Contratos públicos: establecimiento de unas normas básicas claras

La Directiva establece normas de uso de los contratos públicos para proporcionar obras, suministros o servicios por parte de empresas o personas, y las exenciones que se pueden aplicar.

SÍNTESIS

La legislación especifica que, cuando las autoridades nacionales utilicen la contratación pública para invitar a los licitadores a realizar obras, proporcionar suministros o prestar servicios, deben tratar a todos los solicitantes por igual y no hacer discriminaciones entre ellos. Además, sus negociaciones deben ser transparentes.

Umbrales

Las normas aplicables a los contratos públicos deben seguirse cuando los importes implicados superen los siguientes techos:

La Comisión Europea evalúa estos umbrales cada dos años para determinar si es necesario cambiarlos en cumplimiento de las obligaciones internacionales de la Unión Europea (UE).

Criterios

El contrato se concede al participante con la oferta más ventajosa económicamente, que se determinará en particular en función de la mejor relación calidad-precio. Este criterio tiene en cuenta factores como la relación coste-eficacia general, la calidad, los aspectos medioambientales y sociales, y las condiciones de comercio y de entrega.

Innovación y pequeñas empresas

La legislación introduce un nuevo procedimiento para impulsar el desarrollo de productos, servicios o trabajos innovadores. Para facilitar la participación de pequeñas empresas, las nuevas normas recomiendan a las autoridades públicas que dividan los contratos grandes en lotes individuales.

Salvaguardias

Los países de la UE tienen que garantizar que los operadores económicos y sus subcontratistas cumplen todos los requisitos medioambientales, sociales y laborales europeos y nacionales aplicables, los convenios colectivos y cualquier obligación internacional pertinente.

La legislación endurece las disposiciones sobre las ofertas anormalmente bajas, en especial para evitar que se abuse de los derechos de los trabajadores.

Exenciones

No existe ningún punto en la legislación que requiera a los gobiernos de la UE subcontratar servicios que deseen prestar ellos mismos. Tampoco afecta a la legislación sobre la seguridad social nacional.

Los sectores del agua, la energía, los transportes y los servicios postales están excluidos de la Directiva. En su lugar, estos sectores se regulan a través de la Directiva 2014/25/UE.

Además, algunos sectores, como el de las comunicaciones electrónicas, la investigación y el desarrollo, y la defensa y la seguridad, pueden excluirse bajo algunas condiciones.

ANTECEDENTES

Comunicación de la Comisión Orientaciones de la Comisión Europea sobre el uso del marco de contratación pública en la situación de emergencia relacionada con la crisis del COVID-19

ACTO

Directiva 2014/24/UE del Parlamento Europeo y del Consejo, de 26 de febrero de 2014, sobre contratación pública y por la que se deroga la Directiva 2004/18/CE (DO L 94 de 28.3.2014, pp. 65-242)

ACTOS CONEXOS

Directiva 2014/25/UE del Parlamento Europeo y del Consejo, de 26 de febrero de 2014, relativa a la contratación por entidades que operan en los sectores del agua, la energía, los transportes y los servicios postales y por la que se deroga la Directiva 2004/17/CE (DO L 94 de 28.3.2014, pp. 243-374)

Directiva 2014/23/UE del Parlamento Europeo y del Consejo, de 26 de febrero de 2014, relativa a la adjudicación de contratos de concesión (DO L 94 de 28.3.2014 pp. 1-64)

última actualización 04.05.2020