Help Print this page 
Title and reference
Reducción de los gases de efecto invernadero antes de 2020

Summaries of EU legislation: direct access to the main summaries page.
Languages and formats available
BG ES CS DA DE ET EL EN FR GA HR IT LV LT HU MT NL PL PT RO SK SL FI SV
HTML html ES html CS html DA html DE html EL html EN html FR html IT html HU html NL html PL html PT html RO html FI html SV
Multilingual display
Text

Reducción de los gases de efecto invernadero antes de 2020

La presente Decisión contribuye al cumplimiento del compromiso contraído por la Unión Europea para reducir en un 20 % sus emisiones de gases de efecto invernadero antes de 2020 con respecto a los niveles de 1990. Fija objetivos de reducción de emisiones para cada Estado miembro y define las modalidades de verificación de su cumplimiento.

ACTO

Decisión no406/2009/CE del Parlamento Europeo y del Consejo, de 23 de abril de 2009, sobre el esfuerzo de los Estados miembros para reducir sus emisiones de gases de efecto invernadero a fin de cumplir los compromisos adquiridos por la Comunidad hasta 2020.

SÍNTESIS

La presente Decisión fija la contribución mínima de cada Estado miembro en materia de emisiones de gases de efecto invernadero , tras el compromiso adoptado por la Unión para el período 2013-2020.

Niveles de emisiones para el período 2013-2020 y flexibilidad

Cada Estado miembro dispone de asignaciones anuales de emisiones que forman una trayectoria lineal de 2013 a 2020. Cada año de 2013 a 2020, las emisiones de los Estados miembros deberán ser inferiores a la asignación anual de emisiones correspondiente. La asignación anual de emisiones para 2020 corresponderá al porcentaje fijado en el anexo II de la Decisión para cada uno de los Estados miembros.

Durante el período 2013-2019, los Estados miembros podrán arrastrar del año siguiente una cantidad de hasta el 5 % de su asignación anual de emisiones . La parte sin utilizar de una asignación anual de emisiones podrá prorrogarse al siguiente año. Un Estado miembro, en determinadas condiciones, también podrá transferir a otros Estados miembros una parte de dicha asignación.

Eficiencia energética

En 2012, la Comisión Europea evaluará los progresos realizados por la Comunidad y los Estados miembros en relación con la aplicación del plan de acción para la eficiencia energética. Después de esta evaluación, la Comisión propondrá, si procede, medidas nuevas o más estrictas.

Utilización de los créditos resultantes de actividades de proyectos

Para cumplir con sus obligaciones, los Estados miembros podrán utilizar los siguientes créditos de reducción de emisiones de gases de efecto invernadero:

  • la Directiva 2003/87/CE durante el período 2008-2012 y correspondiente a los proyectos registrados antes del 31 de diciembre de 2012;
  • RCE expedidas por reducciones de emisiones conseguidas mediante proyectos realizados en países menos adelantados;
  • RCE temporales o RCE a largo plazo de proyectos de forestación y reforestación.

Cada Estado miembro podrá transferir cada año a otro Estado miembro la parte no utilizada de la cantidad anual hasta el 3 %. Asimismo, cada Estado miembro, podrá transferir la cantidad no utilizada a años posteriores.

Información, evaluación de los progresos, enmiendas y revisión

Con arreglo a la Decisión 280/2004/CE, los Estados miembros deberán incluir en sus informes lo siguiente:

  • sus emisiones anuales de gases de efecto invernadero;
  • la utilización, distribución geográfica y tipos de créditos utilizados;
  • los progresos previstos y proyecciones nacionales;
  • la información sobre las políticas y las medidas nacionales.

Cada dos años, la Comunidad evaluará los progresos realizados y el cumplimiento de su compromiso.

Medidas correctivas

En caso que se supere la asignación de emisiones establecida, el Estado miembro en cuestión deberá adoptar las siguientes medidas:

  • una deducción de la asignación de emisiones del Estado miembro para el año siguiente;
  • el desarrollo de un plan de acción correctivo;
  • la suspensión temporal de la posibilidad de transferir parte de la asignación de emisiones y de sus derechos de utilización de créditos de proyectos a otro Estado miembro.

Ajustes aplicables tras la aprobación por la Comunidad de un acuerdo internacional sobre cambio climático

Después de la firma por parte de la Comunidad de un acuerdo internacional sobre cambio climático que prevé reducir más de un 20 % las emisiones de gases de efecto invernadero respecto a 1990, la Comisión deberá presentar, en los tres meses siguientes, un informe en el que se traten los siguientes aspectos:

  • la naturaleza de las medidas acordadas a escala internacional;
  • las opciones necesarias en el ámbito de la Comunidad para avanzar hacia el objetivo de reducción del 30 % aprobado por el Consejo Europeo en marzo de 2007;
  • las repercusiones sobre la competitividad de las industrias y sobre la agricultura así como los riesgos de fuga de carbono;
  • las repercusiones del acuerdo internacional en otros sectores económicos;
  • las modalidades de contabilización de las emisiones relacionadas con el uso del suelo y la silvicultura;
  • las modalidades relativas a la forestación, reforestación, deforestación y degradación de bosques en terceros países;
  • la necesidad de políticas y medidas adicionales.

Contexto

La Convención Marco de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático (CMNUCC), aprobada mediante la Decisión 94/69/CE, tiene como objetivo la estabilización de las concentraciones de gases de efecto invernadero. Es crucial que la temperatura global anual no supere en más de dos grados los niveles preindustriales. En este sentido, conviene reducir un 50 % las emisiones de estos gases antes de 2050.

REFERENCIAS

Acto

Entrada en vigor

Plazo de transposición en los Estados miembros

Diario Oficial

Decisión 406/2009/CE

25.6.2009

-

DO L140 de 5.6.2009

ACTO CONEXO

Comunicación de la Comisión al Parlamento Europeo, al Consejo, al Comité Económico y Social Europeo y al Comité de las Regiones, de 26 de mayo de 2010, denominada Análisis de las opciones para rebasar el objetivo del 20 % de reducción de las emisiones de gases de efecto invernadero y evaluación del riesgo de fugas de carbono [ COM(2010) 265 final – no publicada en el Diario Oficial].

La presente Comunicación analiza las consecuencias de una política que reduciría en un 30 % las emisiones de gases de efecto invernadero.

La crisis económica de 2008 provocó un fuerte descenso de las emisiones de CO2. En efecto, las emisiones de gas de efecto invernadero registradas en la Unión Europea (UE) en 2009 se redujeron en un 14 % con respecto al nivel de 1990, mientras que el descenso registrado en 2008 solo fue del 11,6 %.

Por ello, la posibilidad de rebasar los objetivos de 2020 parece realista si las siguientes opciones se ponen en marcha:

  • adaptación del sistema de intercambio de asignaciones de emisiones mediante la reserva de una parte de los derechos de emisión previstos para la subasta;
  • recompensa a los actores del sistema que inviertan más rápido en las tecnologías de mayor rendimiento en términos de reducción de emisiones por derechos gratuitos de emisión sin asignaciones adicionales;
  • aplicación de impuestos sobre el carbono;
  • utilización de políticas de la UE para impulsar la reducción de emisiones;
  • utilización de instrumentos de créditos internacionales para favorecer la adopción de tecnologías más eficaces en materia de reducción de emisiones.

Sin embargo, la Comunicación subraya que el coste total de una reducción del 30 % de las emisiones, teniendo en cuenta los costes vinculados al cumplimiento del objetivo de reducción en un 20 %, sería de 81 000 millones de euros. Esta cifra supera considerablemente el coste inicial del paquete de medidas clima y energía, que se estimó en 70 000 millones de euros.

Asimismo, es importante hacer llegar el objetivo de reducción de emisiones de CO2 del 30 % a los terceros países, para evitar el riesgo de fugas de carbono. Por tanto, es indispensable que haya una coordinación internacional al respecto.

Decisión no529/2013/UE del Parlamento Europeo y del Consejo, de 21 de mayo de 2013, sobre normas contables aplicables a las emisiones y absorciones de gases de efecto invernadero resultantes de actividades relativas al uso de la tierra, el cambio de uso de la tierra y la silvicultura, y sobre la información relativa a las acciones relacionadas con dichas actividades.

Esta decisión establece las normas contables aplicables a las emisiones y absorciones de gases de efecto invernadero correspondientes al sector del uso de la tierra, del cambio de uso de la tierra y la silvicultura, primera etapa hacia la integración de dicho sector en el compromiso de reducción de emisiones de la Unión. Dispone la obligación de los Estados miembros de facilitar información sobre sus acciones en el sector de uso de la tierra, del cambio de uso de la tierra y de la silvicultura destinadas a limitar o reducir las emisiones y mantener o incrementar las absorciones, pero no establece obligaciones contables o de notificación para los particulares.

Última modificación: 27.02.2014

Top