicación para colmar la brecha digital.

c)   Agricultura sostenible, seguridad alimentaria y nutricional

i)

contribuir al desarrollo de la capacidad de los países en desarrollo para recuperarse tras las perturbaciones (como la escasez de recursos y suministros, la volatilidad de los precios) y afrontar las desigualdades, facilitando a las personas en situación de pobreza un mejor acceso a la tierra, los alimentos, el agua, la energía y la financiación, sin dañar el medio ambiente,

ii)

apoyar las prácticas agrícolas sostenibles y la investigación agrícola pertinente, centrándose en los pequeños agricultores y en los medios de vida de las comunidades rurales,

iii)

ayudar a las mujeres en la agricultura,

iv)

estimular los esfuerzos de los gobiernos por facilitar la inversión privada social y ecológicamente responsable,

v)

apoyar los planteamientos estratégicos de seguridad alimentaria centrados en la disponibilidad de los alimentos, el acceso a los mismos, las infraestructuras alimentarias y la nutrición,

vi)

responder a la inseguridad alimentaria y a la malnutrición mediante intervenciones básicas en situaciones de transición y fragilidad,

vii)

apoyar el desarrollo territorial por país, participativo, descentralizado y sostenible desde el punto de vista del medio ambiente.

d)   Energía sostenible

i)

mejorar el acceso a servicios energéticos modernos, asequibles, sostenibles, eficientes, limpios y renovables,

ii)

fomentar soluciones energéticas locales y regionales sostenibles, y a la producción descentralizada.

e)   Gestión de los recursos naturales, incluidos el suelo, los bosques y el agua, y en particular:

i)

apoyar a los órganos y procesos de supervisión y respaldar las reformas de la gobernanza que fomenten la gestión sostenible y transparente y la conservación de los recursos naturales,

ii)

fomentar el acceso equitativo al agua, y una gestión integrada de los recursos hídricos y de las cuencas hidrográficas,

iii)

fomentar la protección y el uso sostenible de la biodiversidad y de los servicios ecosistémicos,

iv)

fomentar pautas sostenibles de producción y consumo, y la gestión segura y sostenible de las sustancias y los residuos químicos, teniendo en cuenta sus efectos sobre la salud.

f)   Cambio climático y medio ambiente

i)

fomentar el uso de tecnologías más limpias, la energía sostenible y la eficiencia de los recursos con vistas a alcanzar un desarrollo bajo en carbono reforzando al mismo tiempo las normas ambientales,

ii)

mejorar la resistencia de los países en desarrollo a las consecuencias del cambio climático apoyando las medidas de adaptación al cambio climático basadas en los ecosistemas y la reducción del mismo y de los riesgos de desastre,

iii)

apoyar la aplicación de los acuerdos ambientales multilaterales pertinentes, en particular el reforzamiento de la dimensión medioambiental del marco institucional para el desarrollo sostenible y el fomento de la protección de la biodiversidad,

iv)

ayudar a los países socios a afrontar el reto de los desplazamientos y las migraciones provocados por los efectos del cambio climático, y reconstruir los medios de vida de los refugiados climáticos.

III.   Otros ámbitos importantes para el desarrollo:

a)   Migración y asilo

i)

apoyar los esfuerzos específicos para aprovechar plenamente la interrelación entre migración, movilidad, empleo y reducción de la pobreza para convertir la migración en una fuerza positiva para el desarrollo, y reducir la fuga de cerebros,

ii)

ayudar a los países en desarrollo a adoptar políticas a largo plazo para gestionar los flujos migratorios que respeten los derechos humanos de los migrantes y sus familias y mejoren su protección social.

b)   Vinculación de la ayuda humanitaria y cooperación para el desarrollo

i)

reconstruir y rehabilitar, a medio y largo plazo, las regiones y países afectados por conflictos, catástrofes naturales y provocadas por el hombre,

ii)

realizar intervenciones a medio y largo plazo para lograr la autosuficiencia y la integración o reintegración de las poblaciones desarraigadas, estableciendo nexos entre la ayuda, la rehabilitación y el desarrollo.

c)   Resistencia ante las catástrofes y reducción del riesgo de que se produzcan

i)

en situaciones de fragilidad, apoyar la prestación de servicios básicos y crear instituciones estatales legítimas, eficaces y resistentes y una sociedad civil activa y organizada, en colaboración con el país interesado;

ii)

contribuir a un enfoque preventivo frente a la fragilidad del Estado, los conflictos, las catástrofes naturales y otros tipos de crisis, contribuyendo a los esfuerzos de los países socios y de las organizaciones regionales para consolidar los sistemas de alerta temprana, la gobernanza democrática y la capacitación institucional,

iii)

apoyar la reducción de los riesgos de catástrofe, la preparación y la prevención para afrontar las catástrofes y gestionar sus consecuencias.

d)   Desarrollo y seguridad, incluida la prevención de conflictos

i)

responder a las causas últimas de los conflictos, incluidas la pobreza, la degradación, la explotación y la desigualdad de la distribución y del acceso a la tierra y a los recursos naturales, la debilidad de la gobernanza, las violaciones de los derechos humanos y la desigualdad de género como medios para apoyar la prevención y resolución de conflictos y el establecimiento de la paz,

ii)

fomentar el diálogo, la participación y la reconciliación con vistas a fomentar la paz y a evitar estallidos de violencia, de conformidad con las buenas prácticas internacionales,

iii)

promover la cooperación y la reforma política en los ámbitos de la seguridad y la justicia, la lucha contra las drogas y otros tráficos, incluidos la trata de seres humanos, la corrupción y el blanqueo de dinero.

B.   ÁMBITOS DE COOPERACIÓN ESPECÍFICOS POR REGIÓN

La ayuda de la Unión apoyará las actuaciones y los diálogos sectoriales que sean coherentes con el artículo 5 y la parte A del presente anexo, y con la finalidad general y el ámbito de aplicación, objetivos y principios generales del presente Reglamento. Los ámbitos que se describen a continuación se tendrán especialmente en cuenta, reflejando las estrategias acordadas conjuntamente.

I.   América Latina

a)

favorecer la cohesión social, en particular la inserción social, el trabajo digno y la equidad, la igualdad de género y la emancipación de la mujer;

b)

abordar las cuestiones de gobernanza y apoyar las reformas de las políticas, en particular en los ámbitos de las políticas sociales, la gestión de la hacienda pública y la fiscalidad, la seguridad (incluidas las drogas, la delincuencia y la corrupción), el refuerzo de la buena gobernanza y de las instituciones públicas a escala local, nacional y regional (incluso a través de mecanismos innovadores para la prestación de la cooperación técnica, como la Oficina de Asistencia Técnica e Intercambio de Información (TAIEX) y los hermanamientos), la protección de los derechos humanos, incluidos los de las minorías, los pueblos indígenas y los de los descendientes de africanos, el respeto de las normas laborales fundamentales de la Organización Internacional del Trabajo (OIT), el medio ambiente, la lucha contra la discriminación, la lucha contra la violencia sexual y de género y la ejercida contra los niños y la lucha contra la producción, el consumo y el tráfico de drogas;

c)

apoyar una sociedad civil activa, organizada e independiente y fortalecer el diálogo social por medio del apoyo a los interlocutores sociales;

d)

reforzar la cohesión social, en particular mediante la creación y el fortalecimiento de sistemas de protección social sostenibles, incluidos los seguros sociales, y la reforma fiscal, aumentando la capacidad de los sistemas fiscales e intensificando la lucha contra el fraude y la evasión fiscal, contribuyendo a afianzar la igualdad y a mejorar la distribución de la riqueza;

e)

apoyar a los Estados latinoamericanos para que cumplan su obligación de diligencia debida en la prevención, investigación, enjuiciamiento, sanción y reparación del feminicidio y atención al mismo;

f)

apoyar los diferentes procesos de integración regional y la interconexión de las redes de infraestructuras, garantizando a la vez la complementariedad con las actividades apoyadas por el BEI y otras instituciones;

g)

abordar el nexo seguridad-desarrollo;

h)

reforzar la capacidad de ofrecer un acceso universal a servicios sociales básicos de calidad, en particular en los sectores de la sanidad y la educación;

i)

apoyar las políticas en el ámbito de la educación y el desarrollo de una zona común de enseñanza superior en América Latina;

j)

abordar la vulnerabilidad económica y contribuir a la transformación estructural mediante la creación de asociaciones sólidas en torno a relaciones comerciales abiertas y justas, las inversiones productivas a favor de más y mejores puestos de trabajo en la economía ecológica e inclusiva, la transferencia de conocimientos y la cooperación en materia de investigación, la innovación y la tecnología, y fomentar un crecimiento sostenible e integrador en todas sus dimensiones, prestando especial atención a los desafíos de los flujos migratorios, la seguridad alimentaria (incluida la agricultura y la pesca sostenibles), el cambio climático, las energías sostenibles y la protección y mejora de la biodiversidad y los servicios de los ecosistemas, incluidos el agua, los suelos y los bosques; apoyar el desarrollo de las microempresas y las pymes como principal fuente de crecimiento inclusivo, desarrollo y empleo; fomentar la ayuda al desarrollo del comercio para garantizar que las microempresas y las pymes de América Latina puedan beneficiarse de las oportunidades que brinda el comercio a escala internacional; tomar en consideración los cambios del régimen del sistema de preferencias generalizadas;

k)

paliar el impacto negativo que tendrá para la economía de muchos países de esta región su exclusión del sistema de preferencias generalizadas;

l)

garantizar un seguimiento apropiado de las medidas de emergencia a corto plazo abordando la recuperación tras las catástrofes o las crisis aplicadas a través de otros instrumentos de financiación.

II.   Asia Meridional

1)   Fomento de la gobernanza democrática

a)

Apoyar los procesos democráticos, fomentar una gobernanza democrática efectiva, reforzar las instituciones y organismos públicos (también a escala local), apoyar una descentralización eficiente, la reestructuración del Estado y los procesos electorales.

b)

Impulsar el desarrollo de una sociedad civil activa, organizada e independiente, incluidos sus medios de comunicación, y fortalecer el diálogo social por medio del apoyo a los interlocutores sociales.

c)

Crear y reforzar instituciones públicas legítimas, eficaces y responsables de sus actos, fomentar reformas institucionales y administrativas, de la buena gobernanza, la lucha contra la corrupción y la gestión de la hacienda pública, y apoyar el Estado de Derecho.

d)

Reforzar la protección de los derechos humanos, incluidos los de las minorías, los migrantes, las poblaciones indígenas y los grupos vulnerables, de la lucha contra la discriminación, contra la violencia sexual, de género o la ejercida contra niños, y contra la trata de personas.

e)

Proteger los derechos humanos, a través del fomento de reformas institucionales (entre ellas las relacionadas con la buena gobernanza y la lucha contra la corrupción, la gestión de las finanzas públicas, la fiscalidad y la reforma de la administración pública), y de reformas de la normativa legal, administrativa y reglamentaria en consonancia con las normas internacionales, en particular en Estados y países frágiles en situaciones de conflicto y postconflicto.

2)   Fomento de la integración social y el desarrollo humano en todas sus dimensiones

a)

Favorecer la cohesión social, en particular la inserción social, el trabajo digno y la equidad y la igualdad de género, por medio de la educación, la sanidad y otras políticas sociales.

b)

Reforzar la capacidad de ofrecer un acceso universal a servicios sociales básicos, en particular en los sectores de la sanidad y la educación; mejorar el acceso a la educación universal con miras a aumentar los conocimientos, las competencias y las posibilidades de encontrar empleo en el mercado de trabajo, incluso, cuando sea pertinente, afrontando la desigualdad y la discriminación sobre la base del trabajo y de la ascendencia y, en particular, la discriminación basada en las castas.

c)

Promover la protección y la integración sociales, el empleo digno y las normas laborales fundamentales, la equidad y la igualdad entre los sexos a través de la educación, la sanidad y otras políticas sociales.

d)

Promover unos servicios de enseñanza, formación profesional y sanidad de alta calidad que sean accesibles a todos (incluidas las niñas y las mujeres).

e)

En el contexto del nexo entre seguridad y desarrollo, luchar contra la violencia de género y basada en la ascendencia, la sustracción de menores, la corrupción y la delincuencia organizada, la producción, el consumo y el tráfico de drogas y otras formas de tráfico.

f)

Establecer asociaciones orientadas al desarrollo en torno a la agricultura, al desarrollo del sector privado, el comercio, la inversión, las ayudas, la migración, la investigación, la innovación y la tecnología y la oferta de bienes públicos, con miras a la reducción de la pobreza y la integración social.

3)   Apoyo del desarrollo sostenible, mejora de la capacidad de recuperación de las sociedades de Asia Meridional frente a los efectos del cambio climático y las catástrofes naturales

a)

Fomentar un crecimiento y unos medios de vida sostenibles e integradores, un desarrollo rural integrado, una agricultura y una explotación forestal sostenibles, la seguridad alimentaria y la nutrición.

b)

Promover la utilización sostenible de los recursos naturales y las energías renovables, la protección de la biodiversidad, la gestión del agua y de los residuos, la protección del suelo y de los bosques.

c)

Contribuir a hacer frente al cambio climático mediante el apoyo a medidas de adaptación, mitigación y reducción del riesgo de catástrofes.

d)

Impulsar los esfuerzos de mejora de la diversificación económica, la competitividad y el comercio, el desarrollo del sector privado, haciendo especial hincapié en las microempresas, las pymes y las cooperativas.

e)

Fomentar el consumo y la producción sostenibles, así como las inversiones en tecnologías limpias, energías sostenibles, transporte, agricultura y pesca sostenibles, protección y aumento de la biodiversidad y los servicios ecosistémicos, incluidos el agua y los bosques, y la generación de unas condiciones de empleo dignas en la economía ecológica.

f)

Apoyar la prevención de catástrofes y la recuperación a largo plazo después de las mismas, incluso en el ámbito de la seguridad alimentaria y la nutrición y la ayuda a la población desarraigada.

4)   Apoyo de la integración y la cooperación regionales

a)

Estimular la integración y la cooperación regionales de manera orientada a la obtención de resultados a través del apoyo a la integración y el diálogo regional, en particular a través de la Asociación del Asia Meridional para la Cooperación Regional, y favorecer los objetivos de desarrollo del proceso de Estambul («Corazón de Asia»).

b)

Apoyar una gestión de las fronteras y una cooperación transfronteriza eficientes, con objeto de promover el desarrollo económico, social y medioambiental duradero en las regiones fronterizas; luchar contra la delincuencia organizada y contra la producción, consumo y tráfico de drogas.

c)

Apoyar las iniciativas regionales que tratan sobre las enfermedades transmisibles más importantes; contribuir a prevenir y responder a los riesgos sanitarios, incluidos los que tienen como origen el contacto entre los animales, las personas y sus diversos entornos.

III.   Asia Septentrional y Sudoriental

1)   Fomento de la gobernanza democrática

a)

Contribuir a la democratización; crear y consolidar instituciones y organismos públicos legítimos, eficaces y responsables, y proteger los derechos humanos, a través del fomento de reformas institucionales (entre ellas las relacionadas con la buena gobernanza y la lucha contra la corrupción, la gestión de la hacienda pública, la fiscalidad y la reforma de la administración pública), así como legales, administrativas y reglamentarias en consonancia con las normas internacionales, en particular en Estados y países frágiles y en países en situaciones de conflicto y postconflicto.

b)

Reforzar la protección de los derechos humanos, incluidos los derechos de las minorías y los de las poblaciones indígenas, fomentando el respeto de las normas laborales fundamentales, luchando contra la discriminación, la lucha contra la violencia sexual, de género o la ejercida contra niños, con inclusión de los niños en los conflictos armados, y abordar la cuestión de la trata de personas.

c)

Apoyar la arquitectura de derechos humanos de la Asociación de Naciones del Asia Sudoriental (ASEAN), en particular la labor de la Comisión Intergubernamental de la ASEAN sobre los Derechos Humanos.

d)

Crear y reforzar unas instituciones y organismos públicos legítimos, eficaces y responsables.

e)

Respaldar una sociedad civil activa, organizada e independiente; fortalecer el diálogo social apoyando a los interlocutores sociales.

f)

Apoyar los esfuerzos de la región por consolidar la democracia, el Estado de Derecho y la seguridad ciudadana, también a través de la reforma de la justicia y del sector de la seguridad, así como la promoción del diálogo interétnico e interconfesional y los procesos de paz.

g)

En el contexto del nexo entre seguridad y desarrollo, combatir la corrupción y la delincuencia organizada, la producción, el consumo y el tráfico de drogas y otras formas de tráfico, y apoyar la gestión eficaz de las fronteras y la cooperación transfronteriza, con el fin de promover un desarrollo económico, social y medioambiental sostenible de las regiones fronterizas; apoyar las actividades de desminado.

2)   Promoción de la integración social y el desarrollo humano en todas sus dimensiones

a)

Favorecer la cohesión social, en particular la inserción social, el trabajo digno y la equidad y la igualdad de género.

b)

Reforzar la capacidad de ofrecer un acceso universal a servicios sociales básicos, en particular en los sectores de la sanidad y la educación; mejorar el acceso a la educación para todos con miras a aumentar los conocimientos, las competencias y las posibilidades de encontrar empleo en el mercado de trabajo, incluso, cuando sea pertinente, afrontando la desigualdad y la discriminación sobre la base del trabajo y de la ascendencia y, en particular, la discriminación basada en las castas.

c)

Establecer asociaciones orientadas al desarrollo en torno a la agricultura, al desarrollo del sector privado, el comercio, la inversión, las ayudas, la migración, la investigación, la innovación y la tecnología y la oferta de bienes públicos, con miras a la reducción de la pobreza y la integración social.

d)

Apoyar los esfuerzos de la región por prevenir y responder a los riesgos sanitarios, incluidos los que tienen como origen el contacto entre los animales, las personas y sus diversos entornos.

e)

Impulsar la educación integradora, el aprendizaje y la formación permanentes (con inclusión de la enseñanza superior, la educación y la formación profesional) y mejorar el funcionamiento de los mercados de trabajo.

f)

Propiciar una economía más ecológica y el crecimiento sostenible e integrador, especialmente en la agricultura, la seguridad alimentaria y la nutrición, las energías sostenibles y la protección y mejora de la biodiversidad y de los servicios ecosistémicos.

g)

En el contexto del nexo entre la seguridad y el desarrollo, combatir la violencia de género y la fundada en la ascendencia, así como la sustracción de menores.

3)   Apoyo del desarrollo sostenible y mejora de la capacidad de recuperación de las sociedades de Asia Sudoriental frente a los efectos del cambio climático y las catástrofes naturales

a)

Apoyar la mitigación del cambio climático y la adaptación al mismo, y la promoción de un consumo y una producción sostenibles.

b)

Ayudar a la región a integrar horizontalmente el cambio climático en estrategias de desarrollo sostenibles, a desarrollar políticas e instrumentos de adaptación y mitigación, a hacer frente a los efectos adversos del cambio climático y a potenciar iniciativas de cooperación a largo plazo, y a reducir la vulnerabilidad frente a las catástrofes, a respaldar el Marco Multisectorial sobre el Cambio Climático de la ASEAN: Agricultura y Pesca para la Seguridad Alimentaria.

c)

Habida cuenta del crecimiento de la población y la modificación de la demanda de los consumidores, impulsar el consumo y la producción sostenibles, así como las inversiones en tecnologías limpias, especialmente a escala regional, en energías sostenibles, transporte, agricultura y pesca sostenibles, protección y aumento de la biodiversidad y los servicios ecosistémicos, incluidos el agua y los bosques, y la creación de empleos dignos en la economía ecológica.

d)

Establecer nexos entre la ayuda, la rehabilitación y el desarrollo, garantizando un seguimiento apropiado de las medidas de emergencia a corto plazo dirigidas a la recuperación tras las catástrofes o las crisis aplicadas a través de otros instrumentos de financiación; apoyar la prevención de catástrofes y la recuperación a largo plazo después de las mismas, incluso en el ámbito de la seguridad alimentaria y la nutrición y la ayuda a la población desarraigada.

4)   Apoyo de la integración y la cooperación regionales en toda el Asia Septentrional y Sudoriental

a)

Favorecer una mayor integración y cooperación regionales orientadas a los resultados, mediante el apoyo a la integración y el diálogo regionales.

b)

Respaldar la integración socioeconómica y la conectividad de la ASEAN, incluida la realización de los objetivos relacionados con el desarrollo de la Comunidad Económica ASEAN, el Plan Maestro de Conectividad ASEAN, y la Visión para después de 2015.

c)

Promover la asistencia relacionada con el comercio y la ayuda al desarrollo destinada al comercio, también para garantizar que las microempresas y las pymes aprovechen las oportunidades de comercio internacional.

d)

Incrementar la financiación de infraestructuras y redes sostenibles que propicien la integración regional, la inclusión y la cohesión sociales y el desarrollo sostenible, a la vez que se garantiza la complementariedad con las actividades financiadas por el BEI y otras instituciones financieras de la Unión, así como con otras instituciones en este sector.

e)

Estimular el diálogo entre las instituciones y países de la ASEAN y la Unión.

f)

Apoyar las iniciativas regionales que tengan por objeto las enfermedades transmisibles más importantes; contribuir a prevenir y responder a los riesgos sanitarios, incluidos los que tienen como origen el contacto entre los animales, las personas y sus diversos entornos.

IV.   Asia Central

a)

Contribuir, como objetivos básicos, al desarrollo económico y social sostenible e integrador, a la cohesión social y a la democracia.

b)

Impulsar la seguridad alimentaria, el acceso a una seguridad energética sostenible, al agua y al saneamiento para las poblaciones locales; fomentar y apoyar la preparación contra las catástrofes y la adaptación al cambio climático.

c)

Apoyar a los parlamentos representativos y elegidos democráticamente, fomentar y apoyar la buena gobernanza y los procesos de democratización; la buena gestión de la hacienda pública; el Estado de Derecho, con instituciones que funcionen correctamente y un respeto real de los derechos humanos y de la igualdad de género; apoyar una sociedad civil activa, organizada e independiente y fortalecer el diálogo social por medio del apoyo a los interlocutores sociales.

d)

Fomentar un crecimiento económico integrador y sostenible, abordar las desigualdades sociales y regionales, y apoyar la innovación y la tecnología, el trabajo digno, la agricultura y el desarrollo rural, fomentar la diversificación económica mediante el apoyo a las microempresas y las pymes, estimulando al mismo tiempo el desarrollo de una economía social de mercado regulada, el comercio y las inversiones abiertos y equitativos, incluidas las reformas reglamentarias.

e)

Apoyar una gestión de las fronteras y una cooperación transfronteriza eficientes, con objeto de promover el desarrollo económico, social y medioambiental duradero en las regiones fronterizas; en el contexto del nexo entre seguridad y desarrollo, la lucha contra la delincuencia organizada y todas las formas de tráfico, entre ellas la lucha contra la producción y el consumo de drogas y sus efectos negativos, incluido el VIH/SIDA.

f)

Fomentar la cooperación bilateral y regional, el diálogo y la integración también con los países que entran en el ámbito del Instrumento Europeo de Vecindad y otros instrumentos de la Unión para apoyar las reformas de las políticas, incluso mediante la creación de instituciones, si procede, la asistencia técnica (por ejemplo TAIEX), el intercambio de información y los hermanamientos, y con las inversiones fundamentales a través de los mecanismos apropiados para movilizar recursos financieros en los sectores de la enseñanza, el medio ambiente y la energía, el desarrollo con bajos niveles de emisiones, la resistencia a los efectos del cambio climático.

g)

Reforzar la capacidad de ofrecer un acceso universal a servicios sociales básicos, en particular en los sectores de la sanidad y la educación; apoyar el acceso de las poblaciones al empleo, en particular de los jóvenes y las mujeres, entre otros medios apoyando la mejora de la educación general, la formación profesional y la enseñanza superior.

V.   Oriente Medio

a)

Abordar la democratización y la gobernanza (también en el ámbito fiscal), el Estado de Derecho, los derechos humanos y la igualdad entre los sexos, las libertades fundamentales y las cuestiones de igualdad política, para estimular las reformas políticas, la lucha contra la corrupción y la transparencia de los procedimientos judiciales, y constituir unas instituciones públicas legítimas, democráticas, eficaces y responsables y una sociedad civil activa, independiente y organizada; consolidar el diálogo social apoyando a los interlocutores sociales.

b)

Apoyar a la sociedad civil en su lucha en defensa de las libertades fundamentales, los derechos humanos y los principios democráticos.

c)

Fomentar el crecimiento integrador y favorecer la cohesión social y el desarrollo, en particular la creación de empleo, la inserción social, el trabajo digno y la equidad y la igualdad de género; reforzar la capacidad de ofrecer un acceso universal a servicios sociales básicos, en particular en los sectores de la sanidad y la educación; afrontar, cuando sea relevante, la desigualdad y la discriminación basadas en el trabajo y la ascendencia y, en particular, la discriminación basada en las castas.

d)

Apoyar el desarrollo de la cultura cívica, especialmente a través de la formación, la educación y la participación de los niños, los jóvenes y las mujeres.

e)

Fomentar la reforma y la diversificación económica sostenible, unas relaciones comerciales abiertas y equitativas, el desarrollo de una economía social de mercado regulada y sostenible, de la inversión productiva y sostenible en los principales sectores (como la energía, haciendo hincapié en la energía renovable).

f)

Promover relaciones de buena vecindad, la cooperación, el diálogo y la integración regionales, incluso con países contemplados por el Instrumento Europeo de Vecindad y los Estados del Golfo que entran en el ámbito del Instrumento de Asociación y otros instrumentos de la Unión, mediante el apoyo a los esfuerzos de integración en la región, por ejemplo en materia de economía, energía, agua, transporte y refugiados.

g)

Fomentar una gestión sostenible y equitativa de los recursos hídricos, así como la protección de dichos recursos.

h)

Complementar los recursos desplegados en el marco del presente Reglamento mediante un trabajo coherente con otros instrumentos y políticas de la Unión y el apoyo de estos, que podrán centrarse en el acceso al mercado interior de la Unión, la movilidad laboral y una integración regional más amplia.

i)

En el contexto del nexo entre seguridad y desarrollo, combatir la producción, el consumo y el tráfico de drogas.

j)

En el contexto del nexo entre desarrollo y migración, gestionar la migración y ayudar a las personas desplazadas y a los refugiados.

VI.   Otros países

a)

Apoyar la consolidación de una sociedad democrática, la buena gobernanza, el respeto de los derechos humanos, la igualdad de género, el gobierno conforme al Estado de Derecho y que contribuya a la estabilización y a la integración regional y continental; apoyar una sociedad civil activa, organizada e independiente y fortalecer el diálogo social por medio del apoyo a los interlocutores sociales.

b)

Apoyar los esfuerzos de ajuste impulsados por el establecimiento de diferentes zonas de libre comercio.

c)

Apoyar la lucha contra la pobreza, la desigualdad y la exclusión, entre otras cosas abordando las necesidades básicas de las comunidades desfavorecidas y promoviendo la cohesión social y las políticas redistributivas orientadas a reducir las desigualdades.

d)

Reforzar la capacidad de ofrecer un acceso universal a servicios sociales básicos, en particular en los sectores de la sanidad y la educación.

e)

Mejorar las condiciones de vida y laborales, haciendo especial hincapié en la promoción de la agenda de trabajo digno de la OIT.

f)

Abordar la vulnerabilidad económica y contribuir a la transformación estructural, poniendo énfasis en el trabajo digno mediante un crecimiento económico sostenible e integrador y una economía eficiente desde el punto de vista energético y basada en recursos renovables con bajas emisiones de carbono mediante el establecimiento de asociaciones sólidas basadas en relaciones comerciales justas, inversiones productivas a favor de más y mejores puestos de trabajo en la economía ecológica e inclusiva, transferencia de conocimientos y cooperación en materia de investigación, innovación y tecnología, y fomentar un desarrollo sostenible e integrador en todas sus dimensiones, prestando especial atención a los desafíos de los flujos migratorios, la vivienda, la seguridad alimentaria (incluidas la agricultura y la pesca sostenibles), el cambio climático, las energías sostenibles y la protección y la mejora de la biodiversidad y de los servicios ecosistémicos, incluidos el agua y los suelos.

g)

Abordar los problemas de violencia sexual y de género y las cuestiones sanitarias, incluido el VIH/SIDA y sus repercusiones en la sociedad.


ANEXO II

ÁMBITOS DE COOPERACIÓN CUBIERTOS POR LOS PROGRAMAS TEMÁTICOS

A.   PROGRAMA «RETOS Y BIENES PÚBLICOS MUNDIALES»

El programa «Retos y bienes públicos mundiales» tiene por objetivo consolidar la cooperación, el intercambio de conocimientos y experiencias y las capacidades de los países socios, con miras a contribuir a la erradicación de la pobreza, la cohesión social y el desarrollo sostenible. El programa se basará en los siguientes ámbitos de cooperación, garantizando la máxima sinergia entre ellos en función de su fuerte interconexión.

I.   Medio ambiente y cambio climático

a)

Contribuir a la dimensión exterior de las políticas de medio ambiente y cambio climático de la Unión, respetando plenamente el principio de coherencia de las políticas de desarrollo y otros principios recogidos en el TFUE;

b)

Trabajar, desde las primeras fases, por ayudar a los países en desarrollo a realizar los ODM o cualquier nuevo marco posterior acordado por la Unión y sus Estados miembros que guarde relación con la utilización sostenible de los recursos naturales y la sostenibilidad medioambiental;

c)

Aplicar las iniciativas y compromisos acordados por la Unión a nivel internacional y regional o de carácter transfronterizo, en particular en los ámbitos del cambio climático, a través de la promoción de estrategias hipocarbónicas resistentes al clima que den prioridad a estrategias de fomento de la biodiversidad, la protección de los ecosistemas y los recursos naturales, la gestión sostenible, incluyendo los océanos, la tierra, el agua, la pesca y los bosques (por ejemplo, a través de mecanismos como la iniciativa FLEGT), la desertificación, la gestión integrada de los recursos hídricos, la buena gestión de los recursos naturales, la buena gestión de los productos químicos y los residuos, la eficiencia en el uso de los recursos y la economía ecológica;

d)

Aumentar la integración del cambio climático y los objetivos medioambientales en la cooperación de la Unión al desarrollo a través de la ayuda a la realización del trabajo metodológico y de investigación sobre, en y por países en desarrollo, incluidos los mecanismos de seguimiento, presentación de información y verificación, la cartografía, evaluación y valoración de los ecosistemas, aumentar los conocimientos en materia de medio ambiente y fomentar las acciones innovadoras y la coherencia de las políticas;

e)

Reforzar la gobernanza medioambiental y apoyar la elaboración de políticas a nivel internacional para mejorar la coherencia y la eficacia de la gobernanza mundial respecto del desarrollo sostenible, ayudando en la gestión y evaluación del medio ambiente en los planos internacional y regional y fomentando medidas efectivas de cumplimiento y ejecución en los países en desarrollo para los acuerdos medioambientales multilaterales;

f)

Integrar la gestión de los riesgos de catástrofe y la adaptación al cambio climático en la planificación del desarrollo y la inversión, y promover la puesta en práctica de estrategias encaminadas a reducir los riesgos de catástrofes, como la de proteger los ecosistemas y restaurar los humedales;

g)

Reconocer el papel decisivo que desempeñan la agricultura y la ganadería en las políticas de lucha contra el cambio climático al fomentar la agricultura y la ganadería en pequeñas explotaciones como estrategias autónomas de adaptación y de mitigación en el Sur, habida cuenta de su uso sostenible de recursos naturales como el agua y los pastos.

II.   Energía sostenible

a)

Promover el acceso a unos servicios energéticos fiables, seguros, a precios asequibles, respetuosos con el clima y sostenibles como estímulo clave para la erradicación de la pobreza, el crecimiento integrador y el desarrollo, con especial hincapié en la utilización de las fuentes de energía renovables locales y regionales, y la garantía del acceso para las personas en situación de pobreza de las regiones remotas;

b)

Fomentar un mayor uso de las tecnologías de energías renovables, en particular las que apliquen planteamientos descentralizados, así como la eficiencia energética y promover las estrategias sostenibles de desarrollo con bajas emisiones;

c)

Fomentar la seguridad energética para los países socios y las comunidades locales mediante, por ejemplo, la diversificación de las fuentes y las vías de suministro, teniendo en cuenta la volatilidad de los precios, el potencial de reducción de las emisiones, la mejora de los mercados y el fomento de las interconexiones y el comercio energéticos, particularmente de la electricidad.

III.   Desarrollo humano, incluidos el trabajo digno, la justicia social y la cultura

a)   Sanidad

i)

Mejorar la salud y el bienestar de la población de los países en desarrollo apoyando el acceso integrador y universal a instalaciones, bienes y servicios sanitarios públicos esenciales de buena calidad así como un suministro igualitario de los mismos, con asistencia continua desde la prevención hasta el post-tratamiento y con especial insistencia en las necesidades de las personas pertenecientes a los grupos de población desfavorecidos y vulnerables;

ii)

Apoyar y dar forma a la agenda política de iniciativas mundiales con beneficios directos considerables para los países socios, teniendo en cuenta la orientación a los resultados, la eficacia de la ayuda y los efectos sobre los sistemas sanitarios, incluido el apoyo a los países socios para que se comprometan más con esas iniciativas.

iii)

Apoyar iniciativas específicas especialmente a nivel regional y mundial, que refuercen los sistemas sanitarios y ayuden a los países a desarrollar y aplicar unas políticas sanitarias nacionales sólidas, basadas en pruebas y sostenibles, y en los sectores prioritarios como la salud infantil y materna, incluida la inmunización y la respuesta a las amenazas a la salud mundial (como el VIH/SIDA, la tuberculosis, la malaria y otras enfermedades relacionadas con la pobreza y desatendidas).

iv)

promover la aplicación íntegra y efectiva de la Plataforma de Acción de Pekín y del programa de acción de la Conferencia Internacional sobre la Población y el Desarrollo así como los resultados de sus respectivas conferencias de revisión, y, en este contexto, la salud y los derechos sexuales y reproductivos.

v)

promover, prestar y ampliar los servicios básicos y el apoyo psicológico a las víctimas de la violencia, en particular las mujeres y los niños.

b)   Educación, conocimientos y capacidades

i)

Apoyar la consecución de los objetivos acordados a nivel internacional en el ámbito de la enseñanza mediante iniciativas y asociaciones mundiales, con especial énfasis en el fomento de los conocimientos, las capacidades y los valores para un desarrollo sostenible e integrador.

ii)

Promover el intercambio de experiencia, las buenas prácticas y la innovación, basados en un enfoque equilibrado del desarrollo de los sistemas educativos.

iii)

Mejorar la igualdad de acceso a la enseñanza y su calidad, en particular para las personas pertenecientes a los grupos vulnerables, los migrantes, las mujeres y las niñas, las personas pertenecientes a minorías religiosas, las personas con discapacidad, las personas que viven en situaciones de fragilidad y en los países que están más alejados de alcanzar los objetivos mundiales, y mejorar los índices de finalización de la educación básica y de transición a la educación secundaria elemental.

c)   Igualdad de género, emancipación de la mujer y protección de los derechos de las mujeres y las niñas

i)

Apoyar los programas nacionales, regionales y locales para fomentar la emancipación económica y social, el liderazgo y la participación política igualitaria de las mujeres y las niñas.

ii)

Apoyar las iniciativas nacionales, regionales y mundiales para promover la integración de la igualdad de género y la emancipación de las mujeres y las niñas en políticas, planes y presupuestos, también en marcos de desarrollo internacionales, regionales y nacionales y en el programa para la eficacia de la ayuda; contribuir a erradicar las prácticas de selección sexual sesgadas por razones de género.

iii)

Abordar la violencia sexual y de género y apoyar a las víctimas de la misma.

d)   Niños y jóvenes

i)

Luchar contra la trata de niños y toda forma de violencia y abuso contra ellos así como toda forma de trabajo infantil, combatir el matrimonio infantil y fomentar las políticas que tengan en cuenta la particular vulnerabilidad y el particular potencial de los niños y jóvenes, la protección de sus derechos, incluido el registro de nacimientos, y sus intereses, educación, salud y medios de vida, empezando por la participación y la emancipación.

ii)

Reforzar la atención y la capacidad de los países en desarrollo respecto de la elaboración de políticas que beneficien a los niños y jóvenes y refuercen el papel de estos como agentes del desarrollo.

iii)

Respaldar el desarrollo de estrategias e intervenciones concretas para hacer frente a los problemas y retos particulares que afectan a los niños y jóvenes, especialmente en los ámbitos de la salud, la educación y el empleo, teniendo en cuenta sus intereses, en todas las acciones pertinentes.

e)   No discriminación

i)

Apoyar las iniciativas locales, regionales, nacionales y mundiales encaminadas a promover la no discriminación por motivos de sexo, identidad de género, origen racial o étnico, casta, religión o creencias, discapacidad, enfermedad, edad u orientación sexual, a través del desarrollo de políticas, planes y presupuestos, así como del intercambio de mejores prácticas y conocimientos expertos.

ii)

Mantener un diálogo general sobre la cuestión de la no discriminación y la protección de los defensores de los derechos humanos.

f)   Empleo, cualificaciones, protección social e integración social

i)

Apoyar unos altos niveles de empleo productivo y digno, en particular apoyando las políticas y estrategias de educación y empleo sólidas, una formación profesional que favorezca las posibilidades de encontrar empleo por su pertinencia para las necesidades y perspectivas del mercado de trabajo a nivel local, las condiciones de trabajo incluso en la economía no oficial, fomentar el trabajo digno sobre la base de las normas laborales básicas de la OIT, incluida la lucha contra el trabajo infantil, y el diálogo social, así como la facilitación de la movilidad laboral dentro del respeto y la promoción de los derechos de los migrantes.

ii)

Reforzar la cohesión social, en particular mediante la creación y fortalecimiento de sistemas de protección social sostenibles, incluidos los regímenes de seguridad social para quienes viven en la pobreza, y la reforma fiscal, aumentando la capacidad de los sistemas tributarios e intensificando la lucha contra el fraude y la evasión fiscal, contribuyendo a afianzar la igualdad y mejorar la distribución de la riqueza.

iii)

Reforzar la integración social y la igualdad de sexos con la cooperación sobre el acceso equitativo a los servicios básicos, el empleo para todos, la emancipación y el respeto de los derechos de grupos específicos, en particular los migrantes, los niños y jóvenes, las personas con discapacidades, las mujeres, los pueblos indígenas y las personas pertenecientes a minorías, para garantizar que esos grupos puedan participar y participen en la creación de riqueza y la diversidad cultural y puedan beneficiarse y se beneficien de ellas.

g)   Crecimiento, empleo y participación del sector privado

i)

Promover acciones destinadas a la creación de más puestos de trabajo y en mejores condiciones, mediante el desarrollo de la competitividad y la resistencia de las microempresas y pymes locales y su integración en la economía local, regional y mundial, ayudar a los países en desarrollo a integrarse en el sistema de comercio multilateral.

ii)

Desarrollar la artesanía local, que sirve para conservar el patrimonio cultural local.

iii)

Desarrollar un sector privado local social y ecológicamente responsable y mejorar el entorno empresarial.

iv)

Promover unas políticas económicas efectivas que apoyen el desarrollo de la economía local y de las industrias locales, hacia una economía verde inclusiva, la eficiencia de los recursos y procesos de consumo y producción sostenibles.

v)

Fomentar el uso de la comunicación electrónica como instrumento para apoyar el crecimiento en favor de los grupos desfavorecidos en todos los sectores, con el fin de reducir la brecha digital entre los países en desarrollo y los industrializados y dentro de los países en desarrollo, para lograr un marco político y normativo adecuados en este ámbito y promover el desarrollo de la infraestructura necesaria y la utilización de servicios y aplicaciones basadas en las tecnologías de la información y la comunicación.

vi)

Fomentar la inclusión financiera favoreciendo el acceso a, y el uso efectivo de, servicios financieros tales como el microcrédito y el microahorro, los microseguros y las transferencias de pago, por parte de las microempresas y pymes y de las unidades familiares, en particular de los grupos de población desfavorecidos y vulnerables.

h)   Cultura

i)

Fomentar el diálogo intercultural, la diversidad cultural y el respeto a la igualdad y dignidad de todas las culturas.

ii)

Fomentar la cooperación internacional para estimular la contribución de las industrias de la cultura al crecimiento económico de los países en desarrollo para aprovechar plenamente su potencial para la lucha contra la pobreza, lo que incluye abordar cuestiones como el acceso al mercado y los derechos de propiedad intelectual e industrial.

iii)

Fomentar el respeto de los valores sociales, culturales y espirituales de los pueblos indígenas y de las minorías, con objeto de favorecer la igualdad y la justicia en las sociedades multiétnicas en el respeto de los derechos humanos universales que protegen a todos, incluidos los pueblos indígenas y las personas pertenecientes a minorías.

iv)

Impulsar la cultura como sector económico con potencial de crecimiento y desarrollo.

IV.   Seguridad alimentaria y nutricional, y agricultura sostenible

La cooperación en este ámbito reforzará la cooperación, el intercambio de conocimientos y experiencia y las capacidades de los países socios en los cuatro pilares de la seguridad alimentaria con un enfoque sensible en cuanto al género: la disponibilidad de alimentos (producción), el acceso (inclusive a las tierras, la infraestructura para el transporte de alimentos desde las zonas excedentarias hasta las deficitarias, los mercados, la creación de reservas interiores de alimentos, las redes de seguridad), la utilización (intervenciones sobre nutrición que tengan en cuenta las necesidades de la sociedad) y la estabilidad, a la vez que se aborda el comercio justo y se da prioridad a cinco dimensiones: la agrícola y ganadera minifundista, la transformación de alimentos para crear valor añadido, la gobernanza, la integración regional y los mecanismos de ayuda a las poblaciones vulnerables mediante las actuaciones que a continuación se exponen:

a)

Fomentar el desarrollo sostenible de una agricultura y ganadería minifundistas sostenibles a través del acceso seguro a la tecnología basado en los ecosistemas, con bajo nivel de emisiones de carbono y resistente al clima (entre ellas las tecnologías de la información y las comunicaciones), mediante el reconocimiento, la promoción y el refuerzo de las estrategias locales y autónomas de adaptación en relación con el cambio climático, y mediante servicios de divulgación y técnicos, sistemas de desarrollo rural, medidas de inversión productiva y responsable conforme a las directrices internacionales, la gestión sostenible de las tierras y de los recursos naturales, la protección de los derechos sobre la tierra de la población en sus diversas formas y del acceso a la tierra de las poblaciones locales, la protección de la diversidad genética, en un entorno económico favorable.

b)

Apoyar la elaboración de políticas y la gobernanza responsables desde el punto de vista medioambiental y social de los sectores pertinentes, la función de los agentes públicos y privados en su reglamentación y la utilización de bienes públicos, su capacidad organizativa, instituciones y organizaciones profesionales.

c)

Reforzar la seguridad alimentaria y nutricional a través de políticas adecuadas, incluida la protección de la biodiversidad y los servicios de los ecosistemas, las políticas de adaptación al clima, los sistemas de información, la prevención y gestión de crisis y las estrategias de nutrición dirigidas a las poblaciones vulnerables que movilicen los recursos necesarios para efectuar las intervenciones básicas que podrían prevenir la inmensa mayoría de los casos de malnutrición.

d)

Fomentar las prácticas seguras y sostenibles a lo largo de toda la cadena de suministro de alimentos y piensos.

V.   Migración y asilo

La cooperación en este ámbito tiene por objeto reforzar el diálogo político, la cooperación, el intercambio de conocimientos y experiencias y las capacidades de los países socios, las organizaciones de la sociedad civil y las autoridades locales en apoyo de la movilidad humana como elemento positivo del desarrollo humano. La cooperación en este ámbito, que parte de un enfoque basado en los derechos humanos que abarca todos los derechos humanos, ya se trate de derechos civiles y políticos, o económicos, sociales y culturales, abordará los retos relativos a los flujos migratorios, incluida la migración Sur-Sur, la situación de los migrantes vulnerables, como los menores no acompañados, las víctimas de la trata de seres humanos, los solicitantes de asilo y las mujeres migrantes, así como la situación de los niños, las mujeres y las familias que permanecen en los países de origen, mediante las actuaciones que a continuación se exponen:

a)

Promover la gobernanza de la migración a todos los niveles, prestando especial atención a las consecuencias sociales y económicas de la migración y reconociendo el papel clave de las organizaciones de la sociedad civil, incluida la diáspora, y de las autoridades locales en la gestión de la migración como componente esencial de la estrategia de desarrollo.

b)

Garantizar una mejor gestión de los flujos migratorios en todas sus dimensiones, inclusive mediante la mejora de la capacidad de las administraciones y otras partes interesadas en los países socios en ámbitos como los siguientes: migración legal y movilidad; prevención de la migración irregular, del tráfico de inmigrantes y de la trata de seres humanos; facilitación del retorno duradero de inmigrantes irregulares y apoyo al retorno y la reintegración voluntarios; capacidades de gestión integrada de las fronteras, y protección y asilo internacionales.

c)

Maximizar el efecto en el desarrollo de una mayor movilidad de las personas a nivel regional y mundial, y en particular de una buena gestión de la migración laboral, mejorando la integración de los migrantes en los países de destino, fomentando y protegiendo los derechos de los migrantes y sus familias, a través del apoyo a la formulación y aplicación de unas buenas políticas de migración y asilo regionales y nacionales, a través de la integración de la dimensión de la migración en otras políticas regionales y nacionales y a través del apoyo a la participación de las organizaciones de migrantes y las autoridades locales en la formulación de políticas y en la supervisión de los procesos de aplicación de las mismas.

d)

Mejorar la comprensión común del vínculo entre migración y desarrollo, incluidas las consecuencias sociales y económicas de las políticas públicas tanto en materia de inmigración o asilo como en otros sectores.

e)

Mejorar las capacidades de asilo y acogida en los países socios.

La cooperación en el presente ámbito se gestionará guardando la coherencia con el Fondo de Asilo, Migración e Integración y el Fondo de Seguridad Interior, con pleno respeto del principio de coherencia de las políticas en favor del desarrollo.

B.   PROGRAMA «ORGANIZACIONES DE LA SOCIEDAD CIVIL Y AUTORIDADES LOCALES»

En consonancia con las conclusiones de la iniciativa relativa al diálogo estructurado de la Comisión y el apoyo de la Unión a los derechos humanos, la democracia y la buena gobernanza, el objetivo del presente programa consiste en reforzar a las organizaciones de la sociedad civil y a las autoridades locales de los países socios y, cuando así lo disponga el presente Reglamento, de la Unión, los países candidatos y candidatos potenciales. Tiene por objeto favorecer un entorno que permita la participación ciudadana y la acción y la cooperación de la sociedad civil, el intercambio de conocimientos y experiencias y las capacidades de las organizaciones de la sociedad civil y de las autoridades locales en los países socios en apoyo de los objetivos de desarrollo acordados en el ámbito internacional.

A los efectos del presente Reglamento, se entenderá por «organizaciones de la sociedad civil» aquellos agentes no estatales sin ánimo de lucro que operan de manera independiente y responsable. Entre ellas figuran: las organizaciones no gubernamentales, las organizaciones que representan a los pueblos indígenas, las organizaciones que representan a minorías nacionales o étnicas, las organizaciones de la diáspora, las organizaciones de migrantes en países socios, las asociaciones comerciales y grupos de ciudadanos locales, las cooperativas, las patronales y los sindicatos (interlocutores sociales), las organizaciones que representan los intereses económicos y sociales, las organizaciones de lucha contra la corrupción y el fraude y de fomento de la buena gobernanza, las organizaciones de defensa de los derechos civiles y de lucha contra la discriminación, las organizaciones locales (incluidas las redes) que trabajan en el ámbito de la cooperación y la integración regionales descentralizadas, las organizaciones de consumidores, las organizaciones de mujeres o jóvenes, las organizaciones medioambientales, de enseñanza, culturales, de investigación y científicas, las universidades, las iglesias y las asociaciones y comunidades religiosas, los medios de comunicación y cualesquiera asociaciones no gubernamentales y fundaciones independientes, incluidas las fundaciones políticas independientes, que puedan contribuir a la aplicación de los objetivos del presente Reglamento.

A los efectos del presente Reglamento, se entenderá por «autoridades locales» una gran variedad de niveles y ramas de la Administración de nivel subestatal: municipios, comunidades, distritos, condados, provincias, regiones, etc.

El presente programa contribuirá a:

a)

conseguir una sociedad integradora y autónoma en los países socios mediante el refuerzo de las organizaciones de la sociedad civil y las autoridades locales, y la oferta de servicios básicos a las poblaciones necesitadas;

b)

elevar el nivel de sensibilización de los ciudadanos de la Unión sobre las cuestiones de desarrollo y movilización del apoyo público activo en la Unión, los países candidatos y candidatos potenciales a la estrategia de reducción de la pobreza y desarrollo sostenible en los países socios;

c)

aumentar la capacidad de las redes, plataformas y alianzas de la sociedad civil y de las autoridades locales europeas y de los países meridionales para garantizar un diálogo político de fondo permanente en el ámbito del desarrollo y promover la gobernanza democrática.

Entre las posibles actividades que serán apoyadas por este programa figurarán:

a)

las intervenciones realizadas en los países socios que ayuden a los grupos marginados y vulnerables mediante la oferta de servicios básicos que se prestarán a través de las organizaciones de la sociedad civil y de las autoridades locales;

b)

acciones de desarrollo de las capacidades de los agentes a los que se dirigen las acciones complementarias a la ayuda concedida en el marco del programa nacional, para:

i)

crear el entorno propicio para la participación de los ciudadanos y la acción de la sociedad civil y la capacidad de las organizaciones de la sociedad civil de participar de manera eficaz en la formulación de políticas y en la supervisión de los procesos de aplicación de las mismas;

ii)

facilitar un mejor diálogo y una mejor interacción entre las organizaciones de la sociedad civil, las autoridades locales, el Estado y otros agentes del desarrollo en el contexto del mismo;

iii)

reforzar la capacidad de las autoridades locales para participar de manera eficaz en el proceso de desarrollo, reconociendo su papel concreto y sus especificidades.

c)

sensibilizar a la población sobre las cuestiones de desarrollo, capacitar a las personas para que lleguen a ser ciudadanos activos y responsables y promover la enseñanza oficial y extraoficial para el desarrollo en la Unión, en los países candidatos y candidatos potenciales, para afianzar la política de desarrollo en la sociedad, movilizar más ayuda pública para luchar contra la pobreza y para conseguir unas relaciones más equitativas entre los países desarrollados y los países en desarrollo, incrementar la sensibilización sobre los problemas y dificultades de los países en desarrollo y de sus poblaciones, y promover el derecho a un proceso de desarrollo en el que puedan materializarse plenamente todos los derechos humanos y las libertades fundamentales y la dimensión social de la globalización;

d)

la coordinación, el desarrollo de las capacidades y la consolidación institucional de las redes de la sociedad civil y de las autoridades locales, dentro de sus respectivas organizaciones y entre los diferentes tipos de interesados activos en el debate público sobre desarrollo, así como la coordinación, el desarrollo de las capacidades y el fortalecimiento institucional de las redes de las organizaciones de la sociedad civil y las autoridades locales y las organizaciones coordinadoras de los países del Sur.


ANEXO III

ÁMBITOS DE COOPERACIÓN CUBIERTOS POR EL PROGRAMA PANAFRICANO

El programa panafricano apoyará los objetivos y principios generales de la asociación estratégica entre África y la Unión. Fomentará los principios de asociación centrada en las personas y «África como interlocutor único», así como la coherencia entre los niveles regional y continental. Se centrará en las actividades de carácter transregional, continental o mundial en África y con África, y apoyará las iniciativas comunes entre la Unión y África en el ámbito mundial. El programa concederá ayuda, en particular, en los siguientes ámbitos de la asociación:

a)

paz y seguridad

b)

gobernanza democrática y derechos humanos

c)

comercio, integración regional e infraestructuras (incluidas las materias primas)

d)

ODM y nuevos objetivos de desarrollo posteriores a 2015 acordados en el ámbito internacional

e)

energía

f)

cambio climático y medio ambiente

g)

migraciones, movilidad y empleo

h)

ciencia, sociedad de la información y espacio

i)

aspectos transversales.


ANEXO IV

ASIGNACIONES FINANCIERAS INDICATIVAS PARA EL PERÍODO 2014-2020

(cifras en millones EUR)

Total

19 662

1)

Programas geográficos

11 809 (1)

a)

Por área geográfica

 

(i)

América Latina

2500

(ii)

Asia Meridional

3813

(iii)

Asia Septentrional y Sudoriental

2870

(iv)

Asia Central

1072

(v)

Oriente Medio

545

(vi)

Otros países

251

b)

Por ámbito de cooperación

 

(i)

Derechos humanos, democracia y buena gobernanza

al menos 15 %.

(ii)

Crecimiento integrador y sostenible para el desarrollo humano

al menos 45 %;

2)

Programas temáticos

7 008

a)

Retos y bienes públicos mundiales

5 101

(i)

Medio ambiente y cambio climático (2)

27 %

(ii)

Energía sostenible

12 %

(iii)

Desarrollo humano, incluidos el trabajo digno, la justicia social y la cultura

25 %

de los cuales:

 

Sanidad

al menos: 40 %

Educación, conocimientos y competencias

al menos: 17,5 %

Igualdad de género, emancipación de la mujer y protección de los derechos de las mujeres y las niñas; niños y jóvenes, no discriminación; empleo, cualificaciones, protección social e inclusión social; crecimiento, empleo y participación del sector privado, cultura

al menos: 27,5 %

(iv)

Seguridad alimentaria y agricultura sostenible

29 %

(v)

Migración y asilo

7 %

Al menos el 50 % de los fondos, con anterioridad a la utilización de los indicadores basados en la metodología de la OCDE (marcadores de Río), servirán para los objetivos relacionados con el clima y el medio ambiente.

b)

Organizaciones de la sociedad civil y autoridades locales

1907

3)

Programa panafricano

845


(1)  De los cuales, 758 000 000 EUR de fondos no asignados.

(2)  En principio, los fondos se asignarán a partes iguales entre el medio ambiente y el cambio climático.


Declaración de la Comisión Europea sobre el diálogo estratégico con el Parlamento Europeo (1)

Con arreglo al artículo 14 del TUE, la Comisión Europea mantendrá un diálogo estratégico con el Parlamento Europeo antes de la programación del Reglamento (UE) no 233/2014 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establece un instrumento de financiación para la cooperación al desarrollo para el período 2014-2020, y previa consulta inicial de sus beneficiarios pertinentes, cuando proceda. La Comisión Europea presentará al Parlamento Europeo los documentos pertinentes que estén disponibles sobre la programación, con las asignaciones indicativas previstas por países o regiones y, dentro de cada país o región, las prioridades, los posibles resultados y las asignaciones indicativas previstas por prioridad para los programas geográficos, así como la elección de las modalidades de ayuda (2). La Comisión Europea presentará al Parlamento Europeo los documentos pertinentes que estén disponibles sobre la programación, con las prioridades temáticas, los posibles resultados, la elección de modalidades de ayuda (2) y las asignaciones financieras para las prioridades previstas en los programas temáticos. La Comisión Europea tendrá en cuenta las posiciones expresadas por el Parlamento Europeo al respecto.

La Comisión Europea mantendrá un diálogo estratégico con el Parlamento Europeo en la preparación de la revisión intermedia y antes de cualquier revisión sustancial de los documentos de programación durante el período de validez de este Reglamento.

La Comisión Europea, si el Parlamento Europeo la invita a ello, explicará en qué casos se han tenido en cuenta las observaciones del Parlamento Europeo en los documentos de programación y cualquier otro seguimiento dado al diálogo estratégico.


(1)  La Comisión Europea estará representada por el comisario competente.

(2)  Cuando proceda.


Declaración del Parlamento Europeo, el Consejo de la Unión Europea y la Comisión Europea sobre el artículo 5, apartado 2, letra b), inciso ii), del Reglamento (CE) no 233/2014 del Parlamento Europeo y el Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establece un Instrumento de Cooperación al Desarrollo para el período 2014-2020

En lo que se refiere a la aplicación del artículo 5, apartado 2, letra b), inciso ii), del Reglamento no 233/2014 del Parlamento Europeo y el Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establece un Instrumento de Cooperación al Desarrollo para el período 2014-2020 al entrar en vigor dicho Reglamento, los países socios siguientes se consideran admisibles a efectos de la cooperación bilateral como casos excepcionales, particularmente con vistas a la eliminación progresiva de la ayuda al desarrollo: Cuba, Colombia, Ecuador, Perú y Sudáfrica.


Declaración de la Comisión Europea sobre el artículo 5 del Reglamento (CE) no 233/2014 del Parlamento Europeo y el Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establece un Instrumento de Cooperación al Desarrollo para el período 2014-2020.

La Comisión Europea recabará la opinión del Parlamento Europeo antes de modificar la aplicación del artículo 5, apartado 2, letra b), inciso ii), del Reglamento (CE) no 233/2014 del Parlamento Europeo y el Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establece un Instrumento de Cooperación al Desarrollo para el período 2014-2020


Declaración de la Comisión Europea sobre la asignación para los servicios básicos

El Reglamento (CE) no 233/2014 del Parlamento Europeo y el Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establece un Instrumento de Cooperación al Desarrollo para el período 2014-2020, debe permitir a la Unión contribuir a que se cumpla el compromiso de la Unión de prestar un apoyo permanente al desarrollo humano para mejorar la vida de las personas, en consonancia con los Objetivos de Desarrollo del Milenio. Al menos el 20 % de la ayuda asignada en virtud de ese Reglamento se destinará a los servicios sociales básicos, sobre todo a la sanidad y la educación, así como a la educación secundaria, reconociendo que cierto grado de flexibilidad debe ser la norma, especialmente en los casos de ayuda excepcional. Las datos relativos al respeto de esta declaración se incluirán en el informe anual a que se hace referencia en el artículo 13 del Reglamento no 236/2014 del Parlamento Europeo y el Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establecen normas y procedimientos comunes para la aplicación de los instrumentos de financiación de la acción exterior de la Unión.


Declaración del Parlamento Europeo sobre la suspensión de la ayuda concedida al amparo de los instrumentos financieros

El Parlamento Europeo observa que el Reglamento (UE) no 233/2014 del Parlamento Europeo y el Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establece un instrumento de financiación para la cooperación al desarrollo para el período 2014-2020, el Reglamento (UE) no 232/2014 del Parlamento Europeo y el Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establece un Instrumento Europeo de Vecindad, el Reglamento (UE) no 234/2014 del Parlamento Europeo y el Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establece un Instrumento de Asociación para la cooperación con terceros países, y el Reglamento (UE) no 231/2014 del Parlamento Europeo y el Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establece un Instrumento de ayuda Preadhesión (IPA II), no incluyen ninguna referencia expresa a la posibilidad de suspender la ayuda en los casos en que un país beneficiario no observe los principios básicos indicados en el instrumento correspondiente y, sobre todo, los de democracia, Estado de derecho y respeto de los derechos humanos.

El Parlamento Europeo considera que cualquier suspensión de la ayuda al amparo de estos instrumentos modificaría el sistema financiero global acordado con arreglo al procedimiento legislativo ordinario. Por lo tanto, como colegislador y una de las dos ramas de la autoridad presupuestaria, el Parlamento Europeo tiene derecho a ejercer plenamente sus prerrogativas a este respecto, en el caso de que se tomase tal decisión.


15.3.2014   

ES

Diario Oficial de la Unión Europea

L 77/77


REGLAMENTO (UE) N o 234/2014 DEL PARLAMENTO EUROPEO Y DEL CONSEJO

de 11 de marzo de 2014

por el que se establece un Instrumento de Colaboración para la cooperación con terceros países

EL PARLAMENTO EUROPEO Y EL CONSEJO DE LA UNIÓN EUROPEA,

Visto el Tratado de Funcionamiento de la Unión Europea y, en particular, su artículo 207, apartado 2, su artículo 209, apartado 1, y su artículo 212, apartado 2,

Vista la propuesta de la Comisión Europea,

Previa transmisión del proyecto de acto legislativo a los Parlamentos nacionales,

Visto el dictamen del Comité de las Regiones (1),

De conformidad con el procedimiento legislativo ordinario (2),

Considerando lo siguiente:

(1)

La Unión debe procurar desarrollar relaciones y crear colaboraciones con terceros países. El presente Reglamento constituye un instrumento nuevo y complementario de apoyo directo a la política exterior de la Unión, que amplía las relaciones de cooperación y el diálogo político a ámbitos y cuestiones que van más allá de la cooperación para el desarrollo. Se basa en la experiencia adquirida con los países industrializados y otros países y territorios de renta alta en el marco del Reglamento (CE) no 1934/2006 del Consejo (3).

(2)

El ámbito de la cooperación en virtud de los programas geográficos con países, territorios y regiones en desarrollo al amparo del Instrumento de financiación de la Cooperación al Desarrollo establecido por el Reglamento (CE) no 1905/2006 del Parlamento Europeo y del Consejo (4) se ha limitado casi íntegramente a financiar medidas concebidas para cumplir los criterios establecidos para la Ayuda Oficial al Desarrollo (AOD) establecidos por el Comité de Asistencia para el Desarrollo de la Organización de Cooperación y Desarrollo Económicos (CAD-OCDE).

(3)

Durante la última década, la Unión ha reforzado constantemente sus relaciones bilaterales con un abultado grupo de países industrializados y otros países y territorios de renta alta o renta media de diferentes regiones del mundo.

(4)

La Unión necesita un instrumento de financiación de la política exterior de alcance mundial que le permita financiar medidas que podrían no ser subvencionables con arreglo a la AOD, pero que son sumamente importantes para intensificar y consolidar sus relaciones con los países terceros en cuestión, en particular a través del diálogo político y el desarrollo de asociaciones. Dicho nuevo instrumento, innovador en términos de ámbito de aplicación y objetivos, debe crear un contexto propicio para intensificar la relación entre la Unión y terceros países pertinentes y debe promover intereses centrales de la Unión.

(5)

La Unión está interesada en intensificar sus relaciones y el diálogo con países en los que la Unión tiene un interés estratégico en promover vínculos, especialmente los países desarrollados y en desarrollo que desempeñan un papel cada vez más importante en asuntos mundiales, como en la gobernanza mundial, la política exterior, la economía internacional, los foros multilaterales y los organismos como el G-8 y el G-20, y a la hora de afrontar desafíos de naturaleza mundial.

(6)

La Unión ha de establecer colaboraciones integrales con nuevos actores del panorama internacional, a fin de promover un orden internacional integrador y estable, perseguir bienes públicos mundiales comunes, promover intereses centrales de la Unión y aumentar la notoriedad de la Unión en esos países.

(7)

El ámbito de aplicación del presente Reglamento debe ser mundial, permitiendo que se respalden medidas de cooperación cuando convenga para apoyar relaciones con cualquier país en el que la Unión mantiene intereses estratégicos, con arreglo a los objetivos del presente Reglamento.

(8)

La Unión está interesada en seguir fomentando el diálogo y la cooperación con países que ya no puedan optar a los programas bilaterales en el marco del Instrumento de Cooperación al Desarrollo, establecido por el Reglamento (UE) no 233/2014 del Parlamento Europeo y del Consejo (5) (el «Instrumento de Cooperación al Desarrollo»).

(9)

Redunda asimismo en interés de la Unión disponer de unas instituciones mundiales integradoras, basadas en un multilateralismo eficaz y trabajar por ese objetivo.

(10)

En virtud del presente Reglamento, la Unión debe respaldar la aplicación de la dimensión exterior de la estrategia formulada por la Comisión en su Comunicación de 3 de marzo de 2010, titulada «Europa 2020 — Una estrategia para un crecimiento inteligente, sostenible e integrador» («Europa 2020»), combinando tres pilares: económico, social y medioambiental. En particular, el presente Reglamento debería respaldar los objetivos relacionados con cuestiones de alcance mundial como el cambio climático, la seguridad energética y el uso eficiente de los recursos, la transición a una economía más ecológica, la ciencia, la innovación y la competitividad, la movilidad, el comercio y la inversión, las asociaciones económicas, la cooperación empresarial, en materia de empleo y reguladora con terceros países, y la mejora del acceso al mercado para las empresas de la Unión, incluida la internacionalización de las pequeñas y medianas empresas (PYME). Debe promover asimismo la diplomacia pública, la cooperación en materia educativa y académica y las actividades de divulgación.

(11)

En particular, la lucha contra el cambio climático está reconocida como uno de los grandes desafíos mundiales a los que se enfrenta la Unión y la comunidad internacional en general. El cambio climático es un ámbito donde es necesaria una acción internacional urgente y donde la consecución de los objetivos de la Unión requiere la cooperación con países socios. La Unión debe, por tanto, intensificar sus esfuerzos por promover un consenso mundial a este respecto. Según el propósito recogido en la Comunicación de la Comisión de 29 de junio de 2011, titulada «Un presupuesto para Europa 2020», que pide a la Unión incrementar hasta el 20 % como mínimo la parte de su presupuesto asociada a cuestiones climáticas, el presente Reglamento debe contribuir a la consecución de ese objetivo.

(12)

Los retos transnacionales, como la degradación del medio ambiente y el acceso a las materias primas y las tierras raras y su uso sostenible, requieren un planteamiento integrador y de carácter normativo.

(13)

La Unión mantiene el compromiso de ayudar a satisfacer los objetivos mundiales de biodiversidad para 2020 y cumplir la estrategia asociada para la movilización de recursos.

(14)

La Unión mantiene el compromiso, en sus relaciones con sus socios de todo el mundo, de promover el trabajo digno para todos, así como la ratificación y aplicación efectiva de los estándares laborales internacionalmente reconocidos y los acuerdos multilaterales sobre medio ambiente.

(15)

Un importante interés estratégico de la Unión es estimular el crecimiento y el empleo mediante el fomento de la apertura y la equidad del comercio y la inversión a escala multilateral y bilateral, y mediante el respaldo de la negociación y aplicación de los acuerdos en materia de comercio e inversión en que la Unión es parte. En virtud del presente Reglamento, la Unión debe contribuir a crear un clima de seguridad para que aumenten las oportunidades comerciales y de inversión en todo el mundo para las empresas de la Unión, entre otras las PYME, también mediante el respaldo de la cooperación reguladora y la convergencia, el fomento de las normas internacionales, la mejora de la protección de los derechos de propiedad intelectual y la supresión de barreras injustificadas para el acceso al mercado.

(16)

En virtud del artículo 21 del Tratado de la Unión Europea (TUE), la acción de la Unión en la escena internacional debe basarse en los principios que han inspirado su creación, desarrollo y ampliación, y que pretende fomentar en el resto del mundo, a saber, la democracia, el Estado de Derecho, la universalidad e indivisibilidad de los derechos humanos y de las libertades fundamentales, el respeto de la dignidad humana, el principio de igualdad, y la solidaridad y el respeto de los principios de la Carta de las Naciones Unidas y del Derecho internacional.

(17)

La Unión debe tratar de hacer el uso más eficiente posible de los recursos disponibles a fin de optimizar el impacto de su acción exterior. Esto debe lograrse a través de la coherencia y la complementariedad entre los instrumentos de la Unión para la acción exterior, así como de la creación de sinergias entre el presente Reglamento, otros instrumentos de financiación de la acción exterior y otras políticas de la Unión. Todo ello debe llevar aparejado un refuerzo mutuo de los programas elaborados con arreglo a los instrumentos de financiación de la acción exterior.

(18)

Con el fin de garantizar que se dé visibilidad, de cara a los ciudadanos de los países beneficiarios y a los ciudadanos de la Unión, a la ayuda de la Unión, debe establecerse, cuando proceda, una comunicación y una información específicas a través de medios adecuados.

(19)

A fin de alcanzar los objetivos del presente Reglamento, es necesario perseguir un planteamiento diferenciado y flexible con países socios clave, que tengan en cuenta sus modelos económicos, sociales y políticos, así como los intereses específicos de la Unión, sus prioridades políticas y estrategias, manteniendo, al mismo tiempo, la capacidad de intervenir en todo el mundo cuando sea necesario. La Unión debe aplicar un planteamiento global respecto tanto a su política exterior como a sus políticas sectoriales.

(20)

A fin de dotar de mayor efectividad a su compromiso de promover y defender sus intereses en sus relaciones con terceros países, la Unión debe ser capaz de responder de forma flexible y oportuna a las necesidades nuevas o imprevistas, adoptando medidas especiales no amparadas por programas indicativos plurianuales.

(21)

Los objetivos del presente Reglamento deben, si es posible y procede, perseguirse en consulta con los socios e interesados pertinentes, incluidas las organizaciones de la sociedad civil y las autoridades locales, teniendo en cuenta la importancia de sus cometidos.

(22)

La acción exterior de la Unión en el marco del presente Reglamento debe contribuir a resultados claros (respecto de rendimientos, consecuencias y efectos) en los países que se beneficien de la ayuda financiera exterior de la Unión. Cuando sea apropiado y posible, los resultados de la acción exterior de la Unión y la eficacia del instrumento establecido por el presente Reglamento deben ser objeto de un seguimiento y una evaluación sobre la base de indicadores predefinidos, claros, transparentes y, en su caso, específicos para cada país y mensurables, adaptados a las especificidades y objetivos del instrumento.

(23)

Las acciones adoptadas con arreglo al presente Reglamento deben, en su caso, tener debidamente en cuenta las resoluciones y recomendaciones del Parlamento Europeo.

(24)

Con objeto de adaptar el ámbito de aplicación de este Reglamento a la realidad que está evolucionando rápidamente en terceros países, deberían conferirse a la Comisión, competencias para adoptar actos con arreglo al artículo 290 del Tratado de Funcionamiento de la Unión Europea con respecto a las prioridades definidas en el anexo. Es especialmente importante que la Comisión efectúe las consultas adecuadas durante sus trabajos preparatorios, incluso a nivel de expertos. A la hora de preparar y elaborar los actos delegados, la Comisión debe velar por una transmisión simultánea, puntual y adecuada de los documentos pertinentes al Parlamento Europeo y al Consejo.

(25)

Con objeto de garantizar unas condiciones uniformes para la ejecución del presente Reglamento, deben atribuirse competencias de ejecución a la Comisión. La Comisión debe ejercer dichas competencias de conformidad con el Reglamento (UE) no 182/2011 del Parlamento Europeo y del Consejo (6). Dada la naturaleza de estos actos de ejecución, en particular su orientación política o sus implicaciones financieras, para su adopción debería utilizarse el procedimiento de examen, salvo en lo que se refiere a las medidas técnicas de ejecución de escasa magnitud financiera.

(26)

Las normas y procedimientos comunes para la aplicación de los instrumentos para la financiación de la acción exterior de la Unión se recogen en el Reglamento (UE) no 236/2014 del Parlamento Europeo y del Consejo (7).

(27)

El presente Reglamento debe establecer una dotación financiera para su período de aplicación que, a tenor del apartado 17 del Acuerdo Interinstitucional de 2 de diciembre de 2013 entre el Parlamento Europeo, el Consejo y la Comisión sobre disciplina presupuestaria, cooperación en materia presupuestaria y buena gestión financiera (8), ha de constituir la referencia principal para el Parlamento Europeo y el Consejo durante el procedimiento presupuestario anual.

(28)

La organización y el funcionamiento del Servicio Europeo de Acción Exterior se establecen en la Decisión 2010/427/UE del Consejo (9).

(29)

Dado que los objetivos del presente Reglamento, a saber, el establecimiento de un Instrumento de Colaboración para la cooperación con terceros países, no pueden ser alcanzados de manera suficiente por los Estados miembros, sino que, debido a su dimensión, pueden lograrse mejor a escala de la Unión, la Unión puede adoptar medidas de acuerdo con el principio de subsidiariedad consagrado en el artículo 5 del TUE. De conformidad con el principio de proporcionalidad enunciado en dicho artículo, el presente Reglamento no excede de lo necesario para alcanzar dichos objetivos.

(30)

Conviene adaptar el período de aplicación del presente Reglamento al del Reglamento (UE, Euratom) no 1311/2013 del Consejo (10). Por consiguiente, el presente Reglamento debe aplicarse a partir del 1 de enero de 2014 hasta el 31 de diciembre de 2020.

HAN ADOPTADO EL PRESENTE REGLAMENTO:

Artículo 1

Objeto y objetivos

1.   El presente Reglamento establece un Instrumento de Colaboración para la cooperación con terceros países (el «Instrumento de Colaboración») con el fin de potenciar y promover los intereses de la Unión y mutuos. El Instrumento de Colaboración respaldará medidas que respondan de forma efectiva y flexible a objetivos derivados de las relaciones bilaterales, regionales o multilaterales de la UE con terceros países, y que afronten desafíos de naturaleza mundial y garanticen un adecuado seguimiento de las decisiones adoptadas a nivel multilateral.

2.   Las medidas que se financiarán en virtud del Instrumento de Colaboración reflejarán los siguientes objetivos específicos de la Unión:

a)

el respaldo de estrategias de colaboración de la Unión para la cooperación interregional, regional y bilateral, promoviendo el diálogo político y desarrollando planteamientos y respuestas colectivos para los desafíos de naturaleza mundial. La consecución de dicho objetivo se medirá, entre otras referencias, por los avances realizados por países socios clave en la lucha contra el cambio climático o en el fomento de las normas medioambientales de la Unión;

b)

la aplicación de la dimensión internacional de «Europa 2020». La consecución de dicho objetivo se medirá por la aceptación de las políticas y objetivos de «Europa 2020» por parte de países socios importantes;

c)

la mejora del acceso a los mercados de los países con que se colabora y el estímulo de oportunidades empresariales, de inversión y comerciales para las empresas de la Unión, igual que la supresión de las barreras para el acceso al mercado y la inversión, mediante asociaciones económicas y una cooperación empresarial y reguladora. La consecución de dicho objetivo se medirá por la participación de la Unión en el comercio exterior con países socios importantes y por los flujos comerciales y de inversión hacia los países socios específicamente designados en las acciones, programas y medidas que se adopten con arreglo al presente Reglamento;

d)

un mayor entendimiento y visibilidad de la Unión y su papel en el escenario mundial por medio de la diplomacia pública, los contactos personales, la cooperación en asuntos educativos y académicos, la cooperación en grupos de reflexión y las actividades de divulgación para promover los intereses y valores de la Unión. La consecución de dicho objetivo se puede medir, entre otras referencias, mediante sondeos de opinión o evaluaciones.

Artículo 2

Ámbito de aplicación

1.   El presente Reglamento respaldará principalmente las medidas de cooperación con países en los que la Unión tiene un interés estratégico en promover vínculos, especialmente los países desarrollados y en desarrollo que desempeñan un papel cada vez más importante en asuntos de alcance mundial, incluida la política exterior, la economía y el comercio internacionales, los foros multilaterales y la gobernanza mundial, y a la hora de afrontar desafíos de naturaleza mundial o en los que la Unión mantiene otros intereses significativos.

2.   Sin perjuicio del apartado 1, todos los países terceros, regiones y territorios pueden optar a la cooperación al amparo del presente Reglamento.

Artículo 3

Principios generales

1.   La Unión pretende promover, desarrollar y consolidar los principios de democracia, igualdad, respeto de los derechos humanos y las libertades fundamentales y Estado de Derecho en que se fundamenta, por medio del diálogo y la cooperación con terceros países.

2.   Para mejorar el impacto de la asistencia de la Unión, se perseguirá, cuando sea conveniente, un planteamiento flexible y diferenciado a la hora de diseñar la cooperación con terceros países, para tener en cuenta sus contextos económicos, sociales y políticos, así como los intereses específicos, las prioridades políticas y estrategias de la Unión.

3.   La Unión alentará un planteamiento multilateral coherente frente a los desafíos mundiales y fomentará la cooperación con las organizaciones y organismos regionales e internacionales, como las instituciones financieras internacionales, las agencias, fondos y programas de las Naciones Unidas, y otros donantes bilaterales.

4.   Para la aplicación del presente Reglamento, y en la formulación de la planificación política y estratégica y para programar y aplicar las medidas, la Unión intentará garantizar la coherencia y consistencia con otros ámbitos de su acción exterior, en particular el Instrumento de Cooperación al Desarrollo, y con otras políticas aplicables de la Unión.

5.   Las medidas financiadas en virtud del presente Reglamento se basarán, en su caso, en políticas de cooperación recogidas en instrumentos como acuerdos, declaraciones y planes de acción entre la Unión y las organizaciones internacionales pertinentes o entre la Unión y los terceros países y regiones de que se trate.

Las medidas financiadas en virtud del presente Reglamento también estarán relacionadas con ámbitos vinculados al fomento de los intereses específicos, prioridades políticas y estrategias de la Unión.

6.   La ayuda de la Unión con arreglo al presente Reglamento se ejecutará de conformidad con el Reglamento (UE) no 236/2014.

Artículo 4

Programación y asignación indicativa de los fondos

1.   Los programas indicativos plurianuales serán adoptados por la Comisión de acuerdo con el procedimiento de examen mencionado en el artículo 16, apartado 3, del Reglamento (UE) no 236/2014.

2.   Los programas indicativos plurianuales establecerán prioridades e intereses mutuos y/o estratégicos de la Unión, los objetivos específicos y los resultados previstos. En el caso de los países o regiones para los que se haya establecido un documento marco conjunto, en el que se recoja una estrategia integral de la Unión, los programas indicativos plurianuales se basarán en este documento.

3.   Los programas indicativos plurianuales establecerán también los ámbitos prioritarios seleccionados para la financiación por parte de la Unión y esbozarán la asignación indicativa de los fondos, en general, por ámbito prioritario y por país socio o grupo de países socios durante el período en cuestión, incluida la participación en iniciativas globales. Dichos importes podrán expresarse en forma de intervalo cuando proceda.

4.   Los programas indicativos plurianuales podrán establecer el importe de los fondos, no superior al 5 % del importe total, que no esté asignado a un ámbito prioritario o a un país o grupo de países socios. Dichos fondos se comprometerán de conformidad con el artículo 2, apartados 2 y 3, del Reglamento (UE) no 236/2014.

5.   El procedimiento mencionado en el artículo 16, apartado 4, del Reglamento (UE) no 236/2014 se podrá aplicar para modificar los programas indicativos plurianuales con la debida justificación basada en razones imperativas de urgencia.

6.   Respecto a alcanzar los objetivos establecidos en el artículo 1, la Comisión podrá tener en cuenta la proximidad geográfica de las regiones ultraperiféricas de la Unión y los países y territorios de ultramar en su cooperación con terceros países.

7.   Toda actividad de programación o revisión de los programas que se lleve a cabo después de la publicación del informe intermedio de revisión a que se refiere el artículo 17 del Reglamento (UE) no 236/2014 (el «el informe intermedio de revisión») tendrá en cuenta sus resultados, constataciones y conclusiones de dicho informe.

Artículo 5

Prioridades temáticas

Se faculta a la Comisión para que adopte actos delegados con arreglo al artículo 7 por los que se modifiquen las prioridades temáticas que deben perseguirse mediante la ayuda de la Unión en el marco del presente Reglamento y que están establecidas en el anexo del presente Reglamento. En particular, tras la publicación del informe de revisión intermedia, y tomando como base las recomendaciones que se formulen en dicho informe, la Comisión adoptará a más tardar el 31 de marzo de 2018 un acto delegado por el que se modifique el anexo del presente Reglamento.

Artículo 6

Ejercicio de la delegación de poderes

1.   Se otorgan a la Comisión los poderes para adoptar actos delegados a que se refiere el artículo 5 en las condiciones establecidas en el presente artículo.

2.   Los poderes para adoptar actos delegados a que se refiere el artículo 5 se otorgan a la Comisión por el período de vigencia del presente Reglamento.

3.   La delegación de poderes a que se refiere el artículo 5 podrá ser revocada en cualquier momento por el Parlamento Europeo o por el Consejo. La decisión de revocación pondrá término a la delegación de los poderes que en ella se especifiquen. Surtirá efecto el día siguiente al de la publicación de la decisión en el Diario Oficial de la Unión Europea o en una fecha posterior indicada en la misma. No afectará a la validez de los actos delegados que ya estén en vigor.

4.   Tan pronto como la Comisión adopte un acto delegado lo notificará simultáneamente al Parlamento Europeo y al Consejo.

5.   Los actos delegados adoptados en virtud del artículo 5 entrará en vigor únicamente si, en un plazo de dos meses desde su notificación al Parlamento Europeo y al Consejo, ni el Parlamento Europeo ni el Consejo formulan objeciones o si, antes del vencimiento de dicho plazo, tanto el uno como el otro informan a la Comisión de que no las formularán. El plazo se prorrogará dos meses a iniciativa del Parlamento Europeo o del Consejo.

Artículo 7

Comité

La Comisión estará asistida por el Comité del Instrumento de Colaboración. Este comité será un comité en el sentido del Reglamento (UE) no 182/2011.

Artículo 8

Dotación financiera

1.   La dotación financiera para la aplicación del presente Reglamento durante el periodo 2014-2020 se elevará a 954 765 000 EUR.

El Parlamento Europeo y el Consejo autorizarán los créditos anuales, dentro de los límites establecidos en el marco financiero plurianual.

2.   De conformidad con el artículo 18, apartado 4, del Reglamento (UE) no 1288/2013 del Parlamento Europeo y del Consejo (11), a fin de fomentar la dimensión internacional de la enseñanza superior, se asignará un importe indicativo de 1 680 000 000 euros de los distintos instrumentos para la financiación de la acción exterior, (el Instrumento de Cooperación al Desarrollo, el Instrumento Europeo de Vecindad, establecido mediante el Reglamento (UE) no 232/2014 del Parlamento Europeo y del Consejo (12), el Instrumento de Ayuda Preadhesión (IPA II) establecido mediante el Reglamento (UE) no 231/2014 del Parlamento Europeo y del Consejo (13) y el Instrumento de Colaboración, a actividades de movilidad para el aprendizaje tanto a países socios en el sentido del Reglamento (UE) no 1288/2013, como desde esos países, y a la colaboración y el diálogo en materia de política con las autoridades, instituciones y organizaciones de dichos países dentro del ámbito del Reglamento (UE) no 1288/2013. Las disposiciones del Reglamento (UE) no 1288/2013 se aplicarán a la utilización de estos fondos.

La financiación se pondrá a disposición por medio de dos asignaciones plurianuales que abarcarán los cuatro primeros años y los tres años restantes respectivamente. La asignación de esta financiación se verá reflejada en la programación indicativa plurianual prevista en el presente Reglamento, de acuerdo con las necesidades y prioridades definidas de los países correspondientes. Las asignaciones podrán revisarse en caso de importantes circunstancias imprevistas o cambios políticos importantes con arreglo a las prioridades de la acción exterior de la Unión.

3.   Las acciones en el ámbito del Reglamento (UE) no 1288/2013 sólo se financiará con el Instrumento de Colaboración en la medida en que no son susceptibles de financiación con cargo a otros instrumentos de financiación de la acción exterior, y completan o refuerzan otras iniciativas con arreglo al presente Reglamento.

Artículo 9

Servicio Europeo de Acción Exterior

El presente Reglamento se aplicará de conformidad con la Decisión 2010/427/UE.

Artículo 10

Entrada en vigor

El presente Reglamento entrará en vigor al día siguiente de su publicación en el Diario Oficial de la Unión Europea.

Será aplicable desde el 1 de enero de 2014 hasta el 31 de diciembre de 2020.

El presente Reglamento será obligatorio en todos sus elementos y directamente aplicable en cada Estado miembro.

Hecho en Estrasburgo, el 11 de marzo de 2014.

Por el Parlamento Europeo

El Presidente

M. SCHULZ

Por el Consejo

El Presidente

D. KOURKOULAS


(1)  DO C 391 de 18.12.2012, p. 110.

(2)  Posición del Parlamento Europeo de 11 de diciembre de 2013 (no publicada aún en el Diario Oficial) y Decisión del Consejo de 11 de marzo de 2014.

(3)  Reglamento (CE) no 1934/2006 del Consejo, de 21 de diciembre de 2006, por el que se establece un instrumento de financiación de la cooperación con los países y territorios industrializados y otros países y territorios de renta alta (DO L 405 de 30.12.2006, p. 41).

(4)  Reglamento (CE) no 1905/2006 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 18 de diciembre de 2006, por el que se establece un Instrumento de Financiación de la Cooperación al Desarrollo (DO L 378 de 27.12.2006, p. 41).

(5)  Reglamento (EU) no 233/2014 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establece un Instrumento de Financiación de la Cooperación al Desarrollo para el período 2014-2020 (véase la página 44 del presente Diario Oficial).

(6)  Reglamento (UE) no 182/2011 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 16 de febrero de 2011, por el que se establecen las normas y los principios generales relativos a las modalidades de control por parte de los Estados miembros del ejercicio de las competencias de ejecución por la Comisión (DO L 55 de 28.2.2011, p. 13).

(7)  Reglamento (UE) no 236/2014 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establecen normas y procedimientos de ejecución comunes de los instrumentos de la Unión para la financiación de la acción exterior (véase la página 95 del presente Diario Oficial).

(8)  DO C 373 de 20.12.2013, p. 1.

(9)  Decisión 2010/427/UE del Consejo, de 26 de julio de 2010, por la que se establece la organización y el funcionamiento del Servicio Europeo de Acción Exterior (DO L 201 de 3.8.2010, p. 30).

(10)  Reglamento (UE, Euratom) no 1311/2013 del Consejo, de 2 de diciembre de 2013, por el que se establece el Marco Financiero Plurianual para el período 2014-2020 (DO L 347 de 20.12.2013, p. 884).

(11)  Reglamento (UE) no 1288/2013 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 11 de diciembre de 2013, por el que se establece «Erasmus+»: el programa de la Unión para la educación, la formación, la juventud y el deporte y deroga las Decisiones no 1719/2006/CE, no 1720/2006/CE y no 1298/2008/CE (DO L 347 de 20.12.2013, p. 50).

(12)  Reglamento (UE) no 232/2014 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establece un Instrumento Europeo de Vecindad (véase la página 27 del presente Diario Oficial)

(13)  Reglamento (UE) no 231/2014 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establece un Instrumento de Ayuda Preadhesión (IPA II) (véase la página 11 del presente Diario Oficial).


ANEXO

PRIORIDADES TEMÁTICAS CON ARREGLO AL INSTRUMENTO DE COLABORACIÓN: MARCO GENERAL PARA LA PROGRAMACIÓN

1.   Objetivo establecido en el artículo 1, apartado 2, letra a):

Respaldo de estrategias de colaboración de la Unión para la cooperación interregional, regional y bilateral, promoviendo el diálogo político y desarrollando planteamientos y respuestas colectivos para los desafíos de naturaleza mundial;

Apoyo a la aplicación de acuerdos de colaboración y cooperación, planes de acción e instrumentos similares;

Ahondar en el diálogo político y económico con países terceros de particular importancia en el mundo de los negocios, incluso en política exterior;

Apoyar el compromiso con países terceros pertinentes sobre asuntos bilaterales y mundiales de interés común;

Promover un seguimiento adecuado o una aplicación coordinada de las conclusiones de foros internacionales como el G-20.

Reforzar la cooperación sobre desafíos mundiales abordando, en especial, el cambio climático, la seguridad energética y la protección del medio ambiente.

Fomentar esfuerzos en países socios para reducir las emisiones de gases de efectos invernadero, en especial al promover y apoyar una reglamentación y unas normas de rendimiento pertinentes;

Impulsar la dimensión ecológica de la producción y el comercio;

Desarrollar la cooperación energética;

Promover fuentes de energía renovables y sostenibles.

2.   Objetivo establecido en el artículo 1, apartado 2, letra b):

Aplicar la dimensión internacional de «Europa 2020», reuniendo tres pilares: económico, social y medioambiental:

Intensificar diálogos y cooperación políticos con países terceros pertinentes, teniendo en cuenta todos los sectores dentro del ámbito de «Europa 2020»;

Fomentar las políticas internas de la Unión con países socios clave y apoyar la convergencia reglamentaria a este respecto.

3.   Objetivo establecido en el artículo 1, apartado 2, letra c):

Facilitación y apoyo a las relaciones económicas y comerciales con países clave:

Fomentar un entorno seguro para la inversión y los negocios, incluida la protección de los derechos de propiedad intelectual, suprimir trabas de acceso al mercado, reforzar la cooperación regulatoria e impulsar las oportunidades para bienes y servicios europeos, en especial en ámbitos en los que la Unión tiene una ventaja competitiva, y normas internacionales;

Apoyo a la negociación, aplicación y puesta en práctica de acuerdos comerciales y de inversión en los que la Unión es parte.

4.   Objetivo establecido en el artículo 1, apartado 2, letra d):

Impulsar la cooperación en la educación superior: Aumentar la movilidad del personal académico y los estudiantes, dando lugar a la creación de asociaciones destinadas a mejorar la calidad de la educación superior y de grados conjuntos que desemboquen en reconocimiento académico («Programa Erasmus +»);

Fomentar el conocimiento generalizado de la Unión e incrementar su perfil: Promover los valores e intereses de la Unión en países socios a través de una mayor diplomacia pública y actividades de acercamiento en apoyo de los objetivos del instrumento.


Declaración de la Comisión Europea sobre el diálogo estratégico con el Parlamento Europeo (1)

Con arreglo al artículo 14 del TUE, la Comisión Europea mantendrá un diálogo estratégico con el Parlamento Europeo antes de la programación del Reglamento (UE) no 234/2014 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establece un Instrumento de Asociación para la cooperación con terceros países, y previa consulta inicial de sus beneficiarios pertinentes, cuando proceda. La Comisión Europea presentará al Parlamento Europeo los documentos pertinentes que estén disponibles sobre la programación, con las asignaciones indicativas previstas por países o regiones y, dentro de cada país o región, las prioridades, los posibles resultados y las asignaciones indicativas previstas por prioridad para los programas geográficos, así como la elección de las modalidades de ayuda (2). La Comisión Europea presentará al Parlamento Europeo los documentos pertinentes que estén disponibles sobre la programación, con las prioridades temáticas, los posibles resultados, la elección de modalidades de ayuda (2) y las asignaciones financieras para las prioridades previstas en los programas temáticos. La Comisión Europea tendrá en cuenta las posiciones expresadas por el Parlamento Europeo al respecto.

La Comisión Europea mantendrá un diálogo estratégico con el Parlamento Europeo en la preparación de la revisión intermedia y antes de cualquier revisión sustancial de los documentos de programación durante el período de validez de este Reglamento.

La Comisión Europea, si el Parlamento Europeo la invita a ello, explicará en qué casos se han tenido en cuenta las observaciones de este en los documentos de programación y cualquier otro seguimiento dado al diálogo estratégico.


(1)  La Comisión Europea estará representada por el comisario competente.

(2)  Cuando proceda.


Declaración del Parlamento Europeo sobre la suspensión de la ayuda concedida al amparo de los instrumentos financieros

El Parlamento Europeo observa que el Reglamento (UE) no 233/2014 del Parlamento Europeo y el Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establece un instrumento de financiación para la cooperación al desarrollo para el período 2014-2020, el Reglamento (UE) no 232/2014 del Parlamento Europeo y el Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establece un Instrumento Europeo de Vecindad, el Reglamento (UE) no 234/2014 del Parlamento Europeo y el Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establece un Instrumento de Asociación para la cooperación con terceros países, y el Reglamento (UE) no 231/2014 del Parlamento Europeo y el Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establece un Instrumento de ayuda Preadhesión (IPA II) no incluyen ninguna referencia expresa a la posibilidad de suspender la ayuda en los casos en que un país beneficiario no observe los principios básicos indicados en el instrumento correspondiente y, sobre todo, los de democracia, Estado de derecho y respeto de los derechos humanos.

El Parlamento Europeo considera que cualquier suspensión de la ayuda al amparo de estos instrumentos modificaría el sistema financiero global acordado con arreglo al procedimiento legislativo ordinario. Por lo tanto, como colegislador y una de las dos ramas de la autoridad presupuestaria, el Parlamento Europeo tiene derecho a ejercer plenamente sus prerrogativas a este respecto, en el caso de que se tomase tal decisión.


15.3.2014   

ES

Diario Oficial de la Unión Europea

L 77/85


REGLAMENTO (UE) N o 235/2014 DEL PARLAMENTO EUROPEO Y DEL CONSEJO

de 11 de marzo de 2014

por el que se establece un instrumento financiero para la democracia y los derechos humanos a escala mundial

EL PARLAMENTO EUROPEO Y EL CONSEJO DE LA UNIÓN EUROPEA,

Visto el Tratado de Funcionamiento de la Unión Europea y, en particular, sus artículos 209 y 212,

Vista la propuesta de la Comisión Europea,

Previa transmisión del proyecto de acto legislativo a los Parlamentos nacionales,

Visto el dictamen del Comité Económico y Social Europeo (1),

Visto el dictamen del Comité de las Regiones (2),

De conformidad con el procedimiento legislativo ordinario (3),

Considerando lo siguiente:

(1)

El presente Reglamento constituye uno de los instrumentos que proporcionan apoyo directo a la política exterior de la Unión, y sustituye al Reglamento (CE) no 1889/2006 del Parlamento Europeo y del Consejo (4). Establece un instrumento financiero para la promoción y respaldo de la democracia y los derechos humanos a escala mundial que permite facilitar ayuda con independencia del acuerdo de los Gobiernos y autoridades públicas de los terceros países en cuestión.

(2)

El artículo 2 del Tratado de la Unión Europea (TUE) establece que la Unión se fundamenta en los valores de respeto de la dignidad humana, libertad, democracia, igualdad, Estado de Derecho y respeto de los derechos humanos, incluidos los derechos de las personas pertenecientes a minorías. Estos valores son comunes a los Estados miembros en una sociedad caracterizada por el pluralismo, la no discriminación, la tolerancia, la justicia, la solidaridad y la igualdad entre mujeres y hombres.

(3)

De conformidad con los artículos 2 y 3, apartado 3, del TUE así como con el artículo 8 del Tratado de Funcionamiento de la Unión Europea (TFUE), la igualdad entre mujeres y hombres es uno de los valores y objetivos fundamentales de la Unión, y la Unión debe promover e integrar la igualdad de género en todas sus actividades.

(4)

En virtud del artículo 21 del TUE, la acción exterior de la Unión debe guiarse en los principios que han inspirado su creación, y que son los siguientes: la democracia, el Estado de Derecho, la universalidad e indivisibilidad de los derechos humanos y de las libertades fundamentales, el respeto de la dignidad humana, los principios de igualdad y solidaridad y el respeto de los principios de la Carta de las Naciones Unidas y del Derecho internacional.

(5)

Dentro del marco de los principios y objetivos de la acción exterior de la Unión, el fomento de los derechos humanos, la democracia, el principio de legalidad y el buen gobierno, así como de un crecimiento incluyente y sostenible, constituyen los dos pilares básicos de la política de desarrollo de la Unión. El compromiso de respeto, fomento y protección de los derechos humanos y de los principios democráticos es un elemento esencial de las relaciones contractuales de la Unión con terceros países.

(6)

La Comunicación conjunta de la Alta Representante de la Unión Europea para Asuntos Exteriores y Política de Seguridad y de la Comisión Europea, de 12 de diciembre de 2011, titulada «Derechos humanos y democracia en el centro de la acción exterior de la UE — hacia un enfoque más eficaz» propuso medidas específicas para aumentar la eficacia y coherencia del enfoque de la Unión hacia los derechos humanos y la democracia.

(7)

El instrumento que se establece en el presente Reglamento se propone contribuir a alcanzar los objetivos de la acción exterior de la Unión, inclusive los de su Política de Desarrollo, en particular los objetivos establecidos en la Declaración conjunta del Consejo y los Representantes de los Estados miembros reunidos en el seno del Consejo, el Parlamento Europeo, y la Comisión sobre de la Política de Desarrollo de la Unión Europea titulada «el Consenso Europeo», y en la Comunicación de la Comisión de 13 de octubre de 2011, titulada «Aumentar el impacto de la política de desarrollo de la UE. Un Programa para el Cambio», y los de las políticas de la Unión relativos a los derechos humanos, incluidos los objetivos reseñados en el Marco Estratégico de la UE y el Plan de Acción para los derechos humanos y la democracia, adoptados por el Consejo el 25 de junio de 2012.

(8)

De conformidad con el Marco estratégico y el Plan de Acción de la UE sobre los derechos humanos y la democracia, con el fin de integrar los principios de los derechos humanos en la aplicación del presente Reglamento, la UE debe aplicar un enfoque basado en los derechos que abarque todos los derechos humanos, ya sean civiles, políticos, económicos, sociales o culturales.

(9)

La contribución de la Unión a la democracia y el Estado de Derecho y al fomento y protección de los derechos humanos y las libertades fundamentales se basa en la Declaración Universal de Derechos Humanos, el Pacto internacional de derechos civiles y políticos, el Pacto Internacional sobre los Derechos económicos, sociales y culturales y en otros instrumentos de derechos humanos adoptados en el marco de las Naciones Unidas, así como en los correspondientes instrumentos regionales de derechos humanos.

(10)

La igualdad de género, los derechos de la mujer, incluida la emancipación de la mujer, y la no discriminación son derechos humanos fundamentales y son esenciales tanto para que exista justicia social como para luchar contra las desigualdades. Su promoción debe ser una prioridad transversal del presente Reglamento.

(11)

La democracia y los derechos humanos están inextricablemente relacionados y se refuerzan mutuamente, tal como se recuerda en las conclusiones del Consejo de 18 de noviembre de 2009 sobre el apoyo a la democracia en el ámbito de las relaciones exteriores de la UE. Las libertades fundamentales de pensamiento, de conciencia y de religión o creencia, de expresión, asociación y reunión son condiciones previas para el pluralismo político, el proceso democrático y la existencia de una sociedad abierta, al tiempo que el control democrático, la responsabilidad nacional y la separación de poderes son esenciales para sostener un sistema judicial independiente y el Estado de Derecho, que, a su vez, son imprescindibles para la protección efectiva de los derechos humanos.

(12)

La tarea de construir y de mantener una cultura de derechos humanos y de apoyar la aparición de una sociedad civil independiente, también mediante la mejora del papel de dicha sociedad en los países en cuestión y haciendo que la democracia funcione para todos, aunque resulte especialmente urgente y difícil en las nuevas democracias, es esencialmente un desafío continuo, que corresponde ante todo y especialmente a la población del país de que se trate, sin que ello menoscabe en absoluto el compromiso de la comunidad internacional. Para ello es necesaria una serie de instituciones, incluidos los parlamentos democráticos nacionales y las asambleas electas a escala local, que deben garantizar la participación, la representación, la sensibilización y la responsabilidad. En este contexto, debe prestarse atención particular a los países en transición, así como en situaciones de fragilidad o posteriores a conflictos. También deben tenerse en cuenta las experiencias y enseñanzas de transición extraídas en el camino hacia la democracia en el marco de las políticas de ampliación y de vecindad de la Unión.

(13)

Para abordar tales cuestiones de forma eficaz, transparente y flexible y a su debido tiempo una vez haya caducado el Reglamento (CE) no 1889/2006, existe una necesidad constante de recursos financieros específicos y de un instrumento financiero separado que puedan seguir utilizándose independientemente.

(14)

La ayuda de la Unión con arreglo al presente Reglamento debe diseñarse de forma que complemente otras varias herramientas para la ejecución de las políticas sobre democracia y derechos humanos de la Unión. Dichas herramientas van desde el diálogo político y las gestiones diplomáticas hasta diversos instrumentos de cooperación financiera y técnica, incluidos los programas tanto geográficos como temáticos. La ayuda de la Unión también debe complementar las intervenciones relacionadas más específicamente con las crisis en el marco del Instrumento para contribuir a la estabilidad y la paz, establecido por el Reglamento (CE) no 230/2014 del Parlamento Europeo y del Consejo (5) incluidas las acciones urgentes necesarias durante las primeras fases del proceso de transición.

(15)

Con arreglo al presente Reglamento, la Unión debe proporcionar ayuda a la resolución de cuestiones de derechos humanos y democratización a nivel mundial, regional, nacional y local, en colaboración con la sociedad civil. A este respecto la sociedad civil debe entenderse que abarca todos los tipos de acciones sociales a cargo de personas o grupos independientes del Estado y cuyas actividades ayuden a fomentar los derechos humanos y la democracia, incluidos los defensores de los derechos humanos tal y como se definen en la Declaración de las Naciones Unidas sobre el derecho y el deber de los individuos, los grupos y las instituciones de promover y proteger los derechos humanos y las libertades fundamentales universalmente reconocidos (Declaración sobre los defensores de los derechos humanos). En la aplicación del presente Reglamento, se debe prestar la debida atención a las estrategias locales de los países de la Unión en materia de derechos humanos.

(16)

Además, mientras que los objetivos de democracia y de derechos humanos deben integrarse cada vez más en todos los instrumentos de financiación de la ayuda exterior, la ayuda de la Unión conforme al presente Reglamento tendrá un papel complementario y adicional específico en virtud de su naturaleza global y su independencia de acción frente a los gobiernos y autoridades públicas de los terceros países interesados. Ese papel debe permitir la cooperación y la colaboración con la sociedad civil en lo que respecta a las cuestiones sensibles de derechos humanos y democracia, incluido el disfrute de los derechos humanos por los migrantes, los derechos de los solicitantes de asilo y de los desplazados internos, proporcionando la flexibilidad y la reactividad requerida para reaccionar ante circunstancias cambiantes, así como frente a las necesidades de los beneficiarios o a períodos de crisis. El presente Reglamento también debe poder facilitar a la Unión la capacidad de articular y apoyar objetivos y medidas específicos a nivel internacional, independientemente de criterios geográficos o de crisis, lo que puede requerir un planteamiento transnacional o implicar operaciones tanto en la Unión como en una serie de terceros países. Por otro lado, el presente Reglamento debe proporcionar el marco necesario para operaciones tales como las misiones independientes de observación electoral de la Unión (UE MOE), que requieren coherencia política, un sistema unificado de gestión y normas de funcionamiento comunes.

(17)

El desarrollo y la consolidación de la democracia con arreglo al presente Reglamento puede posiblemente incluir el brindar apoyo estratégico a los parlamentos democráticos nacionales y a las asambleas elegidas localmente, en particular para potenciar su capacidad de apoyar y hacer avanzar los procesos de reformas democráticas.

(18)

La Unión debe prestar especial atención a los países y situaciones de urgencia en los que estén más amenazados los derechos humanos y las libertades fundamentales y sea especialmente grave y sistemática la falta de respeto por dichos derechos y libertades. En tales casos, las prioridades políticas debe n ser promover el respeto de los instrumentos internacionales pertinentes, proporcionar apoyo tangible y medios de acción a la sociedad civil local y contribuir a su trabajo, realizado en circunstancias muy difíciles. En dichos países o situaciones y a fin de responder a las necesidades urgentes de protección de los defensores de los derechos humanos y de los activistas en favor de la democracia, la Unión debe ser capaz de responder de forma flexible y oportuna, haciendo uso de procedimientos administrativos más rápidos y flexibles y mediante una gama de mecanismos de financiación. Así debe ocurrir especialmente en caso de que la elección de las modalidades de procedimiento pueda afectar directamente a la eficacia de las medidas o someter a los beneficiarios a graves intimidaciones o represalias o a otros tipos de riesgos.

(19)

En situaciones de conflicto, la Unión debe favorecer el cumplimiento por todas las partes en conflicto de sus obligaciones jurídicas en aplicación del Derecho internacional humanitario, con arreglo a las directrices pertinentes de la UE. Además, en los países en transición, la ayuda de la Unión contemplada en el presente Reglamento deberá apoyar y hacer posibles entornos adecuados que faciliten el surgimiento de actores políticos comprometidos con un sistema democrático pluralista multipartidista. El presente Reglamento debe tratar, asimismo, de fomentar estructuras democráticas, la división de poderes y autoridades públicas responsables.

(20)

Las UE MOE contribuyen de manera significativa y fructífera a los procesos democráticos en los terceros países. No obstante, el fomento y apoyo de la democracia va mucho más allá del mero proceso electoral y, por este motivo, deben tenerse en cuenta todas las fases del ciclo electoral. Por consiguiente, el importe destinado a las UE MOE no debería representar una parte desproporcionada de la financiación total disponible en el marco del presente Reglamento.

(21)

Debe subrayarse la importancia de la creación del cargo de Representante Especial de la UE para los Derechos Humanos (REUE), que habrá de contribuir a la unidad, coherencia y eficacia de la acción y de la política de derechos humanos de la Unión y que debe ayudar a garantizar que todos los instrumentos de la Unión Europea y las acciones de los Estados miembros se comprometan coherentemente con el fin de alcanzar los objetivos políticos de la Unión.

(22)

La Unión debe tratar de hacer el uso más eficiente posible de los recursos disponibles a fin de optimizar el impacto de su acción exterior. Dicho objetivo debe lograrlo a través de la coherencia y la complementariedad entre los instrumentos de la Unión para la acción exterior, así como de la creación de sinergias entre el presente Reglamento, otros instrumentos de la Unión para financiar la acción exterior y otras políticas de la Unión. Todo ello debe llevar aparejado un refuerzo mutuo de los programas elaborados con arreglo a los instrumentos para financiar la acción exterior.

(23)

La Unión y los Estados miembros deben procurar intercambiar información periódicamente y consultarse entre sí en la fase inicial del proceso de programación, con el fin de fomentar la complementariedad de sus respectivas actividades. La Unión debe consultar asimismo a otros donantes y actores pertinentes

(24)

La Comisión y el Servicio Europeo de Acción Exterior (SEAE) deben, según proceda, celebrar con regularidad y frecuencia intercambios de opiniones e información con el Parlamento Europeo. Además, debe darse al Parlamento Europeo y al Consejo acceso a los documentos, para que puedan ejercer con conocimiento de causa su derecho de control conforme al Reglamento (UE) no 182/2011 del Parlamento Europeo y del Consejo (6). Las medidas que se adopten en virtud del presente Reglamento deberán tener en cuenta las opiniones del Parlamento Europeo y del Consejo.

(25)

La Unión, incluso, cuando resulte adecuado, mediante sus Delegaciones, deberá procurar intercambiar información regularmente con la sociedad civil y consultar con ella, a todos los niveles, también en terceros países, tan pronto como resulte adecuado dentro del proceso de programación, con el fin de facilitar las respectivas contribuciones de la sociedad civil y garantizar así que desempeñe un papel significativo en dicho proceso.

(26)

Con objeto de adaptar el ámbito de aplicación de este Reglamento a la realidad que está evolucionando rápidamente en terceros países, deberían conferirse a la Comisión, competencias para adoptar actos con arreglo al artículo 290 del TFUE con respecto a las prioridades definidas en el anexo al presente Reglamento. Es especialmente importante que la Comisión efectúe a las consultas adecuadas durante sus trabajos preparatorios, incluso a nivel de expertos. A la hora de preparar y elaborar los actos delegados, la Comisión debe velar por una transmisión simultánea, puntual y adecuada de los documentos pertinentes al Parlamento Europeo y al Consejo.

(27)

Las competencias de ejecución en materia de programación y financiación de las acciones que reciban apoyo en el marco del presente Reglamento deberán ejercerse de conformidad con el Reglamento (UE) no 182/2011. Dada la naturaleza de estos actos de ejecución, en particular su orientación política o sus implicaciones financieras, para su adopción debería utilizarse, en principio, el procedimiento de examen, salvo en caso de medidas técnicas de ejecución de escasa magnitud financiera.

(28)

Las normas y procedimientos comunes para la aplicación de los instrumentos de financiación de la acción exterior de la Unión se recogen en el Reglamento (UE) no 236/2014 del Parlamento Europeo y del Consejo (7).

(29)

El presente Reglamento debe establecer una dotación financiera para todo su período de aplicación que, a tenor del apartado 17 del Acuerdo Interinstitucional de 2 de diciembre de 2013 entre el Parlamento Europeo, el Consejo y la Comisión sobre disciplina presupuestaria, cooperación en materia presupuestaria y buena gestión financiera (8), ha de constituir la referencia principal para el Parlamento Europeo y el Consejo durante el procedimiento presupuestario anual.

(30)

La organización y el funcionamiento del SEAE se establecen en la Decisión 2010/427/UE del Consejo (9).

(31)

Dado que los objetivos del presente Reglamento, a saber, la promoción de la democracia y de los derechos humanos en todo el mundo, no pueden ser alcanzados de manera suficiente por los Estados miembros y que, debido a sus dimensiones y efectos, pueden lograrse mejor a escala de la Unión, esta puede adoptar medidas, de acuerdo con el principio de subsidiariedad establecido en el artículo 5 del TUE. De conformidad con el principio de proporcionalidad establecido en el mismo artículo, el presente Reglamento no excede de lo necesario para alcanzar dichos objetivos.

(32)

Conviene velar por una transición sin interrupción entre el Reglamento (CE) no 1889/2006 y el presente Reglamento, y adaptar el periodo de aplicación del presente Reglamento al del Reglamento (UE, Euratom) no 1311/2013 del Consejo (10). Por consiguiente, el presente Reglamento debe aplicarse a partir del 1 de enero de 2014 hasta el 31 de diciembre de 2020.

HAN ADOPTADO EL PRESENTE REGLAMENTO:

Artículo 1

Objeto y objetivos

El presente Reglamento establece un Instrumento Europeo para la democracia y los derechos humanos (IEDDH) para el período 2014-2020, en cuyo marco la Unión prestará ayuda al desarrollo y la consolidación de la democracia y el Estado de Derecho y del respeto de los derechos humanos y las libertades fundamentales.

La finalidad de dicha ayuda será, en particular:

a)

apoyar, desarrollar y consolidar la democracia en los terceros países, mediante el refuerzo de la democracia participativa y representativa, el fortalecimiento del ciclo democrático global, en particular mediante el refuerzo del papel activo de la sociedad civil dentro de dicho ciclo, el Estado de Derecho y el aumento de la fiabilidad de los procesos electorales, en particular mediante UE MOE.

b)

incrementar el respeto y la observancia de los derechos humanos y las libertades fundamentales proclamados en la Declaración Universal de Derechos Humanos de las Naciones Unidas y otros instrumentos internacionales y regionales de derechos humanos, y reforzar su protección, fomento, aplicación y seguimiento, principalmente a través del apoyo a las organizaciones pertinentes de la sociedad civil, a los defensores de los derechos humanos y a las víctimas de represión y de abusos;

Artículo 2

Ámbito de aplicación

1.   La ayuda de la Unión se orientará al:

a)

fomento y refuerzo de la democracia participativa y representativa, en consonancia con el enfoque global de ciclo democrático, incluida la democracia parlamentaria, y de los procesos de democratización, sobre todo mediante las organizaciones de la sociedad civil, a escala local, nacional e internacional entre otras cosas a través de:

i)

el fomento de la libertad de asociación y reunión, la circulación sin trabas de las personas, la libertad de opinión y expresión, incluidas la expresión política, artística y cultural, el acceso irrestricto a la información, la libertad de prensa y la independencia y el pluralismo de los medios de comunicación, tanto los tradicionales como los basados en las TIC, y la libertad en Internet, así como medidas para luchar contra los obstáculos administrativos al ejercicio de esas libertades, incluida la lucha contra la censura, en particular mediante la adopción y aplicación de la legislación pertinente;

ii)

el refuerzo del Estado de Derecho fomentando la independencia del poder judicial y legislativo, apoyando y evaluando las reformas jurídicas e institucionales y su puesta en práctica, y fomentando el acceso a la justicia; así como el apoyo a las instituciones nacionales de derechos humanos;

iii)

el impulso y la consolidación de la Corte Penal Internacional, los tribunales penales internacionales ad hoc y los procesos de justicia transicional, así como los mecanismos de reconciliación y búsqueda de la verdad;

iv)

el apoyo a la transición a la democracia y las reformas para lograr la responsabilidad y el control democráticos y nacionales efectivos y transparentes, también en los sectores de la seguridad y la justicia, y el fortalecimiento de medidas contra la corrupción;

v)

el fomento del pluralismo político y la representación política democrática y el impulso de la participación política de hombres y mujeres, en particular de los miembros de grupos marginados y vulnerables, tanto en calidad de electores como de candidatos; en los procesos de reforma democrática a escala local, regional y nacional

vi)

el refuerzo de la democracia local garantizando una mejor cooperación entre las organizaciones de la sociedad civil y las autoridades locales, fortaleciendo de esta manera la representación política al nivel que se encuentre más cercano a los ciudadanos;

vii)

el fomento de la participación en igualdad de condiciones de mujeres y hombres en la vida social, económica y política y el apoyo a la igualdad de los sexos, la participación de las mujeres en los procesos decisorios y la representación política de la mujer, en particular en los procesos de transición política, democratización y construcción del Estado;

viii)

el fomento de la participación en la vida social, económica y política, en igualdad de condiciones, de las personas con discapacidad, incluidas las medidas para facilitar su ejercicio de las libertades conexas y el apoyo de la igualdad de oportunidades, la no discriminación y la representación política;

ix)

el apoyo a medidas encaminadas a facilitar la conciliación pacífica entre segmentos de sociedades, incluidas las medidas encaminadas a afianzar la confianza en los ámbitos de los derechos humanos y la democratización;

b)

promoción y protección de los derechos humanos y las libertades fundamentales proclamados en la Declaración Universal de Derechos Humanos de las Naciones Unidas y demás instrumentos internacionales y regionales en el ámbito de los derechos civiles, políticos, económicos, sociales y culturales, especialmente por medio de las organizaciones de la sociedad civil, en particular en el ámbito de:

i)

la abolición de la pena de muerte, y la promulgación de moratorias con miras a su abolición y, allí donde aún esté vigente la pena de muerte, la defensa de su abolición y la observancia de los criterios internacionales mínimos;

ii)

la prevención de la tortura, los malos tratos y otros tipos de trato o castigo crueles inhumanos y degradantes así como las desapariciones forzadas, y la rehabilitación de las víctimas de la tortura;

iii)

el apoyo, la protección y la ayuda a los defensores de los derechos humanos, que abarca la atención a sus necesidades urgentes de protección, de conformidad con el artículo 1 de la Declaración de las Naciones Unidas sobre los defensores de los derechos humanos; estos objetivos, incluida la asistencia a más largo plazo y el acceso a refugios, podrían abarcarse con un mecanismo para los defensores de los derechos humanos;

iv)

la lucha contra el racismo y la xenofobia y la discriminación por cualquier motivo, incluido el sexo, la raza, el color, la casta, el origen étnico o social, las características genéticas, la lengua, la religión o las creencias, las opiniones políticas o de otro tipo, la pertenencia a una minoría nacional, la posición económica, el nacimiento, la discapacidad, la edad, la orientación sexual y la identidad de género;

v)

la libertad de pensamiento, de conciencia y de religión o creencia, entre otras cosas mediante medidas para eliminar todas las formas de odio, intolerancia y discriminación por motivos de religión o creencias, y fomentando la tolerancia y el respeto de la diversidad religiosa y cultural, dentro de cada sociedad y entre unas sociedades y otras;

vi)

los derechos de los pueblos indígenas proclamados en la Declaración de las Naciones Unidas sobre los derechos de los pueblos indígenas, entre otros, destacando la importancia de su implicación en el desarrollo de proyectos que les atañen y proporcionando apoyo para facilitar su interacción en los mecanismos internacionales y su participación en los mismos;

vii)

los derechos de las personas pertenecientes a minorías nacionales o étnicas, religiosas y lingüísticas, proclamados en la Declaración de las Naciones Unidas sobre los derechos de las personas pertenecientes a minorías nacionales o étnicas, religiosas y lingüísticas;

viii)

los derechos de personas lesbianas, gays, bisexuales, transexuales e intersexuales (LGBTI), incluidas medidas para despenalizar la homosexualidad, combatir la violencia y la persecución contra homosexuales y transexuales, y fomentar la libertad de reunión, asociación y expresión de las personas LGBTI;

ix)

los derechos de la mujer, tal como se establecen en la Convención de las Naciones Unidas sobre la eliminación de todas las formas de discriminación contra la mujer y sus protocolos facultativos, incluidas medidas para combatir todas las formas de violencia contra las mujeres y las niñas, en particular la mutilación genital femenina, los matrimonios forzosos y concertados, los crímenes de «honor», la violencia doméstica y sexual y la trata de mujeres y niñas;

x)

los derechos del niño, tal como se proclaman en la Convención de las Naciones Unidas sobre los Derechos del Niño y sus Protocolos facultativos, incluyendo la lucha contra el trabajo infantil, la trata de niños y la prostitución infantil, el reclutamiento y la utilización de niños como soldados, y la protección de los niños contra la discriminación sin distinción alguna por motivos de raza, color, sexo, idioma, religión o creencias, opinión política o de otra índole, origen nacional, étnico o social, posición económica, impedimentos físicos, nacimiento o cualquier otra condición del niño;

xi)

los derechos de las personas con discapacidad, tal y como están establecidos en la Convención de las Naciones Unidas sobre los derechos de las personas con discapacidad;

xii)

los derechos económicos, sociales y culturales, incluido el derecho a un nivel de vida suficiente, así como las normas laborales básicas;

xiii)

la responsabilidad social de las empresas, en particular mediante la aplicación de los Principios Rectores de las Naciones Unidas sobre las empresas y los derechos humanos, y la libertad de empresa tal y como se recoge en el artículo 16 de la Carta de Derechos Fundamentales de la Unión Europea;

xiv)

la educación, formación y supervisión en el ámbito de los derechos humanos y la democracia;

xv)

el apoyo a las organizaciones de la sociedad civil a escala local, regional, nacional o internacional que participan en la protección, el fomento y la defensa de los derechos humanos y las libertades fundamentales;

xvi)

el fomento de la mejora de las condiciones carcelarias y el cumplimiento de normas en las prisiones, respetando la dignidad humana y los derechos fundamentales;

c)

la consolidación del marco internacional para la protección de los derechos humanos, la justicia, la igualdad entre hombres y mujeres, el Estado de Derecho y la democracia y para la promoción del Derecho internacional humanitario, en especial:

i)

proporcionando apoyo a los instrumentos y organismos internacionales y regionales en el ámbito de los derechos humanos, la justicia, el Estado de Derecho y la democracia;

ii)

incentivando la cooperación de la sociedad civil con organizaciones intergubernamentales internacionales y regionales y apoyando las actividades de la sociedad civil, incluida la creación de capacidades de las organizaciones no gubernamentales, encaminadas al fomento y el control de la aplicación de los instrumentos internacionales y regionales en el ámbito de los derechos humanos, la justicia, el Estado de Derecho y la democracia;

iii)

impartiendo formación y difundiendo información sobre el Derecho internacional humanitario, y apoyando su aplicación;

d)

la instauración de un clima de confianza y en torno a los procesos electorales y las instituciones democráticos, y el fomento de su fiabilidad y transparencia durante todas las fases del ciclo electoral, en especial mediante:

i)

el envío de UE MOE y otras medidas para la supervisión de los procesos electorales;

ii)

la contribución al desarrollo de la capacidad de observación electoral de organizaciones de la sociedad civil nacionales a nivel regional y local, y el apoyo de las iniciativas de estas destinadas a aumentar la participación en los procesos electorales y su seguimiento;

iii)

el apoyo a medidas encaminadas a la integración coherente de los procesos electorales en el ciclo democrático, difundiendo información sobre el mismo y aplicando las recomendaciones de las UE MOE, trabajando, en particular, con las organizaciones de la sociedad civil, así como en cooperación con las autoridades públicas pertinentes, incluidos parlamentos y gobiernos, con arreglo al presente Reglamento;

iv)

el fomento de un resultado pacífico del proceso electoral, la reducción de la violencia electoral y la aceptación de resultados creíbles para todos los segmentos de la sociedad.

2.   Los principios de no discriminación por ninguna razón ni circunstancia, incorporación de la perspectiva de género, participación, emancipación, responsabilidad, apertura y transparencia, se tendrán en cuenta cuando sea oportuno en todas las medidas mencionadas en el presente Reglamento.

3.   Las medidas a que se refiere el presente Reglamento se ejecutarán en el territorio de terceros países o estarán directamente relacionadas con situaciones que surjan en terceros países, o con actuaciones a escala mundial o regional.

4.   Las medidas a que se refiere el presente Reglamento tendrán en cuenta las características específicas de las situaciones de crisis o emergencia y los países o las situaciones en que haya una ausencia notable de libertades fundamentales, en que la seguridad humana corra mayor peligro o en que las organizaciones y defensores de los derechos humanos actúen en las condiciones más difíciles.

Artículo 3

Coordinación, coherencia y complementariedad de la ayuda de la Unión

1.   La ayuda de la Unión en virtud del presente Reglamento será coherente con el marco general de la acción exterior de la Unión y complementaria de la que dispongan otros instrumentos o acuerdos de ayuda exterior.

2.   Para dar mayor efectividad, coherencia y congruencia a la acción exterior de la Unión, ésta y los Estados miembros procurarán intercambiar información periódicamente y se consultarán entre sí en la fase inicial del proceso de programación, con el fin de fomentar la complementariedad y la coherencia de sus respectivas actividades tanto a escala de la toma de decisiones como in situ. Estas consultas podrán dar lugar a una programación conjunta y a una actuación conjunta entre la Unión y sus Estados miembros. La Unión consultará asimismo a otros donantes y actores.

3.   La Comisión y el SEAE celebrarán, según proceda, intercambios periódicos de opiniones e información con el Parlamento Europeo.

4.   La Unión procurará intercambiar información periódicamente con la sociedad civil y le consultará, a todos los niveles, incluso en terceros países. En particular la Unión facilitará, cuando sea posible y con arreglo a los correspondientes procedimientos, guía y apoyo técnicos por lo que respecta a los procedimientos de solicitud.

Artículo 4

Marco general de programación y ejecución

1.   La ayuda de la Unión conforme al presente Reglamento se ejecutará de conformidad con el Reglamento (UE) no 236/2014 y a través de las siguientes medidas:

a)

documentos de estrategia, a que se refiere el artículo 5, y sus posibles revisiones;

b)

programas de acción anuales, medidas individuales y medidas de apoyo en virtud de los artículos 2 y 3 del Reglamento (UE) no 236/2014;

c)

medidas especiales en virtud del artículo 2 del Reglamento (UE) no 236/2014;

2.   Toda actividad de programación o revisión de los programas que se lleve a cabo después de la publicación del informe de revisión intermedia a que se refiere el artículo 17 del Reglamento (UE) no 236/2014 (el «informe de revisión intermedia») tendrá en cuenta sus resultados, constataciones y conclusiones.

Artículo 5

Documentos de estrategia

1.   Los documentos de estrategia establecerán la estrategia de ayuda de la Unión con arreglo al presente Reglamento, tomando como base las prioridades de la Unión, la situación internacional y las actividades de los principales interesados. Dichos documentos serán coherentes con el fin general, los objetivos, el ámbito de aplicación y los principios del presente Reglamento.

2.   Los documentos de estrategia establecerán las áreas prioritarias seleccionadas para su financiación por la Unión durante el período de vigencia del presente Reglamento, los objetivos específicos, los resultados esperados y los indicadores de rendimiento. Establecerán también la dotación financiera indicativa, globalmente y para cada ámbito prioritario, cuando proceda, en forma de intervalo de valores.

3.   Los documentos de estrategia se aprobarán de conformidad con el procedimiento de examen establecido en el artículo 16, apartado 3 del Reglamento (UE) no 236/2014. Cuando un cambio considerable de circunstancias y política lo requieran, los documentos de estrategia se actualizarán de conformidad con el mismo procedimiento.

Artículo 6

Prioridades temáticas y delegación de competencias

Los objetivos y las prioridades específicos que deben perseguirse mediante la ayuda de la Unión en el marco del presente Reglamento se indican en el anexo.

Se faculta a la Comisión para que adopte actos delegados por los que se modifiquen las prioridades temáticas establecidas en el anexo. En particular, tras la publicación del informe de revisión intermedia y tomando como base las recomendaciones que se formulen en dicho informe, la Comisión adoptará a más tardar el 31 de marzo de 2018 un acto delegado por el que se modifique el anexo.

Artículo 7

Ejercicio de la delegación de poderes

1.   Se otorgan a la Comisión los poderes para adoptar actos delegados a que se refiere el artículo 6 en las condiciones establecidas en el presente artículo.

2.   Los poderes para adoptar actos delegados mencionados en el artículo 6 se otorgan a la Comisión por el período de aplicación del presente Reglamento.

3.   La delegación de poderes mencionada en el artículo 6 podrá ser revocada en cualquier momento por el Parlamento Europeo o por el Consejo. La decisión de revocación pondrá término a la delegación de las competencias que en ella se especifiquen. Surtirá efecto el día siguiente al de la publicación de la decisión en el Diario Oficial de la Unión Europea o en una fecha posterior que se precisará en dicha decisión. No afectará a la validez de los actos delegados que ya estén en vigor.

4.   Tan pronto como la Comisión adopte un acto delegado lo notificará simultáneamente al Parlamento Europeo y al Consejo.

5.   Los actos delegados adoptados en virtud del artículo 6 entrarán en vigor únicamente si, en un plazo de dos meses desde su notificación al Parlamento Europeo y al Consejo, ni el Parlamento Europeo ni el Consejo formulan objeciones o si, antes del vencimiento de dicho plazo, tanto el uno como el otro informan a la Comisión de que no las formularán. El plazo se prorrogará dos meses a iniciativa del Parlamento Europeo o del Consejo.

Artículo 8

Comité

La Comisión estará asistida por un Comité de Democracia y Derechos Humanos (el «Comité»). Dicho Comité será un comité a tenor del Reglamento (UE) no 182/2011.

Artículo 9

Acceso a los documentos

Con objeto de garantizar el ejercicio de sus competencias de control con conocimiento de causa, el Parlamento Europeo y el Consejo tendrán acceso a todos los documentos del IEDDH que sean pertinentes para tal ejercicio, con arreglo a las normas aplicables.

Artículo 10

Dotación financiera

La dotación financiera para la aplicación del presente Reglamento durante el período 2014-2020 será de 1 332 752 000 EUR.

Los créditos anuales serán autorizados por el Parlamento Europeo y el Consejo dentro de los límites del Marco Financiero Plurianual.

Artículo 11

Servicio Europeo de Acción Exterior

El presente Reglamento se aplicará de conformidad con la Decisión 2010/427/UE.

Artículo 12

Entrada en vigor

El presente Reglamento entrará en vigor al día siguiente de su publicación en el Diario Oficial de la Unión Europea.

Será aplicable desde el 1 de enero de 2014 hasta el 31 de diciembre de 2020.

El presente Reglamento será obligatorio en todos sus elementos y directamente aplicable en cada Estado miembro.

Hecho en Estrasburgo, el 11 de marzo de 2014.

Por el Parlamento Europeo

El Presidente

M. SCHULZ

Por el Consejo

El Presidente

D. KOURKOULAS


(1)  OJ C 11 de 15.1.2013, p.81.

(2)  DO C 391 de 18.12.2012, p. 110.

(3)  Posición del Parlamento Europeo de 11 de diciembre de 2013 (no publicada aún en el Diario Oficial) y Decisión del Consejo de 11 de marzo de 2014.

(4)  Reglamento (CE) no 1889/2006 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 20 de diciembre de 2006, por el que se establece un instrumento financiero para la promoción de la democracia y de los derechos humanos a escala mundial (DO L 386 de 29.12.2006, p. 1).

(5)  Reglamento (UE) no 230/2014 del Parlamento y del Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establece un Instrumento en pro de la Estabilidad y la Paz (véase la página 1 del presente Diario Oficial).

(6)  Reglamento (UE) no 182/2011 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 16 de febrero de 2011, por el que se establecen las normas y los principios generales relativos a las modalidades de control por parte de los Estados miembros del ejercicio de las competencias de ejecución por la Comisión (DO L 55 de 28.2.2011, p. 13).

(7)  Reglamento (UE) no 236/2014 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establecen normas y procedimientos de ejecución comunes de los instrumentos de la Unión para la financiación de la acción exterior (véase la página 95 del presente Diario Oficial).

(8)  DO C 373 de 20.12.2013, p. 1.

(9)  Decisión 2010/427/UE del Consejo, de 26 de julio de 2010, por la que se establece la organización y el funcionamiento del Servicio Europeo de Acción Exterior (DO L 201 de 3.8.2010, p. 30).

(10)  Reglamento (UE, Euratom) no 1311/2013 del Consejo, de 2 de diciembre de 2013, por el que se establece el Marco Financiero Plurianual para el período 2014-2020 (DO L 347 de 20.12.2013, p. 884).


ANEXO

Objetivos y prioridades específicos del IEDDH

La orientación estratégica de la Unión para responder a la finalidad del IEDDH se basa en cinco objetivos que se describen en el presente anexo.

1.

Objetivo 1 — Apoyo a los derechos humanos y a los defensores de los derechos humanos en las situaciones que los colocan en mayor riesgo.

Las acciones en el marco de este objetivo prestarán apoyo efectivo a los defensores de los derechos humanos (DDH) que corran mayor peligro y a las situaciones en que las libertades fundamentales se vean más comprometidas. Entre otros fines, el IEDDH contribuirá a satisfacer las necesidades más urgentes de los DDH; proporcionará asimismo ayuda a medio y largo plazo que permita a los DDH y a la sociedad civil la realización de su cometido. Las acciones tendrán presente la preocupante tendencia actual a la constricción del espacio atribuido a la sociedad civil.

2.

Objetivo 2 — Apoyo a otras prioridades de la Unión en el ámbito de los derechos humanos

Las acciones en el marco de este objetivo se centrarán en prestar apoyo a las actividades en las que la Unión obtenga una plusvalía o responda a un compromiso temático concreto (por ejemplo, orientaciones de la Unión actuales o futuras adoptadas por el Consejo o resoluciones adoptadas por el Parlamento Europeo en el ámbito de los derechos humanos), de acuerdo con el artículo 2. Las acciones serán coherentes con las prioridades indicadas en el Marco Estratégico y el Plan de Acción de la Unión Europea sobre Derechos Humanos y Democracia.

Las acciones incluidas en este objetivo respaldarán, entre otros, la dignidad humana (especialmente la lucha contra la pena de muerte y contra la tortura, y otros tratos o penas crueles, inhumanos o degradantes); los derechos económicos, sociales y culturales; la lucha contra la impunidad; la lucha contra todas las formas de discriminación; los derechos de la mujer y la igualdad entre los sexos. Se prestará atención igualmente a las nuevas cuestiones que surjan en el ámbito de los derechos humanos.

3.

Objetivo 3 — Apoyo a la democracia

Las acciones en el marco de este objetivo apoyarán a los actores que defiendan pacíficamente en favor de la democracia en terceros países, con miras a reforzar la democracia participativa y representativa, la transparencia y la responsabilización. Las acciones se centrarán en el afianzamiento de la participación y la representación políticas, así como en la defensa de la democracia.

Se abordarán todos los aspectos de la democratización, incluidos el Estado de Derecho y la promoción y la protección de los derechos civiles y políticos como la libertad de expresión, tanto en línea como por otros cauces, la libertad de reunión y de asociación. Ello abarca la participación activa en el debate metodológico evolutivo en el ámbito del respaldo a la democracia.

Cuando sea oportuno, las acciones tendrán en cuenta las recomendaciones de las UE MOE.

4.

Objetivo 4 — Observación electoral por parte de la Unión

Las acciones en el marco de este objetivo se centrarán en la observación de elecciones que contribuya a aumentar la transparencia y la confianza en el proceso electoral, como parte del objetivo más amplio de fomentar e impulsar los procesos democráticos que se describe en el objetivo 3.

Las UE MOE de gran alcance gozan de un reconocimiento amplio como proyectos emblemáticos de la acción exterior de la Unión, y siguen siendo la principal forma de acción en el marco de este objetivo.

Son los medios más eficaces para poder evaluar con conocimiento de causa los procesos electorales y formular recomendaciones para su mejora ulterior en el contexto de la cooperación y el diálogo político de la Unión con terceros países. Se desarrollará en particular el planteamiento que abarca todas las fases del ciclo electoral, que incluye actividades de seguimiento, con acciones complementarias entre proyectos de programación bilateral y proyectos del IEDDH.

5.

Objetivo 5 — Apoyo a actores y procesos clave específicos, incluidos instrumentos y mecanismos internacionales y regionales en el ámbito de los derechos humanos

El propósito general consiste en reforzar los marcos internacionales y regionales para la promoción y la protección de los derechos humanos, de la justicia, del Estado de Derecho y de la democracia de acuerdo con las prioridades políticas de la Unión.

Las acciones en el contexto de este objetivo incluirán actividades en apoyo de la contribución de la sociedad civil local a los diálogos sobre derechos humanos de la Unión (de acuerdo con las correspondientes directrices de la UE, así como del desarrollo y la ejecución de instrumentos y mecanismos internacionales y regionales de derechos humanos y de instrumentos y de mecanismos internacionales de justicia penal, incluyendo la Corte Penal Internacional. Se prestará especial atención a la promoción y el control de dichos mecanismos por parte de la sociedad civil.


Declaración de la Comisión Europea sobre el diálogo estratégico con el Parlamento Europeo (1)

Con arreglo al artículo 14 del TUE, la Comisión Europea mantendrá un diálogo estratégico con el Parlamento Europeo antes de la programación del Reglamento (UE) no 235/2014 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establece un instrumento financiero para la democracia y los derechos humanos a escala mundial, y previa consulta inicial de sus beneficiarios pertinentes, cuando proceda. La Comisión Europea presentará al Parlamento Europeo los documentos pertinentes que estén disponibles sobre la programación, con las asignaciones indicativas previstas por países o regiones y, dentro de cada país o región, las prioridades, los posibles resultados y las asignaciones indicativas previstas por prioridad para los programas geográficos, así como la elección de las modalidades de ayuda (2). La Comisión Europea presentará al Parlamento Europeo los documentos pertinentes que estén disponibles sobre la programación, con las prioridades temáticas, los posibles resultados, la elección de modalidades de ayuda (2) y las asignaciones financieras para las prioridades previstas en los programas temáticos. La Comisión Europea tendrá en cuenta las posiciones expresadas por el Parlamento Europeo al respecto.

La Comisión Europea mantendrá un diálogo estratégico con el Parlamento Europeo en la preparación de la revisión intermedia y antes de cualquier revisión sustancial de los documentos de programación durante el período de validez de este Reglamento.

La Comisión Europea, si el Parlamento Europeo la invita a ello, explicará en qué casos se han tenido en cuenta las observaciones de este en los documentos de programación y cualquier otro seguimiento dado al diálogo estratégico.


(1)  La Comisión Europea estará representada por el comisario competente.

(2)  Cuando proceda.


Declaración conjunta del Parlamento Europeo, el Consejo de la Unión Europea y la Comisión Europea sobre las misiones de observación electoral

El Parlamento Europeo, el Consejo de la Unión Europea y la Comisión Europea subrayan la importancia de la aportación de las misiones de observación electoral (MOE) de la Unión Europea a la política de relaciones exteriores de la Unión en apoyo a la democracia en los países socios. Las MOE de la UE contribuyen a mejorar la transparencia de los procesos electorales y la confianza en los mismos, y facilitan una evaluación informada de las elecciones, así como recomendaciones para su mejora, en el marco del diálogo político y la cooperación de la Unión con los países socios. A este respecto, el Parlamento Europeo, el Consejo de la Unión Europea y la Comisión Europea acuerdan que se dedique hasta el 25 % del presupuesto para el período 2014-2020 del Reglamento (UE) no 235/2014 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establece un instrumento financiero para la democracia y los derechos humanos a escala mundial, a la financiación de las misiones de observación electoral de la UE, en función de las prioridades electorales anuales.


15.3.2014   

ES

Diario Oficial de la Unión Europea

L 77/95


REGLAMENTO (UE) N o 236/2014 DEL PARLAMENTO EUROPEO Y DEL CONSEJO

de 11 de marzo de 2014

por el que se establecen normas y procedimientos de ejecución comunes de los instrumentos de la Unión para la financiación de la acción exterior

EL PARLAMENTO EUROPEO Y EL CONSEJO DE LA UNIÓN EUROPEA,

Visto el Tratado de Funcionamiento de la Unión Europea, y en particular su artículo 209, apartado 1, y su artículo 212, apartado 2,

Vista la propuesta de la Comisión Europea,

Previa transmisión del proyecto de acto legislativo a los Parlamentos nacionales,

Visto el dictamen del Comité de las Regiones (1),

De conformidad con el procedimiento legislativo ordinario (2),

Considerando lo siguiente:

(1)

La Unión Europea debe adoptar una serie completa de instrumentos para la financiación de la acción exterior que abarquen una gama de políticas relacionadas con dicha acción. Dichos instrumentos para la financiación de la acción exterior correspondientes al período 2014-2020 son el Instrumento de Cooperación al Desarrollo (ICD) establecido mediante el Reglamento (UE) no 233/2014 del Parlamento Europeo y del Consejo (3), el Instrumento Europeo para la Democracia y los Derechos Humanos en el mundo para el período 2014-2020 (IEDDH) establecido mediante el Reglamento (UE) no 235/2014 del Parlamento Europeo y del Consejo (4), el Instrumento Europeo de Vecindad (IEV) establecido mediante el Reglamento (UE) no 232/2014 del Parlamento Europeo y del Consejo (5), el Instrumento en pro de la Estabilidad y la Paz establecido mediante el Reglamento (UE) no 230/2014 del Parlamento Europeo y del Consejo (6), el Instrumento de Ayuda Preadhesión (IAP II) establecido mediante el Reglamento (UE) no 231/2014 del Parlamento Europeo y del Consejo (7) y el Instrumento de Asociación para la cooperación con terceros países establecido mediante el Reglamento (UE) no 234/2014 del Parlamento Europeo y del Consejo (8) (en lo sucesivo, denominados conjuntamente «los Instrumentos» e individualmente «el Instrumento»).

(2)

Las normas y procedimientos comunes deben ser coherentes con las normas financieras aplicables al presupuesto general de la Unión establecidas en el Reglamento (UE, Euratom) no 966/2012 del Parlamento Europeo y del Consejo (9), incluidas las normas de correspondientes adoptadas por la Comisión en ejecución (10) de dicho Reglamento.

(3)

Por lo general, los Instrumentos disponen que las acciones financiadas en virtud de los mismo deben ser objeto de una programación indicativa plurianual que ofrezca el marco en el cual han de adoptarse las decisiones de financiación con arreglo al Reglamento (UE, Euratom) no 966/2012 y a los procedimientos establecidos en el Reglamento (UE) no 182/2011 del Parlamento Europeo y del Consejo (11).

(4)

Las decisiones de financiación deben adoptar la forma de programas de acción anuales o plurianuales y de medidas individuales cuando se siga la planificación prevista por la programación indicativa plurianual, de medidas especiales cuando lo requieran necesidades o circunstancias imprevistas y debidamente justificadas, y de medidas de apoyo. Podrán adoptarse medidas de apoyo como parte de un programa de acción anual o plurianual o bien al margen de los documentos indicativos de programación.

(5)

Las decisiones de financiación deben incluir en un anexo una descripción de cada acción, especificando sus objetivos, las principales actividades, los resultados que se espera conseguir, métodos de ejecución, presupuesto y calendario indicativo, las posibles medidas de apoyo asociadas y los mecanismos de control de resultados, y deben ser aprobadas con arreglo a los procedimientos previstos en el Reglamento (UE) no 182/2011.

(6)

Habida cuenta de la naturaleza de programación estratégica o de ejecución financiera de esos actos de ejecución, y especialmente de su incidencia presupuestaria, para su adopción debe seguirse el procedimiento de examen, excepto cuando se trate de medidas individuales y de medidas especiales por debajo de límites predefinidos. Sin embargo, la Comisión debe adoptar actos de ejecución inmediatamente aplicables cuando, en casos debidamente justificados que impliquen la necesidad de una respuesta rápida por parte de la Unión, así lo requieran razones imperiosas de urgencia. Debe informarse debidamente al Parlamento Europeo al respecto, de conformidad con las disposiciones pertinentes del Reglamento (UE) no 182/2011.

(7)

Para la ejecución de los instrumentos financieros cuando se haya confiado la gestión de la operación a un intermediario financiero, la decisión de la Comisión debe incluir, en particular, disposiciones que regulen los riesgos compartidos, la transparencia, la remuneración del intermediario encargado de la ejecución, la utilización y la reutilización de los fondos y de los posibles beneficios, así como las obligaciones de informar y los mecanismos de control, tomando en consideración las disposiciones pertinentes del Reglamento (UE, Euratom) no 966/2012.

(8)

La Unión debe tratar de hacer el uso más eficiente posible de los recursos disponibles a fin de optimizar el impacto de su acción exterior. Esto debe lograrse a través de la coherencia y la complementariedad entre los instrumentos de la Unión para la acción exterior, así como de la creación de sinergias entre los Instrumentos y otras políticas de la Unión. Esto debe además llevar aparejado un refuerzo mutuo de los programas elaborados con arreglo a los Instrumentos, y, en su caso, el uso de instrumentos financieros con efecto de palanca.

(9)

De acuerdo con el artículo 21 del Tratado de la Unión Europea (TUE), la acción de la Unión en la escena internacional debe basarse en los principios que han inspirado su propia creación, desarrollo y ampliación, y que pretende fomentar en el resto del mundo, a saber, la democracia, el Estado de Derecho, la universalidad e indivisibilidad de los derechos humanos y de las libertades fundamentales, el respeto de la dignidad humana, el principio de igualdad y solidaridad, y el respeto de los principios de la Carta de las Naciones Unidas y del Derecho internacional.

(10)

En consonancia con los compromisos de la Unión en el tercer y cuarto Foro de Alto Nivel sobre la Eficacia de la Ayuda al Desarrollo (Accra 2008 y Busan 2011) y la recomendación del Comité de Ayuda al Desarrollo de la Organización de Cooperación y Desarrollo Económicos («Comité de Ayuda de la OCDE») sobre la desvinculación de la ayuda oficial para el desarrollo a los países menos adelantados y a los países pobres muy endeudados, la Comisión debe desvincular al máximo la ayuda de la Unión Europea, también para mecanismos financieros innovadores, y fomentar la participación de entidades de los países socios en los procedimientos de adjudicación de contratos.

(11)

Con el fin de garantizar que se dé visibilidad, de cara a los ciudadanos de los países beneficiarios y a los ciudadanos de la Unión, a la ayuda de la Unión, debe establecerse, cuando proceda, una comunicación y una información específicas a través de medios adecuados.

(12)

La acción exterior de la Unión en el marco de los Instrumentos debe contribuir a resultados claros (respecto de rendimientos, consecuencias y efectos) en los países que se beneficien de la ayuda financiera exterior de la Unión. Cuando sea posible y proceda, los resultados de la acción exterior de la Unión y la eficacia de un instrumento concreto debe ser objeto de un seguimiento y una evaluación sobre la base de indicadores predefinidos, claros, transparentes y, en su caso, específicos para cada país y mensurables, adaptados a las especificidades y objetivos de del instrumento de que se trate.

(13)

A lo largo de todo el ciclo del gasto, los intereses financieros de la Unión deben estar protegidos mediante medidas proporcionadas, como son la prevención, la detección y la investigación de irregularidades, la recuperación de fondos perdidos, indebidamente pagados o mal utilizados y, en su caso, la aplicación de sanciones. Estas medidas deben llevarse a cabo de conformidad con los acuerdos aplicables celebrados con organizaciones internacionales y terceros países.

(14)

Deben adoptarse disposiciones en lo que respecta a los métodos de financiación, la protección de los intereses financieros de la Unión, las normas aplicables en materia de nacionalidad y origen, la evaluación de las acciones, la notificación y la revisión, y la evaluación de los Instrumentos.

(15)

Sin perjuicio de los mecanismos de cooperación desarrollados con organizaciones de la sociedad civil a todos los niveles de conformidad con el artículo 11 del TUE, las partes interesadas de los países beneficiarios, incluidas las organizaciones de la sociedad civil y las autoridades locales, tienen un papel destacado que desempeñar en relación con la política exterior de la Unión. Durante el proceso de ejecución, en particular la preparación, ejecución, seguimiento y evaluación de medidas adoptadas conforme al presente Reglamento, es importante que se les consulte debidamente para velar por que desempeñen un papel significativo en dicho proceso y que se tengan en consideración sus especificidades.

(16)

De conformidad con el artículo 208, el artículo 209, apartado 3, y el artículo 212 del Tratado de Funcionamiento de la Unión Europea, y en las condiciones fijadas en los Estatutos del Banco Europeo de Inversiones (BEI) y en la Decisión no 1080/2011del Parlamento Europeo y del Consejo (12), el BEI contribuye a la aplicación de las medidas necesarias para otros objetivos de la política de desarrollo y otras políticas exteriores de la Unión, e interviene de forma complementaria con los instrumentos para la acción exterior de la Unión. Han de aprovecharse las oportunidades que se presenten para combinar la financiación del BEI con los recursos presupuestarios de la Unión. En el proceso de programación de la Unión se consulta al BEI si procede.

(17)

Las organizaciones internacionales y agencias de desarrollo trabajan habitualmente con organizaciones sin ánimo de lucro como socios encargados de la ejecución y pueden tener que delegar en ellas competencias de ejecución del presupuesto en casos debidamente justificados. No obstante lo dispuesto en el artículo 58, apartado 1, letra c), del Reglamento (UE, Euratom) no 966/2012, deben preverse disposiciones en el presente Reglamento para que se puedan delegar dichas competencias en organizaciones sin ánimo de lucro en condiciones equivalentes a las que se aplican a la Comisión.

(18)

Con objeto de reforzar el protagonismo de los países socios en sus procesos de desarrollo y la sostenibilidad de la ayuda exterior, y en consonancia con los compromisos internacionales relativos a la eficacia de la ayuda contraídos por la Unión y los países socios, la Unión debe fomentar, si procede en función de la naturaleza de la acción en cuestión, el recurso a las instituciones, los sistemas y los procedimientos propios de los países socios.

(19)

En consonancia con el Consenso Europeo sobre Desarrollo y con la agenda para la eficacia de la ayuda internacional, y tal como se pone de manifiesto en la Resolución del Parlamento Europeo, de 5 de julio de 2011, sobre el futuro del apoyo presupuestario de la UE a países en desarrollo, la Comunicación de la Comisión, de 13 de octubre de 2011, titulada «Incremento del impacto de la política de desarrollo de la UE: Programa para el Cambio» y las Conclusiones del Consejo sobre la «Perspectiva futura del apoyo presupuestario de la UE a terceros países», de 14 de mayo de 2012, el apoyo presupuestario debe utilizarse de manera efectiva a fin de apoyar la reducción de la pobreza y la utilización de sistemas por países, hacer la ayuda más previsible y reforzar el protagonismo de los países socios en las políticas de desarrollo y en las reformas. El desembolso del apoyo presupuestario estará supeditado a que se haya avanzado satisfactoriamente en el logro de los objetivos acordados con el país socio. En los países que reciben ese tipo de ayuda financiera de la Unión, esta última apoya el desarrollo del control parlamentario, las capacidades de auditoría, la transparencia y el acceso del público a la información.

(20)

La actuación de la Unión destinada a impulsar los principios de democracia y fortalecimiento de la democratización puede llevarse a la práctica, entre otros medios, a través del apoyo a las organizaciones de la sociedad civil y a las instituciones independientes que trabajan en este ámbito, como la Dotación Europea para la Democracia.

(21)

Dado que los objetivos del presente Reglamento no pueden ser alcanzados de manera suficiente por los Estados miembros, sino que, debido a las dimensiones y los efectos de la acción, puede lograrse mejor a escala de la Unión, esta puede adoptar medidas, de acuerdo con el principio de subsidiariedad establecido en el artículo 5 del Tratado de la Unión Europea. De conformidad con el principio de proporcionalidad establecido en el mismo artículo, el presente Reglamento no excede de lo necesario para alcanzar dicho objetivo.

(22)

Procede adaptar el período de aplicación del presente Reglamento al del Reglamento (UE, Euratom) no 1311/2013 del Consejo (13). Por consiguiente, el presente Reglamento debe aplicarse desde el 1 de enero de 2014 hasta el 31 de diciembre de 2020.

HAN ADOPTADO EL PRESENTE REGLAMENTO:

TÍTULO I

EJECUCIÓN

Artículo 1

Objeto y principios

1.   El presente Reglamento establece las normas y las condiciones para la prestación de la ayuda financiera de la Unión a las acciones, incluidos los programas de acción y otras medidas, al amparo de los siguientes instrumentos para la financiación de la acción exterior correspondiente al período 2014-2020: el Instrumento de Cooperación al Desarrollo (ICD), el Instrumento Europeo para la Democracia y los Derechos Humanos (IEDDH), el Instrumento Europeo de Vecindad (IEV), el Instrumento en pro de la Estabilidad y la Paz, el Instrumento de Ayuda Preadhesión (IAP II) y el Instrumento de Asociación Instrumento para la cooperación con terceros países (en lo sucesivo denominados conjuntamente «los Instrumentos» e individualmente «el Instrumento»).

A efectos del presente Reglamento, el término «países» engloba asimismo territorios y regiones, según proceda.

2.   El presente Reglamento no se aplicará a la ejecución de acciones que financian el programa Erasmus+ con arreglo al Reglamento (UE) no 233/2014, al Reglamento (UE) no 232/2014, al Reglamento (UE) no 231/2014 y al Reglamento (UE) no 234/2014. Dichas acciones se ejecutarán de conformidad con el Reglamento (UE) no 1288/2013 del Parlamento Europeo y del Consejo (14), sobre la base de los documentos indicativos de programación a que haga referencia el Instrumento aplicable, garantizando también la conformidad con dichos Reglamentos.

3.   La Comisión velará por que las acciones se lleven a cabo con arreglo a los objetivos del Instrumento aplicable y de conformidad con la protección efectiva de los intereses financieros de la Unión. La ayuda financiera de la Unión prestada con arreglo a los Instrumentos será coherente con las normas y procedimientos establecidos en el Reglamento (UE, Euratom) no 966/2012, que ofrece el marco jurídico y financiero básico para su ejecución.

4.   Al aplicar el presente Reglamento, la Comisión recurrirá a los métodos de aplicación más eficaces y eficientes. Siempre que resulte posible y adecuado atendiendo a la naturaleza de la acción, la Comisión dará preferencia además al uso de los procedimientos más sencillos.

5.   Habida cuenta de lo dispuesto en el apartado 4, la Comisión, al aplicar el presente Reglamento, favorecerá el recurso a los sistemas de los países socios siempre que resulte posible y adecuado atendiendo a la naturaleza de la acción.

6.   La Unión tratará de fomentar, desarrollar y consolidar los principios de la democracia, el Estado de Derecho y el respeto de los derechos humanos y de las libertades fundamentales en los que se basa, a partir, en su caso, del diálogo y la cooperación con los países y regiones socios. La Unión incorporará dichos principios en la ejecución de los Instrumentos.

Artículo 2

Adopción de programas de acción, medidas individuales y medidas especiales

1.   La Comisión adoptará programas de acción anuales basados en los documentos indicativos de programación a que haga referencia el Instrumento pertinente, cuando proceda. La Comisión podrá asimismo adoptar programas de acción plurianuales de conformidad con el artículo 6, apartado 3.

En los programas de acción se especificarán, para cada una de las acciones, los objetivos que se persigue, los resultados que se espera conseguir y las principales actividades, los métodos de ejecución, el presupuesto y un calendario indicativo, cualesquiera medidas de apoyo asociadas y los mecanismos de control de resultados.

Cuando proceda, se podrá adoptar una acción en forma de medida individual antes o después de la adopción de los programas de acción anuales o plurianuales.

En caso de necesidades o circunstancias imprevistas y debidamente justificadas, y cuando la financiación procedente de otras fuentes más adecuadas no sea posible, la Comisión podrá adoptar medidas especiales no previstas en los documentos indicativos de programación, en particular medidas para facilitar la transición de la ayuda de emergencia a las operaciones o medidas de desarrollo a largo plazo destinadas a preparar mejor a las poblaciones para hacer frente a las crisis recurrentes.

2.   Los programas de acción, las medidas individuales y las medidas especiales establecidas en el apartado 1 del presente artículo se adoptarán con arreglo al procedimiento de examen a que se refiere el artículo 16, apartado 3.

3.   No se requerirá el procedimiento a que se refiere el apartado 2 respecto de:

a)

las medidas individuales para las que la ayuda financiera de la Unión no supere los 5 millones de euros;

b)

las medidas especiales para las que la ayuda financiera de la Unión no supere los 10 millones de euros;

c)

las modificaciones técnicas de programas de acción, medidas individuales y medidas especiales. Por modificaciones técnicas se entenderán ajustes tales como:

i)

la ampliación del periodo de ejecución,

ii)

la reasignación de fondos entre acciones contenidas en un programa de acción anual o plurianual, o

iii)

el incremento o la reducción del presupuesto de los programas de acción anuales o plurianuales, o de las medidas individuales y especiales, por un valor que no sea superior al 20 % del presupuesto inicial ni sobrepase los 10 millones de euros,

siempre y cuando dichas modificaciones no afecten de manera considerable a los objetivos de la medida de que se trate.

Las medidas que se adopten conforme a lo dispuesto en el presente apartado se comunicarán al Parlamento Europeo y a los Estados miembros a través del comité pertinente a que se refiere el artículo 16, en el plazo de un mes desde su adopción.

4.   Lo dispuesto en los apartados 1, 2 y 3 sobre los programas de acción y las medidas individuales no se aplicarán a la cooperación transfronteriza en el marco del IEV.

5.   Por razones imperiosas de urgencia debidamente justificadas, como crisis o amenazas inmediatas para la democracia, el Estado de Derecho, los derechos humanos o las libertades fundamentales, la Comisión podrá adoptar medidas individuales o especiales o modificaciones de los programas de acción y las medidas existentes, de conformidad con el procedimiento a que se refiere el artículo 16, apartado 4.

6.   En cada proyecto se llevará a cabo un análisis ambiental adecuado que incluirá el impacto sobre el cambio climático y la biodiversidad, de conformidad con los actos legislativos aplicables de la Unión, incluidas la Directiva 2011/92/UE del Parlamento Europeo y del Consejo (15), y la Directiva 85/337/CEE del Consejo (16), y que abarcará, cuando proceda, una evaluación de impacto para los proyectos sensibles desde el punto de vista medioambiental, especialmente los proyectos de nuevas infraestructuras de gran envergadura. En su caso, se recurrirá a evaluaciones ambientales estratégicas en la ejecución de programas sectoriales. Se velará por que las partes interesadas participen en las evaluaciones ambientales, así como por el acceso del público a los resultados de las mismas.

7.   En la elaboración y ejecución de programas y proyectos, se tendrán debidamente en cuenta los criterios relativos a la accesibilidad de las personas con discapacidad.

Artículo 3

Medidas de apoyo

1.   La financiación de la Unión podrá incluir los gastos para aplicar los Instrumentos y conseguir sus objetivos, incluido el apoyo administrativo asociado a las actividades de preparación, seguimiento, control, auditoría y evaluación que sean directamente necesarias a tal fin, así como los gastos en las delegaciones de la Unión relativos al apoyo administrativo necesario para gestionar las operaciones financiadas en virtud de los Instrumentos.

2.   Siempre que las actividades enumeradas en las letras a), b) y c) se refieran a los objetivos generales del Instrumento aplicable ejecutado mediante acciones, la financiación de la Unión podrá sufragar:

a)

estudios, reuniones, información, sensibilización, formación, preparación e intercambio de enseñanzas extraídas y mejores prácticas, actividades de publicación y cualquier otro gasto administrativo o de asistencia técnica necesario para gestionar las acciones;

b)

actividades de investigación y estudios sobre temas pertinentes, así como su divulgación;

c)

gastos relacionados con la oferta de actividades de información y comunicación, incluidos el desarrollo de estrategias de comunicación y la comunicación institucional de las prioridades políticas de la Unión.

3.   Podrán financiarse medidas de apoyo al margen de los documentos indicativos de programación. Cuando proceda, la Comisión adoptará medidas de apoyo con arreglo al procedimiento de examen previsto en el artículo 16, apartado 3.

El procedimiento de examen no se aplicará a la adopción de medidas de apoyo respecto de las cuales la ayuda financiera de la Unión no supere de 10 millones de euros.

Las medidas de apoyo respecto de las cuales la ayuda financiera de la Unión no supere 10 millones de euros se comunicarán al Parlamento Europeo y a los Estados miembros a través del comité pertinente a que se refiere el artículo 16 en el plazo de un mes desde su adopción.

TÍTULO II

DISPOSICIONES RELATIVAS A LOS MÉTODOS DE FINANCIACIÓN

Artículo 4

Disposiciones generales en materia de financiación

1.   La ayuda financiera de la Unión podrá facilitarse a través de los tipos de financiación previstos en el Reglamento (UE, Euratom) no 966/2012, y en particular:

a)

subvenciones;

b)

contratos públicos de servicios, suministros u obras;

c)

apoyo presupuestario general o sectorial;

d)

contribuciones a fondos fiduciarios creados por la Comisión, de conformidad con el artículo 187 del Reglamento (UE, Euratom) no 966/2012;

e)

instrumentos financieros como préstamos, garantías, capital o cuasi-capital, inversiones o participaciones e instrumentos de riesgo compartido, siempre que sea posible con la dirección del BEI de acuerdo con su mandato exterior de conformidad con la Decisión no 1080/2011/UE, de una institución financiera europea multilateral, como el Banco Europeo de Reconstrucción y Desarrollo, o de una institución financiera europea bilateral, por ejemplo los bancos de desarrollo bilaterales, posiblemente combinados con subvenciones complementarias de otras fuentes.

2.   El apoyo presupuestario general o sectorial a que se refiere el apartado 1, letra c), se basará en la rendición de cuentas recíproca y en la adhesión compartida a valores universales, y tiene por objeto reforzar las asociaciones contractuales entre la Unión y sus países socios con vistas a promover la democracia, los derechos humanos y el Estado de Derecho, respaldar el crecimiento económico sostenible e integrador, y erradicar la pobreza.

Cualquier decisión de prestar apoyo presupuestario general o sectorial se basará en las políticas de apoyo presupuestario decididas por la Unión, en un conjunto claro de criterios de idoneidad y en una minuciosa evaluación de los riesgos y los beneficios.

Un determinante esencial de dicha decisión será la valoración del compromiso, el historial y los progresos de los países socios en el terreno de la democracia, los derechos humanos y el Estado de Derecho. El apoyo presupuestario general o sectorial se diferenciará de modo que se ajuste lo mejor posible al contexto político, económico y social del país socio, atendiendo a las situaciones de fragilidad.

Al facilitar apoyo presupuestario general o sectorial de conformidad con el artículo 186 del Reglamento (UE, Euratom) no 966/2012, la Comisión definirá claramente sus condiciones y vigilará su cumplimiento, y prestará ayuda al desarrollo del control parlamentario y de las capacidades de auditoría, así como a la mejora de la transparencia y del acceso del público a la información. El desembolso del apoyo presupuestario general o sectorial estará supeditado a que se haya avanzado satisfactoriamente en el logro de los objetivos acordados con el país socio.

3.   Toda entidad encargada de la ejecución de los instrumentos financieros a que se refiere el apartado 1, letra e), deberá cumplir los requisitos del Reglamento (UE, Euratom) no 966/2012 y observar los objetivos, normas y políticas de la Unión, y las mejores prácticas relativos a la utilización de los fondos de la Unión y a la presentación de informes al respecto.

Dichos instrumentos financieros podrán agruparse en mecanismos a efectos de ejecución y presentación de informes.

De acuerdo con el Reglamento (UE, Euratom) no 966/2012, la ayuda financiera de la Unión también podrá prestarse mediante contribuciones a fondos internacionales, regionales o nacionales, como los establecidos o gestionados por el BEI, por Estados miembros, por países y regiones socios, o por organizaciones internacionales, con el fin de conseguir financiación conjunta de diversos donantes, o a fondos establecidos por uno o más donantes para llevar a cabo un proyecto conjuntamente.

4.   Se fomentará, cuando proceda, la reciprocidad en lo que respecta al acceso de las entidades financieras de la Unión a instrumentos financieros creados por otras organizaciones.

5.   Al facilitar la ayuda financiera de la Unión a que se refiere el apartado 1, la Comisión adoptará, cuando proceda, todas las medidas necesarias para garantizar la visibilidad de la ayuda financiera de la Unión. Se incluirán entre ellas medidas que impongan requisitos en materia de visibilidad a los perceptores de fondos de la Unión, salvo en casos debidamente justificados. Incumbirá a la Comisión la supervisión del cumplimiento de dichos requisitos por parte de los beneficiarios.

6.   Todos los ingresos generados por un determinado instrumento financiero se asignarán al instrumento correspondiente como ingreso afectado interno. Cada cinco años, la Comisión examinará la contribución aportada al logro de los objetivos de la Unión de los instrumentos financieros existentes, así como su eficacia.

7.   La Comisión ejecutará la ayuda financiera de la Unión, conforme a lo dispuesto en el Reglamento (UE, Euratom) no 966/2012, ya sea directamente, a través de sus servicios, de las delegaciones de la Unión y de las agencias ejecutivas, mediante la gestión compartida con los Estados miembros, ya sea indirectamente, delegando los cometidos de ejecución del presupuesto en las entidades enumeradas en el Reglamento (UE, Euratom) no 966/2012. Dichas entidades velarán por la coherencia con la política exterior de la Unión, y podrán delegar competencias de ejecución del presupuesto a otras entidades en condiciones equivalentes a las que se aplican a la Comisión.

Deberán cumplir anualmente las obligaciones que les incumben en virtud del artículo 60, apartado 5, del Reglamento (UE, Euratom) no 966/2012. El dictamen de auditoría, cuando se requiera, deberá presentarse en el plazo de un mes a partir de la presentación del informe y de la declaración de fiabilidad, de modo que pueda tenerse en cuenta en la declaración de fiabilidad de la Comisión.

Las organizaciones internacionales a que se refiere el artículo 58, apartado 1, letra c), inciso ii), del Reglamento (UE, Euratom) no 966/2012 y los organismos de los Estados miembros a que se refiere el artículo 58, apartado 1, letra c), incisos v) y vi), de dicho Reglamento en los que haya delegado la Comisión podrán asimismo delegar competencias de ejecución del presupuesto en organizaciones sin ánimo de lucro con la adecuada capacidad operativa y financiera, en condiciones equivalentes a las que se aplican a la Comisión.

Se considerará que las entidades que cumplen los criterios establecidos en el artículo 60, apartado 2, del Reglamento (UE, Euratom) no 966/2012 satisfacen los criterios de selección a que se refiere el artículo 139 de dicho Reglamento.

8.   Los tipos de financiación a que se refieren el apartado 1 del presente artículo y el artículo 6, apartado 1, así como los métodos de ejecución a que se refiere el apartado 3 del presente artículo, se elegirán con arreglo a su capacidad para cumplir los objetivos específicos de las acciones y para lograr resultados, teniendo en cuenta, en particular, los costes de los controles, la carga administrativa y los riesgos probables de incumplimiento. En el caso de las subvenciones, se tendrán también en cuenta la utilización de cantidades a tanto alzado, tipos fijos y baremos de costes unitarios.

9.   Las acciones financiadas en virtud de los Instrumentos podrán ejecutarse mediante cofinanciación paralela o conjunta.

En caso de cofinanciación paralela, la acción se dividirá en varios componentes claramente identificables, cada uno de los cuales será financiado por los distintos socios que garanticen la cofinanciación, de modo que en todo momento siga pudiendo determinarse el destino final de la financiación.

En caso de cofinanciación conjunta, los socios que participen en la cofinanciación se repartirán las contribuciones al coste total de la acción y todos los fondos aportados se pondrán en común, de modo que no podrá determinarse la fuente de financiación de cada actividad concreta de la acción. En tal caso, la publicación a posteriori de los contratos de subvención y los contratos públicos establecida en el artículo 35 del Reglamento (UE, Euratom) no 966/2012 cumplirá, en su caso, las normas por las que se rija la entidad delegataria.

10.   Cuando se recurra a uno de los tipos de financiación mencionados en el apartado 1 del presente artículo o en el artículo 6, apartado 1, la cooperación entre la Unión y sus socios podrá adoptar, entre otras, la forma de:

a)

acuerdos triangulares en virtud de los cuales la Unión coordine con terceros países su ayuda a una región o país socio;

b)

medidas de cooperación administrativa, como hermanamientos entre instituciones públicas, autoridades locales, organismos públicos nacionales o entidades de Derecho privado a los que los Estados miembros y los de una región o país socios confíen misiones de servicio público, así como medidas de cooperación en las que participen expertos del sector público enviados por los Estados miembros o por sus autoridades regionales y locales;

c)

contribuciones a los costes necesarios para establecer y gestionar una asociación público-privada;

d)

programas de apoyo a políticas sectoriales a través de los cuales la Unión facilite apoyo a un programa sectorial del país socio;

e)

en el caso del IEV y del IAP II, contribuciones a los costes de la participación de los países en los programas y organismos de la Unión;

f)

bonificaciones de intereses;

g)

financiación mediante subvenciones a organismos de la Unión.

11.   Cuando trabaje con las partes interesadas de los países beneficiarios, la Comisión tendrá en cuenta sus características específicas, en particular sus necesidades y contexto, a la hora de definir las modalidades de financiación, el tipo de contribución, las modalidades de adjudicación y las disposiciones administrativas para la gestión de las subvenciones, con el fin de alcanzar y responder mejor a la gama más amplia posible de dichas partes interesadas. Se promoverán modalidades específicas acordes con el Reglamento (UE, Euratom) no 966/2012, como los acuerdos de asociación, las autorizaciones de subvenciones, la adjudicación directa o convocatorias restringidas de propuestas o cantidades a tanto alzado.

12.   En su labor de apoyo a la transición y reforma de los países socios, la Unión se inspirará, cuando proceda, en la experiencia de los Estados miembros y en las enseñanzas extraídas.

Artículo 5

Impuestos, derechos y gravámenes

La ayuda de la Unión no generará ni activará la recaudación de impuestos, derechos o gravámenes específicos.

Cuando sea posible, se negociarán disposiciones adecuadas con países terceros, a fin de eximir las acciones por las que se aplica la ayuda financiera de la Unión de impuestos, derechos de aduana y otros gravámenes fiscales. En caso contrario, dichos impuestos, derechos y gravámenes se considerarán costes subvencionables en las condiciones establecidas en el Reglamento (UE, Euratom) no 966/2012.

Artículo 6

Disposiciones específicas en materia de financiación

1.   Además de los tipos de financiación contemplados en el artículo 4, apartado 1, del presente Reglamento, la Unión también podrá facilitar ayuda financiera, en virtud de los Instrumentos siguientes y de conformidad con el Reglamento (UE, Euratom) no 966/2012, mediante los siguientes tipos de financiación:

a)

en virtud del ICD y en virtud del IEV, reducción de la deuda en el marco de programas de reducción de la deuda aprobados en acuerdos internacionales;

b)

en virtud del ICD y en virtud del Instrumento en pro de la Estabilidad y la Paz, en casos excepcionales, programas sectoriales y generales de importación, que podrán adoptar la forma de:

i)

programas sectoriales de importación en especie;

ii)

programas sectoriales de importación en forma de ayuda en divisas para financiar importaciones destinadas al sector en cuestión; o

iii)

programas generales de importación en forma de ayuda en divisas para financiar importaciones generales referentes a una amplia gama de productos;

c)

en virtud del IEDDH, adjudicación directa de:

i)

subvenciones de escasa cuantía para los defensores de los derechos humanos, destinadas a financiar acciones urgentes de protección, en su caso sin necesidad de cofinanciación;

ii)

subvenciones, en su caso sin necesidad de cofinanciación, destinadas a financiar acciones en las condiciones más difíciles o en situaciones contempladas en el artículo 2, apartado 4, del Reglamento (UE) no 235/2014, cuando no resulte adecuado publicar una convocatoria de propuestas; dichas subvenciones no excederán de 1 000 000 EUR y tendrán una duración máxima de 18 meses, que podrá prorrogarse por otros 12 meses cuando se presenten obstáculos objetivos e imprevistos para su ejecución;

iii)

subvenciones a la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, así como al Centro Interuniversitario Europeo para los Derechos Humanos y la Democratización, que ofrece un título de Máster Europeo en Derechos Humanos y Democratización, y un Programa de Becas UE-Naciones Unidas, y a su red de universidades asociadas que ofrecen diplomas de postgrado, con inclusión de becas a estudiantes y a defensores de los derechos humanos de terceros países.

2.   En el marco del IEV y del IAP II, los programas de cooperación transfronteriza se ejecutarán, en particular, en régimen de gestión compartida con los Estados miembros o en gestión indirecta con terceros países u organizaciones internacionales. Se establecerán normas detalladas en los actos ejecución que se adopten en virtud del Reglamento (UE) no 232/2014 y del Reglamento (UE) no 231/2014.

3.   La Comisión podrá adoptar programas de acción plurianuales:

a)

de una duración máxima de tres años en el caso de acciones recurrentes;

b)

de una duración máxima de siete años en el marco del IAP II.

En caso de que se establezcan compromisos plurianuales, estos contendrán disposiciones que indiquen que, para los años posteriores al del compromiso inicial, los compromisos serán indicativos y estarán supeditados a los presupuestos anuales futuros de la Unión.

4.   Para las acciones en el marco del IEV y del IAP II de más de un año de duración, los compromisos presupuestarios podrán desglosarse a lo largo de varios años en cuotas anuales.

En estos casos, y salvo disposición contraria en las normas aplicables, la Comisión procederá a la liberación automática de cualquier parte del compromiso presupuestario destinado a un programa que, hasta el 31 de diciembre del quinto año siguiente al del compromiso presupuestario, no se haya usado a efectos de prefinanciación ni para realizar pagos intermedios o para el cual la entidad encargada no haya presentado ninguna declaración certificada de gasto ni ninguna solicitud de pago.

5.   Las normas por las que se rige la cooperación transfronteriza previstas en el IAP II aplicadas en régimen de gestión compartida con los Estados miembros serán compatibles con las normas incluidas en el Reglamento (UE) no 1303/2013 del Parlamento Europeo y del Consejo (17) y el Reglamento (UE) no 1299/2013 del Parlamento Europeo y del Consejo (18).

Artículo 7

Protección de los intereses financieros de la Unión

1.   La Comisión adoptará las medidas adecuadas para garantizar que, cuando se realicen las acciones financiadas en el marco del presente Reglamento, los intereses financieros de la Unión queden protegidos mediante la aplicación de medidas preventivas contra el fraude, la corrupción y cualquier otra actividad ilegal, mediante la realización de controles efectivos y, si se detectan irregularidades, mediante la recuperación o, en su caso, la restitución de las cantidades abonadas indebidamente y, cuando proceda, mediante la imposición de sanciones administrativas y financieras efectivas, proporcionadas y disuasorias.

2.   La Comisión, o sus representantes, y el Tribunal de Cuentas tendrán el poder de auditar o, en el caso de organizaciones internacionales, el poder de verificar de conformidad con los acuerdos alcanzados con estas, mediante la inspección de documentos e in situ, a todos los beneficiarios de subvenciones, contratistas y subcontratistas que hayan recibido fondos de la Unión en virtud del presente Reglamento.

3.   La Oficina Europea de Lucha contra el Fraude (OLAF) podrá realizar investigaciones, que incluyan controles y verificaciones, de conformidad con las disposiciones y procedimientos previstos en el Reglamento (UE, Euratom) no 883/2013 del Parlamento Europeo y del Consejo (19) y en el Reglamento (Euratom, CE) no 2185/96 del Consejo (20), con vistas a establecer cualquier posible fraude, corrupción u otra actividad ilegal que ataña a los intereses financieros de la Unión, en relación con un convenio o decisión de subvención o un contrato financiado con arreglo al presente Reglamento.

4.   Sin perjuicio de lo dispuesto en los apartados 1, 2 y 3, los acuerdos de cooperación con terceros países y con organizaciones internacionales, los contratos, los convenios y las decisiones de subvención que se deriven de la aplicación del presente Reglamento, contendrán disposiciones que establezcan expresamente la potestad de la Comisión, del Tribunal de Cuentas y de la OLAF de llevar a cabo las auditorías y los controles y verificaciones in situ mencionados, en función de sus competencias respectivas.

TÍTULO III

NORMAS EN MATERIA DE NACIONALIDAD Y ORIGEN APLICABLES A LOS PROCEDIMIENTOS DE CONTRATACIÓN PÚBLICA DE CONCESIÓN DE SUBVENCIONES Y OTROS PROCEDIMIENTOS DE ADJUDICACIÓN

Artículo 8

Disposiciones comunes

1.   La participación en licitaciones de contratación pública y en procedimientos de concesión de subvenciones y otros procedimientos de adjudicación para las acciones financiadas en virtud del presente Reglamento en beneficio de terceros estará abierta a todas las personas físicas que sean nacionales de un país elegible en la definición del Instrumento aplicable en virtud del presente título, y a las personas jurídicas que estén efectivamente establecidas en él, así como a las organizaciones internacionales.

Entre las personas jurídicas se podrán incluir las organizaciones de la sociedad civil, como las organizaciones no gubernamentales sin ánimo de lucro y las fundaciones políticas independientes, las organizaciones comunitarias y las agencias, entidades y organizaciones sin ánimo de lucro del sector privado, así como las correspondientes redes locales, nacionales, regionales e internacionales.

2.   Cuando se trate de acciones financiadas conjuntamente con un socio u otro donante, o que se ejecuten a través de un Estado miembro en régimen de gestión compartida o a través de un fondo fiduciario creado por la Comisión, serán elegibles asimismo los países que son elegibles con arreglo a las normas de dicho socio, donante o Estado miembro o que se determinen en el acto constitutivo del fondo fiduciario.

En el caso de las acciones que se ejecuten en régimen de gestión indirecta encomendada a un organismo comprendido en una de las categorías contempladas en el artículo 58, apartado 1, letra c), incisos ii) a viii), del Reglamento (UE, Euratom) no 966/2012, serán elegibles los países que lo sean con arreglo a las normas del organismo de que se trate.

3.   Cuando se trate de una acción financiada por uno de los Instrumentos y, además, por otro instrumento para la acción exterior de la Unión, incluido el Fondo Europeo de Desarrollo, los países determinados en cualquiera de dichos Instrumentos se considerarán elegibles a efectos de dichas acciones.

Cuando se trate de acciones de carácter mundial, regional o transfronterizo financiadas por uno de los Instrumentos, los países, territorios y regiones comprendidos en la acción podrán considerarse elegibles a efectos de dicha acción.

4.   Todos los suministros adquiridos al amparo de un contrato público, o con arreglo a un convenio de subvención, financiados en virtud del presente Reglamento deberán ser originarios de un país elegible. No obstante, podrán ser originarios de cualquier país cuando el importe de los suministros adquiridos sea inferior al umbral para el uso del procedimiento negociado en régimen competitivo. A efectos del presente Reglamento se entenderá el término «origen» como se define en los artículos 23 y 24 del Reglamento (CEE) del Consejo no 2913/92 (21) y otros actos legislativos de la Unión que regulen el origen no preferencial.

5.   Las normas contempladas en el presente título no se aplicarán a las personas físicas empleadas o contratadas legalmente de otra forma por un contratista (o subcontratista cuando proceda) elegible, ni generan restricciones de nacionalidad contra dichas personas físicas.

6.   Con objeto de promover las capacidades, los mercados y las adquisiciones locales, se concederá prioridad a los contratistas locales y regionales en el caso en que el Reglamento (UE, Euratom) no 966/2012 disponga la adjudicación sobre la base de una sola oferta. En todos los demás casos, se promoverá la participación de contratistas locales y regionales de conformidad con las disposiciones pertinentes de dicho Reglamento.

7.   La elegibilidad, tal y como se establece en el presente título, podrá restringirse respecto a la nacionalidad, localización o naturaleza de los solicitantes cuando dichas restricciones se requieran por el carácter específico y los objetivos de la acción y cuando sea necesario para su ejecución efectiva. Dichas restricciones podrán aplicarse, en particular, a la participación en procedimientos de adjudicación cuando se trate de acciones de cooperación transfronteriza.

8.   Las personas físicas y jurídicas a las que se hayan adjudicado contratos cumplirán la legislación medioambiental aplicable, incluidos los acuerdos multilaterales en materia de medio ambiente, y las normas fundamentales del trabajo acordadas internacionalmente (22).

Artículo 9

Elegibilidad al amparo del ICD, del IEV y del Instrumento de Asociación para la cooperación con terceros países

1.   Podrán optar a financiación al amparo del ICD, el IEV y el Instrumento de Asociación para la cooperación con terceros países los licitadores, solicitantes y candidatos de los países siguientes:

a)

los Estados miembros, los beneficiarios que figuran en el anexo I del Reglamento (UE) no 231/2014 y las partes signatarias del Acuerdo sobre el Espacio Económico Europeo;

b)

en el caso del IEV, los países socios incluidos en el IEV y la Federación de Rusia cuando el procedimiento correspondiente tenga lugar en el contexto de los programas de cooperación multipaíses y transfronterizos en que participen;

c)

los países y territorios en desarrollo incluidos en la lista de beneficiarios de ayuda oficial para el desarrollo publicada por el Comité de Ayuda de la OCDE («lista de beneficiarios de AOD»), que no sean miembros del G-20, y los países y territorios de ultramar contemplados en la Decisión 2001/822/CE del Consejo (23);

d)

los países en desarrollo incluidos en la lista de beneficiarios de AOD, que sean miembros del G-20, y otros países y territorios que sean beneficiarios de acciones financiadas por la Unión en virtud de los Instrumentos a que se refiere el presente artículo;

e)

los países con los que la Comisión haya establecido un acceso recíproco respecto a la ayuda exterior; podrá concederse acceso recíproco, durante un período limitado de al menos un año, siempre y cuando un país reconozca la elegibilidad en igualdad de condiciones a entidades de la Unión y de países elegibles con arreglo a los instrumentos a que se refiere el presente artículo. La Comisión adoptará una decisión sobre el acceso recíproco y su duración de conformidad con el procedimiento consultivo mencionado en el artículo 16, apartado 2, y previa consulta con el país o países beneficiarios de que se trate; así como

f)

los países miembros de la OCDE, cuando se trate de contratos ejecutados en un país menos adelantado o un país pobre muy endeudado, de acuerdo con la lista de beneficiarios de AOD.

2.   Los licitadores, solicitantes y candidatos de los países no elegibles o los suministros de origen no elegible podrán ser considerados elegibles por la Comisión cuando se trate de:

a)

países que tengan vínculos económicos, comerciales o geográficos tradicionales con países vecinos beneficiarios, o

b)

casos de urgencia o de falta de disponibilidad de productos y servicios en los mercados de los países de que se trate, o en otros casos debidamente justificados, cuando la aplicación de las normas de elegibilidad imposibiliten la ejecución de un proyecto, programa o acción, o la hagan excesivamente difícil.

3.   Respecto a las acciones llevadas a cabo en gestión compartida, el Estado miembro en el que la Comisión haya delegado funciones de ejecución podrá aceptar como elegibles, en nombre de la Comisión, a licitadores, solicitantes y candidatos procedentes de países no elegibles conforme a lo dispuesto en el apartado 2 del presente artículo, o a productos de origen no elegible, conforme a lo dispuesto en el artículo 8, apartado 4.

Artículo 10

Elegibilidad al amparo del IAP II

1.   Podrán optar a financiación al amparo del IAP II los licitadores, solicitantes y candidatos de los países siguientes:

a)

los Estados miembros, los beneficiarios que figuran en el anexo I del Reglamento (UE) no 231/2014, las partes signatarias del Acuerdo sobre el Espacio Económico Europeo y los países socios objeto del IEV, y

b)

los países con los que la Comisión haya establecido un acceso recíproco respecto a la ayuda exterior en las condiciones previstas en el artículo 9, apartado 1, letra e).

2.   En casos de urgencia o de falta de disponibilidad de productos y servicios en los mercados de los países de que se trate, o en otros casos debidamente justificados, cuando la aplicación de las normas de elegibilidad imposibilite la ejecución de un proyecto, programa o acción, o la haga excesivamente difícil, los licitadores, solicitantes y candidatos de los países no elegibles o los productos de origen no elegible podrán ser considerados elegibles por la Comisión.

3.   Respecto a las acciones llevadas a cabo en gestión compartida, el Estado miembro en el que la Comisión haya delegado funciones de ejecución podrá aceptar como elegibles, en nombre de la Comisión, a licitadores, solicitantes y candidatos procedentes de países no elegibles conforme a lo dispuesto en el apartado 2 del presente artículo, o a productos de origen no elegible, conforme a lo dispuesto en el artículo 8, apartado 4.

Artículo 11

Elegibilidad al amparo del IEDDH y del Instrumento en pro de la Estabilidad y la Paz

1.   Sin perjuicio de las restricciones inherentes a la naturaleza y los objetivos de la acción conforme a lo dispuesto en el artículo 8, apartado 7, la participación en la adjudicación de contratos o subvenciones, así como la contratación de expertos, en virtud del IEDDH y del Instrumento en pro de la Estabilidad y la Paz estarán abiertas sin limitaciones.

2.   De conformidad con el artículo 4, apartados 1, 2 y 3, y el artículo 6, apartado 1, letra c), serán elegibles para financiación en virtud del IEDDH:

a)

las organizaciones de la sociedad civil, incluidas las organizaciones no gubernamentales sin ánimo de lucro y las fundaciones políticas independientes, las organizaciones comunitarias y las agencias, entidades y organizaciones sin ánimo de lucro del sector privado, así como las correspondientes redes locales, nacionales, regionales e internacionales;

b)

las agencias, entidades y organizaciones y redes del sector público sin ánimo de lucro, locales, nacionales, regionales e internacionales;

c)

las instancias parlamentarias nacionales, regionales e internacionales cuando ello sea necesario para alcanzar los objetivos del IEDDH y la medida propuesta no pueda financiarse en el marco de otro Instrumento;

d)

las organizaciones intergubernamentales internacionales y regionales;

e)

las personas físicas, las entidades sin personalidad jurídica y, en casos excepcionales y debidamente justificados, otros organismos o agentes no definidos en el presente apartado, cuando ello sea necesario para cumplir los objetivos del IEDDH.

Artículo 12

Seguimiento y evaluación de las acciones

1.   La Comisión hará un seguimiento periódico de sus acciones y analizará los progresos en la consecución de los resultados esperados, respecto de rendimientos y efectos. Además, la Comisión evaluará las repercusiones y la eficacia de sus políticas y acciones sectoriales, así como la eficacia de la programación, recurriendo, si procede, a evaluaciones externas independientes. Se tendrán debidamente en cuenta las propuestas de evaluaciones externas independientes formuladas por el Parlamento Europeo o por el Consejo. Las evaluaciones se basarán en los principios de buenas prácticas del Comité de Ayuda de la OCDE, procurando verificar si se han cumplido los objetivos específicos, atendiendo, cuando proceda, a la igualdad entre los sexos, y deberán formular recomendaciones para mejorar las operaciones futuras. Dichas evaluaciones se realizarán sobre la base de indicadores predefinidos, claros, transparentes y, en su caso, específicos para cada país y mensurables.

2.   La Comisión transmitirá sus informes de evaluación al Parlamento Europeo, al Consejo y a los Estados miembros a través del comité pertinente a que se refiere el artículo 16. A petición de los Estados miembros, se podrán debatir en dicho comité evaluaciones concretas. Los resultados de estos informes se tendrán en cuenta en la elaboración de programas y en la asignación de recursos.

3.   La Comisión asociará, en la medida que corresponda, a todas las partes interesadas en la fase de evaluación de la ayuda de la Unión prevista en el presente Reglamento, y cuando proceda, procurará organizar evaluaciones conjuntas con Estados miembros y socios en materia de ayuda al desarrollo.

4.   El informe a que se refiere el artículo 13 reflejará lo esencial de las enseñanzas extraídas, así como la actuación consecutiva a las recomendaciones de las evaluaciones realizadas años anteriores.

TÍTULO IV

OTRAS DISPOSICIONES COMUNES

Artículo 13

Informe anual

1.   La Comisión examinará los progresos realizados en la aplicación de las medidas de ayuda financiera exterior de la Unión y, a partir de 2015, presentará al Parlamento Europeo y al Consejo un informe anual sobre la consecución de los objetivos de cada Reglamento mediante indicadores que midan los resultados logrados y la eficacia del Instrumento en cuestión. Dicho informe también se presentará al Comité Económico y Social Europeo y al Comité de las Regiones.

2.   El informe anual presentará, respecto del año anterior, información sobre las medidas financiadas, los resultados de las actividades de seguimiento y evaluación, la participación de los socios interesados y la ejecución presupuestaria en lo tocante a compromisos y pagos, desglosada por países, regiones y ámbitos de cooperación. Asimismo, el informe evaluará los resultados de la ayuda financiera de la Unión sirviéndose, en la medida de lo posible, de indicadores específicos y mensurables relativos a su papel en la consecución de los objetivos de los Instrumentos. En el caso de la cooperación para el desarrollo, el informe evaluará igualmente, cuando sea posible y pertinente, la conformidad con los principios de eficacia de la ayuda, incluso cuando se trate de instrumentos financieros innovadores.

3.   El informe anual que se elabore en 2021 contendrá información consolidada de los informes anuales referidos al periodo 2014-2020 sobre toda la financiación regulada por el presente Reglamento, que incluya los ingresos afectados externos y las contribuciones a los fondos fiduciarios, y que ofrezca un desglose de los gastos por país beneficiario, uso de los instrumentos financieros, compromisos y pagos.

Artículo 14

Gastos relativos a la acción en favor del clima y la biodiversidad

Se efectuará una estimación anual del gasto total relacionado con la acción en favor del clima y la biodiversidad basada en los documentos indicativos de programación adoptados. La financiación asignada en el contexto de los Instrumentos será objeto de un sistema de seguimiento anual basado en la metodología de la OCDE (los «marcadores de Río»), sin excluir el recurso a metodologías más exactas cuando las haya; dicho sistema de seguimiento se integrará en la metodología existente de gestión del rendimiento de los programas de la Unión, para cuantificar los gastos relacionados con la acción en favor del clima y la biodiversidad en los programas de acción y en las medidas individuales y específicas contempladas en el artículo 2, apartado 1, y se consignará en las evaluaciones y en el informe anual.

Artículo 15

Participación de las partes interesadas de los países beneficiarios

Cuando sea posible y adecuado, la Comisión velará por que las pertinentes partes interesadas de los países beneficiarios, incluidas las organizaciones de la sociedad civil y las autoridades locales, sean o hayan sido debidamente consultadas y tengan oportunamente acceso a la información pertinente, de modo que puedan desempeñar un papel significativo en el proceso de ejecución.

TÍTULO V

DISPOSICIONES FINALES

Artículo 16

Procedimiento de comités

1.   La Comisión estará asistida por los comités establecidos por los Instrumentos. Dichos comités se considerarán comités en el sentido del Reglamento (UE) no 182/2011.

2.   En los casos en que se haga referencia al presente apartado, se aplicará el artículo 4 del Reglamento (UE) no 182/2011.

Cuando sea necesario recabar un dictamen del comité por procedimiento escrito, dicho procedimiento se dará por concluido sin resultado cuando así lo decida el presidente del comité o lo pida una mayoría simple de sus miembros dentro del plazo de entrega del dictamen.

3.   En los casos en que se haga referencia al presente apartado, se aplicará el artículo 5 del Reglamento (UE) no 182/2011.

Cuando sea necesario pedir un dictamen del comité por procedimiento escrito, dicho procedimiento se dará por concluido sin resultado cuando así lo decida el presidente del comité o lo pida una mayoría simple de sus miembros dentro del plazo de entrega del dictamen.

4.   En los casos en que se haga referencia al presente apartado, se aplicará el artículo 8 del Reglamento (UE) no 182/2011, en relación con su artículo 5.

La decisión adoptada permanecerá en vigor durante el mismo periodo que el documento, programa de acción o medida adoptados o modificados.

5.   Un observador del BEI participará en las reuniones en lo que se refiere a las cuestiones relativas al BEI.

Artículo 17

Revisión intermedia y evaluación de los Instrumentos

1.   El 31 de diciembre de 2017 a más tardar, la Comisión presentará un informe de revisión intermedio sobre la ejecución de cada uno de los Instrumentos y del presente Reglamento. Abarcará el periodo comprendido entre el 1 de enero de 2014 y el 30 de junio de 2017 y se centrará en la consecución de los objetivos de cada Instrumento mediante indicadores que midan los resultados logrados y la eficacia de los Instrumentos.

Con vistas a la consecución de los objetivos de cada Instrumento, dicho informe examinará además el valor añadido de cada Instrumento, el margen de simplificación, la coherencia interna y externa, incluidas la complementariedad y las sinergias entre los Instrumentos, si todos los objetivos siguen siendo pertinentes, la contribución de las medidas a la coherencia de la acción exterior de la Unión y, en su caso, a las prioridades de la Unión en términos de crecimiento inteligente, sostenible e inclusivo. La Comisión tendrá en cuenta las constataciones y conclusiones sobre la incidencia a largo plazo de los Instrumentos. Dicho informe incluirá también información sobre el efecto de palanca logrado por los fondos de cada instrumento financiero.

El informe se realizará con el propósito concreto de mejorar la ejecución de la ayuda de la Unión. Informará también sobre las decisiones relativas a la renovación, modificación o suspensión de los tipos de acciones ejecutadas en virtud de los Instrumentos.

El informe incluirá también información consolidada de los informes anuales pertinentes sobre toda la financiación regulada por el presente Reglamento, que incluya los ingresos asignados externos y las contribuciones a los fondos fiduciarios, y que ofrezca un desglose de los gastos por país beneficiario, uso de los instrumentos financieros, compromisos y pagos.

La Comisión elaborará un informe final de evaluación correspondiente al periodo 2014-2020 en el marco de la revisión provisional del siguiente periodo de financiación.

2.   El informe de revisión intermedio a que se refiere el apartado 1, párrafo primero se presentará al Parlamento Europeo y al Consejo acompañado, si procede, de propuestas legislativas que incorporen las modificaciones necesarias en los Instrumentos y en el presente Reglamento.

3.   Los valores de los indicadores a 1 de enero de 2014 se utilizarán como base para valorar el grado de cumplimiento de los objetivos.

4.   La Comisión podrá requerir a los países socios la presentación de todos los datos e informaciones necesarios, de acuerdo con los compromisos internacionales sobre la eficacia de la ayuda, a fin de poder hacer el seguimiento y la evaluación de las medidas en cuestión.

5.   Los resultados y repercusiones a más largo plazo y la sostenibilidad de los efectos de los Instrumentos se evaluarán de conformidad con las normas y procedimientos de seguimiento, evaluación y transmisión de informes aplicables en ese momento.

Artículo 18

Entrada en vigor

El presente Reglamento entrará en vigor al día siguiente de su publicación en el Diario Oficial de la Unión Europea.

El presente Reglamento será aplicable del 1 de enero de 2014 al 31 de diciembre de 2020.

El presente Reglamento será obligatorio en todos sus elementos y directamente aplicable en cada Estado miembro.

Hecho en Estrasburgo, el 11 de marzo de 2014.

Por el Parlamento Europeo

El Presidente

M. SCHULZ

Por el Consejo

El Presidente

D. KOURKOULAS


(1)  DO C 391 de 18.12.2012, p. 110.

(2)  Posición del Parlamento Europeo de 11 de diciembre de 2013 (no publicada aún en el Diario Oficial) y Decisión del Consejo de 11 de marzo de 2014.

(3)  Reglamento (UE) no 233/2014 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establece un Instrumento de Financiación de la Cooperación al Desarrollo para el período 2014-2020 (véase la página 44 del presente Diario Oficial).

(4)  Reglamento (UE) no 235/2014 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establece un instrumento financiero global para la democracia y los derechos humanos (véase la página 85 del presente Diario Oficial).

(5)  Reglamento (UE) no 232/2014 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establece un Instrumento Europeo de Vecindad (véase la página 27 del presente Diario Oficial).

(6)  Reglamento (UE) no 230/2014 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establece un Instrumento en pro de la Estabilidad y la Paz (véase la página 1 del presente Diario Oficial).

(7)  Reglamento (UE) no 231/2014 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establece un Instrumento de Ayuda Preadhesión (IAP II) (véase la página 11 del presente Diario Oficial).

(8)  Reglamento (UE) no 234/2014 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 11 de marzo de 2014, por el que se establece un Instrumento de Asociación para la cooperación con terceros países (véase la página 77 del presente Diario Oficial).

(9)  Reglamento (UE, Euratom) no 966/2012 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 25 de octubre de 2012, sobre las normas financieras aplicables al presupuesto general de la Unión y por el que se deroga el Reglamento (CE, Euratom) no 1605/2002 del Consejo (DO L 298 de 26.10.2012, p. 1).

(10)  Reglamento Delegado (UE) no 1268/2012 de la Comisión, de 29 de octubre de 2012, sobre las normas de desarrollo del Reglamento (UE, Euratom) no 966/2012 del Parlamento Europeo y del Consejo sobre las normas financieras aplicables al presupuesto general de la Unión (DO L 362 de 31.12.2012, p. 1).

(11)  Reglamento (UE) no 182/2011 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 16 de febrero de 2011, por el que se establecen las normas y los principios generales relativos a las modalidades de control por parte de los Estados miembros del ejercicio de las competencias de ejecución por la Comisión (DO L 55 de 28.2.2011, p. 13).

(12)  Decisión no 1080/2011/UE del Parlamento Europeo y del Consejo, de 25 de octubre de 2011, por la que se concede al Banco Europeo de Inversiones una garantía de la UE frente a las pérdidas que se deriven de préstamos y garantías de préstamos concedidos para la realización de proyectos fuera de la Unión y por la que se deroga la Decisión no 633/2009/CE (DO L 280 de 27.10.2011, p. 1).

(13)  Reglamento (UE, Euratom) no 1311/2013 del Consejo, de 2 de diciembre de 2013, por el que se establece el marco financiero plurianual para el período 2014-2020 (DO L 347 de 20.12.2013, p. 884).

(14)  Reglamento (UE) no 1288/2013 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 11 de diciembre de 2013, por el que se crea el programa «Erasmus+», de educación, formación, juventud y deporte de la Unión y por el que se derogan las Decisiones no 1719/2006/CE, 1720/2006/CE y 1298/2008/CE (DO L 347 de 20.12.2013, p. 50).

(15)  Directiva 2011/92/UE del Parlamento Europeo y del Consejo, de 13 de diciembre de 2011, relativa a la evaluación de las repercusiones de determinados proyectos públicos y privados sobre el medio ambiente (DO L 26 de 28.1.2012, p. 1).

(16)  Directiva 85/337/CEE del Consejo, de 27 de junio de 1985, relativa a la evaluación de las repercusiones de determinados proyectos públicos y privados sobre el medio ambiente (DO L 175 de 5.7.1985, p. 40).

(17)  Reglamento (UE) no 1303/2013 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 17 de diciembre de 2013, por el que se establecen disposiciones comunes relativas al Fondo Europeo de Desarrollo Regional, al Fondo Social Europeo, al Fondo de Cohesión, al Fondo Europeo Agrícola de Desarrollo Rural y al Fondo Europeo Marítimo y de la Pesca, y por el que se establecen disposiciones generales relativas al Fondo Europeo de Desarrollo Regional, al Fondo Social Europeo, al Fondo de Cohesión y al Fondo Europeo Marítimo y de la Pesca, y se deroga el Reglamento (CE) no 1083/2006 del Consejo (DO L 347 de 20.12.2013, p. 320).

(18)  Reglamento (UE) no 1299/2013 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 17 de diciembre de 2013, por el que se establecen disposiciones específicas relativas al apoyo del Fondo Europeo de Desarrollo Regional al objetivo de cooperación territorial europea (DO L 347 de 20.12.2013, p. 259).

(19)  Reglamento (UE, Euratom) no 883/2013 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 11 de septiembre de 2013, relativo a las investigaciones efectuadas por la Oficina Europea de Lucha contra el Fraude (OLAF) y por el que se deroga el Reglamento (CE) no 1073/1999 del Parlamento Europeo y del Consejo y el Reglamento (Euratom) no 1074/1999 del Consejo (DO L 248 de 18.9.2013, p. 1).

(20)  Reglamento (Euratom, CE) no 2185/96 del Consejo de 11 de noviembre de 1996 relativo a los controles y verificaciones in situ que realiza la Comisión para la protección de los intereses financieros de las Comunidades Europeas contra los fraudes e irregularidades (DO L 292 de 15.11.1996, p. 2).

(21)  Reglamento (CEE) no 2913/92 del Consejo, de 12 de octubre de 1992, por el que se aprueba el código aduanero comunitario (DO L 302 de 19.12.1992, p. 1).

(22)  Normas fundamentales del trabajo de la OIT, convenios sobre la libertad sindical y la negociación colectiva, la abolición del trabajo forzoso, la eliminación de la discriminación en materia de empleo y ocupación y la abolición del trabajo infantil.

(23)  Decisión 2001/822/CE del Consejo, de 27 de noviembre de 2001, relativa a la asociación de los países y territorios de ultramar a la Comunidad Europea («Decisión de Asociación Ultramar») (DO L 314 de 30.11.2001, p. 1).


Declaración de la Comisión Europea sobre el empleo deactos de ejecución para el establecimiento de las disposiciones de aplicación de determinadas normas del Reglamento (UE) no