Glosario de las síntesis

Ayuda Exportar a PDF Imprimir esta página 

Reparto de competencias

El Tratado de Lisboa aclara el reparto de competencias entre la UE y los países miembros. Añade a los principios de subsidiariedad y de proporcionalidad el principio de atribución (artículo 5 del Tratado de la Unión Europea, TUE).

Este principio prevé que la UE actúe únicamente dentro de los límites de las competencias que le atribuyen los tratados de la UE. Estas competencias están definidas en los artículos 2 a 6 del Tratado de Funcionamiento de la Unión Europea (TFUE).

Existen cuatro tipos de competencias:

  • las exclusivas (artículo 3 del TFUE), por las que la UE es la única que puede actuar en estos ámbitos (por ejemplo, la unión aduanera y la política comercial);
  • las compartidas entre la UE y los países de la UE (artículo 4 del TFUE). Los países de la UE pueden actuar solo si la UE ha decidido no hacerlo (por ejemplo, la política de cohesión, la energía o el medio ambiente). Los países de la UE pueden solicitar a la Comisión la derogación de un acto legislativo aprobado en relación con uno de estos ámbitos de competencia compartida, en aras de un mayor respeto de los principios de subsidiariedad y proporcionalidad (Declaración nº 18 aneja al Tratado de Lisboa);
  • la UE establece los regímenes en los que los países de la UE pueden coordinar las políticas (artículo 5 del TFUE; por ejemplo, la política económica);
  • la UE puede apoyar, coordinar o complementar la acción de los países de la UE (artículo 6 del TFUE; por ejemplo, la cultura o el turismo).