Help Print this page 
Title and reference
Comunicación de la Comisión al Consejo, al Parlamento Europeo, al Comité Económico y Social Europeo y al Comité de las Regiones - Resultados de la Conferencia Mundial de Radiocomunicaciones de 2003 (CMR-03)

/* COM/2003/0707 final */
Languages and formats available
Multilingual display
Text

52003DC0707

Comunicación de la Comisión al Consejo, al Parlamento Europeo, al Comité Económico y Social Europeo y al Comité de las Regiones - Resultados de la Conferencia Mundial de Radiocomunicaciones de 2003 (CMR-03) /* COM/2003/0707 final */


COMUNICACIÓN DE LA COMISIÓN AL CONSEJO, AL PARLAMENTO EUROPEO, AL COMITÉ ECONÓMICO Y SOCIAL EUROPEO Y AL COMITÉ DE LAS REGIONES - Resultados de la Conferencia Mundial de Radiocomunicaciones de 2003 (CMR-03)

1. Introducción

La Conferencia Mundial de Radiocomunicaciones de 2003 (CMR-03) de la UIT, que se desarrolló durante cuatro semanas de junio y julio de 2003, sirvió de marco global para las negociaciones entre los más de 2 500 delegados de 150 países y otras partes interesadas en la actualización de la atribución del espectro radioeléctrico y de sus condiciones de uso en todo el mundo, tal como define el Reglamento de Radiocomunicaciones de la UIT.

Los resultados obtenidos en la CMR-03 constituyen el último eslabón de un proceso preparatorio llevado a cabo durante los últimos tres años. En el caso de Europa, expertos en espectro radioeléctrico de las administraciones nacionales que cooperan en la CEPT [1] participaron en el establecimiento de unas posiciones comunes europeas de negociación [2]. Para respaldar el proceso, la Comisión Europea identificó los objetivos políticos de la Unión Europea [3] pertinentes para el programa de negociaciones [4]. El Consejo de Ministros aprobó tanto los objetivos de la UE como las posiciones negociadoras de la CEPT [5].

[1] El significado de los acrónimos figura en el glosario.

[2] Las denominadas propuestas comunes europeas (PCE). Véase http://www.ero.dk.

[3] Estrictamente hablando, de la Comunidad Europea (el primer pilar de la UE); no obstante, por motivos de claridad y dado que está previsto suprimir en breve la distinción entre pilares, se utilizará la expresión «de la UE» en todo el documento, salvo en el caso de referencias específicas (por ejemplo, «Tratado CE»).

[4] COM(2003) 183.

[5] Conclusiones del Consejo 9131/03.

El objetivo de la presente Comunicación es responder a la petición del Consejo dirigida a la Comisión de que informe sobre los resultados de la CMR-03. Por consiguiente, lo que se pretende es:

* Destacar las repercusiones de los resultados de la Conferencia en las políticas de la UE (apartado 2).

* Valorar la consecución de los objetivos de la UE en la CMR-03 respecto a determinadas cuestiones (apartado 3).

* Identificar las posibles medidas reguladoras adoptadas por la Unión Europea tras la CMR-03 (apartado 4).

* Tener en cuenta los intereses de la UE que estarán en juego en la próxima Conferencia, la CMR-07 (apartado 5).

* Evaluar el proceso de negociación de la CMR-03 (apartados 6 y 7).

La Comunicación de la Comisión elaborada con motivo de la CMR-03 ofrece más información sobre los puntos de negociación más importantes, las políticas pertinentes de la UE y el contexto de la UE en materia de espectro radioeléctrico. La Comunicación incluye además una lista con los 48 puntos del orden del día de la Conferencia.

2. El impacto de la CMR-03 en las políticas de la UE

Antes de analizar los resultados de la Conferencia en relación con los servicios y tecnologías radioeléctricas definidas por la UIT, merece la pena evaluar los resultados más importantes de la CMR-03 en el contexto global de las políticas vigentes de la UE.

Sociedad de la información

El objetivo de la Unión en este ámbito es garantizar que los ciudadanos, las empresas y los gobiernos de Europa puedan contar con unos servicios de información cada vez más abundantes, avanzados y diversificados. Dicho objetivo se ha visto respaldado por las decisiones de la Conferencia, y en particular por la relativa a la armonización mundial del espectro RLAN, con lo que las redes avanzadas de acceso radioeléctrico de banda ancha podrán mantener el rápido progreso de este sector, actualmente en manos de la tecnología wi-fi [6], y constituye una contribución decisiva a los objetivos en materia de banda ancha de eEurope [7]. Gracias a una segunda decisión importante se logró proteger el funcionamiento de los servicios móviles IMT-2000 en Europa (también conocidos como móviles de tercera generación o 3G). Al mismo tiempo, la Conferencia ha puesto en marcha los preparativos para los futuros requisitos del espectro de las redes móviles avanzadas. Los resultados de la CMR también promueven medios alternativos para la prestación de servicios de información de banda ancha, a través de plataformas vía satélite que conectan a los usuarios en tierra, avión o barco.

[6] Norma IEEE 802.11b que opera a 2,4 GHz.

[7] http://europa.eu.int/information_society/eeurope/2005/index_en.htm.

Transporte

La política común en este ámbito tiene por objetivo el desarrollo de un sistema que integre todos los medios de transporte de la Unión Europea. Los debates de la CMR sobre el sistema de radionavegación por satélite GALILEO, que arrojaron unos resultados globalmente favorables para este proyecto europeo, fueron especialmente importantes para la Unión. Aquí, los servicios aeronáuticos, muy expuestos a interferencias perjudiciales, cuentan con el apoyo de la iniciativa sobre el cielo único europeo [8]. Los sistemas aeronáuticos esenciales, como los radares primarios y los DME, se protegieron frente al RNSS y otros servicios. Otro elemento de la política de transportes de la UE, la navegación marítima [9], se vio favorecido por decisiones relativas a las ESV (estaciones terrenas a bordo de barcos) y de procedimientos de seguridad marítimos basados en las radiocomunicaciones.

[8] http://europa.eu.int/comm/transport/air/single_sky/reform_en.htm.

[9] http://europa.eu.int/comm/transport/maritime/index_en.htm.

Investigación y desarrollo

El objetivo de la política de investigación y desarrollo de la Unión Europea es aumentar la competitividad que la innovación tecnológica puede ofrecer a la sociedad europea mediante la coordinación de las políticas nacionales y europea y el fomento de la creación de redes entre equipos de investigación. Uno de los elementos más importantes de esta política es la financiación por la Comisión de una parte importante de la investigación y el desarrollo precompetitivos, incluidas las aplicaciones y tecnologías inalámbricas comerciales, así como el apoyo a actividades científicas, como el servicio de radioastronomía. La aplicación de los resultados de la investigación en materia de tecnologías inalámbricas patrocinada por la UE se vio favorecida por las decisiones de la Conferencia relativas a la regulación del acceso al espectro de los IMT-2000 y sistemas posteriores y de diversas plataformas por satélite [10]. Además, se atribuyeron frecuencias adicionales a 26 GHz a los servicios de investigación espacial, que emplearán los telescopios espaciales para el envío de flujos de datos a la Tierra.

[10] Además de crear nueva demanda de espectro, la IDT puede presentar retos y soluciones a la regulación de interferencias entre servicios inalámbricos. Véase el reciente taller de la CE en http://www.cordis.lu/ist/directorate_d/cnt/pubar/wshop/wshop_101003.htm.

Estrategia espacial

Al igual que el espectro radioeléctrico, el espacio constituye un recurso estratégico vital para que la Unión Europea pueda alcanzar algunas de sus metas más generales en ámbitos como la radiodifusión, las comunicaciones, el transporte y la movilidad sostenibles, la previsión meteorológica, el seguimiento del cambio climático y las respuestas a situaciones de emergencia. Los resultados de la CMR han favorecido estas políticas espaciales, pues han ampliado la protección concedida al servicio de exploración de la Tierra por satélite (activo) en la gama de 5 GHz, mientras que el espectro atribuido a los sistemas en la banda de 432-438 MHz se empleará para realizar estudios sobre alerta mundial.

Política audiovisual

La CMR-03 no abordó directamente la cuestión más importante relativa al espectro que en la actualidad afecta a la política audiovisual de la Unión: el proceso de conversión de la radiodifusión analógica a la digital. En la Conferencia Regional de Radiocomunicaciones de la UIT, que comenzará en año próximo (CRR-04/06), se desarrollarán las bases técnicas necesarias para la coordinación de las transmisiones de radiodifusión digital y la compartición del espectro en Europa. En la CMR-03, la mayor parte del trabajo técnico sobre radiodifusión se centró en la revisión de las condiciones de uso de las bandas de alta frecuencia (HF) en radios de onda corta (SW), con el fin de promover la introducción de tecnologías de uso eficaz del espectro tales como el nuevo sistema digital DRM. La CMR-03 decidió que a partir de 2009 las entidades de radiodifusión europeas se trasladen a la gama 7 MHz, por lo que ahora tendrán que compartir parte de esa banda con otros servicios. Sin embargo, en esta Conferencia no fue posible reorganizar completamente las bandas de HF, por lo que la cuestión se volverá a tratar en la CMR-07 (véase el apartado 5). Se revisó también el nuevo plan relativo al Servicio de radiodifusión por satélite acordado en la CMR-00, así como la posibilidad de que otros servicios de radiofrecuencia utilicen partes de las bandas terrenas de UHF/VHF. Este tema se volverá a abordar en la próxima conferencia.

Coordinación de la protección civil

El objetivo de esta política de la UE es mejorar la coordinación y la funcionalidad de los equipos nacionales de intervención de los Estados miembros de la UE, incluida la interoperabilidad de los equipos de comunicaciones. La CMR-03 se preocupó por lograr un espectro armonizado para la ejecución de futuras soluciones avanzadas a escala mundial o regional. Cada una de las regiones de la UIT identificó sus propias bandas para la PPDR (protección pública y socorro en caso de catástrofe) y, si bien se ha llegado a conseguir cierta armonización entre la región 2 (América) y la región 3 (Asia-Pacífico), no fue posible una armonización mundial, especialmente en relación con la banda que ya utiliza Europa para los sistemas PPDR [11]. Es más, a diferencia de otras regiones, que identificaron un espectro armonizado a escala regional para los sistemas PPDR digitales de banda estrecha, Europa no identificó el espectro en frecuencias más altas para los futuros sistemas avanzados PPDR. Por tanto, desde el punto de vista de la Unión, los progresos en este aspecto fueron limitados.

[11] Decisión 96(03) del CEPT/ERC.

3. Evaluación de cuestiones específicas a la luz de las prioridades de la UE

Las prioridades políticas de la Unión Europea en la CMR-03 se describieron en una Comunicación de la Comisión antes de que se celebrara la Conferencia y recibieron la aprobación del Consejo de Ministros. En lo referente a los puntos del orden del día de la CMR-03 especialmente relevantes para las políticas de la UE, se fijaron los objetivos principales siguientes:

* Proteger las atribuciones del espectro conseguidas en la CMR-2000 por las IMT-2000 y GALILEO, con el fin de reforzar los objetivos de las políticas de sociedad de la información y transportes.

* Avanzar hacia la armonización regional y mundial de las frecuencias de los sistemas PPDR (protección pública y socorro en caso de catástrofe), para ayudar a la política de protección civil de la UE.

* Respaldar la creación de plataformas de acceso inalámbricas alternativas y, en particular, de redes de área local radioeléctricas (RLAN), con el fin de aumentar la competencia y mejorar la prestación de servicios en beneficio del consumidor.

A continuación se describen los logros alcanzados en la CMR-03 sobre determinadas cuestiones relacionadas con los objetivos políticos.

3.1 Comunicaciones móviles de tercera generación (3G) (IMT-2000)

En Europa era esencial garantizar que los sistemas IMT-2000 pudieran funcionar sin restricciones técnicas indebidas en una banda espectral seleccionada y protegidos frente a las interferencias perjudiciales procedentes de los satélites asiáticos de radiodifusión (sonora). Al mismo tiempo, era importante el impulso que dicha protección podría dar a la armonización mundial del espectro de las IMT-2000.

La Unión Europea ha decidido dejar disponible la banda de 2500-2690 MHz para las IMT-2000 antes del 1 de enero de 2008 [12], además de las frecuencias para los primeros servicios 3G [13] que ya cuentan con licencia. No obstante, parte de esta banda también la utilizará fuera de Europa el servicio de radiodifusión (sonora) por satélite (SRS) que lanzarán algunos países asiáticos.

[12] Decisión del ECC de la CEPT (02)06, con arreglo al mandato 4 de la Comisión Europea.

[13] Nótese que el componente del satélite de IMT-2000 en Europa puede utilizar los «márgenes» de la banda (20 MHz a cada lado), también atribuidos a los SMS por la UIT. Todavía no se ha adoptado una decisión definitiva.

Las negociaciones sobre esta cuestión fueron difíciles, especialmente las que mantuvieron las delegaciones asiáticas, con intereses y políticas contradictorios en materia de prestación de servicios inalámbricos. Las modalidades de protección que finalmente se acordaron en la Conferencia combinaron el establecimiento de una «limitación estricta» de la potencia de emisión por debajo de un determinado ángulo de elevación dentro del cual los satélites SRS son visibles desde Europa, con la obligación, para las administraciones, de «coordinar» sus sistemas (es decir, de garantizar que no interfieran entre sí) más allá de dicho ángulo. Además, algunos procedimientos del Reglamento de Radiocomunicaciones de la UIT se «reforzaron» para garantizar que las administraciones apliquen las restricciones impuestas a los sistemas SRS.

Este resultado responde a la petición europea de que se protejan estrictamente las bandas previstas en Europa para albergar los sistemas IMT-2000 a partir de 2008. No obstante, el riesgo de que los sistemas móviles terrenales se vean afectados por las interferencias de los SRS sigue siendo elevado en Asia, por lo que esta decisión no animará a los países de la región a elegir la banda de 2500-2690 MHz ya seleccionada por Europa y la posibilidad de armonización mundial a largo plazo disminuirá [14].

[14] No obstante, esta cuestión se volverá a tratar en la próxima Conferencia (véase el apartado 5).

La segunda cuestión relativa a las IMT-2000 que se trató en la Conferencia fue la definición de los trabajos futuros sobre sistemas móviles avanzados, entre los que se incluyen las IMT-2000. La postura de la UE al respecto fue mantener abiertas todas las opciones de identificación adicional del espectro en el futuro para el desarrollo de las IMT-2000 y sistemas posteriores, sobre la base de la experiencia real en el mercado y el progreso tecnológico. La migración entre tecnologías móviles es un proceso evolutivo a largo plazo, por lo que era preferible no adoptar decisiones prematuras sobre una nueva generación de móviles mientras los servicios de tercera generación estuvieran estabilizándose en el mercado, y dejar pasar algún tiempo para que la industria y los operadores desarrollen sus servicios en un contexto normativo estable.

En la Conferencia, Europa sostuvo que en algún momento posterior a 2010 surgiría la necesidad de espectro adicional para los sistemas móviles terrenales avanzados. Sin embargo, se precisaba una mayor visibilidad en el mercado para poder abordar detalladamente la posibilidad de conceder frecuencias adicionales a los futuros sistemas móviles. Es más, cualquier nueva identificación de espectro para esos sistemas debería basarse en el progreso tecnológico y en un análisis que detallara la cantidad de espectro adicional necesaria y dónde identificarla. La petición formulada por Europa y dirigida a la UIT para que continuara tales estudios sobre el futuro desarrollo de las IMT-2000 y sistemas posteriores y para que en la CMR-07 se abordara dicha cuestión [15] recibió el respaldo de la Conferencia y concuerda con los objetivos de la UE.

[15] Véase también el apartado 5.

3.2 Sistemas de navegación por satélite (GALILEO)

Europa esperaba confirmar en la CMR-03 las características técnicas de las frecuencias atribuidas a la navegación por satélite en la CMR-00 para garantizar que GALILEO pudiera prestar todos los servicios previstos. Para ello, tanto GALILEO como otros sistemas SRNS y de aviación civil debían coexistir sin que se produjeran restricciones indebidas entre ellos. Respecto a las cuestiones relacionadas con la coordinación futura de los distintos sistemas de radionavegación por satélite, el objetivo de la UE era evitar posibles discriminaciones reglamentarias contra GALILEO. Era esencial conseguir un acceso equitativo al espectro atribuido entre sistemas SRNS basado en la interoperabilidad y en unos niveles de interferencia fijados de común acuerdo.

Para garantizar la adecuada protección de otros servicios importantes, tales como las ayudas de radionavegación a la aviación civil, en dos de las bandas descendentes identificadas en la CMR-00 algunas características operativas de los SRNS quedaron sujetas a su confirmación en esta Conferencia. En el debate sobre la banda de 1215-1300 MHz se trató además la protección de los radares primarios utilizados en la aviación. El resultado, aceptado por los SRNS y los grupos del sector de la aviación, consistía en abordar la protección recíproca por medio de la coordinación, y no de límites operativos. En cuanto a la banda de 1164-1215 MHz, finalmente se llegó a un acuerdo con el fin de proteger el funcionamiento de los equipos radiotelemétricos. Dicho acuerdo prevé que todos los SRNS compartan unos límites máximos de potencia de emisión. Los resultados son positivos para la aviación, siempre que no se imponga a GALILEO una carga operativa indebida.

Otra cuestión de notable importancia tratada durante la Conferencia era la relacionada con los procedimientos de coordinación de satélites que se aplicarán entre distintos SRNS y otros satélites en el contexto de una industria que se aleja de un monopolio histórico (GPS) para dirigirse a un entorno de coexistencia de diversos sistemas. Este tema, que se aplazó hasta el final de la Conferencia por la oposición inflexible de la delegación estadounidense a la coordinación oficial de la UIT, podría haber repercutido negativamente en el consenso alcanzado en otros ámbitos. Aseveraciones carentes de justificación, como la de que Europa estaba intentando «dar ventaja» a GALILEO respecto a otros SRNS (en particular, el futuro sistema GPS-3) mediante la coordinación de la UIT, tampoco resultaron de ayuda en la búsqueda de una solución rápida.

La posición que Europa mantuvo en favor de una coordinación objetiva y no discriminatoria de la UIT (la denominada «del artículo 9») recibió el respaldo de la mayoría de las delegaciones. No obstante, pese al lento progreso de las negociaciones, prefirió evitar que esta cuestión se votara en la Conferencia y optó por seguir buscando posturas comunes y un acuerdo definitivo. A pesar de las continuas intervenciones externas a todos los niveles, la cohesión de las delegaciones europeas, fomentada antes de las negociaciones y durante las mismas por las orientaciones políticas de la Comisión, junto con la habilidad y el compromiso que mostraron los negociadores europeos, resultó decisiva para obtener una solución favorable a la Unión, pues los compromisos técnicos logrados respaldaron plenamente los objetivos políticos generales de GALILEO.

Finalmente, tras largos debates, la Conferencia aceptó el principio de plena coordinación de todos los SRNS en la UIT. Los procedimientos de la UIT para la coordinación entre todos los SRNS (tanto los sistemas actuales como los futuros) entrarán en vigor el 1 de enero de 2005, lo cual significa que todos los sistemas de satélite «registrados» (es decir, notificados oficialmente a la UIT) después de mediados de 2004 tendrán que coordinarse con los sistemas existentes. Se han tomado medidas para hacer frente a los sistemas de satélite SRNS ficticios (los denominados «satélites de papel»), como la introducción de un «proceso por hitos» (que consiste en verificar pruebas tales como la existencia de contratos de construcción o lanzamiento de satélites para determinar si los sistemas notificados son «auténticos»).

La CMR-03 ha arrojado resultados generales muy positivos tanto para Europa como para el sistema GALILEO, pues en la Conferencia se ha conseguido:

* Clarificar y establecer las condiciones de uso del espectro de los SNRS. Gracias a ello se podrán predecir las condiciones de funcionamiento de GALILEO y proteger otros servicios importantes, especialmente la aviación, y se han confirmado las especificaciones sobre señales desarrolladas en el marco de los estudios de definición de GALILEO.

* Introducir a través del proceso de coordinación de los SNRS un mecanismo estructurado para compartir equitativamente el espectro entre los actuales y los futuros SNRS reales, lo cual evita un proceso de coordinación bilateral e «informal» al margen de la UIT que habría favorecido la consolidación del papel dominante del GPS.

Por último, cabe destacar que el Reglamento de Radiocomunicaciones para los SRNS no se volverá a revisar en la CMR-07, lo que dota de mayor seguridad operativa al nuevo SRNS europeo.

3.3 Protección pública y socorro en caso de catástrofe

El objetivo de la Unión Europea era conseguir de la CMR-03 decisiones de armonización del espectro que pudieran ayudar a mejorar a largo plazo la capacidad de coordinación y la funcionalidad de los equipos de protección civil europeos, habida cuenta de los mecanismos reforzados de coordinación vigentes en la Unión para este tipo de intervención. Un mayor grado de armonización del espectro de la UE podría propiciar mejoras en la interoperabilidad de los equipos que participan en acciones de protección pública y socorro en caso de catástrofe llevadas a cabo por la Unión Europea.

No obstante, se entendió que, dadas la enorme fragmentación del uso del espectro existente en la PPDR y la falta de una visión común acerca de cómo abordar las necesidades operativas de este sector, cualquier nueva medida encaminada a la armonización del espectro tendría que adoptarse de manera gradual.

La CMR-03 estudió la posibilidad de una armonización mundial y regional del espectro para los futuros sistemas de protección pública y socorro en caso de catástrofe. Con ello pretendía abordar una incongruencia: de nada sirve reservar importantes cantidades de espectro para las funciones de seguridad y emergencia nacionales si las bandas de frecuencia utilizadas son a menudo diferentes. Además, en la actualidad la mayor parte de los sistemas PPDR se basan en tecnologías analógicas de banda estrecha y cualquier decisión que se adopte respecto a la armonización del espectro radioeléctrico para futuras tecnologías podría facilitar la implantación de sistemas digitales ricos en datos que respondan mejor a las necesidades modernas de los servicios de emergencia.

La CMR-03 no logró identificar bandas comunes mundiales para la PPDR. La Conferencia aprobó una resolución en la que se animaba a las administraciones a utilizar espectro armonizado a escala regional sin abandonar la flexibilidad nacional. Para las futuras aplicaciones PPDR de banda ancha (imágenes de vídeo en directo, etc.), otras regiones no europeas han identificado bandas de frecuencias específicas. Con ello proporcionan a los organismos encargados de las situaciones de emergencia y a los fabricantes de equipos una «guía» para el futuro y fomentan las inversiones en el desarrollo de tecnologías sostenibles. Sin embargo, Europa no consiguió el consenso interno suficiente para adherirse a este enfoque, debido, por una parte, a la falta de acuerdo sobre las futuras necesidades de la PPDR, y por otra, a que una de las bandas (4900-4990 MHz) propuestas por otras regiones ya es de uso militar (la banda armonizada de la OTAN).

El objetivo de la Unión Europea de avanzar en la armonización del espectro de la PPDR no se ha logrado sino muy parcialmente. Las bandas armonizadas de la PPDR con tecnología digital de banda estrecha identificadas por Europa se confirmaron en la CMR-03 para la región 1 (incluida Europa), pero no para el resto del mundo, lo cual no facilitará la comunicación entre los equipos de intervención europeos que operan fuera de Europa y los servicios de emergencia del país receptor, ni evitará los problemas de interferencias.

3.4. Redes de área local radioeléctrica (RLAN)

Uno de los principales objetivos de la Unión Europea en la CMR-03 era la identificación a escala mundial de bandas de frecuencias en el área de 5 GHz para los sistemas de acceso inalámbrico (WAS, incluidas las RLAN), con lo que se abaratarían los costes y aumentarían las oportunidades comerciales de estos sistemas, al tiempo que se favorecería el desarrollo de otros medios rentables de acceso a los servicios de la sociedad de la información. La identificación de bandas adicionales es importante para el crecimiento de esta aplicación, pues en el futuro la banda de 2,4 GHz que actualmente utilizan las RLAN será más propensa a sufrir interferencias perjudiciales y saturaciones. Además, resultaba esencial garantizar la protección de otros servicios radioeléctricos que utilizan la banda de frecuencias de 5 GHz y limitar las restricciones operativas impuestas a todos los sistemas.

Los debates de la CMR-03 se centraron en el fomento de la armonización mundial de los equipos RLAN mediante la introducción de una atribución mundial a título primario para el servicio móvil en 5150-5350 MHz y 5470-5725 MHz, lo que permitirá a estos sistemas compartir el espectro con los radares aeronáuticos militares y con varios servicios por satélite comerciales y científicos. Tal atribución protegerá también los sistemas RLAN de las restricciones adicionales que les pueda imponer cualquier servicio nuevo admitido en esas bandas en el futuro. Europa respaldó en la CMR-03 un acuerdo basado en las técnicas de mitigación ya adoptadas en la CEPT [16] (en particular, detectar y evitar por medio de las RLAN canales temporalmente ocupados por el radar aeronáutico).

[16] Decisión del CEPT/ERC (99)23.

La búsqueda de un enfoque armonizado a escala mundial se vio dificultada por los muchos y diferentes servicios que ya operaban en las diversas subbandas de 5 GHz y que también son importantes para las políticas de la UE, como los sensores activos y los radares aeronáuticos y marítimos del SETS. Las distintas regiones del mundo adoptaron enfoques diferentes para proteger estos servicios. Europa consideró que, para proteger el SETS, las RLAN sólo deberían utilizar parte de la banda de 5 GHz en interiores. Se llegó a un compromiso al respecto que, si bien permitía el uso en exteriores, también animaba a los países a que tomaran medidas para limitarlo. La CMR-03 también desvinculó de manera explícita los medios necesarios para lograr los objetivos de protección relativos al uso en exteriores de las RLAN mediante técnicas de mitigación específicas y obligatorias. Ello se ajusta a los principios y enfoques de la UE sobre comercialización de los equipos de radiocomunicaciones [17], que permiten la protección frente a las interferencias con métodos técnicos específicos, al mismo tiempo que dejan abierta la posibilidad de que futuras tecnologías innovadoras puedan satisfacer de otras maneras los requisitos de protección.

[17] Directiva 1999/5/CE sobre equipos radioeléctricos y equipos terminales de telecomunicación.

Los objetivos de la UE relativos a las RLAN se cumplieron. En la CMR-03 se acordaron atribuciones mundiales a título primario de una cantidad de espectro considerable (unos 455 MHz) al servicio móvil en las bandas exigidas para las RLAN. Este acuerdo permitirá a los sistemas RLAN usar nuevas bandas de frecuencias menos saturadas en torno a los 5 GHz y promoverá la adopción de estos sistemas inalámbricos en todo el mundo. Además, dado que los sistemas RLAN podrán circular fácilmente por distintos países debido a su bajo coste y a que previsiblemente no precisarán licencia, la armonización mundial de la reglamentación evitará a otros servicios radioeléctricos el peligro de la armonización de facto del mercado que conlleva la importación de equipos de países que han adoptado parámetros operativos diferentes.

3.5 Otras plataformas de acceso de banda ancha

Además de las RLAN, en la CMR-03 se trataron otras cuestiones relativas a la concesión y armonización del espectro de los sistemas radioeléctricos que ofrecen medios de acceso distintos a los servicios de voz y datos de anchos de banda superiores.

3.5.1. Servicios fijos por satélite de alta densidad

Los sistemas HDFSS comercialmente viables podrían contribuir a alcanzar el objetivo político de la UE de promover plataformas viables para los futuros servicios interactivos de banda ancha en competencia mutua. Fue preciso seguir estudiando activamente las futuras necesidades de frecuencias de estos sistemas, aunque de manera que no perjudicara al funcionamiento de los servicios radioeléctricos existentes. Cualquier armonización mundial de las frecuencias operativas podría además abaratar los costes y aumentar el atractivo de los servicios HDFSS para el consumidor.

En la Conferencia se abordó la posible identificación de atribuciones de frecuencias adicionales para los sistemas de satélite que operan con pequeños terminales de usuario de bajo coste destinados a la prestación de servicios interactivos de banda ancha. En general, la proliferación prevista de estaciones terrenas HDFSS impide la coordinación técnica con otros servicios emplazamiento a emplazamiento (como sucede con otros sistemas de satélite).

Las decisiones tomadas en la CMR-03 son consecuentes con los objetivos originales de la UE y se ajustan a las propuestas de la CPET. Se ha reforzado la posibilidad de que se desplieguen extensas redes de pequeñas estaciones terrenas con la introducción de economías de escala en el ámbito de los terminales de usuario. Las nuevas atribuciones identificadas por debajo de 20 GHz se consideran de utilidad para los servicios comerciales, aunque es preciso seguir reduciendo los costes de estas tecnologías. También se han identificado atribuciones en la gama de 40 GHz, pese a que en la actualidad no se dispone todavía de las habilidades tecnológicas necesarias para operar en estas bandas a un coste razonable.

3.5.2. Servicios de banda ancha a bordo de aviones

La UE respaldó el desarrollo de condiciones reglamentarias que propicien la introducción de servicios de comunicación comerciales de banda ancha en los aviones. Dado el carácter internacional de la aviación, era especialmente importante contar con una perspectiva reguladora mundial favorable para lograr el éxito de estos nuevos servicios.

Las negociaciones de la CMR-03 estuvieron motivadas por los recientes avances logrados en la introducción de nuevos sistemas de banda ancha a bordo de aviones que permiten a los pasajeros acceder a Internet durante el vuelo. Algunos países mostraron su preocupación por las interferencias que podrían provocar a los sistemas de tierra los aviones que incorporaran este nuevo dispositivo. Así pues, fue necesario resolver algunas cuestiones, y sobre todo especificar unos niveles que garantizaran la protección de otros servicios. Una vez introducidas las restricciones operativas de los AMSS (servicios móviles aeronáuticos por satélite) en esta banda, la Conferencia concedió a estos servicios una atribución «a título secundario» en la banda elegida.

Los resultados obtenidos en la CMR-03 están en consonancia con el objetivo europeo de favorecer la prestación de servicios de la sociedad de la información ubicuos, incluso a bordo de un avión, mediante el fomento de la competencia entre las distintas plataformas que ofrecen servicios de datos a los pasajeros de las líneas aéreas.

3.5.3. Servicios móviles por satélite (SMS)

La Unión Europea respaldó en la CMR-03 una concesión más adecuada de espectro a los sistemas SMS, como alternativa a la prestación de servicios de comunicación móviles a los usuarios, basada en proyecciones de mercado realistas y que protegía otros servicios radioeléctricos importantes potencialmente afectados por las nuevas atribuciones a los SMS.

Tras varios debates no concluyentes en Conferencias anteriores, la CMR-03 logró identificar un 2 x 7 MHz adicional para los SMS. Esta atribución en las bandas de frecuencias de 1518-1525 MHz y 1668-1675 MHz no se puede utilizar en todas las regiones del mundo, pero proporciona a los operadores de SMS un entorno reglamentario mejorado que a su vez les permite prestar mejores servicios de banda ancha, principalmente a los profesionales que demandan servicios de voz y datos mientras se desplazan fuera del alcance de las redes celulares. Se rechazó otra solicitud de espectro adicional en las bandas congestionadas por debajo de 1 GHz. formulada por el sector de los SMS.

Aunque para los operadores de satélite hubiera sido preferible una nueva y verdadera atribución mundial a los SMS, los resultados de la Conferencia concuerdan con las propuestas de negociación originales de la CEPT y, en general, se ajustan al objetivo político de la UE de lograr la mayor penetración posible de los servicios avanzados.

3.5.4. Estaciones en plataformas a gran altitud (HAPS)

En la CMR-03 la Unión Europea respaldó la concesión de espectro suficiente para las HAPS, como una topología de red alternativa y complementaria para la prestación por radio de diversos servicios de banda ancha, al tiempo que garantizaba la protección adecuada de los demás servicios existentes, en particular las estaciones de base de las IMT-2000 en tierra.

Las futuras plataformas aéreas que operen desde aviones o aeróstatos ubicados a gran altitud en la atmósfera (unos 20 km) sustituirán a un gran número de repetidores terrenales y proporcionarán más flexibilidad a la red. La CMR-03 estudió la posible identificación de atribuciones de frecuencias adicionales para las HAPS además de la actual atribución en torno a 47 GHz, pues a veces su funcionamiento se ve limitado por la absorción de agua en la atmósfera. De ahí que se hayan dejado disponibles nuevas bandas en 28 y 31 GHz en otros países de América y Asia. En Europa, la protección de los servicios terrenales y científicos impidió esta opción.

La CMR-03 también revisó las restricciones impuestas al funcionamiento de las HAPS en el espectro IMT-2000 de 2,1 GHz que se determinaron en la CMR-00, así como las disposiciones reglamentarias y técnicas adecuadas para la protección de otros servicios fijos o móviles, existentes o proyectados, desde plataformas a gran altitud que operen como estaciones de base de las IMT-2000.

En ambas cuestiones los resultados coincidieron con las posturas europeas y favorecieron ampliamente el desarrollo futuro de sistemas HAPS viables.

3.5.5. Otros asuntos

La CMR-03 abordó también otros asuntos de interés para la Unión Europea. Los más importantes son:

* Estaciones terrenas a bordo de barcos (ESV). Se trató la prestación de servicios de voz y datos de banda ancha a bordo de barcos. Algunos países mostraron su preocupación por las posibles interferencias que pudieran producir a sus sistemas en tierra, en particular los enlaces de microondas de telecomunicaciones en el servicio fijo, pero se alcanzó un compromiso aceptable que permitió al nuevo servicio de ESV seguir adelante.

* Protección de la aviación. Además de las negociaciones relativas a la coexistencia de los servicios aeronáuticos con los SRNS (véase el apartado 3.2), otra cuestión referente al transporte aéreo que también se abordó y se logró fue la protección del radar meteorológico y de los sistemas de aterrizaje por microondas en la banda de 5 GHz. Se concedió además una atribución a título primario al servicio móvil aeronáutico por encima de 108 MHz, que incluía ciertas restricciones sobre los tipos de servicios aeronáuticos destinados a proteger las emisiones de radio en FM. Gracias a esta atribución se podrá introducir en el futuro el sistema GBAS, que mejora la precisión de la radionavegación.

* Duración de las asignaciones de frecuencias de satélite realizadas por la UIT. Algunos países en vías desarrollo aprovecharon uno de los puntos del orden del día dedicado a cuestiones de procedimiento para proponer que las licencias de los satélites se concedan por un periodo de tiempo estrictamente limitado. Una vez agotado ese periodo, las frecuencias y las posiciones orbitales se devolverían automáticamente a la UIT para ser nuevamente asignadas. Junto con la propuesta, motivada por el deseo de una «compartición equitativa» de los recursos, se presentaron diversas disposiciones destinadas a proteger algunos derechos adquiridos. No obstante, el principio del tiempo limitado como tal fue rechazado por la inmensa mayoría de los países y por toda la industria de los satélites, con lo que la propuesta no prosperó [18].

[18] El acceso equitativo a los recursos del espectro radioeléctrico también se está debatiendo en el contexto de la Cumbre Mundial sobre la sociedad de la información (CMSI) de las Naciones Unidas (véase http://www.itu.int/wsis/index.html).

* Compartición del espectro entre usuarios militares y comerciales. La industria de los satélites solicitó en la CMR-03 que se redujera el tamaño mínimo de las antenas parabólicas receptoras de los SFS (servicios fijos por satélite) que operan en la banda de 14 GHz (actualmente es de 4,5 m). Este diámetro tan grande se había introducido para limitar el número de sistemas SFS que compartían la banda con los sistemas científicos y militares estadounidenses. Básicamente, Europa logró que más servicios SFS pudieran utilizar esta banda al admitir parabólicas más pequeñas y asequibles (las denominadas VSAT, con un diámetro mínimo de 1,2 m) e introducir las disposiciones reglamentarias oportunas para la protección de los demás servicios.

* Satélites de órbitas muy elípticas (HEO). La CMR-03 pretendía regular estos nuevos sistemas de satélite pues, por su órbita excéntrica, podrían afectar a muchos otros sistemas de radio. Dada la complejidad de la cuestión, los progresos fueron escasos y se necesitarán estudios adicionales, por ejemplo, sobre la posibilidad de que los sistemas HEO SRS compartan la banda de 620-790 MHz con la radiodifusión terrenal.

* Cuestiones relacionadas con los radioaficionados. La CMR-03 decidió retirar el servicio de radiotransmisión de la banda de 7100-7200 KHz a partir de 2009, con el fin de que los radioaficionados puedan disponer de 200 KHz totalmente armonizados a escala mundial en esta bada de onda corta. Para ello se modificó una decisión tomada en una Conferencia anterior (El Cairo, 1938) y se suprimió el requisito mundial que exigía a los radioaficionados cualificados el dominio del código Morse.

4. Aplicación de los resultados de la CMR-03 en la Unión Europea

Los resultados de la CMR-03 se han de aplicar en la Unión Europea rápidamente [19], con el fin de aumentar el uso común y beneficioso del espectro radioeléctrico. Hasta ahora, las administraciones de los Estados miembros se han encargado, trabajando individual o conjuntamente en la CEPT, de la aplicación de resultados de la CMR particularmente interesantes para la UE, sin la posibilidad de garantizar jurídicamente que dicha aplicación se llevara a cabo de manera coordinada y adecuada a escala de la UE [20]. La reciente Decisión sobre el espectro radioeléctrico [21] de la Comunidad Europea, destinada a reforzar la coordinación del espectro, proporciona un mecanismo que dota de seguridad jurídica a las soluciones coordinadas a escala de la UE a través de la colaboración constructiva entre las administraciones nacionales, la Comisión Europea y la CEPT. Cuando proceda, la Comisión otorgará a la CEPT mandatos para que desarrolle unas medidas de aplicación técnica destinadas a armonizar el uso del espectro radioeléctrico en la Unión Europea. Cuando se juzgue apropiado, una Decisión de la Comisión podrá dar a tales medidas carácter preceptivo en la UE una vez hayan sido aprobadas por una mayoría de Estados miembros en el Comité del espectro radioeléctrico (RSC).

[19] La administración estadounidense ya ha planificado una aplicación estructurada de los resultados más importantes de la CMR-03. Véase http://www.ntia.doc.gov/ntiahome/press/2003/ImplementationPlan080703.htm. También está estudiando la posibilidad de mejorar su proceso preparatorio de la CMR. Véase http://www.ntia.doc.gov/ntiahome/frnotices/2003/wrcrfc_10202003.htm.

[20] Aparte de los requisitos estipulados en el Reglamento de Radiocomunicaciones de la UIT. No obstante, tal y como se menciona en el apartado 7, los Estados miembros de la UIT cuentan con flexibilidad suficiente para adoptar o no muchas de esas reglas, además de que cualquier incumplimiento de las mismas no se sanciona de manera tangible, sino a través de la «presión de los pares». De hecho, algunos países siguen provocando «interferencias intencionadas» en las emisiones de radio o televisión extranjeras que no aprueban.

[21] Decisión nº 676/2002/CE del Parlamento y del Consejo, de 7 de marzo de 2002, sobre un marco regulador de la política del espectro radioeléctrico en la Comunidad Europea.

Las siguientes son algunas de las posibles medidas destinadas a facilitar la transposición de los resultados de la CMR-03 a la legislación comunitaria:

RLAN: Los avances tan penosamente conseguidos en la CMR-03 respecto a la armonización mundial de la banda de 5 GHz suponen un incentivo para seguir trabajando en la armonización europea, pues las reglamentaciones de los Estados miembros todavía presentan diferencias, tales como el hecho de que algunos de ellos no permitan RLAN en la banda de frecuencias superior a 5 GHz (5470-5725 MHz). Esta cuestión ya se ha debatido en el Comité del espectro radioeléctrico (RSC) y está previsto que se examine más detenidamente a la luz de los resultados de la CMR. Será preciso favorecer la rápida incorporación de los sistemas RLAN de segunda generación en los mercados europeos para mantener la sintonía con el progreso tecnológico y comercial y con las decisiones en materia de reglamentación de otros países, especialmente los Estados Unidos. Ello evitará los inconvenientes provocados por los sistemas no permitidos en Europa, que están proliferando fuera de sus fronteras.

Comunicaciones móviles: La Comisión ya ha encargado a la CEPT estudios sobre la canalización de las bandas adicionales europeas para las IMT-2000. El Comité del espectro radioeléctrico podrá utilizar el resultado de este encargo, que se espera para noviembre de 2004, para transponer al derecho comunitario la armonización del espectro de los sistemas 3G lograda en Europa hasta la fecha.

GALILEO: Este programa europeo ha conseguido llegar a su fase de desarrollo y validación gracias a la creación de la Empresa Común GALILEO, que preparará la fase de explotación del programa que conducirá a la selección de un concesionario privado encargado del despliegue y la explotación de toda la constelación de satélites. Ya se han contratado los dos primeros satélites para una utilización y una validación tempranas de las frecuencias atribuidas en la CMR-00 y confirmadas en la CMR-03.

Es preciso garantizar que la Agencia Espacial Europea pueda utilizar las frecuencias de GALILEO durante las fases de desarrollo y validación del proyecto y que el concesionario de GALILEO pueda hacer lo propio durante la fase de explotación. Para ello, las administraciones nacionales de frecuencias europeas que hayan solicitado frecuencias de GALILEO a la UIT [22] cederán los derechos de utilización de éstas a la Empresa Común GALILEO, que posee los derechos de la Agencia Espacial Europea durante la fase de desarrollo, y al futuro Órgano de Vigilancia [23], que actuará de igual modo respecto al concesionario de GALILEO.

[22] Conviene tener en cuenta que dichas solicitudes no son idénticas y que la UIT las ha registrado en fechas distintas.

[23] COM(2003) 471 final, Propuesta de la Comisión de Reglamento del Consejo relativo a las estructuras de gestión del programa europeo de radionavegación por satélite.

PPDR: Esta cuestión no figura explícitamente en el orden del día de la CMR-07, por lo que Europa tendrá que adoptar un enfoque propio al respecto a la luz de los resultados de la CMR-03. Este asunto se deberá vincular más estrechamente a los mecanismos de coordinación de la protección civil de la UE, especialmente con vistas a definir con claridad las diferentes necesidades operativas a medio y largo plazo de los dos elementos distintivos de este sector (la protección pública, que generalmente es permanente y a largo plazo, y el socorro en caso de catástrofe, que no lo es). Se ha concertado además un debate de alto nivel en el seno del Grupo de política del espectro radioeléctrico en el que se tratarán los objetivos de la UE subyacentes a la armonización del espectro que afectan a la PPDR.

Como primera medida de la UE encaminada a validar los beneficios de un enfoque armonizado, se podría favorecer la aceptación completa y armonizada de las bandas de 380-385 y 390-395 MHz ya identificadas en Europa para los sistemas digitales de banda estrecha que emplean los servicios de emergencia. Posteriormente, podrían considerarse otras medidas a largo plazo respecto a sistemas más avanzados, con el fin de respaldar las necesidades políticas y los esfuerzos de IDT en este ámbito [24].

[24] Tales como el proyecto MESA (http://www.projectmesa.org/) y el programa IST de la UE http://europa.eu.int/information_society/istevent/2003/cf/vieweventdetail.cfm?ses_id=112&eventType=session.

Modificación del uso del espectro del TFTS: El TFTS (sistema terrestre de telefonía en vuelo), que en principio se ideó para ofrecer dispositivos de llamada a los pasajeros de las líneas aéreas, no ha tenido éxito. El espectro identificado para este servicio se utilizará, por tanto, para otras aplicaciones. Una de las dos bandas (1670-1675 MHz) que inicialmente se armonizó en Europa para el TFTS se atribuyó en la CMR-03 a los SMS (véase el apartado 3.5.3). Para cumplir el objetivo de la UE de lograr una armonización efectiva del espectro en Europa será preciso atribuir la segunda banda de TFTS (1800-1805 MHz) a una o más nuevas aplicaciones armonizadas [25]. A tal efecto, la Comisión tiene previsto trabajar junto con el Comité del espectro radioeléctrico y la CEPT.

[25] La banda atribuida a los SMS en la CMR-03 se puede considerar también para otros usos armonizados.

5. Orden del día de la próxima conferencia (CMR-07)

En cada Conferencia Mundial de Radiocomunicaciones se ha de establecer el orden del día de la siguiente, lo cual permite a las administraciones ponerse a trabajar inmediatamente en los preparativos de las diferentes cuestiones, que suelen ser extensos e incluyen estudios de compatibilidad y demanda.

Dado el aumento del número y el alcance de los puntos del orden del día de las conferencias más recientes, la UE tiene previsto respaldar iniciativas tendentes a limitar, priorizar y racionalizar el orden del día de la próxima conferencia (CMR-07).

El deseo de limitar el número de temas y reflejar unas necesidades de espectro reales en la Conferencia propició la elaboración de un orden del día reducido a 21 puntos que está pendiente del visto bueno definitivo del Consejo de la UIT. Los puntos del orden del día de la CMR-07 que posiblemente tendrán mayor repercusión en las políticas de la Unión Europea son los siguientes:

IMT-2000 y sistemas posteriores: Se ha pedido a la CMR-07 que debata «cuestiones relacionadas con la frecuencia» de las IMT-2000 y sistemas posteriores. El plazo de introducción de los sistemas posteriores se ha previsto en torno a los años 2015 a 2020. La CMR-07 examinará el espectro disponible teniendo en cuenta las necesidades de estos sistemas móviles, y el nuevo espectro se podría identificar en 2010. Las bandas de frecuencias que actualmente emplean los sistemas de 2G se utilizarán probablemente en la transición a los sistemas posteriores a la 3G. La evolución de la cuestión dependerá en gran medida de la demanda de sistemas móviles avanzados en el mercado entre las dos conferencias, así como de los avances de IDT.

La CMR-07 estudiará también la posibilidad de identificar bandas por debajo de 600 MHz para las IMT-2000, pues en esas bandas de frecuencias la cobertura es mucho mayor y, por consiguiente, las redes son potencialmente más baratas. De este modo se ayudará a que los países en desarrollo y las regiones escasamente pobladas introduzcan los sistemas de tercera generación en el futuro.

Algunas actividades de la Unión Europea afectarán a la preparación de esta cuestión en la CMR-07. Además del mandato de la Comisión a la CEPT relativo a la banda de extensión de las IMT-2000, el programa de trabajo del Grupo de política del espectro radioeléctrico incluye un análisis de alto nivel sobre las necesidades relativas de espectro de las distintas plataformas de acceso a las comunicaciones inalámbricas comerciales, cuyo objetivo es lograr que Europa pueda definir una estrategia de apoyo a un sector tan importante como éste. Actualmente, el programa de IDT de la UE IST está negociando importantes financiaciones que se destinarán a proyectos relacionados con la tecnología móvil. Algunos de ellos, bajo los auspicios de la iniciativa por un mundo sin cables (Wireless World Initiative), están directamente relacionados con la identificación de las necesidades de espectro de los sistemas móviles avanzados, por lo que serán de gran ayuda en este sentido.

Aunque la protección del espectro de las IMT-2000 de los satélites ya se debatió en la CMR-03 (véase el apartado 3.1), existen otros sistemas de satélite con atribuciones en la banda, además de los SRS (sonora), por lo que la CMR-07 revisará las condiciones de compartición entre todos los sistemas terrenales y de satélite en la banda de 2500-2690 MHz. En vista de la futura utilización de este espectro en Europa para las IMT-2000, posiblemente a partir de 2008, Europa deberá salvaguardar sus intereses protegiendo adecuadamente sus redes móviles.

Futuras necesidades de espectro para la aviación: En la próxima Conferencia se debatirán las necesidades cambiantes del espectro dedicado a los sistemas aeronáuticos, y en particular las de las comunicaciones aire-tierra con línea de mira, pues cabe la posibilidad de que la banda de VHF atribuida en Europa se sature en 2008, y las de los sistemas de telemetría aeronáutica.

La Unión Europea deseará garantizar la protección de sus intereses en este ámbito (política sobre cielo único) e intentará dotar al sector aeronáutico de espectro suficiente para planificar el aumento de la capacidad necesario para resolver el problema de la congestión, aumentar la seguridad y, al mismo tiempo, promover la oportuna introducción de más tecnologías de utilización eficaz del espectro en este sector. La relación formal recientemente establecida entre la Comisión Europea y Eurocontrol [26], así como la creación de la Agencia Europea de Seguridad Aérea [27], serán de gran ayuda para reflejar los objetivos políticos en las posiciones técnicas de la CMR-07.

[26] Decisión del Consejo 11053/02 AVIACIÓN 121 de 17 de julio de 2002.

[27] Véase http://www.easa.eu.int/index.html.

Reorganización de las bandas HF y otras cuestiones relativas a la radiodifusión: El espectro de alta frecuencia (o de onda corta) es esencial para la transmisión de señales de radio a larga distancia. Las urgentes y con frecuencia contradictorias necesidades de estas bandas requieren una profunda revisión de su atribución y protección, sobre todo en lo que respecta a la radiodifusión de onda corta y al servicio móvil marítimo, que afecta a las políticas audiovisual y de transportes de la UE. Tal revisión deberá abordar la gama de 4 MHz a 10 MHz, a excepción de la decisión adoptada en torno a los 7 MHz para los radioaficionados (véase el apartado 3.5.5). Si bien la cuestión se incluyó en el orden del día de la CMR-03, en general no se consideró que estuviera lo suficientemente madura para ser ultimada en dicha Conferencia, dada la fuerte oposición de los servicios móviles y fijos. La compleja tarea de reestructuración de las frecuencias HF, que conlleva elementos políticos, sociales y culturales, se debatirá ampliamente en la CMR-07.

Las bandas «básicas» de radiodifusión terrenales de VHF y UHF también se volverán a tratar en la CMR-07, habida cuenta de los resultados de la conferencia de planificación CRR-04/06, a raíz de las atribuciones solicitadas en dichas bandas para los servicios móviles, móviles por satélite y de radiodifusión por satélite.

Apoyo a los usos científicos del espectro: Entre estos usos figuran los servicios de exploración de la Tierra por satélite (SETS) activos y pasivos, los satélites meteorológicos y los sistemas de investigación espacial. Todos ellos están vinculados a las políticas de medio ambiente, espacio e IDT de la UE. Se considerarán atribuciones adicionales de espectro para los SETS en 9,8 GHz y para los satélites meteorológicos en 18,3 GHz. En 2007 se estudiará también la protección de los SETS, así como de los servicios meteorológicos y de radioastronomía.

Con vistas a respaldar las políticas subyacentes e iniciativas conexas de la UE, tales como el SIMUVIMA [28], la Comisión Europea trabajará con todas las partes interesadas y, en particular, con la Agencia Espacial Europea, con la que está estableciendo un marco integrado de colaboración.

[28] Véase http://www.gmes.info/.

Revisión de los procedimientos y requisitos del SMSSM (sistema mundial de socorro y seguridad marítimos). Con esta cuestión se pretende evaluar si las disposiciones radioeléctricas de este sistema incorporado se ajustan a las necesidades de todas las clases de embarcaciones a la luz de la experiencia adquirida hasta la fecha. La nueva Agencia Europea de la Seguridad Marítima colaborará para garantizar que se tengan en cuenta los intereses de la UE en la materia.

Dada la velocidad con que avanzan el progreso tecnológico y el despliegue comercial de los nuevos sistemas inalámbricos, no se ha de descartar la posibilidad de que se debatan sin previo aviso otras cuestiones adicionales. Normalmente, cada CMR dispone de la suficiente flexibilidad para tratar temas que no figuran explícitamente en su orden del día, especialmente por la influencia de los continuos estudios que llevan a cabo los grupos de trabajo de la UIT.

Cuestiones que no se incluyeron en el orden del día de la CMR-07: Varias delegaciones solicitaron la inclusión explícita en el orden del día de la CMR-07 de diversos asuntos relacionados con el espectro, a saber, los criterios de acceso al espectro común de los SRD (los dispositivos usados para enlaces de corto alcance, como los RFID, la telemetría médica, etc.) y de la UWB (la tecnología de banda ultraancha, como los sistemas de comunicación de corto alcance de banda ultraancha). Tales sugerencias no se aceptaron. Igualmente se aplazó hasta 2010 una decisión relativa a cómo atribuir frecuencias «vírgenes» en el margen del espectro radioeléctrico (por encima de 275 GHz), pues no se consideró importante para la próxima conferencia. También se pospuso la decisión sobre la protección de la próxima generación de radiotelescopios extremadamente sensibles, cuya planificación está en marcha y que se implantarán con la ayuda de financiación de la UE destinada a IDT [29].

[29] Proyecto RadioNET: ftp://ftp.cordis.lu/pub/improving/docs/ari_projects_brochure_radionet.pdf.

El desarrollo tecnológico está acabando con las diferencias existentes entre los servicios definidos por la UIT, como las de los sistemas de satélite (SFS, SRS, MSS) [30]. La cuestión de las atribuciones destinadas a reflejar la convergencia de aplicaciones entre servicios fijos, móviles y de radiodifusión ya se ha incluido en el orden del día de la Conferencia posterior a la CMR-07 [31], aunque probablemente será preciso tratarla antes en Europa.

[30] También en los servicios de la UIT. Por ejemplo, en el servicio «móvil terrenal», las definiciones de mercado de las redes celulares y PMR se están haciendo difíciles de distinguir.

[31] En dos puntos del orden del día provisional de la CMR-10: las atribuciones al servicio móvil en la banda 806-863 MHz de la región 1, una vez realizada la transición de la televisión analógica a la digital, y el progreso de los estudios de la UIT-R relativos al desarrollo y los requisitos reglamentarios de las aplicaciones terrenales inalámbricas multimedios interactivas.

La postura de la UE ante la CMR-07: Como ya ha hecho en ocasiones anteriores, la Comisión Europea participará en el proceso de la CMR-07 coordinando las posiciones y los intereses de la UE en la Conferencia, basándose en el eficaz trabajo de los expertos europeos congregados en el marco de la CEPT para preparar los enfoques técnicos de Europa en la Conferencia y negociarlos con éxito.

Cada vez es más importante que los responsables de las políticas presten una mayor atención a las negociaciones sobre cuestiones técnicas y reglamentarias que tienen lugar en el ámbito del espectro radioeléctrico. Ello no sólo afecta a la CMR, sino también a las conferencias de planificación del espectro, como la CEPT celebrada en 2002 en Maastricht y la próxima Conferencia Regional de Radiocomunicaciones de la UIT (CRR-04/06), en la que se planificará la conversión a la radiodifusión digital [32]. Cierto grado de «supervisión de las políticas» debería facilitar un consenso sobre las orientaciones y opciones políticas generales antes de que las negociaciones técnicas restrinjan dichas opciones. La Comisión ya ha solicitado al Grupo de política del espectro radioeléctrico [33] que defina para la CMR-07 unos objetivos de la UE que contribuyan a los trabajos técnicos preparatorios de la CEPT. Este enfoque constituirá además un punto de partida útil para los debates políticos que puedan tener lugar con países no pertenecientes a la Unión Europea.

[32] http://www.itu.int/ITU-R/conferences/rrc/rrc-04/index.html.

[33] http://rspg.groups.eu.int/documents/meeting_documents/index_en.htm.

Por otra parte, está previsto que todos los círculos europeos interesados se asocien a estas actividades a través de talleres y consultas públicas y contribuyan, cuando la conferencia esté más próxima, a la preparación de una Comunicación de la Comisión sobre la CMR-07, con el fin de obtener el apoyo político del Consejo de Ministros de la Unión Europea.

6. Coordinación europea y organización de la conferencia

Coordinación entre los Estados miembros de la UE: Las delegaciones de la Unión Europea, que trabajan en el marco de la CEPT y que cuentan con el apoyo de la Presidencia y de la Comisión, cooperaron estrechamente durante el proceso de negociación de la CMR-03 y lograron salvaguardar la unidad de la representación internacional de la Unión. La Comisión tomó parte en la CMR-03 en nombre de la Unión Europea con arreglo a las disposiciones de la Decisión sobre el espectro radioeléctrico. La participación de la Comisión fue especialmente significativa en las cuestiones relativas a los SRNS, en las que un equipo que trabajaba en nombre del programa GALILEO resultó decisivo para convencer a muchas delegaciones no europeas de las ventajas de su posición. En otros ámbitos que afectaban a las políticas de la UE, como la sociedad de la información y el transporte, la presencia de la Comisión se vio limitada, pero no por falta de interés ante los resultados de las negociaciones, sino por la dificultad de cubrir activamente tantas cuestiones diferentes a lo largo de cuatro semanas y en cientos de reuniones.

La relación entre la CEPT y la Comisión Europea fue, en general, complementaria y eficaz, sobre todo en las negociaciones sobre los informes más delicados. La notable cohesión que demostraron las delegaciones de la UE no garantizó la aplicación de ningún procedimiento de coordinación oficial de la UE durante la Conferencia. Esta cohesión fue posible gracias a la elaboración por expertos nacionales en espectro radioeléctrico de propuestas comunes europeas que la mayoría de las administraciones de la UE podía suscribir y respaldar. Las medidas tomadas de común acuerdo en la CEPT resultaron acertadas y eficaces en las negociaciones. Desde el punto de vista operativo, permitieron a todas las delegaciones europeas seguir las muy diversas «líneas» de negociación de la conferencia. Es más, todos los Estados miembros, aunque no todas las delegaciones afiliadas a la CEPT, se ajustaron estrechamente a la letra y al espíritu de las modalidades de participación de la CEPT en la CMR.

Participación de la industria: El proceso de la CMR es de gran importancia para los grandes sectores que hacen uso del espectro, entre los que figuran las telecomunicaciones, la radiodifusión y el transporte. Normalmente, a los operadores o fabricantes les resulta fácil lograr el permiso de las administraciones nacionales para utilizar un equipo específico en determinadas bandas de frecuencia, siempre que respeten las atribuciones y recomendaciones de la UIT. Por esta misma razón, también es más fácil convencer a los inversores potenciales de que se comprometan con determinadas estrategias empresariales. Los partidarios de las nuevas tecnologías u otras partes interesadas en el espectro buscan, por tanto, ganar o mantener el «impulso» en el contexto de la UIT para poder influir en las administraciones, que generalmente carecen de objetivos políticos consolidados en un sentido o en otro. Ésta es otra razón importante para incluir determinadas cuestiones relacionadas con el espectro en el orden del día de futuras CMR [34].

[34] Entonces interviene otro aspecto: cómo preparar («estudiar») el tema antes de la conferencia, por lo que cobran importancia el alcance de la cuestión, las especificaciones técnicas y la composición del grupo de estudio de la UIT que tratará el asunto, e incluso las preferencias del presidente del grupo de estudio.

En el pasado, algunos sectores industriales han sentido que su papel en la UIT no concordaba con su importancia económica. Para abordar este tema, el Consejo solicitó a la Comisión que fomentara la participación de la industria y de otros usuarios del espectro en el proceso de la CMR-03 y en la elaboración de las posiciones europeas. Durante la propia Conferencia, la industria europea adoptó un papel constructivo en las negociaciones y su apoyo a las posiciones europeas generales resultó decisivo para la resolución favorable de una serie de cuestiones importantes. La Comisión continuará promoviendo una participación amplia y transparente en el proceso de la CMR.

Organización de la Conferencia: La CMR-03 fue un acontecimiento de grandes dimensiones y perfectamente organizado cuyos resultados en cuanto a la atribución mundial de frecuencias resultaron, una vez más, aceptables para la mayoría de las partes interesadas. Para el éxito y la buena marcha de la Conferencia fue decisiva la existencia de menos «conexiones políticas» que en conferencias pasadas entre las diferentes cuestiones técnicas que se negociaban por separado, tendencia positiva a la que contribuyeron los contactos de trabajo previos establecidos entre todas las organizaciones regionales e incluso, cada vez más, con los representantes de los países en desarrollo. El enfoque de trabajo «prácticamente sin papeles» adoptado por los organizadores de la Conferencia, que fue posible gracias al amplio uso de dispositivos RLAN operando a 2,4 y 5 GHz, resultó de gran ayuda para lograr procedimientos más eficaces y rentables y supuso una demostración en tiempo real del valor añadido de este tipo de aplicaciones inalámbricas.

7. El proceso de coordinación del espectro de la UIT y la Unión Europea

Los procedimientos de la CMR se rigen por la búsqueda de frentes comunes entre intereses socioeconómicos y políticos muy diferentes. Si bien el Reglamento de Radiocomunicaciones de la UIT (RR) tiene estatuto de tratado internacional [35], a menudo ratificado con arreglo a procedimientos nacionales, el «consenso» se logra gracias a que los Estados miembros de la UIT cuentan con la flexibilidad suficiente para adoptar o no las disposiciones vigentes y a que un gran número de administraciones añade «notas» al tratado para no verse involucradas en determinadas cuestiones del proceso de armonización del espectro [36]. Es más, siempre que no interfieran con otros servicios que operan según el RR, especialmente con los de otros países, las administraciones podrán introducir cualquier aplicación radioeléctrica en cualquier banda de frecuencias con las condiciones operativas que deseen (apartado 4 del artículo 4 del RR de la UIT).

[35] Artículo 54 de la Constitución de la UIT.

[36] De hecho, aunque en cada CMR la UIT trate de reducir el número de «cláusulas de exención» o de «notas» del Reglamento de Radiocomunicaciones, la realidad es que en la CMR-03 dicho número aumentó, lo cual demuestra que existen ciertas debilidades en el modelo de armonización administrativa voluntaria del espectro.

En términos generales, aunque la Comisión no participe en el trabajo diario de los grupos de estudio de la UIT, su objetivo es garantizar que los enfoques adoptados en la preparación y la negociación de las conferencias de la UIT se ajustan a los objetivos y principios de la UE aplicados a la atribución y la asignación [37]. El nuevo marco regulador de las comunicaciones electrónicas de la Unión Europea encierra principios tales como la neutralidad tecnológica, la seguridad jurídica y la proporcionalidad, además de objetivos de la UE tan importantes como el fomento de la competitividad, la consolidación del mercado único y la eliminación de los obstáculos técnicos que dificultan el comercio internacional.

[37] Para más información, véase la Comunicación de la Comisión COM(2003) 526 final, «La Unión Europea y las Naciones Unidas: la opción del multilateralismo».

Dado que la Comunidad Europea no es parte en la UIT, pero que sus Estados miembros sí lo son, las obligaciones que éstos asumen en el marco de la UIT deberán aplicarse de conformidad con las obligaciones que les impone el derecho comunitario. Este aspecto se reiteró ante la UIT en una declaración oficial firmada por los 15 Estados miembros de la UE y los 10 países adherentes que se incluirá en las actas finales de la CMR-03 [38].

[38] En la Declaración, las delegaciones de los Estados miembros de la Unión Europea manifiestan que los Estados miembros de la UE aplicarán la revisión del Reglamento de Radiocomunicaciones adoptada en la Conferencia de conformidad con las obligaciones que les impone el Tratado CE.

8. Conclusiones

El Reglamento de Radiocomunicaciones de la UIT se basa en la consecución y el mantenimiento de un consenso general en torno a cómo se gestiona el espectro radioeléctrico a escala mundial, cuestión en la que todos los países tienen importantes intereses. Por lo tanto, las CMR suelen concluir con acuerdos que respaldan este marco general. Tras la Conferencia, las declaraciones de «victoria» respecto a algún punto del orden del día resultan inadecuadas, pues no se ajustan al espíritu de consenso que exige un proceso de este tipo. En general, la Conferencia volvió a equilibrar los diferentes intereses en materia de utilización de los recursos espectrales, y por lo tanto cumplió sus objetivos. Los principales objetivos de la Unión Europea para esta Conferencia se cumplieron en gran medida. Los resultados positivos de estas negociaciones servirán para respaldar las principales políticas de la UE que se basan en el espectro radioeléctrico. A este respecto cabe destacar la armonización mundial de las condiciones de uso de los sistemas RLAN de banda ancha y la protección a largo plazo de los intereses del sistema por satélite GALILEO.

La Comisión Europea y los Estados miembros de la UE harán uso de los mecanismos establecidos por la Unión Europea para desarrollar una política propia y coherente del espectro radioeléctrico ajustada a los resultados de la CMR-03. El final de ésta marca también el principio del proceso de preparación de la próxima Conferencia (CMR-07). La Comisión volverá a respaldar la Conferencia, para lo cual elaborará los objetivos políticos oportunos, asistirá a los debates técnicos que se celebren en la CEPT y promoverá la amplia participación de todos los usuarios del espectro radioeléctrico.

GLOSARIO

AMSS // Servicio móvil aeronáutico por satélite

CEPT // Conferencia Europea de Administraciones de Correos y Telecomunicaciones

CMR // Conferencia mundial sobre radiocomunicaciones

DME // Equipo radiotelemétrico

DRM // Sistema de radiodifusión de Digital Radio Mondiale

ECC // Comité de comunicaciones electrónicas de la CEPT

ESV // Estaciones terrenas a bordo de barcos

GALILEO // Sistema europeo de posicionamiento y navegación por satélite

GBAS // Sistema de aumentación basado en tierra para la aviación

GPS // Sistema mundial de determinación de posición de los Estados Unidos

HAPS // Estaciones en plataformas a gran altitud

HDFSS // Servicio fijo por satélite de gran densidad

IDT // Investigación y desarrollo tecnológico

IMT-2000 // Telecomunicaciones móviles internacionales para el año 2000

PCE // Propuesta común europea, que aprueba la CEPT

PPDR // Protección pública y socorro en caso de catástrofe

RAS // Servicio de radioastronomía

RFID // Identificación por radiofrecuencia

RLAN // Red de área local radioeléctrica

RR // Reglamento de Radiocomunicaciones de la UIT

RSC // Comité del espectro radioeléctrico

RSPG // Grupo de política del espectro radioeléctrico

SETS // Servicio de exploración de la Tierra por satélite

SF // Servicios terrenales fijos

SFS // Servicio fijo por satélite

SIMUVIMA // Sistema mundial de vigilancia mundial del medio ambiente

SMS // Servicio móvil por satélite

SMSSM // Sistema mundial de socorro y seguridad marítimos

SRNA // Servicio de radionavegación aeronáutica

SRNS // Sistema de radionavegación por satélite

SRS // Servicio de radiodifusión por satélite

TFTS // Sistema telefónico aéreo para usuarios privados

UIT // Unión Internacional de Telecomunicaciones

VSAT // Terminales de abertura muy pequeña

WWI // Iniciativa por un mundo sin cables (Wireless World Initiative)

Top