Help Print this page 
Title and reference
Las decisiones de la Unión Europea

Summaries of EU legislation: direct access to the main summaries page.
Multilingual display
Text

Las decisiones de la Unión Europea

Para ejercer la competencia de la Unión Europea (UE), las instituciones europeas pueden adoptar cinco tipos de actos jurídicos. Una decisión es un acto jurídico vinculante que puede tener un ámbito de aplicación general o estar dirigido a un destinatario concreto.

SÍNTESIS

Para ejercer la competencia de la Unión Europea (UE), las instituciones europeas pueden adoptar cinco tipos de actos jurídicos. Una decisión es un acto jurídico vinculante que puede tener un ámbito de aplicación general o estar dirigido a un destinatario concreto.

Las decisiones forman parte del Derecho derivado de la UE. Las instituciones europeas las adoptan basándose en los tratados constitutivos.

Un acto obligatorio en todos sus elementos

El artículo 288 del Tratado de Funcionamiento de la UE (TFUE) define la decisión como un acto obligatorio en todos sus elementos. Al igual que un reglamento, no puede aplicarse de manera incompleta, selectiva o parcial.

Una decisión puede ser un acto legislativo o no legislativo.

Las decisiones son actos legislativos cuando son adoptadas conjuntamente por:

el Parlamento Europeo con la participación del Consejo, o

el Consejo con la participación del Parlamento Europeo siguiendo el procedimiento legislativo especial.

En otros casos, las decisiones son actos no legislativos. Pueden ser adoptadas, por ejemplo, por el Consejo Europeo, el Consejo o la Comisión.

Las decisiones no legislativas también pueden adoptar la forma de actos delegados y de ejecución.

Decisiones con un destinatario específico

Las decisiones pueden dirigirse a uno o más destinatarios (uno o varios países de la UE, una o varias empresas o personas). Por ejemplo, cuando una decisión de la Comisión impuso una multa al gigante del software Microsoft por abuso de su posición dominante en el mercado, la única empresa directamente afectada fue Microsoft.

Una decisión que especifica a quién va dirigida debe notificarse a la parte interesada y surte efecto en el momento de la notificación. La notificación puede consistir en el envío de una carta certificada con acuse de recibo. Una decisión que especifica un destinatario también se puede publicar en el Diario Oficial de la Unión Europea. Sin embargo, la publicación no exime de la notificación, que es la única forma posible de hacer el acto oponible frente al destinatario.

Las decisiones destinadas a una o varias personas o empresas concretas surten un efecto directo (es decir, pueden generar directamente derechos y obligaciones para los destinatarios, que pueden invocarlos y alegarlos ante los tribunales).

Sin embargo, las decisiones destinadas a un país específico o a varios países de la UE pueden tener un efecto directo o no en función de la naturaleza, los antecedentes y la redacción de dichas decisiones. El Tribunal de Justicia de la UE solo reconoce un efecto directo «vertical» de las decisiones destinadas a uno o varios países de la UE. Esto significa que las personas solo pueden utilizar una decisión contra el país de la UE destinatario (y no contra otra persona).

Decisiones sin destinatario

Con la entrada en vigor del Tratado de Lisboa, las decisiones ya no tienen que designar necesariamente a un destinatario. En concreto, el artículo 288 del TFUE aclara que una decisión puede especificar un destinatario, mientras que su predecesor (el artículo 249 del Tratado constitutivo de la Comunidad Europea) solo hacía referencia a una decisión que especifica su destinatario.

Las decisiones sin destinatarios específicos pueden adoptarse mediante procedimientos legislativos.

Las decisiones que no especifican un destinatario y que no son adoptadas mediante procedimientos legislativos son actos no legislativos. Estas decisiones no legislativas se han convertido principalmente en el acto jurídico básico en el ámbito de la política exterior y de seguridad común (PESC). Según el artículo 25 del Tratado de la Unión Europea (TUE), la UE dirigirá la PESC:

definiendo sus orientaciones generales,

definiendo las acciones que va a adoptar la UE,

definiendo las posiciones que va a adoptar la UE,

definiendo las modalidades de ejecución de las acciones y posiciones antes mencionadas.

Con estos fines y basándose en el TUE, el Consejo Europeo y el Consejo adoptan decisiones no legislativas (artículo 1, apartado 1 del TUE).

Las decisiones que no especifiquen un destinatario, con independencia de si son actos legislativos o no legislativos, deben publicarse en el Diario Oficial de la Unión Europea y entran en vigor en la fecha que se especifique en ellas o, de no haberla, veinte días después de su publicación.

Para obtener más información, véase el Derecho de la UE en el sitio web de la Unión Europea.

última actualización 16.09.2015

Top