52008DC0823




[pic] | COMISIÓN DE LAS COMUNIDADES EUROPEAS |

Bruselas, 3.12.2008

COM(2008) 823 final

COMUNICACIÓN DE LA COMISIÓN AL PARLAMENTO EUROPEO Y AL CONSEJO

Asociación Oriental

{SEC(2008) 2974}

COMUNICACIÓN DE LA COMISIÓN AL PARLAMENTO EUROPEO Y AL CONSEJO

Asociación Oriental

1. UN CONTEXTO EN MUTACIÓN

Para la Unión Europea reviste especial interés que se garanticen la estabilidad, la mejora de la gobernanza y el desarrollo económico en sus fronteras orientales. Al mismo tiempo, todos nuestros socios en Europa Oriental y el Cáucaso Meridional buscan intensificar sus relaciones con la Unión Europea. La política de la Unión en relación con esos países debe ser dinámica e inequívoca: apoyará con firmeza los esfuerzos que realicen para aproximarse a la UE y les ofrecerá toda la ayuda necesaria para las reformas que conlleve esa tarea, en el marco de una dimensión oriental integrada en la Política Europea de Vecindad (PEV)[1].

A lo largo de los tres últimos lustros se han registrado profundas modificaciones en el flanco oriental de la UE. Desde la celebración de los acuerdos de asociación y cooperación entre la Unión Europea y sus socios orientales[2], las sucesivas ampliaciones han incrementado la proximidad geográfica, y las reformas impulsadas por la PEV han propiciado la aproximación política y económica de esos países a la UE. La Unión Europea debe asumir una mayor responsabilidad en relación con esos socios, para ayudarles a abordar los retos políticos y económicos que afrontan y atender sus aspiraciones de establecimiento de lazos más estrechos. Ha llegado el momento de abrir una nueva etapa en las relaciones con estos socios, sin prejuicio de las aspiraciones expresadas por cada uno de ellos en lo que respecta a su futura relación con la UE.

El Consejo Europeo de 19 y 20 de junio de 2008 pidió a la Comisión que elaborara una propuesta relativa a una «Asociación Oriental» y subrayó la necesidad de establecer un enfoque diferenciado que respetara la naturaleza de la PEV como único marco político coherente. El Consejo Europeo extraordinario celebrado el 1 de septiembre de 2008 solicitó que se acelerara esa labor, vista la necesidad de reafirmar el compromiso de la UE tras el conflicto en Georgia y sus repercusiones generales.

2. UNA ASOCIACIÓN MÁS AMBICIOSA

La presente Comunicación recoge propuestas relativas a una Asociación Oriental. Esta Asociación debería aportar un mensaje político duradero de solidaridad de la Unión Europea, así como apoyo adicional tangible en favor de las reformas de los socios centradas en la democracia y la economía de mercado y la consolidación de su integridad territorial y su categoría de Estados. Se fomenta así la estabilidad, la seguridad y la prosperidad de la UE, de sus socios y de hecho de todo el continente. La Asociación Oriental será impulsada en paralelo a la asociación estratégica de la UE con Rusia.

La PEV ya ha propiciado el estrechamiento de las relaciones entre la UE y sus vecinos. La Asociación Oriental debería ir más allá. El principio rector debe ser ofrecer el máximo posible, teniendo en cuenta las realidades políticas y económicas y la situación de las reformas del socio de que se trate, aportando beneficios visibles para los ciudadanos de cada país. Un componente esencial de la Dimensión Oriental será el compromiso asumido por la UE de acompañar con mayor intensidad los esfuerzos de reforma desplegados por cada uno de los socios.

Es vital que esta Asociación se impulse con el pleno compromiso político de los Estados miembros de la UE. El desarrollo de contactos e intercambios parlamentarios activos desempeñará asimismo un papel importante.

La Asociación Oriental estará basada en compromisos mutuos respecto al Estado de Derecho, la buena gobernanza, el respeto de los derechos humanos, el respeto y la protección de las minorías y los principios de la economía de mercado y el desarrollo sostenible. El grado de ambición de la relación de la UE con los socios orientales tendrá en cuenta la medida en que esos valores encuentran reflejo en la aplicación de políticas y las prácticas nacionales.

La asunción conjunta de la iniciativa es esencial, y ambas Partes de la Asociación Oriental deben asumir sus responsabilidades. La Asociación Oriental sólo podrá lograr su objetivo de asociación política e integración económica si existe una firme voluntad política en ambas Partes.

La labor necesaria para lograr estos objetivos debe avanzar sobre una senda bilateral y multilateral:

- La senda bilateral se concebirá con el fin de crear una relación más estrecha entre la UE y cada uno de los países socios, para fomentar su estabilidad y prosperidad en interés mutuo de todas las Partes. Incluirá la potenciación de las relaciones contractuales hacia acuerdos de asociación; la perspectiva de negociaciones para configurar zonas de libre comercio de gran profundidad y amplitud con cada país y el incremento del apoyo para satisfacer los requisitos pertinentes, con vistas al establecimiento de una red de ZLC que pueda convertirse a largo plazo en una Comunidad Económica de Vecindad; la liberalización gradual del régimen de visados en un entorno seguro; la profundización de la cooperación en aras de la ampliación de la seguridad energética de la UE y los socios, y apoyo en favor de políticas económicas y sociales destinadas a reducir las disparidades existentes entre los países socios y en cada uno de ellos. Será necesario elaborar un programa de desarrollo institucional global que permita mejorar la capacidad de los distintos socios de llevar a cabo las reformas necesarias.

– La senda multilateral establecerá un nuevo marco que permita abordar los retos compartidos. A continuación se proponen cuatro plataformas relativas a otros tantos ámbitos políticos: democracia, buena gobernanza y estabilidad; integración económica y convergencia con las políticas de la UE; seguridad energética; contactos entre ciudadanos. La senda multilateral avanzará asimismo a través de una serie de iniciativas emblemáticas que fomentarán los objetivos de la Asociación Oriental y cuya financiación correrá a cargo de diversos donantes, las instituciones financieras internacionales y el sector privado.

3. PROFUNDIZACIÓN DEL COMPROMISO BILATERAL

Todos los socios comparten el deseo de profundizar sus relaciones con la UE, aunque sus objetivos en cuanto a ellas no sean idénticos. La UE debe estar abierta a esta evolución y ofrecer una asociación política de mayor nivel y una intensificación gradual de los vínculos en ámbitos clave.

Sobre la base de las propuestas previas de la Comisión destinadas a consolidar la PEV, la Asociación Oriental reforzará la interacción con los seis socios, teniendo en cuenta en todo momento la situación y las aspiraciones concretas de cada uno de ellos. El grado de participación de Belarús en la Asociación Oriental dependerá de la evolución general de sus relaciones con la Unión Europea.

3.1. Nuevas relaciones contractuales

Los acuerdos de asociación pueden ofrecer una respuesta a la aspiración de los socios de establecer una relación más estrecha. Este marco contractual, que propicia un compromiso más sólido y sucederá a los actuales acuerdos de asociación y cooperación, será negociado con aquellos socios que tengan la voluntad y la capacidad de asumir los profundos compromisos resultantes con la UE. Los nuevos acuerdos crearán un sólido vínculo político y fomentarán una mayor convergencia al establecer una vinculación más estrecha con la legislación y las normas de la UE. Deberían asimismo impulsar la cooperación en los ámbitos de la Política Exterior y de Seguridad Común y la Política Europea de Seguridad y Defensa.

El contenido de los acuerdos será diferente y variará en función de los objetivos y las capacidades de los socios. Para facilitar su aplicación se elaborarán, en sustitución de los actuales planes de acción de la PEV, documentos que incluirán parámetros y puntos de referencia, en su caso, y sustentarán los programas nacionales de reforma.

El inicio de las negociaciones y la ulterior profundización de las relaciones se supeditarán al logro de un avance suficiente en cuanto a la democracia, el Estado de Derecho y los derechos humanos, en particular a la demostración de que el marco legislativo y las prácticas electorales se ajustan a las normas internacionales, así como a la cooperación plena con el Consejo de Europa, la Organización para la Seguridad y la Cooperación en Europa, la Oficina de Instituciones Democráticas y Derechos Humanos y los organismos de las Naciones Unidas en el ámbito de los derechos humanos.

Para ayudar a los socios a satisfacer estas condiciones y a respetar los compromisos derivados de los acuerdos de asociación, con cada uno de ellos se elaborará un programa de desarrollo institucional global destinado a mejorar la capacidad administrativa en todos los sectores de cooperación pertinentes, el cual se cofinanciará con recursos del Instrumento Europeo de Vecindad y Asociación (IEVA)[3].

3.2. Integración gradual en la economía de la UE

La apertura de los mercados y la integración económica son condiciones esenciales para el desarrollo de los socios y para la confianza que pueden tener en la ampliación de su asociación con la UE. Así pues, los acuerdos de asociación preverán acceso mutuo a los mercados, lo que creará nuevas oportunidades para ambas Partes y contribuirá a la estabilidad política.

Los acuerdos de asociación incluirán el objetivo de establecer un zona de libre comercio profunda y global con cada uno de los países socios[4]. Estas zonas de libre comercio no se establecerán hasta que los países considerados se hayan adherido a la OMC[5]. Abarcarán en esencia todos los intercambios y aspirarán a lograr el mayor grado posible de liberalización[6] (la asimetría del ritmo de liberalización estará en consonancia con la situación de la economía de cada país). Contendrán compromisos jurídicamente vinculantes relativos a la aproximación de los textos reglamentarios en los ámbitos relacionados con el comercio y contribuirán así a la modernización de la economía de los países socios y al enraizamiento de las reformas económicas necesarias. Crearán perspectivas reales, que se habrán de concretar a largo plazo, para el incremento de la circulación de mercancías (podrían contemplarse acuerdos sobre la evaluación de la conformidad y la aceptación de los productos industriales y el reconocimiento de la equivalencia que hayan obtenido los socios en cuanto a las normas sanitarias y fitosanitarias para los alimentos y los productos agrícolas), capitales y prestación de servicios (por ejemplo, a través de disposiciones sobre el reconocimiento mutuo de los marcos jurídicos e institucionales en determinados sectores, mejores condiciones para el establecimiento de empresas y más oportunidades para la presencia temporal de personas en el territorio de las Partes a efectos empresariales ).

Es posible que algunos socios no estén preparados para negociar y asumir los compromisos vinculados a tal objetivo en el momento de la celebración de los acuerdos de asociación. En cualquier caso, el objetivo de crear una zona de libre comercio profunda y global formará parte de los acuerdos de asociación, con el compromiso de emprender las negociaciones relativas a un zona de libre comercio de esas características y compatible con la OMC tan pronto como los preparativos del país socio estén suficientemente avanzados para negociar, aplicar y asumir los efectos de una liberalización de gran envergadura. Los estudios de viabilidad específicos y los informes de evolución de la PEV elaborados por la Comisión se emplearán en esta evaluación. El programa de desarrollo institucional global ayudará a los socios a prepararse para la negociación y el respeto de los compromisos vinculados a tal zona de libre comercio.

A largo plazo, uno de los objetivos sería la instauración de una red de acuerdos bilaterales entre los socios, que pudiera propiciar la creación de una Comunidad Económica de Vecindad. Este aspecto se examina con mayor detalle en la sección 4.

En paralelo se deberían impulsar medidas sectoriales que faciliten el acceso a los mercados para los socios. En el sector de la agricultura se negociarían con ellos acuerdos sobre indicaciones geográficas[7] , y en su caso cabría contemplar un diálogo centrado en la agricultura para mejorar el conocimiento mutuo de las políticas agrícolas de la UE y de los socios e impulsar la armonización. Se podría reforzar la protección de la propiedad intelectual a través de un diálogo más intenso y acuerdos de validación entre los socios y la Oficina Europea de Patentes. Se fomentará la buena gobernanza en el ámbito fiscal con vistas a desarrollar las actividades económicas en un marco reglamentario adecuado .

3.3. Movilidad y seguridad

Los socios subrayan que la movilidad constituye un test decisivo por lo que respecta a su compromiso con la UE, y la Asociación Oriental debería dar prioridad al fomento de la movilidad en un entorno seguro[8]. La UE debería promover la movilidad de los ciudadanos de aquellos países socios que se comprometan a garantizar el establecimiento de las condiciones necesarias en aras de la gestión adecuada y la seguridad de los desplazamientos.

La UE debería ofrecer a los socios pactos de «movilidad y seguridad » referidos tanto al aspecto de movilidad como a las condiciones necesarias para garantizar un entorno seguro. Entre los grandes ámbitos estratégicos que abarcarían estos pactos figurarían la lucha contra la migración clandestina, la adaptación de los regímenes de asilo a las normas de la UE, el establecimiento de estructuras de gestión integrada de las fronteras conformes al acervo de la UE y el refuerzo de las capacidades de la policía y el poder judicial, en particular en materia de lucha contra la corrupción y la delincuencia organizada. Los pactos mejorarían la movilidad de los ciudadanos, contribuyendo al mismo tiempo a la propia estabilidad y seguridad de los socios, así como a la seguridad de las fronteras de la UE. Estarían adaptados a las características de los distintos países.

El componente de movilidad de los pactos reflejaría la reciente Comunicación de la Comisión relativa al refuerzo del Planteamiento Global de la Migración y el Pacto Europeo sobre la Inmigración y el Asilo, aprobado por el Consejo Europeo en octubre de 2008. El instrumento principal sería la Asociación por la Movilidad, definida en el marco del Enfoque Global de la Migración y actualmente objeto de pruebas en varios países, incluida la República de Moldova (en lo sucesivo, «Moldova»). La evolución en el ámbito de la política de visados será parte indisociable de este concepto más amplio.

La política de visados seguiría un planteamiento por etapas que desembocaría en la liberalización del régimen pertinente con arreglo a condiciones específicas y medidas de acompañamiento, por ejemplo ayuda financiera para nuestros socios.

Además de las propuestas presentadas previamente, en el marco de los pactos la UE debería:

- En primer lugar, entablar conversaciones sobre la facilitación de la concesión de visados con aquellos socios que no hayan celebrado tales acuerdos. Los acuerdos de facilitación de la concesión de visados irían acompañados de acuerdos de readmisión y, cuando proceda, de asistencia técnica al amparo de presupuestos de asistencia general para ayudar a los socios a cumplir las obligaciones derivadas de dichos acuerdos.

- En segundo lugar, revisar los acuerdos para integrar medidas de facilitación adicionales , por ejemplo la exención de la tasa de visado para todos los ciudadanos[9].

- Elaborar un plan coordinado de mejora de la cobertura consular de los Estados miembros en la región animando a los Estados miembros a hacer mayor uso de las representaciones y aportando apoyo financiero para el establecimiento de centros comunes de solicitud de visados, sobre la base de la experiencia fructífera de Chisinau.

- Un vez garantizada la aplicación eficaz de los acuerdos de facilitación de concesión de visados y de readmisión, entablar diálogos sobre los desplazamientos exentos de la obligación de visado con todos los socios que cooperen[10]. En los diálogos se establecerían planes de trabajo sobre la exención del visado y en ellos se abordarían cuatro grandes tipos de cuestiones: seguridad de los documentos; lucha contra la migración clandestina, incluida la readmisión; aspectos de orden público; aspectos relacionados con las relaciones exteriores, como los derechos humanos de los migrantes y otros grupos vulnerables.

- La Comisión pondrá en marcha un estudio centrado en la cuantificación de los costes y los beneficios, para la UE y para los socios, de la movilidad de los trabajadores y de las posibles medidas de ajuste de la oferta y demanda de la mano de obra[11]. En función de los resultados del estudio, la UE impulsará una apertura condicionada del mercado de trabajo de la UE a los ciudadanos de los socios, y medidas destinadas a facilitar la migración circular, en el marco de asociaciones por la movilidad.

- Para garantizar que los desplazamientos tengan lugar en un entorno seguro , la UE debería también ayudar a sus socios a respetar los compromisos políticos y legislativos que ya han asumido en el marco de la PEV en los ámbitos de la justicia y el cumplimiento de la legislación. A tal efecto se podría intensificar la cooperación técnica y la asistencia financiera, marco en el que se debería ampliar de manera considerable el papel de los proyectos de hermanamiento y TAIEX.

En particular, en el marco de los pactos la UE debería:

- Ayudar a los socios a establecer procedimientos de gestión de fronteras de alta calidad en las fronteras exteriores.

- Ayudarles a establecer un régimen eficaz de protección de los datos que les permita compartir información operativa con Europol y Eurojust en el contexto de acuerdos bilaterales.

- Otorgarles un estatuto especial en las agencias de la UE pertinentes, cuando sea factible.

- Ayudarles a adoptar y aplicar de manera eficaz estrategias nacionales ajustadas a las normas de la UE para luchar enérgicamente contra la delincuencia organizada , los tráficos ilícitos y la corrupción de alto nivel, e impedir el blanqueo de capitales y la financiación del terrorismo, que se deben combatir eficazmente desde una fase temprana.

3.4. Seguridad energética

La Asociación Oriental tendrá entre sus objetivos reforzar la seguridad energética de la UE y de los socios por lo que respecta al tránsito y el abastecimiento de energía a largo plazo[12]. Además de las iniciativas multilaterales (véase la sección 4.3.), la Comisión propone, teniendo en cuenta la segunda Revisión Estratégica del Sector de la Energía[13], una serie de medidas bilaterales.

- Inclusión de disposiciones sobre la « interdependencia energética» en los acuerdos de asociación, de conformidad con las políticas de competencia y energía, por ejemplo, disposiciones que habrán de ser negociadas con los socios teniendo en cuenta, en su caso, los memorandos de acuerdo en vigor[14].

- Pronta finalización de las negociaciones sobre la pertenencia de Ucrania y Moldova a la Comunidad de la Energía. Cuando proceda se debería estudiar la posibilidad de ampliar el estatuto de observador a otros socios.

- Celebración, cuando resulten necesarios, de memorandos de acuerdo sobre aspectos relacionados con la energía con Moldova, Georgia y Armenia, como instrumentos flexibles adicionales. Deberían incluir medidas para apoyar y controlar la seguridad del abastecimiento y el tránsito de energía, en particular en relación con las infraestructuras energéticas clave. En el caso de Armenia, el memorándum de acuerdo debería contemplar asimismo el cierre de la central nuclear de Medzamor.

- Incremento del apoyo en favor de la plena integración del mercado energético de Ucrania con el de la UE, reconociendo la importancia de una evaluación satisfactoria del nivel de seguridad nuclear en todas las centrales nucleares en funcionamiento en ese país. La rehabilitación de la red ucraniana de tránsito de gas y petróleo constituye una prioridad, en particular a través de la mejora de la supervisión de los flujos de gas y petróleo que llegan a Ucrania. En 2009 se celebrará una conferencia de compromisarios e inversores con el fin de contribuir a la rehabilitación y el desarrollo de la red de tránsito de gas ucraniana.

- Aumento del compromiso político con Azerbaiyán como único socio de la Asociación Oriental que exporta hidrocarburos a la UE, sobre la base de la convergencia gradual de ese país con el mercado energético de la UE y la integración de infraestructuras.

- Finalización de la declaración sobre energía de la Comisión Europea y Belarús , como base para el ulterior desarrollo de la cooperación en el ámbito energético. Esa cooperación podría abarcar, entre otros aspectos, reformas en el sector de la energía y el tránsito de hidrocarburos.

- Estímulo a la participación de todos los socios en el Programa Energía Inteligente - Europa.

3.5. Fomento del desarrollo económico y social

Algunos socios padecen problemas estructurales derivados de las notables disparidades económicas y sociales que existen entre sus regiones y grupos demográficos, a menudo divididos por diferencias históricas, culturales, étnicas y religiosas. Todos ellos buscan asimismo la convergencia económica con la UE. Para afrontar esos retos, los países socios de la Asociación Oriental deberían poder aprovechar la experiencia y los mecanismos de las políticas económicas y sociales de la UE. La Comisión propone:

- Celebrar con los socios memorandos de acuerdo sobre política regional que sirvan de base para el diálogo. Las redes y los conocimientos especializados de la UE pueden facilitar la consolidación de las capacidades administrativas a escala local y nacional y apoyar los planes nacionales de desarrollo.

- Con financiación adicional (véase la sección 5), cooperar con los socios en programas de desarrollo regional , de carácter piloto, centrados en las necesidades locales en el ámbito de las infraestructuras, el capital humano y las pequeñas y medianas empresas (PYME), tomando como modelo la política de cohesión de la UE.

- Impulsar la cooperación directa entre las regiones de la UE y los países socios, incluida la participación de los socios pertinentes en los actuales programas transnacionales en Europa Septentrional, Central y Sudoriental.

- Extender a las fronteras entre los socios la cooperación transfronteriza financiada por el IEVA y desarrollada actualmente en las fronteras exteriores de la UE.

4. Un nuevo marco de cooperación multilateral

La Asociación Oriental añadirá un nuevo marco multilateral a las relaciones de la UE con sus socios, lo que fomentará el avance de sus relaciones bilaterales con la UE, las cuales seguirán estando regidas por el principio de diferenciación y evolucionarán en función de las ambiciones y capacidades de cada uno de ellos. Constituirá un foro útil para el intercambio de información y experiencias sobre las medidas de fomento de la transición, la reforma y la modernización impulsadas por los socios[15] y dotará a la UE de un instrumento adicional para acompañar dichos procesos. Facilitará el desarrollo de posiciones comunes y actividades conjuntas. El marco multilateral facilitará el desarrollo de posiciones comunes y actividades conjuntas. También fomentará los vínculos entre los propios socios y constituirá un foro natural de debate sobre el ulterior desarrollo de la Asociación Oriental.

Procede subrayar que la convergencia de la legislación y la normativa es esencial para que avance la aproximación de los socios a la UE. El marco multilateral propuesto sentará las bases para la organización sistemática de sesiones especializadas, en las que participarán los servicios pertinentes de la Comisión Europea y, cuando proceda, expertos de los Estados miembros, centradas en la presentación y explicación de la legislación y las normas de la UE y su comparación con las políticas y las legislaciones nacionales. De esta manera, la Asociación Oriental iniciará un proceso de aproximación estructural , apoyado por el programa de desarrollo institucional global[16].

Existe una gran complementariedad entre la Asociación Oriental, la Sinergia del Mar Negro y otras iniciativas regionales e internacionales. Este aspecto se analiza en el documento de los servicios de la Comisión adjunto a la presente Comunicación.

4.1. Estructura operativa

La Comisión propone organizar el marco multilateral de la Asociación Oriental en cuatro niveles:

- Reuniones bienales de los Jefes de Estado o de Gobierno de la Asociación Oriental.

- Reuniones anuales de primavera de los Ministros de Asuntos Exteriores de la UE y los socios orientales, incluida en su caso Belarús, en conexión con un Consejo de Asuntos Generales y Relaciones Exteriores. Los Ministros de Asuntos Exteriores repasarán los avances y proporcionarán orientaciones estratégicas. Conferencias ministeriales específicas pueden impulsar la labor en los distintos sectores.

- Como tercer nivel, se deberían establecer cuatro plataformas temáticas correspondientes a los principales ámbitos de cooperación (véase la sección 4.2). Cada una de ellas adoptará una serie de objetivos básicos, realistas y actualizados periódicamente, los cuales irán acompañados del programa de trabajo correspondiente, y analizarán los avances realizados. Al menos dos veces al año se celebrarían reuniones en las que participarían los altos funcionarios responsables de las labores de reforma en los ámbitos políticos pertinentes. A los Estados miembros con experiencia en procesos de transición les corresponde realizar una contribución particular en este ámbito. Las plataformas someterán informes a las reuniones anuales de los Ministros de Asuntos Exteriores. En estrecha colaboración con la Presidencia de la UE y los socios, la Comisión preparará los órdenes del día de las reuniones y las presidirá. En ocasiones, reuniones ministeriales sectoriales podrán impulsar la labor de las plataformas.

- Como cuarto nivel, deberían constituirse grupos especializados que apoyen la labor de las plataformas temáticas en ámbitos específicos. Sus formatos y participantes se determinarán en función de las necesidades.

Por su parte, la Comisión revisará sus estructuras internas para garantizar la coordinación necesaria en aras del éxito de la aplicación de la Asociación Oriental.

4.2. Plataformas temáticas

Democracia, buena gobernanza y estabilidad

Aunque se encuentran en diferentes etapas del proceso de reforma, los países socios afrontan desafíos similares por lo que respecta al desarrollo de instituciones democráticas estables y estructuras públicas eficaces al servicio de los ciudadanos y en cuanto al cumplimiento de los compromisos derivados de su pertenencia al Consejo de Europa y la Organización para la Seguridad y la Cooperación en Europa. Las reformas que están desarrollando actualmente requieren asimismo una mayor participación de la sociedad civil para ampliar el control de los servicios públicos y reforzar la confianza ciudadana en ellos. Así pues, las actividades multilaterales podrían incluir evaluaciones inter pares sobre la gobernanza e intercambios de buenas prácticas para abordar cuestiones como las normas electorales, la regulación de los medios de comunicación o la lucha contra la corrupción.

La Asociación Oriental debería asimismo promover la estabilidad y el desarrollo de la confianza multilateral con el objetivo de consolidar la soberanía y la integridad territorial de los socios. Debería impulsar el diálogo político en ámbitos de interés común y abarcar cuestiones específicas de la Política Exterior y de Seguridad Común y la Política Europea de Seguridad y Defensa, incluida la participación de los países socios en las misiones y los ejercicios de esta última. Se deberían mejorar los dispositivos de alerta rápida, haciendo especial hincapié en las zonas de conflicto.

Integración económica y convergencia con las políticas de la UE

Los socios pueden sacar provecho de coordinar sus esfuerzos en pos de la integración económica y la convergencia reglamentaria con la UE. Como objetivo a largo plazo, la UE debería animar a esos países a establecer entre ellos una red de zonas de libre comercio profundas y globales o acuerdos regionales de libre comercio sobre la base de los compromisos bilaterales asumidos en las zonas de libre comercio con la UE. Así se reforzaría sólidamente el comercio intrarregional y se complementarían los esfuerzos desplegados por los países para mejorar su integración con la economía de la UE. Un elemento importante que contribuiría a profundizar la integración económica sería la acumulación diagonal del origen. Otra medida clave es apoyar la reforma aduanera de los países socios con el objetivo de mejorar la capacidad en línea con las normas internacionales y de la UE. Este proceso estaría engranado específicamente con su estatuto como países en transición e iría acompañado de las políticas complementarias adecuadas. Como medida adicional, la UE y sus socios podrían estudiar la ampliación del planteamiento de comercio regional y establecer una Comunidad Económica de Vecindad[17] inspirándose en su caso en el Espacio Económico Europeo[18]. A largo plazo, tal Comunidad ofrecería acceso pleno al mercado único. Exigiría que los socios desarrollaran la capacidad de sus economías para resistir plenamente las presiones competitivas del mercado único y demostraran no sólo la voluntad de adoptar todos los elementos pertinentes del acervo de la UE, sino también la capacidad para garantizar su aplicación, con prácticas y normas comparables. Para lograr este objetivo será necesario un incremento considerable de la financiación y la asistencia técnica.

Se buscará la participación del sector privado con el objetivo de mejorar el clima empresarial en los países socios. Los esfuerzos se centrarán también en la mejora del empleo, las condiciones laborales, la cohesión social y la igualdad de oportunidades, en pos de un efecto positivo en cuanto a la integración económica.

La cooperación multilateral se debería extender a la política ambiental y el cambio climático , para abordar aspectos como las convenciones multilaterales, la planificación estratégica, la gobernanza ambiental, la garantía del cumplimiento de la normativa, temas ambientales concretos, la financiación de las inversiones ambientales en un contexto regional, la mitigación de los efectos del cambio climático y la adaptación al mismo, la participación de los socios en los debates internacionales sobre las futuras medidas en el ámbito del clima y el intercambio de experiencias sobre el comercio de emisiones. El proceso multilateral de la Asociación Oriental debería asimismo facilitar la interconexión de las redes de transportes y telecomunicaciones de los socios, entre ellos mismos y con la UE, así como la armonización del entorno reglamentario. Ya existe una cooperación sólida y diversificada en el ámbito del transporte regional[19]; la Asociación Oriental debería fomentar otros debates técnicos centrados en determinados temas, como la seguridad aérea, la navegación interior y los proyectos de infraestructura, teniendo en cuenta debidamente los debates en curso en otras regiones. También se debería promover el despliegue de redes avanzadas de investigación y comunicaciones.

Seguridad energética

La seguridad energética de la UE y de los socios está estrechamente vinculada, y la plataforma de seguridad energética de la Asociación Oriental debería concentrarse en medidas de interés para ambas Partes.

La Asociación Oriental aspirará a desarrollar y aplicar mecanismos mutuos de apoyo y seguridad en el ámbito de la energía , incluidos sistemas de alerta rápida y acciones de seguridad conjuntas. Uno de sus objetivos será reforzar los contactos en materia de seguridad energética y mejorar la preparación para afrontar las crisis energéticas. En apoyo de esta labor se establecerá un grupo de expertos en seguridad energética, el cual podría prever formalizar la interacción entre los socios, sobre una base ad hoc , con la red de la UE de corresponsales de seguridad en materia de energía (NESCO), y se basaría en los acuerdos vigentes con el grupo de coordinación para el gas y con el grupo de suministro de petróleo, teniendo en cuenta en su caso la labor desarrollada en otros foros, en particular en el marco de la Comunidad de la Energía.

La Asociación Oriental contribuirá por otro lado a acelerar la armonización de las políticas y la legislación de los socios en el ámbito de la energía con las prácticas y el acervo de la UE, en concreto en los sectores de la electricidad, el gas, el petróleo, las energías renovables y la eficiencia energética. La intensificación de la cooperación con las principales partes interesadas (administraciones nacionales, organismos reguladores, agencias) apoyará este proceso.

La creación a medio plazo, entre la UE y los socios, de un mercado de la energía interconectado, diversificado y mutuamente beneficioso figurará también entre los objetivos perseguidos. A tal efecto será preciso elaborar un Plan de Infraestructuras Energéticas para la Asociación Oriental que tenga en cuenta la segunda Revisión Estratégica del Sector de la Energía y el Plan Prioritario de Interconexión de la UE[20]. Convendría también mejorar las capacidades de almacenamiento de gas y petróleo de los socios, en particular fomentando los sistemas de almacenamiento conjunto. Por lo que se refiere a las infraestructuras esenciales que presentan riesgos no comerciales elevados, cada vez podría cobrar mayor importancia desarrollar asociaciones entre los sectores público y privado que agrupen a los países de la UE y a los países de la Asociación Oriental.

La seguridad energética de la UE y los socios exige una fuerte diversificación de las fuentes de suministro y las rutas de tránsito . La mejor manera de lograrla es estrechar la participación de terceros países, incluidos los países de Asia Central. Así pues, la Asociación Oriental debería contribuir a la labor actual de refuerzo del Proceso de Bakú, como asociación genuina en el ámbito de la energía, contemplando la plena participación de los países de Asia Central, una región esencial a efectos de la producción de energía, y en particular el desarrollo del corredor meridional, incluido el corredor transcaspiano.

Contactos entre los ciudadanos

La interacción entre los ciudadanos de la UE y los países socios, en particular entre los jóvenes, debe ser reconocida como un mecanismo útil para promover y observar los cambios, por lo que será objeto de fomento. La UE ha reconocido específicamente el valor que revisten la cooperación cultural y el diálogo entre culturas como parte indisociable de todas las actuaciones exteriores y ha destacado la importancia de la cooperación cultural a la hora de tratar los procesos y desafíos políticos[21]. La cooperación puede también basarse en varios programas comunitarios y de ayuda exterior que han obtenido gran acogida, sobre todo en el ámbito de la enseñanza —incluido el aprendizaje de lenguas— la juventud y la investigación . También se debe proporcionar apoyo al desarrollo de la sociedad de la información y el papel de los medios de comunicación a la hora de facilitar los contactos entre los ciudadanos.

4.3. Iniciativas emblemáticas

Los objetivos de la Asociación Oriental pueden también ser impulsados a través de determinadas iniciativas emblemáticas que centren la cooperación multilateral y garanticen su visibilidad. Deberían tratar de movilizar el apoyo de los distintos donantes, la financiación de las instituciones financieras internacionales y las inversiones del sector privado. A juicio de la Comisión, entre ellas podrían figurar las siguientes: un programa de gestión integrada de las fronteras; un dispositivo de financiación para PYME; el fomento de los mercados de electricidad regionales , la eficiencia energética y las fuentes de energía renovables [22]; el desarrollo del corredor energético meridional , y la cooperación en materia de prevención, preparación y respuesta en caso de catástrofes naturales o provocadas por el hombre .

En el documento de trabajo de los servicios de la Comisión se exponen los temas que pueden ser objeto de la labor de las plataformas temáticas y grupos especializados, así como una descripción de las iniciativas emblemáticas propuestas.

4.4. Participación

Además de los representantes de los Gobiernos y la Comisión Europea, en los trabajos participarán también otras instituciones de la UE, organizaciones internacionales (como el Consejo de Europa y la OSCE), instituciones financieras internacionales, parlamentos, organizaciones empresariales, autoridades locales y un amplio abanico de partes interesadas en los ámbitos abarcados por las plataformas temáticas.

Conviene prestar especial atención a la participación de la sociedad civil. La Comisión propone apoyar el desarrollo de las organizaciones de la sociedad civil y establecer, en el marco de la Asociación Oriental, un Foro de la Sociedad Civil que permita fomentar los contactos entre dichas organizaciones y facilitar su diálogo con las autoridades públicas.

En los trabajos de una plataforma temática, un grupo especializado o una iniciativa podrían participar terceros países , caso por caso y siempre que se convenga que tal participación resultaría útil habida cuenta de los intereses compartidos sobre un tema, la proximidad geográfica o la existencia de vínculos económicos.

La Comisión acogería favorablemente cualquier iniciativa del Parlamento Europeo destinada a integrar su proyecto de cooperación parlamentaria ( EuroNest ) en la Asociación Oriental. Además, una troika parlamentaria compuesta por el Parlamento Europeo y las asambleas parlamentarias de la OSCE y del Consejo de Europa podría apoyar los aspectos multilaterales de la Asociación Oriental.

La Comisión estimula la participación del Comité de las Regiones y del Comité Económico y Social Europeo , en particular en la labor realizada en el marco de las plataformas temáticas sobre democracia, buena gobernanza y estabilidad y sobre contactos entre ciudadanos . Invita además al Comité de las Regiones a establecer una Asamblea Local y Regional de Europa Oriental y del Cáucaso Meridional y al Comité Económico y Social Europeo a participar en el Foro de la Sociedad Civil.

5. RECURSOS

Una de las señales más claras de un compromiso concreto que la UE puede dar a sus socios es ofrecer un nivel de financiación proporcional a la ambición política de la Asociación. Es preciso incrementar considerablemente los recursos financieros para lograr los objetivos descritos en la presente propuesta.

Esos fondos se utilizarán para impulsar el programa de reformas de la Asociación Oriental mediante la aplicación de los programas de desarrollo institucional global, los cuales proporcionarán asesoramiento y formación a las administraciones públicas (por ejemplo, por medio de hermanamientos y TAIEX) así como los equipos y las infraestructuras especializadas (por ejemplo, laboratorios) necesarios para su funcionamiento. Los mayores recursos servirán también para financiar las actividades de las plataformas y apoyar algunas iniciativas emblemáticas. Por último, apoyarán la instauración de políticas regionales de los socios que fomenten la estabilidad a través de la promoción de la cohesión interna y la reducción de las desigualdades socioeconómicas.

La financiación actual para los socios al amparo del IEVA asciende en 2008 a unos 450 millones EUR. La Comisión se propone elevar gradualmente ese importe hasta aproximarse a los 785 millones EUR en 2013. Para ello será necesario añadir nuevos fondos por valor de 350 millones EUR a la dotación actual del IEVA, además de los recursos previstos para 2010-2013. Por otra parte, en el marco de la revisión del presupuesto, se estudiará aumentar la cuantía de la ayuda en consonancia con el nivel de ambición de la política dirigida hacia estos socios.

Con el fin de atender las necesidades más perentorias, se modificará el enfoque del Programa Regional Oriental del IEVA para apoyar la dimensión multilateral de la Asociación Oriental. Los fondos disponibles en el marco de la dotación 2009 podrán utilizarse para lanzar las iniciativas urgentes y unos 250 millones EUR de la dotación actual del IEVA podrán reprogramarse para el período 2010-2013.

Esta combinación de fondos nuevos y reprogramados elevará a 600 millones EUR el importe total de los recursos destinados a las nuevas iniciativas descritas en la presente Comunicación.

Una Asociación Oriental vigorosa no sólo requerirá un aumento de la ayuda financiera de la Comunidad, sino también medidas prácticas que, además de garantizar la eficacia de la aplicación y la mejora de la coordinación entre los donantes, impulsen mayores inversiones, en particular a través del BEI y del BERD. La revisión intermedia del mandato exterior del BEI brindará la ocasión de contemplar un aumento del límite máximo indicativo para los socios orientales y de ampliar su alcance. Para los grandes proyectos de infraestructuras se debería contemplar la concesión de apoyo a las inversiones de carácter público/privado a través de la cobertura de los riesgos no comerciales. El Mecanismo de Inversión en el marco de la Política de Vecindad ( Neighbourhood Investment Facility ) puede utilizarse para canalizar subvenciones de la UE hacia tales proyectos, y la Comisión insta a los Estados miembros a contribuir a la financiación de la Asociación Oriental, en particular aumentando su contribución a dicho Mecanismo. En el documento de trabajo de los servicios de la Comisión adjunto a la presente Comunicación figura información complementaria sobre estos aspectos.

La aplicación de la Asociación Oriental requerirá también la asignación de los recursos humanos adecuados en los servicios de la Comisión pertinentes. En particular se deberán reforzar las delegaciones de la CE en los países socios.

6. Conclusiones

La lógica que subyace a la PEV, que para la Unión reviste un interés vital fomentar la mejora de la gobernanza y el desarrollo económico en el área vecina asumiendo un firme compromiso con ella, resulta hoy más válida que nunca. Por lo tanto, la profundización de nuestras relaciones con los socios por medio de la Asociación Oriental constituye tanto un imperativo estratégico como una inversión política para la UE que redundará en beneficio de los ciudadanos europeos.

La Asociación Oriental contribuirá a dinamizar las reformas, integrar los mercados y las sociedades, extender la estabilidad y contrarrestar el riesgo de aparición de nuevas fronteras en el continente. La Comisión insta al Consejo y al Parlamento Europeo a apoyar firmemente la Asociación Oriental desde el punto de vista político y financiero.

La Comisión propone que la Asociación Oriental se ponga en marcha en una Cumbre que se celebre en la primavera 2009 y en la que participen los Jefes de Estado o de Gobierno de todos los Estados miembros de la UE y los países socios. En dicha Cumbre se adoptará una Declaración Política que instituirá la Asociación Oriental, expondrá sus objetivos y principios esenciales y describirá las características generales del proceso de cooperación pertinente.

FICHA DE FINANCIACIÓN LEGISLATIVA

1. DENOMINACIÓN DE LA PROPUESTA:

Asociación Oriental

2. MARCO GPA/PPA (gestión/presupuestación por actividades)

Capítulo 19.08 – Política Europea de Vecindad y Relaciones con Rusia

3. LÍNEAS PRESUPUESTARIAS

3.1 Líneas presupuestarias (líneas operativas y líneas correspondientes de asistencia técnica y administrativa [antiguas líneas BA]), incluidas sus denominaciones:

Rúbrica 4 – Relaciones exteriores

LP 19.01.04.02 IEVA, Gastos de gestión administrativa

LP 19.08.01.03 Cooperación financiera con Europa del Este de la PEV

3.2 Duración de la acción y de la incidencia financiera:

La Asociación Oriental es un complemento de la Política Europea de Vecindad. La incidencia financiera que abarca la presente ficha cubre el período 2009-2013, además de las dotaciones ya previstas para el período 2007-2013.

3.3 Características presupuestarias:

Línea presupuestaria | Tipo de gasto | Nuevo | Contribución de la AELC | Contribución de los países candidatos | Rúbrica de las perspectivas financieras |

19.01.04.02 | GNO | CND | NO | NO | NO | Nº 4 |

19.08.01.03 | GNO | CD | NO | NO | NO | Nº 4 |

4. SÍNTESIS DE LOS RECURSOS

4.1 Recursos financieros 4.1.1 Síntesis de los créditos de compromiso (CC) y de los créditos de pago (CP) millones EUR (al tercer decimal)

Tipo de gasto | Sección nº | 2009 | 2010 | 2011 | 2012 | 2013 | Total |

Gastos operativos (Línea presupuestaria 19.08.01.03) |

Créditos de compromiso (CC) | 8.1 | a (97 %) | 0 | 24,25 | 51,41 | 109,61 | 154,23 | 339,5 |

Créditos de pago (CP) | b[23] | 0 | 4,25 | 14,41 | 46,61 | 85,23 | 150,5 |

Gastos administrativos incluidos en el importe de referencia (Línea presupuestaria 19.01.04.02) |

Asistencia técnica y administrativa (CND)[24] | 8.2.4 | c (3 %) | 0 | 0,75 | 1,59 | 3,9 | 4,77 | 10,5 |

IMPORTE DE REFERENCIA TOTAL |

Créditos de compromiso | a+c | 0 | 25 | 53 | 113 | 159 | 350 |

Créditos de pago | b+c | 0 | 5 | 16 | 50 | 90 | 161 |

Gastos administrativos no incluidos en el importe de referencia |

Recursos humanos y gastos afines (CND) | 8.2.5 | d | 0 | 2,35 | 2,838 | 2,838 | 2,838 | 10,864 |

Costes administrativos, excepto recursos humanos y costes afines, no incluidos en el importe de referencia (CND) | 8.2.6 | e | 0 | 0,193 | 0,229 | 0,229 | 0,229 | 0,880 |

Coste financiero indicativo total de la intervención

TOTAL CC, incluido el coste de los recursos humanos | a+c+d+e | 0 | 27,543 | 56,067 | 116,067 | 162,067 | 361,744 |

TOTAL CP, incluido el coste de los recursos humanos | b+c+d+e | 0 | 7,543 | 19,067 | 56,067 | 93,067 | 172,744 |

4.1.2 Compatibilidad con la programación financiera

( La propuesta es compatible con la programación financiera vigente.

X La propuesta requiere una reprogramación de la correspondiente rúbrica de las perspectivas financieras (utilización del margen).

( La propuesta puede requerir la aplicación de las disposiciones del Acuerdo Interinstitucional[25] (relativas al instrumento de flexibilidad o a la revisión de las perspectivas financieras).

Los 350 millones EUR adicionales se asignarán con cargo al margen de la rúbrica 4, en el marco de la cual se dispone de 998 millones EUR de conformidad con la última programación financiera (AP 2009).

4.1.3 Incidencia financiera en los ingresos

X La propuesta no tiene incidencia financiera en los ingresos

( La propuesta tiene incidencia financiera; el efecto en los ingresos es el siguiente:

4.2 Recursos humanos equivalentes a tiempo completo (ETC) (incluidos funcionarios, personal temporal y externo), véase el desglose en los puntos 8.2.1 y 8.2.2

Necesidades anuales | 2009 | 2010 | 2011 | 2012 | 2013 y ss. |

Cantidad total de recursos humanos por año[26] | 0 | 18 | 27 | 40 | 50 |

5. CARACTERÍSTICAS Y OBJETIVOS

5.1 Realización necesaria a corto o largo plazo

Esta Comunicación presenta las propuestas de la Comisión para la profundización del compromiso de la UE con los países vecinos de Europa Oriental[27], iniciativa a la que se habrán de destinar recursos comunitarios adicionales.

La Comisión planea incrementar gradualmente la financiación del IEVA destinada a los socios orientales, desde 450 millones EUR en 2008 hasta cerca de 785 millones EUR en 2013. Para ello será necesario añadir 350 millones EUR a la dotación actual del IEVA, además de los créditos ya previstos[28] para el período 2010-2013. Ese importe se extraerá del margen contemplado en la rúbrica 4, en el marco de la cual se dispone de 998 millones EUR para el período.

Por otra parte, en el marco de la revisión del presupuesto, también se estudiará aumentar la cuantía de la ayuda en consonancia con el nivel de ambición de la política dirigida a esos socios.

5.2 Valor añadido de la implicación comunitaria, coherencia de la propuesta con otros instrumentos financieros y posibles sinergias

La propuesta se basa en la idea de compartir con nuestros vecinos de Europa Oriental las experiencias de la integración europea y de involucrarles gradualmente en las políticas de la Unión Europea. El marco jurídico del IEVA resulta adecuado para apoyar las medidas de cooperación que formarán parte de la Asociación Oriental. No obstante, lograr ese objetivo manteniendo al mismo tiempo el nivel de ayuda previsto para los demás países (mediterráneos) incluidos en la PEV exigirá aumentar los recursos financieros del instrumento, recurriendo al margen de la rúbrica 4. El aumento propuesto puede realizarse sin que sea necesaria proceder a una revisión formal del Reglamento sobre el IEVA, puesto que no excede del margen del 5 % de flexibilidad autorizada en el punto 37 del acuerdo interinstitucional sobre las perspectivas financieras[29].

A la puesta en práctica de la Asociación Oriental contribuirán asimismo otros instrumentos financieros con actuaciones específicas que entren en el marco de sus operaciones.

5.3 Objetivos de la propuesta, resultados esperados e indicadores correspondientes en el contexto de la gestión por actividades

Objetivos

El objetivo general de la Asociación Oriental es forjar unas relaciones más estrechas entre la UE y los países vecinos e impulsar sus programas de reforma persiguiendo los siguientes objetivos operativos :

1. Apoyar las reformas de los países socios a través de un programa de desarrollo institucional global que abarque todos los sectores de cooperación pertinentes.

2. Dar una dimensión multilateral a la Asociación Oriental, lo que incluye apoyar una serie de iniciativas emblemáticas.

3. Abordar las disparidades económicas y sociales entre las regiones de cada uno de los países socios y reforzar su cohesión interna apoyando el desarrollo económico y social.

Resultados

- Avance en la aplicación de las reformas acordadas.

- Legislación más ajustada al acervo de la UE.

- Reducción de las disparidades económicas internas.

- Incremento de la estabilidad interna.

- Marco multilateral operativo.

- Aplicación de iniciativas emblemáticas.

Indicadores

- Número de condiciones cumplidas para la celebración de acuerdos de asociación.

- Reducción del nivel de corrupción.

- Ritmo de aplicación de las iniciativas emblemáticas.

- Número de reuniones y resultados de la labor de las plataformas.

- Reducción del nivel de las disparidades económicas y sociales.

- Reducción del nivel de conflicto interno.

5.4 Método de ejecución (indicativo)

La financiación adicional será canalizada a través de los programas regionales y nacionales del IEVA en consonancia con las disposiciones del Reglamento Financiero.

6. SEGUIMIENTO Y EVALUACIÓN

6.1 Sistema de seguimiento

La Comisión supervisará el avance de su cooperación exterior a todos los niveles:

- recursos (en particular, flujos financieros: compromisos, contratos y pagos);

- actividades / realizaciones (ejecución del proyecto y el programa, supervisión interna realizada sobre el terreno por las delegaciones de la Comisión); y

- avances / resultados (seguimiento externos de los resultados, ROM [30]) e incidencia.

Los programas indicativos incluyen los objetivos específicos y los resultados previstos para cada ámbito de cooperación.

La programación de la ayuda externa a largo plazo para las regiones y los países socios se lleva a cabo en el marco de la preparación de los documentos de estrategia (hasta siete años) y los programas indicativos (3-4 años). Estos documentos de programación son objeto de una revisión intermedia que ofrece el margen necesario para reajustar las prioridades de la programación.

6.2 Evalua ción

En línea con las normas vigentes y habida cuenta del muy diverso alcance de las actividades propuestas, se ha establecido un sistema de evaluación que abarca los distintos niveles de intervención.

En especial, el Reglamento Financiero prevé la evaluación periódica de todas las actividades (importantes)[31]. La evaluación de las obligaciones jurídicas de mayor alcance, como «las tres ces»[32] también es necesaria y se está llevando a cabo.

7. MEDIDAS ANTIFRAUDE

La protección de los intereses financieros de la Comunidad y la lucha contra el fraude y las irregularidades forman parte del Reglamento sobre el IEVA.

El control administrativo de los contratos y los pagos será responsabilidad de las delegaciones de la CE en los países beneficiarios.

Cada una de las operaciones financiadas en el marco del Reglamento sobre el IEVA será objeto de supervisión en todas las fases del ciclo del proyecto a través de las delegaciones[33].

Se prestará especial atención a la naturaleza de los gastos (elegibilidad de los gastos), al respeto de los presupuestos (gastos reales) y a la verificación de los justificantes y la documentación pertinente (prueba de la realización de los gastos).

8. DESGLOSE DE LOS RECURSOS

8.1 Objetivos de la propuesta en términos de coste financiero además de las dotaciones existentes:

Créditos de compromiso en millones EUR (al tercer decimal)

(Indique las denominaciones de los objetivos, de las acciones y de los resultados) | Año 2010 | Año 2011 | Año 2012 | Año 2013 | TOTAL |

Coste total estimado | Coste total estimado | Coste total estimado | Coste total estimado | Coste total estimado |

8.2 Gastos administrativos

8.2.1 Cantidad y tipo de recursos humanos

Personal que se asignará a la gestión de la acción utilizando recursos adicionales (número de puestos / ETC) |

Tipos de puestos | 2009 | 2010 | 2011 | 2012 | 2013 |

Personal financiado [36] con cargo al artículo XX 01 02 | 0 | 0 | 0 | 0 | 0 |

Otros agentes[37] financiados con cargo a la antigua línea BA 19.01.04.02 | 0 | 6 | 12 | 25 | 35 |

Número total de agentes adicionales necesarios cada año | 0 | 18 | 27 | 40 | 50 |

8.2.2 Descripción de las tareas derivadas de la acción

En la sede la Comisión, se creará un pequeño equipo (3 AD y 1 AST) para supervisar el establecimiento y coordinar la labor de las cuatro plataformas temáticas multilaterales descritas en el documento de trabajo de los servicios de la Comisión. Ayudará a los coordinadores de las plataformas a planificar, organizar y realizar las reuniones. Velará también por que se proporcionen los informes adecuados y se divulguen los datos.

En total se asignarán cinco puestos (AD) adicionales a los servicios competentes básicos para asumir la carga de trabajo suplementaria que las actuaciones bilaterales y multilaterales sugeridas conllevarán para la Sede. Se reforzarán las seis Delegaciones en los países socios con seis funcionarios AD (un funcionario en cada una de ellas).

Se necesitarán agentes contractuales (y/o locales) adicionales y personal temporal suplementario (se prevé una cifra de 61) principalmente[38] en las Delegaciones para las actividades de cooperación de alta intensidad de mano de obra que se realizarán con los recursos financieros adicionales destinados a la Asociación Oriental.

8.2.3 Origen de los recursos humanos (estatutarios)

( Puestos actualmente asignados a la gestión del programa que se va a sustituir o ampliar

( Puestos preasignados en el ejercicio EPA/AP del año n

X Puestos que se solicitarán en el próximo procedimiento EPA/AP

( Puestos que se reasignan utilizando recursos existentes en el servicio gestor

( Puestos necesarios en el año n, pero no previstos en el ejercicio EPA/AP del año en cuestión (para 2009)

Los recursos humanos y administrativos necesarios se cubrirán sin rebasar la asignación que puede ser otorgada a la DG gestora en el marco del procedimiento de asignación anual teniendo en cuenta las restricciones presupuestarias.

8.2.4 Otros gastos administrativos incluidos en el importe de referencia (XX 01 04/05 - Gastos de gestión administrativa)

millones EUR (al tercer decimal)

Línea presupuestaria (n° y denominación) | Año n | Año n+1 | Año n+2 | Año n+3 | Año n+4 | Año n+5 y ss. | TOTAL |

Otros tipos de asistencia técnica y administrativa |

- intramuros |

- extramuros |

Total asistencia técnica y administrativa |

El nivel de los gastos administrativos necesarios para apoyar la aplicación de estas iniciativas se ha fijado en el 3 % de los créditos de compromiso globales. También se ha hecho un esfuerzo para cuantificar el personal que será financiado con cargo a ese importe y que será necesario para gestionar los recursos adicionales. Por ahora resulta difícil ir más allá, por eso no se ha completado el cuadro precedente. Se reclamará asistencia técnica y administrativa cuando resulte necesaria para aplicar estas iniciativas sin rebasar los límites consignados en la presente ficha para los gastos administrativos.

8.2.5 Coste financiero de los recursos humanos y costes asociados no incluidos en el importe de referencia

millones EUR (al tercer decimal)

Tipo de recursos humanos | 2009 | 2010 | 2011 | 2012 | 2013 |

Funcionarios y agentes temporales (XX 01 01) | 0 | 2,350 | 2,838 | 2,838 | 2,838 |

Personal financiado con cargo al artículo XX 01 02 (auxiliares, END, contratados, etc.) | 0 | 0 | 0 | 0 | 0 |

Coste total de los recursos humanos y costes afines (NO incluidos en el importe de referencia) | 0 | 2,350 | 2,838 | 2,838 | 2,838 |

Cálculo – Funcionarios y agentes temporales

(Con referencia al punto 8.2.1, si procede)

Para 2010:

5 (funcionarios sede) x 122 000 € (coste normal BUDG) = 610 000

6 (funcionarios delegación) x 290 000 € (coste estimado) = 1 740 000

( 610 000+ 1 740 000= 2 350 000

Para 2011-2013:

9 (funcionarios sede) x 122 000 € (coste normal BUDG) = 1 098 000

6 (funcionarios delegación) x 290,000 € (coste estimado) = 1 740 000

( 1 098 000 + 1 740 000= 2 838 000

Los recursos humanos y administrativos necesarios se cubrirán sin rebasar la asignación que puede ser otorgada a la DG gestora en el marco del procedimiento de asignación anual teniendo en cuenta las restricciones presupuestarias.

8.2.6 Otros gastos administrativos no incluidos en el importe de referencia

millones EUR (al tercer decimal)

2009 | 2010 | 2011 | 2012 | 2013 | TOTAL |

XX 01 02 11 01 – Misiones | 0,93 | 0,129 | 0,129 | 0,129 | 0,48 |

XX 01 02 11 02 – Reuniones y conferencias | 0,10 | 0,10 | 0,10 | 0,10 | 0,4 |

XX 01 02 11 03 – Comités |

XX 01 02 11 04 – Estudios y consultoría |

XX 01 02 11 05 – Sistemas de información |

2. Total otros gastos de gestión (XX 01 02 11) |

3. Otros gastos de naturaleza administrativa (especifiquen e indiquen la línea presupuestaria) |

Total gastos administrativos, excepto recursos humanos y costes afines (NO incluidos en el importe de referencia) | 0 | 0,193 | 0,229 | 0,229 | 0,229 | 0,88 |

Cálculo - Otros gastos administrativos no incluidos en el importe de referencia

Misiones

Para 2010:

6 funcionarios delegación x 8 000 (coste anual normal) = 48 000

5 funcionarios sede x 6 misiones x 1 500 € por misión = 45 000

Para 2010-2013:

9 funcionarios sede x 6 misiones x 1 500 € por misión = 81 000

12 funcionarios delegación x 8 000 (coste anual normal) = 96 000

( 81 000 + 96 000 = 177 000

Conferencias

Desde 2010: 1 conferencia internacional al año en Bruselas, coste 100 000

Los recursos humanos y administrativos necesarios se cubrirán sin rebasar la asignación que puede ser otorgada a la DG gestora en el marco del procedimiento de asignación anual teniendo en cuenta las restricciones presupuestarias.

[1] http://ec.europa.eu/world/enp/index_en.htm

[2] A efectos de la presente Comunicación, los socios orientales (o «socios») son los países de Europa Oriental y del Cáucaso Meridional que abarca la Política Europea de Vecindad: Armenia, Azerbaiyán, Belarús, Georgia, la República de Moldova y Ucrania.

[3] Reglamento (CE) nº 1638/2006 del Parlamento Europeo y del Consejo, de 24 de octubre de 2006.

[4] La Comisión ha descrito la naturaleza y las ventajas de los acuerdos de libre comercio de esta naturaleza tanto en su Comunicación de 4 de diciembre de 2006 sobre «la consolidación de la Política Europea de Vecindad» [COM(2006)726] como en su Comunicación de 5 de diciembre de 2007 sobre «una sólida Política Europea de Vecindad» [COM(2007) 774], pero sobre todo en el documento oficioso titulado « ENP — a path towards further economic integration » (v. http://ec.europa.eu/world/enp/pdf/non-paper_economic-integration_en.pdf).

[5] En la actualidad, Belarús y Azerbaiyán son los dos únicos países que no han concluido sus negociaciones de adhesión a la OMC.

[6] Ello incluye limitar el número de productos agrícolas excluidos de la liberalización plena, véase la Comunicación de 5 de diciembre de 2007 sobre «una sólida Política Europea de Vecindad» [COM(2007) 774].

[7] En la actualidad se están desarrollando negociaciones con Ucrania y Georgia, y se ha realizado una propuesta a Moldova al efecto. Los acuerdos que se alcancen se incluirán posteriormente en los acuerdos sobre una zona de libre comercio profunda y global.

[8] COM(2007) 774.

[9] Si se realiza una extrapolación a partir de las estadísticas de 2007 y se supone un número idéntico de solicitudes, el coste anual de la exención de las tasa de visado para los seis socios se aproximaría a unos 75 millones EUR para todos los Estados miembros pertenecientes al espacio de Schengen. También se pediría a los Estados miembros ajenos a ese espacio que renunciasen a sus tasas de visado.

[10] En la Cumbre que la UE y Ucrania celebraron en septiembre de 2008 se decidió entablar un diálogo sobre la implantación, a largo plazo, de un régimen de desplazamientos exentos de la obligación de visado.

[11] El estudio se basará en la Comunicación que la Comisión presentará próximamente sobre las nuevas competencias que exigen los nuevos puestos de trabajo y la complementará.

[12] Sigue resultando preocupante la proximidad a zonas de conflicto de muchos oleoductos de tránsito de hidrocarburos. La inestabilidad en el Cáucaso Meridional puede también amenazar la propia seguridad energética de la región. Una enorme central hidroeléctrica georgiana está situada en las cercanías de Abjacia. Georgia intercambia electricidad con Armenia y Azerbaiyán. El abastecimiento gasístico procedente de Rusia llega a Armenia a través de Georgia. El principal gasoducto que va desde la Federación de Rusia hasta los Balcanes atraviesa la región moldova de Trans-Dniéster. Estos factores minan la confianza de los inversores en relación con las perspectivas de la sostenibilidad del transporte de energía a través del Cáucaso y por lo que respecta a la estrategia de la UE para asegurar nuevos proveedores en Asia Central.

[13] An EU Energy Security and Solidarity Action Plan, COM(2008) 744.

[14] Los memorandos mencionados en la presente Comunicación no son instrumentos vinculantes jurídicamente.

[15] Véase el documento oficioso presentado por la Comisión en la primavera de 2007, titulado « ENP — Thematic Dimension » ( http://ec.europa.eu/world/enp/pdf/non-paper_economic-integration_en.pdf).

[16] La legislación y las normas de la UE seguirán siendo presentadas y debatidas en el marco de los subcomités temáticos bilaterales.

[17] Los servicios de la Comisión describieron el alcance de la labor necesaria en el documento oficioso de la primavera de 2007 titulado « ENP – a path towards further economic integration » (http://ec.europa.eu/world/enp/pdf/non-paper_economic-integration_en.pdf).

[18] Islandia, Liechtenstein, Noruega y los Estados miembros de la UE.

[19] En particular en el marco del Corredor de Transporte Europa-Cáucaso-Asia (TRACECA).

[20] COM(2006) 846 final/2, 23.2.2007.

[21] Conclusiones de la Presidencia del Consejo Europeo de junio de 2008, apartado 78.

[22] La labor en este ámbito ya ha comenzado en el marco del Programa INOGATE.

[23] Sobre la base de los cálculos de los créditos de pago del Instrumento IEVA en 2006.

[24] Entre los gastos de gestión administrativa (línea BA) figuran, en particular, los gastos del personal contractual de las Delegaciones, estudios, reuniones de expertos e información y publicaciones vinculados directamente con la consecución del objetivo del programa.

[25] Véanse los puntos 19 y 24 del Acuerdo Interinstitucional.

[26] Se incluye aquí tanto a los funcionarios para la Sede como al personal contractual para la asistencia financiera en las seis Delegaciones; se ofrece un desglose detallado en el punto 8.2.1 «Cantidad y tipo de recursos humanos» .

[27] Armenia, Azerbaiyán, Belarús, Georgia, Moldova y Ucrania.

[28] Estas cifras no incluyen el reciente compromiso de la Comisión en relación con la ayuda destinada a Georgia.

[29] Se parte de la hipótesis de que los recursos suplementarios utilizados para las situaciones de crisis (como las de Georgia o los Territorios Palestinos) no se imputan a ese 5 %, puesto que constituyen una respuesta a nuevas circunstancias objetivas y duraderas que son objeto de justificaciones precisas, y son acordados por la Comisión, el Consejo y el Parlamento en el proceso presupuestario anual.

[30] El sistema de seguimiento de los resultados (ROM) permite valorar con rapidez el funcionamiento de un proyecto o programa, así como sus implicaciones en sentido amplio, y proporciona a la Comisión asesoramiento independiente sobre su cartera de proyectos. Contar con un enfoque coherente garantiza que la Comisión disponga de datos comparables para todas las regiones a las que suministra ayuda exterior.

[31] Esto se traduce en la evaluación de operaciones individuales (por ejemplo, proyectos de desarrollo), programas (por ejemplo, estrategias nacionales) y temas o sectores estratégicos (por ejemplo, los transportes o cuestiones relacionadas con la igualdad de hombres y mujeres).

[32] Coherencia, Complementariedad y Coordinación.

[33] Ellas deberán autorizar a la Comisión (OLAF) para realizar controles e inspecciones in situ de conformidad con el Reglamento del Consejo (Euratom, CE) nº 2185/96 de 11 de noviembre de 1996.

[34] Coste NO cubierto por el importe de referencia.

[35] Incluye a funcionarios y agentes temporales para RELEX y cinco funcionarios para los servicios competentes.

[36] Coste NO cubierto por el importe de referencia.

[37] Coste incluido en el importe de referencia. Incluye agentes contractuales y personal temporal (antigua línea BA 19.01.04.02).

[38] También se necesitará personal contractual adicional en la Sede para aquellas actividades de cooperación regionales que se realicen a nivel central.

[39] Indíquese la ficha financiera legislativa correspondiente a la agencia o agencias ejecutivas de que se trate.